Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. DOMINGO 17 DE OCTUBRE DE IQQQ. EDICIÓN i. PAG. io. Léese el acta de la anterior sesión, que es aprobada. ÜN PROVítíTO DE LEY El marqués de Figueroa da lectura desde la tribuna de un proyecto de ley referente á los procesamientos y querellas que se entablan contra los senadores y diputados. Durante la lectura del proyecto, que es bast- mte extenso, algunos sena ores libera les dan muestras de impaciencia y protestan en alta voz. M terminar la lectura el ministro, interrumpe el Sr. CAL 3 ETON diciendo: Eso debe ir firmado por Torqueniada ó Calomarde. RUEGAS Y El Sr. SALVADOR uide la palabra para de unciar ciertos abusos electorales cometidos en el pueblo fle R bnf ecna (Loaron El Sr. RODRIGU SAST PlíüRO oroZ mete trasladar la denuncia al ministro de la Gobernación. PROTESTAS EN HL EXTRAVJR. RO El Sr. DÍAZ MORtiU pregunta al Gobierno si es cierto lo que publican algunos periódicos respecto a las protestas formuladas en algunas naciones sobre sucesos de actualidad, que no trata de censurar ni de juzgar, pero que han sido causa de que se nos considere én el extranjero como un país poco civilizado. EISr. ALLENDESALAZ 1 R afirma que en España se han cumplido adora, como se cumplen siempre, los preceptos legales; que no ha existido presión alguna por parte de otros países, y que si el Gobierno tiene que responder de algo responderá ante el Parlamento, que es quien puede pedirle cuentas en asuntos de orden interior. Rectifica el Sr. DÍAZ MOREU, diciendo al Sr. Allendesalazar que con habilidad extraordinaria ha eludido contestar á sus preguntas, pues el Parlamento debe sab ¿r lo que acerca de los sucesos á que se ha referido ocurre y ha ocurrido en el extranjero. Protesta de la escasa consideración que se tiene á la Cámara, y pide que lea el ministro los telegramas que conserva en su poder respecto á los hecnos por él aludidos. El Sr. ÁLLtóNDtiS LAZVR dice que no cree necesario traer esos datos y telegramas al Parlamento, protestando de que por su parte no se guarden á la Corona los respetos y consideraciones qup ésta merece. El Sr. DÍAZ MORtiU insiste en que se lleven al Senado los dacos que el Gobierno tenga respecto á las manifestaciones y tumuitos de que habla la Prensa para poder de lucir de ellos el estado de opinión, la actitud en que respecto á nuestro país se encuentran esas naciones donde el orden se viene alteran Jo, REFERENCIAS OFICt LSS El Sr. Alleudesa. aídr lee uaa nota a ios telegramas del Sr. León y Castillo, donde- e refieren los sucesos que ha publicado a Prensa, y en cuya nota se confirma que ia bandera española fue arrancada subrepticiamente del edificio de la Em aja la, si bien al día siguiente la recobró la Policía. Lee también otros telegramas de Italia, en ios cuales se afirma que ha estallado la huelga general en Roma y que el alcalde ha publicado un manifiesto excitando á una manifestación pacífica, y promete por último traer al Senado nuevos y más amplios detalles de lo sucedido en París y en otras poblaciones. El Sr. DÍAZ MOREU vuelve á hacer uso de ¡a palabra para llamar la atención de la Cámara aeerca de lo que son y significau estas manifestaciones contra España, que no van realmente contra España, sino contra su Gobierno, contra ios nombres qus di- Slia concctí sen, continuará el procedimiento con ariegio á derecho h ista que le ponga término la resolución que proceda, aun cuando antes de ésta se disuelvan las Cortes á que perteneciesen el senador ó diputado á quienes se refiera el suplicatorio. Cuando la parsona á quien afecte un suplicatono no fuese diput- ido ó senador al tiempo de recibirse a uél, ó dejare rie serlo antes de que la Cámara adopre resolución, se participará asi al ministerio correspondiente, quedando expedita con ello la prosecución del proceso judicial. En caso de ser reelesii o el que fue ooieto de un suplicatorio, s ésc ¿fue resucito ex J. Ícita ó im lícitamente, uo volverán á conocer de él las Cortes, y si quedó pendiente de resolución sera som t- do á la doiberaaón de la Cámara, auucu. ndo éiia sea nuevamente ek- gida. Art. 5.0 Cuando el Senado ó el Congreso nieguen la admisión, como senador o diputado, de la persona á quien se refiere el suplicatorio, el presidente de la Cámara, por el conducto y la manera antes indicados, lo pondrá en conocimiento del tribunal que hubiere dirigido el suplicatorio para que re mita la causa al juez ó tribunal que, por las reglas ordinarias del derecho sea competente, y se prosiga la substanciación que en Cada caso proceda. Art. 6 o El Tribunal Supremo procederá, en los casos que le e tau atribuidos por la presente ley, de conformidad con lo prevenido en ¡a de Enjuiciamiento criminal para la instrucción y decisión de las demás Causas que le competen. El Consejo Supremo de Guerra y Marina procederá asimismo de conformidad con lo establecido en el Código de Justicia Militar y la ley de Enjuiciamiento