Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 BC. S Á B A D O 21 D E A G O S T O D E 1909. E D I C I Ó N a. P A G ¡z. Ei contenido de este telegrama es, en substancia, lo que ayer dijo el ministro de la Gobernación á la comisión de imponentes que le visitó. Los nombrados nuevamente para formar el Consejo se resisten á aceptar los cargos hasta tanto que se adopten las oportunas medidas para deslindar responsabilidades. LA DINAMITA tino á la ensenanza primaria consigna en sus presupuestos y se le otorgue la debida participación en la dirección de la misma, inumcipaüzando, á ser posible, este servicio. Otra, del Sr. Doiado y otros concejales, fiara que se establezcan premios anuales para las fincas mejor construidas y más bellas, en la forma que par la Corporación se determine, y Otia, de los mismos concejales, para que se consideie obligatoua la instalación de filtros en los establee. alientos donde se consuman aitículos de comer y beber, como fondas, testaurants, cafés, etc. No habiendo más asuntos de que tratar, se levanta la sesión á las dos menos cuarto. T eniente alcalde. s Ha sido nombrado teniente alcalde interino del distrito del Congreso, en substitución del Sr Larrea, el concejal D. Francisco Fuertes. EL CARBÓN DE UN CRUCERO POR CABLE J. OND 3 E 3, JO, 4 T. VALENCIA Y SU EXPOSICIÓN POR TELEFONO VA- LBNCJA, a O, 4 T l castillo disparado anoche por los pirotécnicos ingleses tuvo algunos números que llamaron mucho la atención, y el público, que llenaba cf 1 por completóla pista, salió nray satisfecho del espectáculo. Mañana se celebrará el segundo concurso de tracas, y esta noche, á las once, se disparará una de lujo, de 500 metros, por el pirotécnico ae Torrente, premiado en el último concurso. de validez Como mañana termina el plazo Exposición, de los catnets y pases de la son ya muchísimo los que se hau despachado en pocos días. onUnáa el Comité ocupándose con graa interés en preparar el programa de festejos para la segunda etapa de la Exposición, que será aún más brillante que la primera. En la sesión que ayer celebró dicho Lomité se trató del coso blanco que el Ateneo Mercantil pioyecta celebrar en la pista de la Exposición; de las ascensiones que en la misma realizará el globo Mariposa, tripulado por su experto aeronauta, y del nombramiento de Jurados que en breve comenzarán á funcionar para hacer la clasificación de los productos expuestos. E omumean de Portsmouth que entre el carbón destinado al consumo de ¡os buques de la escuadra inglesa ha tenido efecto un nuevo hallazgo de materias explosivas. El extraño hecho na ocurrido en ías siguientes circunstancias El crucero Duke of Edinbourgh hallábase embarcando combustible que le suministraba el buque carbonero Femhill. La carga se verificaba sin novedad, cuando los eucargados de realizarla descubrieron entre el carbón vanos cartuchos parecidos á los que suelen emplearse para los barrenos en ias minas de hulla. El embarque de combustible fue suspendido inmediatamente con objeto de llevar á cabo lasoportuuas di igencias para esclarecer el origen de los cariucnos. El mismo barco carbonero había estado aprovisionando anteriormente al acorazado Drake, sin que entie el carbón transbordado se encontrase cartucho alguno. Los periódicos del día, y en particular el Daily Express y el Daily Ghromcle, al dar cuenta del hallazgo de los explosivos, muestran un receloso pesimismo, alegando que tanto los cartuchos encontrados el sábado en Sheerness entre el combustible destinado al Lord Nelsoit y al Vtctonous como los que se hallaron ayer entre el que cargaba éíDnke of Edmbourqh no tienen punto de semejanza con los usados en las minas de carbón. Ambos diarios afirman también que los dos cargamentos de carbón no provenían del mismo centro mmero, aunque los dos vapores que los han conducido a Sheerness y Portsmouth, respectivamente, hayan tomado el combustible en los docks de Penarth. Añade uno de los expresados periódicos que cuando se realizo el desembarque del combustible almacenado ya en las carbone jT e Méjico ha venido á esta capital el in- ras del Duke of EÜmbourgh fueron encontra gemero Sr. Gayol, que se propone es- dos otros dos cartuchos de dinamita. tudiar el sistema de riegos de nuestras huerA consecuencia de estos descubrimientos, tas. Lo propio hizo recientemente en su via- el crucero Drake ha recibido orden de susje á Egipto. pender el aprovisionamiento de carbón. B, l Sr. Gallol ha sido hoy presentado por El hallazgo de los explosivos ha produciel cónsul de su país al gobernador civil de do viva sensación en los círculos navales y esta provincia. en la masa general del pueolo inglés. Una mano secreta y enemiga ha debido poner los