Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. MIÉRCOLES 7 DE ABRIL BE 1909. BDICION PAG. 7. NOTAS MUNICIPALES I os tenientes de alcalde. Ayer se reunió en el Ayuntamiento la Junta de tenientes de alcalde. Ocupáronse éstos castiffixclusivamente del cumplimiento de las medidas de higiene públicas en sus respectaros distritos. Dando. I, a Alcaldía ha publicado el bando de costumbre- relativo altránsito de carruajes durante elíjales y Viernes Santo. En dicho bando -se recuerda la prohibición de disparar tiros, cohetes ó cualquier otro juego de pólvora el Sábado de loria. nos, que premió la Real Academia de la His tona y salió á luz en 1904, y es ahora el volumen que ha motivado estos renglones. En el se amplían considerablemente las noticias biográficas dadas en los dos primeros acerca de millares de artífices que contribuyeron muy mucho á la fama universal de la gran Sevilla de los siglos xvi y xvn, Roma triunfante- en su mayor alteza Gestoso con inmejorables títulos, esto e con la larga lista de sus notables publicaciones, que le han granjeado, á la par qua premios muy codiciables, la estimación y el respeta de cuantos aquí y fuera de aquí nos interesamos por el adelantamiento de las investigaciones artísticas. FRANCISCO RODRÍGUEZ MARÍN. y ala general opulencia artística de nuestra LA SALUD nación, ao sólo cultivando las bellas artes de la pintura y la escultura, sino también EN MADRID las diversas artes industriales con que justificadamente nos enorgullecíamos y por las I a mortalidad. cuales nos admira aún el mundo entero: flo- En notas oficiales se consigna que la reciente vida que dio al través, en unas in- mortalidad en Madrid fue anteayer de- 50 dustrias, por el cambio de nuestras costum- personas, de ellas dos del tifus exantetrajes y armamentos, y en A PORTACIONESH 1 STO- bres, decorado, más, porque padecimos un mático. el mes de Marzo- fallecieron ett otras, en las ryurante RíCO- ARTl STI CAS sueño largo y letal, mientras que el mundo J- y Madrid 1.952 personas. todo velaba, y al cabo la actividad, extranDe ellas eran niños menores de cinc Bajo losJkoarosos auspicios de la Rispanic Socieiy tof America fundada en Nueva jera se nos impuso, para lo cual fueron tan- años, 622, y de cinco á diez y nueve, u 8 parte sus esfuerzos como En dicho mes hubo 849 defunciones más York pon el 1 insigne hispanófilo Mr. Archer ta nuestra servil y moderna nuestra ádesidia afición imitar que en igual período del año anterior. Mil ton Hustúagton, acaba de ver la luz pú- y De tifus exantemático ocurrieron 182 deblica en la metrópoli úe Andalucía el tomo simiescamente todo lo de extranjís. Pero si es interesantísimo lo referente á funciones, de viruela, -28; de sarampión, 63 terceto de una obra excelente: del Ensayo 4 e un diccionario de los artífices que florecieron aquella gruesa falange de cultivadores de de escarlatina, dos; -de coqueluche, seis; en Sevilla desde el siglo x i u al x v í n inclusives. nuestras viejas industrias artísticas, porque difteria y crup, ocho; de gripe, 58, y de otras Es tal volumen mero apéndice de los dos de esta materia se trató muy poco hasta enfermedades epidémicas, dos. I ¿as enfermedades del aparato respiratoanteriores; pero bien puede decirse en este ahora y por contados escritores, no puede caso, con frase vulgar, que la postdata vale serlo menos, sino todavía más, por la pre- rio dieron buen contingente de mortalidad: asín más. qae la carta, porque, á la verdad, clara supremacía de la pintura y de la es- de tuberculosis pulmonar se registraron 118 tiene inaycnr importancia esta adición (ó, á cultura, lo tocante á los varones que profe- defunciones; de bronquitis aguda, 186, y lo menos, es más gustosa) que lo impreso saron estas nobilísimas artes, y. ála verdad, crónica, 99, y de bronconeumonía y neuaños atrás. Y bieu se explicarán mis lecto- en cuanto á unos y á otros hay un vasto ar- monía, 20 8. res porqué cuando yoles diga que en los dos señal de datos peregrinos en el nuevo libro primeros wfómenes, aunque llenos de muy del Sr. Gestoso. Baste con decir que, sólo precauciones. ouríosas noticias, no abundan las sacadas por lo que hace á los pintores, se dan abun- El encargado del Asilo Tovar, D. Este 4 el Arehivo de protocolos hispalense; mien- dantes noticias, hasta ahora ignoradas, de ban Gómez, ha dado comienzo á la cremaeión de útiles y ropas viejas, mantas y eoltras que- en- el tomo estampado ahora son cerca de cuatrocientos. Sigan norabuena viendo la luz de la pu- ehonetas que en dicho establecimiento había. eontadísimas las que tío proceden de aqueAdemás, en dicho asilo se 1 han vaeunado lla inagotable cantera, cuyo material, por blicidad libros como éste, y andando vamos. ser fiel y completa expresión de la vida so- Hoy por hoy, con el nuevo concepto de la así el personal como los convalecientes que cial de remotas generaciones, parece ofre- Historia, no cabe escribir, en cualquiera de han pasado á la prestación per- sonal. El asilo, no obstante haber quedado ya cerlas á muestro estudio redivivas y palpi- los órdenes de esa gran ciencia, vasta y