Militar, la de Marina y demás disposiciones de los ramos respectivos, según competan en el ejercicio de la respectiva juris dicción. Art. 7.0 El Ttibunal Supremo y el Consejo Supremo de Gaerra y Alarma comunicaran al Cuerpo Colegistador que corresponda en cada caso, y por conducto de cada ministerio, mediante atento oficio acompañado de la oportuna certificación literal, las providencias ó autos de detención, arresto, prisión y procesamiento que dictaren contra un senador, y diputado, en uso de la jurisdicción que les atribuye la presente ley, asi como los de reforma ó revocación de esas providencias ó autos, si se diere iu ¿ar á ellos. Art. 8 La presente ley se aplicará desde la fecha misma de su promulgacióu á todos los procedimientos seguidos contra senadores ó diputados, aun cuando se hayan incoado antes de ella, salvo cuando el senador ó diputado comprendidos en el procedimiento anterior reclamare el ser juzgado por el juez ó tribunal conpetente con arreglo á las leyes ó disposiciones que legían antes de dicha fecha. Con el fia de que este derecho pueda ejercitarse, el juez ó tribunal que conozca de las causas en curso dará audiencia por término de cinco días al senador ó diputado de quien se trate para que manifieste si opta por seguir en la misma jurisdicción; entendiéndose que de no verificarlo asi expresamente se boinete á la determinada en El Sr. ALLENDESAL ZAR dice que ea España se han cumplido ¡as leyes, y como este cumplimiento es público y Eotorio, nada debe importarnos la actitud de los que obran influidos por patrañas y falsedades, Nosotros hemos cumplido con nuestro deber, y por ello rechazamos y protestamos de los que fuera de España pretendan pedirnos cuentas que sólo á vosotros debernos rendir. Rectifica el Sr. Díaz Moreu, insistiendo en ¡a necesidad de desvanecer esa leyenda que, falsa ó no faisa, corre por el extranjero respecto á España. (Voces en la mayoría: Hay que áesvane cer esa leyenda. El Sr. DAVILA: ¡Pero eso no puede ha cerlo ese Gobierno desacreditado! Rectifica brevemente el ministro de ESTADO. OPINIÓN OE LOS L BHRALES El Sr. GROIZARD pide, en nombre déla minoría liberal, que quede bien- sentada ea esla discusión la soberanía del Estado. Esa soberanía- -dice- -ha sido agredida y contra nuestras sagradas instituciones salían proferido palabras ofensivas. Ahora bien; los Gobiernos de 1 os países eü que han tenido luyar tales sucesos, ¿se han cuidado de castigar esos que- aquí y fuera de aquí son verdaderos dentos? s Esto es lo que debe decirnos eí señoí ministro de Estado, aunque ya por los tele- giamas que han publicado los periódicos hemos visto que los Gobiernos de todos los países han procurado impiner el debido correctivo á los amotinados, y se halla, por consecuencia, oríllalo y resuelta el punto más delicado y difícil de la cuestión. Afirma que el error que ha determinado las exageraciones eu que han incurrido eu Fiancia los que protestan contra España trae aparejada una gran responsabilidad para el Gooierno. El Sr. ALLENDBSA. LAZAK. elogia la conducta de los Gooiernos de Francia é Italia, que han hecno cuanto ha estado en sil mano para evitar que los sucesos tuvieran peores consecuencias que las que han tenido, insistiendo en que la batidera española que se arrastró subrepticiamente ftté devaelta al día siguiente intacta á la Embajada Rectifica brevemente el Sr. GR 0I2 ARD, LOS RfcPUBLiCANúS El Sr. DE BUEN se aainure a la pregunta del Sr. Díaz Moreu y protesta eontia la política que el Gobierno sigue en Cataluña Dice que las manifestaciones hechas en. el extranjero no pueden ir contra nuestro país, sino contrael Gobierno, unGobiernoañade- -que se dice defensor del orden, y es causa de que en una provincia queden sus habitantes seis días sin gobierno; que compromete al Vaticano, pues por su culpa se ha visto amenazado estos días, y que no puede evitar que en poblaciones importantes se ultraje el nombre de nuestra Patria Este Gobierno es- -dice- -el verdadero responsable de cuanto viene sucediendo y, lo que es peor, de lo que sucederá en adelante si se empeña en continuar en sa sitio. El ministro de Estado insiste ea que el Gobierno, condenando y reprimiendo los deátos y no las ideas, como ya demostrará oportunamente, ha cumplido con su deber. El Sr. DE BUEN: ¡Eso no es cierto! ¡No es cierto! LAS DECLARACIONES DED AMADS El Sr. Ü I A Z MORfcU dirige una pregunta á los ministros de la Guerra y de Estado respecto á las declaraciones del general D Amade, que considera una consecuencia del Tratado de 1904. Et ministro de L. riTADU explica ÍO que es el Trat- AQ 3 C 19 4, JUÜ SS rcfjwe á la ia la ley actual. SENADO SESIÓN DEL DÍA 16 DE OCTUBRE omienza la sesión á las cuatro menos veinte. Preside el general Azcárraga. En el banco azul toman asiento los ministros de Gracia y Justicia, Estado, Guerra é Instrucción pública. Kl beñor marqués de Figuerou. viste de uniforme. ngea ms desunas. ru i urania iTtnM