Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CABLE TELÉGRAFC Y TELÉFONO jg DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CABLE, TELÉGRAFQ W k Y TELEFONO INAUGURACIÓN D E LAS OBRAS DEL PUERTO D E HUELVA LA PROCESIÓN CÍVICA PASANDO POR LA CALLE DE LA CONCEPCIÓN, AL DIRIGIRSE AL MUELLE PARA INAUGURAR LAS, OBRAS DE DRAGADO DE NUESTRO ENVIADO ESPECIAL ot Alonso A B C EN PARÍS NA MEDALLA Anverso. El doctor Theo bald von BethmannHollveg, nuevo canciller alemán, no debe su puesto al favor ni á la intriga, como re onocen propios y extraños. Es un hijo de sus obras, que todavía hace trece años era perfectamente desconocido en política. Además, el apellido del nuevo canciller es de origen judío, y esto, aun en Alemania, es tin grave inconveniente para triunfar en la administración del país. íero el Kaiser no tiene á su alrededor hombres tontos ni sportsmen acreditados, porque todavía no se ha dado el caso de que los sportsmen hayan hecho prosperar la política de una nación. El Kaiser fue compañero de estudios del nuevo canciller allá en sus juventudes, cuando ambos seguían los cursos universitarios en Boun, y no se olvidó de aquel hombre aplicado y laborioso. Esto de que el Soberano se rodee siempre de hombres de talento es una tradición en Alemania, donde Gotha fue el inseparable del gran duque de Weimar, y Voltaire, el a uigo íntimo de Federico el Grande. il nuevo canciller ha hecho su carrera política sin ruido y á les cincuenta y tres años de edad entra en el palacio de la Wilhetnstrasse silenciosamente, como si quisiera pasar inadvertido. El es el primero en inclinarse ante la gloria del canciller saliente, y, modesto, asustado, teiru, sin duda, fraca sar en un puesto de tanto peligro, de tanta dificultad. Porque el canciller von Bethmann- Hollwegno ha tenido nunca triunfos oratorios, desconoce las triquiñuelas parlamentarias, no ha buscado jamás el aparato ni la solemnidad en las discusiones, y cuando se levanta á hablar es para pronunciar palabras razonables, de exquisita corrección, con un tono de voz siempre igual, sin gestos violentos ni ademanes tribunicios. ¡Ni intriga ni favor! -dice la Prensa berlinesa comentando el nombramiento, y los periódicos franceses lo reconocen así, y repiten: ¡Ni favor ni intriga! ¿No lo habéis observado? Y es que, por lo visto, en otras naciones no debe haber costumbre de que los hombres políticos alcancen ciertas situaciones por sus méritos propios solamente, sin recurrir á la adulaeión, al favoritismo ó al infalible y acreditado trabajo de zapa. Y quizá por eso Alemania es la gran nación que no todo el mundo conoce. Tieverso. Un señor diputado francés, el se ñor Massabuan, mientras los oradores parlamentarios derrochaban elocuencia en la tribuna del palacio Borbón, se ha entretenido en estudiar los presupuestos de cinco D. ENRIQUE GU 1 LOCHE BONfi CAPÍTAN DB ARTILLERÍA. MUERTU EN EL ULTIMO COMBATE CON LOS RÍFENOS Fot. Montes