complejísima, sino monografías, tratados lo- cío, es desinfectado dos veces todos los diaSj tantes. único medio de dejarle en condiciones pro- J Yo profeso cordial cariño á este reciente eales y particulares, estudios biográficos; visionalmente. labro Qe mi ilustre camarada D. José Gesto- en una palabra, piezas sueltas. Y para ello, so, porque lo he visto nacer é ir creciendo ante todas cosas, hay que seguir allegando bajo el ía por día y año tras año. ¿Cómo? Voy á los materiales, enterrados acá y allásepultay decirlo, y ya lo apunté- en otro lugar. Duran- polvo de muchas generaciones, la polilla de A TRAVÉS dos, en grandísima parte, entre te el primer, lustro de esta centuria, todas los archivos. Así, este reciente volumen del DE LA FRONTERA las mañanas, que venteara y lloviera, ó que- Sr. Gestoso amplía en mil lugares y corrige Mciese un apacible día andaluz, el autor de en algunos las noticias contenidas en los dos 1 AS SUFRAGISTAS SE CASAN Unajola Sevilla monumental y artística y el que hil- tomos anteriores. Y de muchos de esos misvana estos renglones nos ocupábamos en mos artistas, y aun de otros diversos, tengo fragista americana acaoa ae casarse. La Jyuscar á ttavés de los siglos, en los polvo- yo copiosas notician, también halladas en el cosa nada tiene de particular, se dirá. Y, sin rientos librotes de aquel Archivo de proto- riquísimo Archivo hispalense, y con las cua- embargo, tiene algo de particular si se recolos, recónditas noticias útiles para la re- les todavía ha de ampliarse más y más lo flexiona un poco sobre lo que significa esa fiebre del voto que ae ha desarrollado entre constitución de nuestra historia científica, pasito y literaria y artística, hasta ahora tan llena de que, paso áacerca deentre todos, vamos des- muchas mujeres inglesas y americanas. cubriendo los lagunas. y tan plagada de errores, que casi res de antaño. Y hechos pintores y esculto- Dicen que lo primero á que aspiran coa el son toda prolijidad va costando más el derribo xjue la reedifica- estos análisis, ya, á SK hora, llegarán, por ley voto es á sacudir la tiranía del hombre, á quien viven sometidas. Se consideran coa ción. -de providencial seleceión, los seres privile- tanta ó con más capacidad que el hombre A las veces, en nuestra simultánea labor giados que, discirniendo, combinando y en- para gobernar los pueblos. En sus discur- mineros, interrumpíame Gestoso con voz juioiando sobre todo ello con la clarividen- sos suelen ponernos como no digan dueñas. atterada, jó le interrumpía yo, para darnos cia propia de los escogidos, hagan las gran- Parece natural que nos rechazasen hasta cuenta As- muestras mejores hallazgos: ya des síntesis. Entonces se habrá escrito la para ser sus maridos. era él quien, de improviso, encontraba una verdadera Historia, y no esto que por HistoEsta sufragista americana rectifica esa escritura ée Cristóbal Colón, ó de Hernán ria venimos recibiendo provisionalmente. creencia, pero no su credo. Es joven, bonita Cortés, ó de algún artista famoso; ya era yo Todos sabemos que hasta bien entrado el y, por lo visto, sensible al amor. Pero jtije ípjien, muy sin esperarlo, tropezaba eon el han. de ser. Hrvea. t- aria de la librería del maestro Juan último tercio del siglo xix quien deseaba retas la ceremonia de la boda ella ha imEn de Mal- lasa, ó con un testimonio, nuevo conocer á nuestros antiguos escultores y puesto la ley. Es costumbre en su país que aunque viejísimo, de las malas andanzas de pintores tenía contadísimos librss adonde en la boda lleven la cola del aquel comisario de provisiones que se llamó acudir en busca de noticias: casi todo el te- novia los pajes jd honor que vestido de la son siempre Miguel de Cervantes, á con algún otro inte- soro conocido de sus biografías estaba en el muchachos. Pues bien, ella impuesto las f esantísiino documento en que andaban ba- Museo pictórico de Palomino y en el Diccwíia- pajas. Es decir, han llevadoJhacola uaas- sea rajados los nombres del Conde de Gelves, no histórico deCeán Bermúdez. Pero en los ñoritas que, por supuesto, son sufragistas tí divino Herrera y su siempre amada la con- últimos cuarenta años, ¡cuánto se ha enri- impenitentes. quecido el acerva de este linaje de noticias, desa doña I eonor de Milán, la ele El pastor protestante que bendijo la unión gracias á la esforzada voluntad de trabaja doSidulces- Yeldes ojos celestiales dores tan beneméritos como el Conde de la hubo de ponerse una especie de sotana, que; entroja blanca nieve y frescas rosa; Vinaza, -el Barón de Alcahalí, Cessío, Martí que es lo que más semejanza tieneeon la ú qtiiea sos las dé Pesto desiguales, y Manso, Tormo, Sentenach, Ramírez de falda femenina. cspaícíau- ias lágrimas hermosas El pastel de boda se fabricó en forma de Fruto, -en- gean parte, de aquel prolijo in- Arellano, Gómez Moreno, I eguina y alguvestigar del Sr. Gestoso ha sido su admira- nos otros! Entre estos historiógrafos de urna electoral, y llevaba un cartel que de We éstódío sobre Los barros sevilla- nuestras artes y de nuestros artistas figura cía: EL voto para las mujeres 1. i v e n s u