Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C LUNES i3 DE SEPTIEMBRE DE 1909. EDICIÓN 1. PAG. i3. vir él y su periódico, no puede levantar pendón. No lo levantaré, Por otra parte, la idea de la suscripción nacional es muy generosa, pero poco práctica: no se reunirían en un año ni mi pesetas. Yo, que conozco bien á este naís, se lo aseguro á usted. L, o que hay que liacar es propagar, con este ó el otro pretexto, mejor en el campo que en la ciudad; organizar, según los casos, ya comités, ya comisiones ya sociedades, ya juntas, y manteniéndose en relaciones con todos ellos, disponer de una especie de Federación tácita, sin pactar escritos, de todas las fuerzas revolucionarias, Y un día, aprovechando una ocasión, en tal ó cual forma, á la calle. Así obra, piensa y cree su buen amigo, que le abraza de corazón, A. Lerroux L TOCADOR DE NUESREBISABUELAS En la correspondencia, por todos estilos curiosa é interesante, que sostiene con muchos lectores de A B C una culta redactara de este popularísimo diario, llama especialmente la atención la frecuencia con que solteras, casadas y viudas (supongo que de todo habrá en la viña) piden remedios para las canas, para las arrugas y asperezas de la piel, para las lacras y alifafes, en fin, con que el tiempo y las enfermedades, crueles enemigos de la hermosura, tiran á arruinarla y destruirla. En este linaje de conflictos acuden á la mencionada escritora y ella les responde con fraternal solicitud y con jobiana paciencia, recomendándoles, según los casos, entre otras mil preparaciones, el Petróleo Gal, el Jabón centrifugado, la Belleza Venus, el Agua Africana, los polvos Angelina y la Mixtura Emilmat, que la hay para todos los gustos: desde la que deja el pelo de un color dorado claro, como de albino, hasta la que lo pone más negro que el azabache. En muchas casas leen en familia y de sobremesa esta correspondencia, que así atiende con recetas y sanos consejos á las flaquezas y necesidades de prójimos y prójimas, y tal lectura suele originar sabrosas pláticas. Una señora del antiguo régimen, y para quien ya- -así está de averiada la pobre- -no sirven aguas ni mixturas, aceites ni mantequillas, jabones ni petróleos, afirmaba poco ha que esos adobos y menjurjes ¡ahora maldice de ellos! son cosa de ayer de mañana, vamos al decir, porque las mujeres de antaño, hasta que la picara Revolución Francesa, vino á llevarse de Europa todo lo de Dios y á sembrar y esparcir todo lo del diablo, se abstuvieron cristianamente de esas artimañas fraudulentas y pecaminosas, y fueron á todas partes luciendo su palmito, bueno ó malo, cada cual ria de pena de muerte que un consejo de guerra dictó contra el guardia de Seguridad Hoyos por haber hecho fuego contra la fuerza pública. En la mañana de hoy habrá sido cumplida en Barcelona la sentencia condenato- INFORMACIÓN POLÍTICA EL SR. MAURA R el palo de la yedra, blanco, desellada la corteza y hazer dello ceniza y después lexia y lábate la cabeca dos vezes a la semana y en dos meses serás rubíssimo; pero hause de euxugar los cabellospor sí, y, si es LOS LIBERALES posible, al fuego. Hoy el Petróleo Gal, en lo de restituir el aanana marchará á Salamanca el jefe del pelo, hace los milagros que dicen que no partido liberal. llegó á hacer el aceite de bellotas. In diebus Ayer se decía que elSr. Moret no ha pen muy peinada y muy lavada Hits se intentaba tal renacimiento con una sado de convocar á una reunión á los ex mi- como dice el romance, pero sin endiablada composición de enjundia de nistros de su, partido, y que de convocar á esa poquito de arrebol sus correligionarios sería dirigiéndose á las contra lo que reza á renglón seguido. Pues oso y de coluebra ¡lagarto! ¡lagarto! y de porción de suciedades. minorías liberales de ambas Cámaras y es- ¿mudarse de color el pelo y teñir las canas, otra la electrólisis A perando para realizarlo á que el Gobierno borrando las pinceladas de Dios? Ni por en drújulo) que hoy (sin acento, pues no es espractica limpiamente, y convocase á las Cortes sueño: rubias y pelinegras éranlo hasta que sin daño de la persona el Dr. Mateos, soLO DE VILLENA la nieve de los años las volvía tordas ó pe- rrespondía en otras calendas lo que se llamaba peladores: un maldito pegunte comunque se había asegurado que estaba liblancas. Esta señora disertante, en buena paz sea puesto, por lo común, de pez más ó menos admitida la dimisión del gobernador de Alicante, con motivo de los sucesos ocu- dicho, no supo lo que se disertó; y como en griega y de otras cosas que se agarraban á la rridos recientemente en Villena, el minis- el mismo error eñ que está ella están mu- piel; extendido este cerote sobre los vellos, tro de la Gobernación nos manifestó aco- chas y muchos, yo diré hoy algunas cosi- tirábase luego de él fuertemente, y salían che que no había sido adoptada tal deter- Has acerca de los afeites de antañazo; de ¡pues no, que no! con toda la epidermis y unos anillos antes que saliera á luz el pri- algún poquito de la dermis. El procediminación. mer número de L Ami du Peuple. miento