Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C JUEYES i. DE ABRIL PE 1909. EDICIÓN i PAG. 4: tmevos impuestc indirectos, ó si- se recargarán aún más los ya existentes. SI centro se declara contra toda clase de monopolios (alcoholes, tabacos) y contra el impuesto sobre el capital. Tratar de imponer un gravamen sobre el capital- -dicen los conservadores- -es sacuiír el fundamento mismo del Estado. Indispensable será recargar el tributo sobre el tabaco y los alcoholes. A lo cual contestan los nacional- liberales: Nosotros votaremos contra el aumento del impuesto sobre los alcoholes y el tabaco; sontos partidarios del impuesto sobre el eapital. I,o s radicales pot su parte exigen tributos directos y una reforma de los impuestos sobre alcoholes, que disgusta superlativamente á los productores provinciales. Y fíjense ustedes que el bloque está constituido por esos mismos partidos. Al- orden del día está el proyecto de impaestos sobre herencias, y conservadores y liberales, los dos grupos principales del folo ¡ae, andan á la greña de tal modo, que los conservadores amenazan con formar una mayoría unidos al centro si los liberales Seda volver á las andadas. Objeto principal del principe de Bülow al constituir el bloque en Diciembre de 1906, faé precisamente librarse de la tiranía del centro que coasas 106 miembros es el partido más poderoso del Reichstag, y que si las apariencias no engañan, se prepara á tomar hoy el desquite. ¿Qné hará el canciller si el centro vnelve á adquirir la supremacía de antes? Hay quien habla de dimisión ó de disolución del íteichstag. Tan inverosímil me parece a extremo como 1 otro; pero la situación no puede ser más embrollada. Pretender acatar hoy, seria jugar á 3 a gallina ciega. jAsi las cosas! Entretanto, el Estado necesita 400 milloBes de nueves impuestos, y es, por lo mewos, dudoso que se logre equilibrar el presupuesto. Y, sin embargo, según las propias palatras del ex secretario del Tesoro, barón de Stengel, es imprescindible poner fin á un estado de cosas que no es digno del imperio alemán y qne no justifica, ni la situación económica del país, ni la capacidad tributaria del pueblo. EDUARDO H A H N Berlín, Marzo Cte 1909. Hacienda; D. Antonio Martínez Torrejon, vicepresidente de la comisión provincial de la Cruz Hoja; el comandante Sr. García Trejo, ayudante del general Vüla; D. Florentino de Elizaicín, director de El Copeo, y el Sr. Enríquez Palés, secretario particular del gobernador. CRÓNICA I APOLÍTICA Se habló ayer de crisis, dándose por planteada ó ea vísperas de plantearse, con motivo de la manifestación del domingo, considerando qne ésta había tenido un carácter especial por lo mismo que á ella no concurrieron ios partidos gobernantes. Oficialmente se negó fundamento á esos Tumores. Claro es pie ai aun siendo exactos podía el Gobierno confirmarlos estando ausente el Bey. JSTo profecía extrañeza, porotal parte, que el Sabineta estimase oportuna la ocasión de ofrecer facilidades á la Corona, aunque no los necesite ésta para ejercer en todo instante sus prerrogativas. Que el Gobierno habiese requerido una ratificación de poieres, tampoco podía parecer á nadie cosa Inusitada. Las manifestaciones del domingo, con 100. -0005 c a 10.000 asistentes, constituyeron nn acto del cual pretend hacerse arma demoledora, que en todo caso sólo favorecería al partido liberal. Es natural que el Gobierno quiera llevar adelante sos proyectos, entre ellos el de régimen local, que representa ana labor de 2o s años de Poder y ya un compromiso de honor ante el país y una bandera de partido que gobierna. El mismo aplazamiento del debate ue ayer iba á iniciar el Sr. Soriano en el Congreso fortaleció la creencia de los que hablaban de grandes novedades, bien que luego se rectificó aquélla al saberse que el aplazamiento había sido deseo solamente del diputado radical. I, a lógica de las cosas, el estado de los partidos gobernantes en estos momentos y la conveniencia de los intereses públicos, harto resentidos con la inestabilidad de los Gobiernos y la ineficacia de las labores parlamentarías, inclinan á creer en una ratificación de poderes. Pero la lógica también hace pensar que esa ratificación subsiste clara y manifiesta, porque si no, la crisis se habría planteado el lunes. Y las crisis de esa importancia, si son consecuencia le un hecho ostensible, como se pretende ahora, nunca se aplazan. mero que raató á un conductor de via Bs tan antipático el impuesto de con. sM. 1 a 0 s que sus empleados se hacen también itspapulares. I es ocurre lo que á los tisureres. Cuando se les da con la badila en los nudillos ante los Tribunales, da unas ganas de aplaudir SX otro juicio, el de las gitanos, estuvo- -y no es broma- -á punt de sus eaderse; pero no se suspendió or fia. Otra velada hubo en honor ¿e Fígaro; ésta en el Ateneo. Resultó brillante. Siquieraao se discutid al