Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
B C. DOMINGO 3o DE MAYO DE 1909. EDICIÓN 1. PAG. 3. productores de electricidad de Bilbao atendieron, con muy buen acuerdo, que iban á tener que habérselas con ua competidor formidable, y optaron por adherirse y asociarse á la Unión üléctrica Vizcaína, reconociendo á favor de la Ibérica por su aportación de energía el 50 por 100 de los beneficios, representado por acciones de suministro iguales en número y en valor nominal á las acciones ordinarias, representativas de la estimación ó valor de las aportaciones industriales de las Sociedades adheridas, sumado con la suscripción en dinero para reformas, ampliacione y mejoras en las instalaciones de distribución. Dicho reparto de beneficios no ss fijó arbitrariamente, sino partiendo de la misma base que había servido para proyectar la Sociedad de combate á que antes nos hemos referido, capitalizando por su coste la energía hidroeléctrica á fin de reducir á uri común denominador, ó sea á pesetas, las aportaciones de energía y las industriales para establecer la comparación entre valores homogéneos. T 1 F! CULTADES PRACTICAS Son más aparentes que reales las dificultades que algunos suponen que podrían presentarse para constituir la Unión Eléctrica Madrileña sobre el modelo de su congénere vizcaína, que mereció y sigue mereciendo las bendiciones de sus accionistas y la estimación y el aplauso de los bilbaínos. No puede negarse, sin embargo, que los productores de electricidad por vapor de Madrid no se hallan todos en la situación financiera desahogada de los de Bilbao, que les permitió aportar su activo industrial libre de cargas sin grandes dificultades. Algunos productores de Madrid tendrían que hacer previamente un arreglo con sus acreedores sumamente doloroso que les permitiera formar un núcleo para tratar con los hidroeléctricos. Estos, á su vez, necesitarían hallarse animados de un gran espíritu de concordia para prorratearse el fluido á suministrar á la nueva Sociedad de distribución mediante una justa ponderación calcada sobre sus respectivas producciones. Y aquí tropezamos cou la mayor dificultad para determinar cou exactitud el número de caballos que cada productor hidroeléctrico podrá poner en Madrid en el sitio donde habría de hacerse la entrega á la nueva Sociedad de distribución. Como solución de esta gran dificultad podrían admitirse provisionalmente las declaraciones de los productores, con arreglo á las cuales se podría hacer también provisionalmente el prorrateo, bajo las condiciones y reservas consiguientes, sujetándose los productores á demostrar prácticamente que sus declaraciones eran verdaderas y efectivas dentro de un plazo determinado y sometiéndose, en caso de deficiencias, á las reducciones y penalidades consiguientes. OTRAS SOLUCIONES Ya hemos dicho al principio que este problema es indeterminado, y decimos ahora que las razones alegadas de simple analogía no son concluyentes porque las circunstancias que concurren en Bilbao y Madrid no son enteramente iguales. Caben, por tanto, otras soluciones, acaso más hacederas y no menos eficaces y dignas de ser atentamente examinadas por todos los interesados. ¿Cuáles son esas otras soluciones? Dígalo quien las haya concebido como mejores, y dígalo ahora ó más adelante, cuando le parezca oportuno, para prevenir la competencia, sin perder de vista que ya se están haciendo gastos y preparativos para acudir á ese terreno de la lucha. No sería lícito negar á ningún producto que se halla animado de los mejores deseos de transigir este pleito en condiciones razonables, y sólo la malicia ó la insubstancialidad son capaces de suponer que los fuertes impondrán su voluntad á los débiles; porque aquí, como en todas las luchas industriales, ao son los fuertes los que tienen más millones, sino los que saben producir más barato, que por lo mismo pueden ser más generosos en este linaje de transacciones, para todos más ó menos beneficiosas. lez Hontoria, Ortega Morejón y Aguirre, se cretario de la Legación del Ecuador. ¡Madrid se divierte! -Sin olvidar á los pobres; y como prueba, pudiera usted haber visto la distinguida concurrencia que acudió á la velada de los ciegos en el Español. Allí oí decir que una ilustre dama, cuyo nombre está en la mente de todos cuando de algo filantrópico se trata, había enviado 10.000 pesetas hace unos días para las obras de la basílica de Santa Teresa, de Alba de Tormes. ¡Cuánta perseverancia en las Dueñas obras! ¿Qué me cuenta de sport? -Que en el Hipódromo están laminando los paitidos de polo; ya sólo queda por disputar el premio del duque de Arión, el presidente de la Sociedad, para el cual se han inscripto tres teams formados por los más fuertes del Club. Me propongo verles luchar. En la Casa de Campo tauibiéa terminarán pronto las tiradas de pichón. Este año acude allí