Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CA. BLE, TELÉGRAFO Y TELÉFONO k DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CABLE TELÉGRAFO Y TELEFONO i í vy i W fef ik BILBAO. LA CONMEMORACIÓN DEL SITIO OE NUESTRO CORRESPONSAL hot. Sanrafo EL PRESIDENTE DE LA SOCIEDAD EL SITIO. D. GREGORIO BALPARDA (X) PRONUNCIANDO SU DISCURSO. A B C EN LISBOA tendieron ¡os fenómenos sísmicos- -porque aún continúa la agitación de la tierra, -podernos ahora más serenamente echar una ojeada sobre el país. No es posible dar idea de la conmoción profunda que entre- nosotros produjo ese movimiento de solidaridad española. ¿Por qué negarlo? La gallarda y expresiva conducta de España bien puede captar nuestro reconocimiento, y forzosamente viene á enorgullecer nuestros corazones de portugueses por cuanto de los españoles hemos merecido. Ello, sin embargo, nadie ha de extrañarlo tratándose de un p. aís que responde al espíritu caballeresco de sus tradiciones históricas, á sus nobles y grandes impulsos, á fuer de hermano mayor y poderoso. Nuestra alma de portugueses, de enamorados y soñadores ha comprendido y sentido ese bello gesto. Y singularmente en este período histórico de zozobras y calamidades de todo género- -políticas y sobrenaturales- -mucho más sintió vibrar en sí esta eclosión de simpatía y frateraidad. Oü e no ha sido sólo al pueblo de Benap L BELLO GESTO Aunque toda vía perdura el pavor que DE ESPAÑA por todas partes ex- vente y las demás poblaciones en que la catástrofe del 23 de Abril adonde se dirigió el generoso impulso de nuestros hermanos peninsulares; fue á toda la nación y á todos los espíritus, cuya sed de justicia y de ideal no se satisface ni mitiga con el licor de la gratitud. Tamaña dádiva nos llega más á lo hondo por su espontaneidad. No podía ser más oportuna ni más hermosa. Y aun le debemos más: todo lo que vale el acuerdo de sentimientos, la compenetración de ideas y aspiraciones. No más puede separarnos que el interés político inmanente de cada uno de los dos pueblos; pero en todo lo demás Ja aproximación es mayor cada día, más perfectamente definida hasta llegar á ser un hecho. Y hora llegará en que la integración peninsular consienta que los intereses de ambos países se unan y estrechen sin confundirse. En tanto, no vacilamos en testimoniar á España nuestro respeto, reconocimiento y cariño. Hablar de nuestra situación política, de la crisis del Gobierno, parece ya el estribillo de un cuplé trasnochado. En verdad no hay manera fácil de resolver el problema intrincado de la constitución y estabilidad de los Gobiernos. Por esto el aria de la crisis se repite, y cada vez con más cortos intervalos. Contra lo que acontece en el teaABONADOS A CRISIS tro, la copleja no es bisada á petición del público; cuando más, es repetida porque así coaviene á agrupaciones políticas desprestigiadas, como un coro desafinado y perturbador. t Ha llegado el momento de pedir á gritó herido, no ya ministros ideales, porque no se encontrarían ni realistas, sino, en todo caso, hombres de rudimentario sentido común, al cual llamó un gran espíritu el menos común de todos los sentidos. Desde luego, cualquiera que sea el Ministerio que se constituya- -de partido ó. de concentración- -es lo único cierto que no arraigará, ni mucho menos, en el terreno resbaladizo del Poder. AFFONSO GAYO. Lisboa, 6 Mayo- 909, DE BARCELONA E cipales, entre otros muchos aspectos de interés, ha venido á poner, de manifiesto una crisis del sentido conservador, en las clases medias y directoras, que puede concretarse en dos tendencias: la evolutiva y la estacio naria. Han vuelto á la lucha, después de seis ó siete años de abstención, los partidos liaI L SENTIDO DE LAS La campaña preparatoria de las DERECHAS elecciones muni-