terribles cartuchos entre el carbón desLO DE JEREZ tinado á los buques de guerra con el fin determinado de atentar contra el poderío naval de los ingleses. EL DESFALCO Aterra pensar en las espantosas catástrose hubieran de no adverDEL MONTE fes que existencia deproducido explosivas en tirse la materias pi Juzgado especial continúa las diligen- el combustible de los barcos. cias, y el ministro de la Gobernación ha enviado al gobernador uu nuevo despaLOS SUCESOS cho, que dice así: Con fecha de ayer resolví el expediente DE BARCELONA del Monte de Piedad de Jerez, suspendiendo al actual Consejo y mandando se nom- p 1 P. Francisco Bragulat, de la Cotnunibre otro en la forma que le indiqué. Tam- dad de Franciscanos, establecida en la bién- e aa ida instruir excediente da res- barriada de San Gervasio, suyo superior, BARCELONA, SO, i T. j -ní- bilidades, y pasa á los Tribunales la el P. Usó, fue asesinado por las turbas, cuenE l Circulo de la Unión Mercantil ha piílit liona del inspector Calzada. ta así el trágico suceso: Haga! o V. S. púteheo en Jerez, para que El martes 27 de Julio, á eso de las dos y bhcado una circular dirigida á las enno uedau uudai de la firme resolución de media de la tarde, el cartero nos comunicó tidades mercantiles de España protestando de los sucesos de fines de Julio y negando la noticia de que en Barcelona estaba ar- diendo el hermoso Colegio convento de loa Padres Escolapios; pero como no nos dio detalles del siniestro, ni nos dijo si había sido ó no intencionado, no llegarnos á sospechar sus verdaderas causas y nos limitamos á lamentarlo. A las tres, como de costumbre, celebra mos Vísperas, y al salir de ellas los vecinos nos comunicaron algunas noticias, advir- Uéndonos lo que ocurría, con objeto de qu nos pusiéramos en salvo. Tuvimos que salir vestidos con hábitos porque ninguno poseíamos trajes de seglar. El malogrado padre superior ordenó qae primero saheian los másjovenes, en grupos de dos ó tres individuos, y que fuesen á ca- sas amigas, donde de seguro se les proporcionaría trajes para vestirse conveniente mente. Los últimos en salir faimos él y yq, que lo hicimosjuntos. Eran sobre las cuatro de la tarde. Al do blar la esquina de la calle de Fortuny, que desde hace unos días se llama de Calaf, sa lieron de la plaza mercado de Galvany varios grupos de hombres, todos ellos arma dos con revólvers; no hicieron más que prorrumpir en una horrorosa blasfemia y disparar contra nosotros una descarga cerrada, hiriendo mortalmente al superior. Al oír la descarga, nuestro instinto nos impulsó á huir precipitadamente; estaba mos dos solos, indefensos, y enfrente tenía- mos un número considerable de sediciosos perfectamente armados y en actitud hostilj Procuramos ganar la calle de Muntaner, y cuando corríamos por la calle abajo observé que el P. Usó quedaba bastante atrás y me haeía señas de que retrocediera hasta donde él estaba. Así lo hice, y entonces, cotr voz apagada, me pidió los consuelos de la religión, diciéndorneque estaba herido mor- talmente. Vi venir o era ve y ya cerca de nosotros á los asesinos, y ante la proximidad del pe- J ligro, cogí al infeliz Padre y eché á correr con la preciosa carga por la calle de Muu- í tañer, mientras los sediciosos disparabatr sin cesar sus armas contra nosotros, siendo un verdadero milagro que no nos mataran allí mismo Aprovechando un momento en que no podían vernos, gané una casa cuya puerta estaba abierta, siendo muy bien recibidos por los vecinos, que nos atendieron desde luego con gran cariño. Desde allí dentro oí cóino los revoltosos preguntaban á algunos transeúntes dónde nos habíamos refugiado, añadiendo, sin duda con objeto de inspirar mas confianza, que eran amigos nuestros y que se proponían salvarnos. Una mujer les dio una pista falsa y los revoltosos se mar charon. Entonces se mandó llamar á un médico, que desde los primeros momentos me declaró que el P. Usó estaba herido de muerte. La bala había penetrado por la espalda, debajo de las costillas, perforando ios intestinos y saliendo por el bajo vientre. Yo oí en confesión á mi desgraciado corapañero, y acompañado por una comisión de la benéfica Cruz Roja lo llevamos á una clínica cercana, llamada Villa Gloria, cuyo propietario y director facultativo es el doctor Riva. Cuando confesé al P. Uso, éste perdonó i sus asesinos, diciendo que eran más dignos de lástima que él. Murió á las cinco de la mañana del día siguiente con el fervor y la resignación de los justos, lamentando mucho no poder recibir los Santos Sacramen tos, cosa imposible por razón de las retina, tancias, y á pesar de que para ello se hicieron las necesarias gestiones. tiraBsnffnrniIÍHIT niimiBircnií irruí IIKMun?