menos público que otros, pero se pasa muy bien el rato. -De acuerdo. HANS AEKOSTACION En el próximo mes de j j u n 0 s e celebrará el concurso de globos organizado por el Real Aero- Ciub para adjudicar la copa de Su Majestad el Rey O OLO Mañana habrá un interesante par tido de polo en el Hipódromo de lo Castellana Formarán los dos bandos que han de disputarse el premio del presidente de la Sociedad, señor duque de Arión, D. Leopoldo Icarios, el duque de Santoña, D. Leopoldo Mazas y el duque de Arión, contra el marqués de Viana, D. José Santos, S. M, el Rey y Mr. Marsham. El bando que quede victorioso jugará el miércoles, 2, en que se verificará el último partido, con el que formarán D. Joaquín Santos Suárez, el conde del Montijo- -que ayer debió desembarcar de regreso de su viaje al Afirica. -el conde del Real y el duque de Alba. LOS CONSUMOS A diario recibimos c a r t a s denunciando abusos cometidos por los guardas de Consumos. Ayer, por la tarde, en la estación del Norte, á la llegada del sudexpreso, el guarda núm. 1.546, llamado Antonio Pérez, ofreció testimonio de esa falta de respeto que se debe al público. A una familia que venía en ese tren la trató con modos descorteses, y cuando aquélla dejó con el lacayo su equipaje para que efectuase el registro- -del cual, naturalmente, resultó que nada que no fuese de libre entrada traía dicha familia en sus baúles- -siguió despotricando de lo lindo contra las señoras y los señoritos y lo humano y lo divino, prevalido sin duda de que uo hay autoridad que obligue á esos funcionarios á tratar al público con la debida consideración Será preciso que éste se haga respetar, ya que no hay quien le auxilie, rechazando las violencias de lenguaje en forma adecuada SECCIÓN LITERARIA CRÓNICAS MADRILEÑAS Ciguela racha de banquetes en la alta so 13 ciedad madrileña? -Sí, anoche hubo uno de académicos en casa de D. Francisco Laiglesia, que había invitado á sus amigos más íntimos de entre sus nuevo omcañeros de la Academia ¿Le la Historia. ¿Quiénes fueron los comensales? -Con el dueño de la casa, el gobernador del Banco Hipotecario, su bella y discretísima esposa y su hijo Eduardo se sentaron á la mesa los académicos siguientes: Menéndez y Pelayo, Sánchez Moguel, Fernández y González, Olíver, Rodríguez Villa, Fernández de Béthencourt, Catalina areía, Pérez Villamil, Ureña, Novo y Colson, el duque de T Serclaes, los marqueses de Laurencín y de Cerralbo y el conde de Cedillo. -Buena lista de intelectualidades. -Supóngase usted si la comida sería animada y se derrocharía Í CZ contribuyendo mucho á la amenidad de la causerie el ingenio fértil y cultivado de la bella señora de Laiglesia y la erudición histórica y artística de su esposo, que lo mismo resuelve el más abstruso problema financiero que emite luminoso parecer sobre una pieza de cerámica antigua. -La mesa estaría preciosa. -Una maravilla de buen gusto y arte. Imagine lo que se puede hacer con flores selectas de las más finas y las porcelanas del Retiro que posee el Sr. Laiglesia. -Creo que su colección es interesantísima. -En esc género, de lo mejor; no tiene par, y su valía ha trascendido á los Centros artísticos del extranjero. -Enviemos nuestro saludo á los ilustres comensales, y vamos á otro asunto. -De la misma índole, porque no quiero dejar de decirle que el ministro del Ecuador, el simpático Sr. Rendón (uno de los más refinados bridgeurs de Madrid, por cierto) ha obsequiado en el N ueyo Club con una elegante comida á los ministros de los Países Bajos, de Dinamarca, Suecia y Estados Unidos, al encargado de Negocios de Chile y á los Sres. D. Emilio Torres, Gonzá- DE CAZEBÉRE CUENTO, POR JEAN RAMEAU I j a casa de uaarciai se llamaba Cazebére. Al aspecto severo de la finca prestaban una nota de alegría las ventanas numerosas con sus cortinas blancas y sus persianas verdes. Era vieja la casa. El musgo y la hieara tapizaban sus muros en algunos sitios. La fachada, mostrando en sí la huella de los años, denunciaba su vetustez, resquebrajándose en profundas grietas, semejantes á las arrugas de un decrépito. Anualmente era preciso llamar a un albañil que tapase 1 Í S grietas y agujeros con unas cuantas paletadas de cal. El carpintero repasaba las vigas carcomidas, apuntalando los lugares peligrosos. Merced á estos cuidados, Cazebére continuaba siendo digna de su nombre, que en dialecto gascón significaba Casa Alegre. Marcial, el propietario de Cazebére, era un labriego robusto como un roble, hiperémico, cuya faz regordeta rebosaba salud y bienestar. Sabía leer sin gran dificultad en su breviario y descifrar las predicciones meteorológicas del almanaque. En cuanto á la escritura, si disponía de buena pluma y papel fuerte, no le era muy difícil tampoco dibujar en groseros signos su nombre y ape llido, aunque tuviese que levantar La mana á cada letra. VIITTE 11 ¡IHltlIHHIIH l