Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MARTES 4 DE MAYO DE 1909. EDICIÓN i. PAG. i3. LOS RIEGOS DE CASTILLA Cabido es que el Canal de Castilla, iinpor tante medio de transporte en tiempos, perdió casi totalmente dicha importancia con la construcción del ferrocarril á Santander, paralelo y cercano á él. Sabido es asimismo que dicho Canal, de longitud superior á 20 Q kilómetros, ha de volver al Estado, por cumplirse en 1919 el plazo de su concesión. Su escasa utilidad como vía de comunicación, el deseo de obtener de él ventajas de otra índole, la cuantía de las de su transformación en canal de riego y ampliación con los canales auxiliares de Campos, Al fonso. XIII y Arlanza, y la total extensión de las zonas á lasque el beneficio del riego podrá llegar, inspiraron al ministro de Fomento la oportuna y plausible idea de la transformación y ampliación, que, secundada inteligentemente por el señor director de Obras públicas y por los ingenieros de la Jefatura de Obras públicas, ha dado lugar al estudio que ha servido de base al proyecto de ley de 14 de Abril último, digno, por su trascendencia y por el estudio que revela, del mayor encomio. Daremos de él la somera idea que cabe en un periódico diario, seguros de que las revistas de Ingeniería habrán de analizarlo técnicamente con la detención que merece. No en todas partes son oportunas las obras de regadío: la mayor ó menor permeabilidad de las tierras, y la índole de las pendientes, son factores en ei aprovechamiento y utilidad de los riegos en absoluto considerada; la naturaleza del suelo en cuan- to puede influir en el coste de remoción de tierras y demás obras precisas para establecimiento de pantanos de alimentación, canales maestros, secundarios de distribución, acequias, etc. etc. deben tomarse en cuenta para apreciar si la utilidad obtenida com p ensa el coste de las obras necesarias. De aquí qucen cuestión de riegos sea interesantísimo no dejarse llevar por irreflexivos entusiasmos ápriori despertados. En nuestro país, especialmente, es muy necesaria prudente cautela en este punto, pues su topografía y la naturaleza del suelo y subsue lo hace en muchos parajes ilusorias las ventajas del riego. Por dicha, en el caso presente, este estudio previo ha sido hecho cuidadosamente: las comarcas que se quiere regar son pobrísimas é improductivas, faltas de agua, y con ella rinden ubérrimas cosechas; las tierras suaves, fácilmente trabajables, permiten, de otra parte, establecer los riegos con escaso coste en relación con el acrecentamiento de riqueza que pueden producir. I a red completa de canales la formarán el de Castilla desde Alar del Rey á Valladolid; el ramal de Campos de Grijota á Medina de Rioseco; el de Alfonso XIII, desde el río Carrión, en las cercanías de Palencia, á Villalaco, cerca de Astudillo, v el de Arlania del Pisuerga á Palenzuela. I os pantanos de Recozones, Príncipe Alfonso é Infante Jaime son los que en la cabeza de la cuenca del Pisuerga se destinan á abastecer la zona cuyo riego dependerá del Canal de Castilla desde su origen hasta la confluencia del Pisuerga y el Carrión. IvOS pantanos de Otero, Hoz de Alba, y otros en vías de estudio, embalsarán las aguas que han de asegurar el riego de la comarca comprendida entre Valladoiid, Palencia, Villalón y Medina de Rioseco. Por último, la comprendida entre Palencia, Astudillo y Baltanás será servida por los canales de Alfonso XIII y Arianza. I,o s riegos obtenibles de primera intención serán suficientes para abastecer más de 25.000 hectáreas, la cuales puede adelan- tarse que subirán á 50.000 al terminar el estudio de los embalses realizables, pudiendo esperarse que se llegueáelevarámás 100.000 la superficie regable, mediante subsiguientes estudios encaminados á aumentar las cantidades de aguas embalsadas. Además de estas ventajas generales para las comarcas que los canales beneficiarán, conviene señalar la resultante de que cuan- nalidad preferente, que es el riego, puede presuponerse que los 6.000 caballos que hoy están en explotación podrán triplicarse solamente por el aumento de caudal, y que tal fuerza podrá crecer en grandes proporciones con los nuevos saltos á que dará lugar la transformación del Canal. X Proyectos como éste son los que más ha menester España; ellos son los que han de do el Canal de Castilla pase a ser propiedad del Estado, en vez de ser éste improductivo y de conservación muy onerosa, dispondrá de una fuente de ingresos, beneficiando además con ella, no sólo á los agricultores, sino favoreciendo el establecimiento y explotación de industrias con la creación de fuerza obtenida con los saltos de agua utilizables. pues sin que las obras pierdan sufi- preocupar primordialniente á nuestros Gobiernos, si se quiere promover real y efectivo progreso nacional; por ello no hemos da regatear nuestro sincero aplauso á la iniciativa de los Sres. Sánchez Guerra y Calderón y al inteligente personal de ingenieros que ha dado forma á dicha iniciativa. j DE tLOLA