Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES iS DE AGOSTO DE 1909. EDICIÓN -PAG. 1 tía locamente con las hazañas de Bombito, el matador; gozó lo indecible contemplando la figura de Fernand Fred, un francés que se ve precisado á hacerse picador de toros 1 AMOUR EN ESPAGNE Mientras el en Sevilla, y aplaudió frenéticamente el coche me con- cuarteto de la corrida de toros y el dúo de duce desde el Quai D Orsay al 49 de la rué la Fornarinette. Cuando el Faíco se arrancó Godot de Mauroy- -modesto granero donde bailando el tango, los espectadores casi se tienen ustedes su casa- -contemplo los in- ponían en pie para aplaudir, y quedó conmensos cartelones que anuncian la reapeí- sagrada una nueva artista que aparece en tura de Parisiana para esta noche. Pau el cielo del arte parisino: la Clavelitos. Ruetz, el director del alegre teatro del bunúmeros levar, ha prescindido esta vez de la tísica deNo hay costumbre de repetir losy sólo se música en los revista parisién y ha organizado un espec- hace alguna vez, teatros de París, lo solicuando el táculo nuevo. Levy, Joullot y Mareil, tres cita con insistencia. Anoche público fue escritores de chispa, recibieron el encargo petir casi toda la partitura, y la preciso rerepresentade escribir una opereta en dos actos; Qui- ción de L amouren Espagne terminó á la una nito Valverde- -el célebre maestro Valver- de la madrugada, una hora más tarde de lo de, ¡como anunciadlos carteles, -se compro- que ordenan los reglamentos. metió á hacer toda la música. Y íjspaña fue I, a Prensa parisina hoy elogia la obra el lugar de acción elegido para que majas y toreadores guardias y aristócratas, gita- unánimemente, y la música pimpante de nas y bailarines, aparecieran en el escena- Quinito conquista definitivamente el bulerio en un cuadro suntuoso de riqueza y var; porque tenían ustedes que haber oído anoche á las cocóttes de Maxini s hacer jeribuen gusto. ¿El título de la opereta? El mismo que en- beques con los brazos y tararear entusiascabeza esta crónica... I os anuncios lo pro- madas: Con el gagotm claman en tres idiomas... 2 he love- tn Spaw, con el gagotán... DE NUESTRO CORRESPONSAL A B C EÑ PARÍS CORRESPONDENCIA PARTICULAR En esta sección se contestarán las preguntas que nos hagan nuestros lectores. Para demostrar esta cualidad es necesario acompañar cada carta del cupón que publicamos en la sección de anuncios. la Dirección se reserva el derecho de no conteslat á determinadas consultas que exijan gran extensión en la fespuesta ó que no sean pertinentes. jor, Petróleo Gal. Uno que no tiene un pelo de tonto, -I o me- no es posible. Ocultarlas, sí; con Agua Africana ó con Mixtura Emilmat. Dearest Uttle womun. Sivitax que salgan, Wn merengue salado. -Creo que no va á ser posible lo que desea, á no ser que tenga amistad con alguno ó algún director de compañía que se interesase en el asunto. Una Ofelia. -Con hojas de Ainé. Talento, bondad, gracia... y gramática parda, lavados con agua de salvado. MAR 1 ACHO como es sugestivo y prometedor, como el público parisién estaba seguro de encontrar en el teatro mujeres hermosas y sabía que iba á escachar música española de la auténtica, cuando llegué á las puertas de Parisiana, apenas comenzado el primer acto, no quedaba un sólo billete en las taquillas. Ya conocéis la sala de Parisiana. Es un teatro coquetón y distinguido, de estos teatros pequeños que tanto gustan á las damas parisinas, porque pueden contemplarse de cerca y hacerse recíprocamente el inventario de lo que llevan. Anoche resplandecía la sala como pocas veces, y eso que aun no ha regresado el gran mando de las playas de moda. En palcos y butacas, confundidos con el público del bulevar, había muchos españoles y americanos qae acudían atraídos por el título del espectáculo. Y á uno de ellos le oí, al pasar por mi lado, que preguntaba con cierto temor: ¿No nos pondrán en ridículo, como de costumbre, cuando de España se trata? No, mi querido señor... I, as operetas españolas no ponen jamás á España en ridículo... España suele quedar en ridículo en las cosas serias... Por ejemplo, cuando envía á un personaje político á tomar parte en un Congreso importante, y el personaje en cuestión, en vez de asistir á la asamblea... se va con la familia al circo. Vi I amor en España es una opereta alegre, un poquito atrevida, con. o requieren los paladares parisinos, y ha alcanzado un éxito enorme. El asunto tiene gracia y la música s esta música de Quinito que ha emigrado definitivamente de los organillos madrileños por obra y gracia de media docena de distinguidos usureros. Porque fue Quinito Valverde quien triunfó anoche en París. No es cosa fácil llegar á un teatro del bulevar y hacerse amo del cartel por entero, orno ha hecho Quinito... Aquí los músicos se contentan con ver en una vevista dos ó tres números suyos, y así se reparten equitativamente la gracia de Dios: esto es, los derechos