parece copiado de alguna tribu de la CAMPAÑA SANITARIA Haciendo caso omiso de griegos y de ro- Polinesia. El Agua Africana hacíanla en casita nuesablando anoche el ministro de la Go- manos, ya en el siglo xv andaba perdido el bernación de las satisfactorias noticias mundo en España: quiero decir, gustaban tras tatarabuelas, poniendo á contribucióu recibidas de Rotterdam y Ainberes, donde las señoras mujeres de rehacerse los rostros, toda la flora de los campos. En uno de ios al parecer ha quedado dominada la nacien- ó, si vale lo mismo, de dar gato por liebre manuscritos que he hojeado para hilvanar te epidemia colérica, se felicitaba el Sr. L, a á los señores hombres. En 1438 escribió el este artículo se trata De las cosas con que se Cierva del progreso que ha realizado Espa- donosísimo Arcipreste de Talavera su famo- hermosea el rostro y se haze blanco y gentil el ña en materia sanitaria gracias á los dos so Corvado, ó reprobación del amor mundano, cuero y tez de la cara, y allí salen á cuento la millones de pesetas que con tal fin votó eí en donde, á vuelta de mil peregrinos por- mirra, flor de habas, raíces de lirio cárdeno, menores de las costumbres de aquel tiempo, flor de romero, azahar, zumo de llantén, Parlamento. De esos dos millones, las tres cuartas pone en boca de una mujer envidiosa la zumo de la yerba berruguilla y de la cebolla partes, destinadas á adquisición de material, pintura de otra mujer, su vecina: Pues ¿si de la azucena, etc. etc Claro está que en estos añejos manus han permitido instalar siete estaciones sa- lieva blanquete? A la fe, hasta el ojo. Pues nitarias permanentes (dos en la frontera de arrebol, fartura; las ejas bien peladas, al- critos no se cita la perfumería de Varonat Francia y cinco en la de Portugal) y una tas, puestas en arco; los ojos alcoholados; m otra ninguna que se le parezca; pero, en- más que se está terminando próxima á Gi- la frente, toda pelada, y aun toda la cara; cambio, se recomiendan allí las recetas con grandes e chicos pelos, con pelador de pez, los nombres de las nobles damas que las braltar. Todas ellas se lian montado eon arreglo trementina e azeyte de manzanilla; los be- preferían ó las habían inventado, y ya no eos, muy bermejos, no de lo natural, sino era grano de anís imitar, siquiera en las á los últimos adelantos científicos. E 1 servicio sanitario en los puertos se de pie de palo millgrana raíz de granado) quisicosas del tocador, al cogoilito de la noba mejorado también mucho, y España con el brasil con alumbre mezclado... Mu- bleza. L, as fórmulas á que me refiero llevan cuenta con lazaretos como el de San Si- das para la cara, diez vezes se las pone una epígrafes como estos que copio: Memoria de món, que nada tiene que envidiar á los más tras otra, al día una vegada, e quando lamanteca que doña María de Mendoca. traía en puestas non las tiene paresce una mora de las manos. -Esta es el agua de rostro qi: e haze notables del extranjero, De las 500.000 pesetas destinadas á per- India: cumo de fojas de rábanos, acucar, doña Catalina ae Cardona. -Memoria del agua sonal sanitario apenas sí se ha gastado la xabon de Chipre, fecho ungüento; otramen- de rostro con que se lavaba la Puncesa de Setterte azeyte de almendras, fabas que sean co- no. -Agua que enseñó doña Isabel Centellas. rrjiíad del crédito en más de un año. l presidente del Consejo ha aplazado algunos días su regreso á Madrid. Desde el balneario de Corconte, donde se halla, se trasladará hoy probablemente á San Sebastián para despachar con el Rey, y por la tarde asistirá al solemne entierro del duque de Sotoinayor. E cinas con la piel de la vaca, fecho todo TÍlu güento; esto, e razí, acucar, tútano, pie da carnero negro, de la ¿era blanca... Estas e otras mili mudas fazen por nueve días; fieden como los diablos con las cosas que se ponen. Aunque el tocador moderno no aventajara al de tiempos remotos en otra cosa que en haber prescindido de las mil porquerías (enjundias, sebos, hieles, sesos y otras materías animales aún más asquerosas) que como ingredientes de sus unturillas empleaban en lo antiguo las mujeres, sería muy de alabar nuestro aseado progreso. ¿Y en cuanto á ahorrar tiempo? En los pasados siglos una dama que quería lucir el domingo estaba encerrada en su casa, con sus mudas pues tas en cara y manos, cuatro ó seis días antes, y apenas si le quedaba tiempo para mostrarse hermosa y reluciente, porque el lunes, vuelta á las mudas. Ahora no; todo lo venden hecho y confeccionado estos providenciales perfumistas, y cualquiera dama se hermosea en tres horas de tocador, que son, según ellas, un abrir y cerrar de ojos; de manera que les queda harto tiempo para lozanearse y dar que admirar á los hombres y que envidiar á las mujeres. La que quiere enrubiar sus cabellos usa la mixtura Emilmat, una de cuyas diez clases los pone como el oro, y ¡ancha es Castilla! Antes 110: había que prepararlo en casa, y ¡á saber cómo diablos saldría las más veces! Véase una receta, que copio de un manuscrito del siglo xvi: PAKA HAZSR LOS CABELLOS RUBIOS M A H