gran satírico, cuya lápida conmemorativa puede darse por segara. Para ello se la ha despojado de todo desmudo femenino. Si no, la ocurre lo que á la de Espronceda. Y los ediles radícaiisüiHxs, tan campantes. Huevas y buenas impresiones sobre la Gran Vía, Se hace áijeron ayer en la casa de la villa. Y ya se sabe que allí se cumple. j A veri Dijeron qaese evitada el transporte de carnes maertas en esos nauseabundos furgones, vergüenza de Madrid; se trajeron automóviles, y, efectivamente, sigaen los carros aquellos circulando por la villa, destrozando estómagos, á beneficio de Salz de Carlos. X, a política, movida. Se hablé de próximos acontecimientos, pero sotlo mee, Ba alta voz no se habló más qne ríe Azcárate, de I emmx, de Salillas y de las oonraiiicacioaes marítimas en el Congreso. Si Seaado estuvo á régimen. J caL De sucesos, un suicidio por hambre. COra to ele los tiempos de bienestar que dísfratamos. Por la noche, Segada de la infanta doña Paz. Beneficio de Joaquina Fino, la hermosa f popular artista, en Apolo. Y llegada de Abril con buen tiempo y cielo despejado. No es el mejor síntoma el de ver las estrellas. INFORMACIÓN POLÍTICA EN LAS CÁMARAS N U E STROS GRABA D O S r e la- risita de D. Alfonso XIII á los asá Ueros de Pasages, en los cuales está á punto de terminar la construcción de su balandro Hispania, dimos ayer noticias en los telefonemas de nuestro corresponsal. De la velada de homenaje a Fígaro celebrada por iniciativa del Centro de Hijos de Madrid publicamos ayer amplia reseña. Réstanos, pues, decir algo del tercero de los grabados del presente número: de la prestación de juramento del nuevo gentÜT hombre de S. M. el teniente coronel de Caballería y conocido publicista D. Miguel de Bhzaicin y España. Es la primera vez que esta ceremonia se ha celebrado en Alicante. Se verificó en el despacho oficial del gobernador civil, á quien autorizó previamente el mayordomo mayor de Palacio. Asistieron al acto los gentileshombres residentes en aquella provincia, Sres. D. José de Santandreu y D. José María Paya; el notario Sr. Sampelayo, que debía dar fe del acto; el general Villa, gobernador militar interino; el barón de Bemamer; D. José A. de Cervera, presidente de la Diputación provincial; D. Agustín de la Barcena, fiscal de S. M. D. Modesto Nájera, abad de la Colegiata; D. I, uis Sein Echaluce, delegado de Jran concurrencia acudió ayer al Coagre so, ataída por la perspectiva de la interpelación acerca de la manifestación cele brada el domingo. -Escaños y tribunas contenían buen número de diputados y espectadores. No hubo, sin embargo, interpelación, pero no por eso dejó de tener interés la sesióo, porque en ella se trató del caso del Sr. I ¿erroux, prosiguió la interpelación acerca de la situación del Sr. Sábilas y continuó el debate sobre el proyecto de comunicaciones marítimas, interviniendo el Sr. Canalejas para reférase á las negociaciones qtie, se C e fue Marzo. Ha querido arreglar á últí- gún afirmó, se han seguido entre el minis ma hora el desaguisado que hizo en su tro de Estado y un embajador exteanfan transcurso y ha rebajado bastante las cifras acerca de la imposición de gravámenes í de enfermos y de muertos. Dios se lo pague. ciertos valores extranjeros. Aquéllas han sido ayer mucho más satisfacEsto en cuanto á lo ocurrido en la sesión. torias que las del día autepor. Fuera de ella, en los pasillos y ea ei ssfloa Por cierto que los periódicos franceses vie- de conferencias, hubo durante toda la taMe nen estos días como iban los de aquí hace mucha animación y muchos comentarios unos días: hablando de enfermedades infec- relativos á la situación jolitica. ciosas como el tifus, que hacen estragos allende la frontera. Hay que deplorarlo, naA yer se dio cuenta de la rea- aacia que del turalmente, por los franceses... y por los que cargo de diputado ha hecho el señor sostienen que esas enfermedades ya no se Azcárate, á quien le fueron dedicados elotoleran más que por acá. Ya queda dicho gios por varios oradores, acordándose osaque esas noticias las publican los periódicos signar en acta el sentimiento de la Cámara franceses, y ni las autoridades ni los hos- por verse privada del concurso del ilustre teleros les llaman alarmistas ni les juzgan republicano indiscretos. I as palabras que el Sr. IJoréns proniin También ha querido Marzo despedirse ció asolándose al sentimiento de la Cámaamablemente de Madrid y le ha dejado el ra no agradaron á la minoría carlista. Alpremio mayor y el tercero de su último sor- gunos de los diputados que la forman Se lo teo de la I jtería. El gordo ha sido para expresaron así al Sr. I,lo réns, á quien cenun tupi ilamado Caranga y situado en la ca- suraron por no haoer comentado que halle de la Magdalena. ¡Caranga, ue suertc. J blaba en nombre propio y no en represenEl Jurado o tuvo piedad para el consu- tación de la minoría. MADRIGAL DÍA