de autor. Quinito lo quiso todo Seguro de su éxito personal, impúsose á la Dirección del Teatro y no aceptó colaboraciones extrañas Y en afecto, en el primer acto de Uatnouren Espagne, apenas ouaenzada la representación hubo que pctir tres veces uü garrotín que provo el entusiasmo del púbico que llenah 1 r dtro... Un garrotín que va á correr composiciones que mayor celebridad ¿aron en los últimos años. iJe de este momento, el triunfo de la opereta estuvo asegurado... El público se diver, JA como la machicha y la Paraguaya, L amouren Espagne, El amor en España. Y T erniinada la representación, encontré al maestro Valverde... Frío y flemático, se acercó para preguntarme qué me había parecido. Silenciosamente nos dimos un abrazo y echamos á andar bulevares arriba... ¿De qué hemos hablado? ¡Qué sé yo! Hasta las cinco de la mañana hemos estado vagando, haciendo proyectos, recordando tiempos pasados... Volvimos la vista atrás y evocamos otras fechas tristes y alegres; los primeros estrenos en Madrid, los éxitos, los pateos, las épocas de grandeza, los días de estrechez... Y, por último, este triunfo en París, ruidoso, sensacional, definitivo, para su nombre y su posición. Subíamos por los Campos Elíseos disfrutando de la majestad de esta noche espléndida de verano, solos; es decir, solos no... A nuestro lado venían los recuerdos de los veinte años, cohorte abigarrada ds ilusiones maravillosas, de negras decepciones... Saltaban á nuestro alrededor, infundiéndonos la tristeza de las cosas muertas... ¡Oh... No... ¡Diablo! No era nada alegre esta noche de triunfo... Y miramo adelante... ¡Vayan con Dios las cosas pasadas! ¡Arriba, corazón! Aun quedan juventud y energías, aun es tiempo de rehacer las vidas y cambiar de rumbos... Cuando un hombre llega á París desde una tierra extraña deshecho y arruinado, y en un par de años logra triunfar é imponerse por el solo esfuerzo de su talento, y esto lo consigue en un medio metalizado, donde Rostchild paga centenares de miles de francos para que le representen sus obras, Rostand tiene que costearse la mise en scene del Cyrano y el barón de Camondo se gasta un millón para ver representada una opereta en un acto; cuando en este París un extranjero sin recursos, luchando con la miseria todos los días, logra tomar posesión del cartel de un teatro y sentar en él su nombre y su firma, es señal de que vale, es señal de que lo mereee. Había que alegrar esta noche de satisfacción inmensa... ¿Tenemos ambiciones todavía? Pues es que somos jóvenes y podemos trabajar... ¿Somos capaces de sufrir aún? Pues es que podemos amar... Y hemos entrado en Maxim s á la hora de la bacanal, y Manon, Gaby, Germaine, las I, ulus, las Margots y las Cio- Clo, estas reinas del pecado, han rodeado al triunfador de la noche ofreciéndole copas de Champagne mientras hacían jeribeques con los brazos y tarareaban: Con el gagotín, con el gagotán... losé JUAN CADENAS. París, i Agesto. ¿Neurasténicos, he aquí para vosotros! En rigor de verdad, la neurastenia es un desfalle- cimiento, una debilitación del sistema nervioso, cuya consecuencia inmediata consista en una disminución de la Titalidad funcional de todos los órganos. El curso y los síntomas de esta enfermedad suelen variar en gran maneta. En algunos casos es el sistema muscular el más especialmente atacado: de aquí resulta una postración general, con no interrumpida sensación de laxitud, pesado andar, entorpecimiento de los brazos y piernas, repulsión por todo ejercicio corporal. En otros casos lo deprimido es el cerebro, y entonces es preciso hacer frente á una neurastenia cerebral, con pérdida de la memoria, fatiga, intelectual, percepción lenta y penosa, falta de voluntad y de energía, ideas sombrías, melancolía, hipocondría. Numerosas son las causas de neurastenia: el abatimiento, la vida á rienda suelta, las emocionas fuertes, las sacudidas morales y todo lo que pueda quebrantar el sistema nervioso. La neurastenia también puede resaltar de una calentura, de dolores de estómago, de anemia. En la mujer es una frecuente complicación jde la menopausia ó da las irregularidades del menstruo. El remedio que ha daaó siempre exeeiem. es resultados contra la neurastenia es el regenerador de la sangre, tónico de los nervios: las Pildoras Pinfc. Estas pildoras tonifican el sisi? ma nervioso de una manera rápida y persistente, y á la vez restituyen al organismo las perdidas fuerzas. farmacias, al precio de í pesetas la caja y 21 pesetas las seis cajas. Tos, g a r g a n t a pastillas Caldeiro, 1,60 pesetas. PILDORAS venta en todas las PINK Las Pildoras Pinfc se hallan de J a p o n e s e s Últimos modelos M. d e Diego. Pta. del Sol, 13 I ELKEJOR PAPEL DE FUMAR IiO M a r a v i l l o s o Hemos recibido el núm. 9, con impresionantes relatos de sesiones espiritistas transmisión de pensamiento y fotografía de lo invi: sible. La impresión honra á LA EDITORA, San Bernardo, 19.