Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES 3i DE MARZO DE 1909- P 1 CION. 1. PAG. 8. Por último, habló el Sr. Francos Roáríuez, quien dedicó la primera parte de su iscurso á rebatir las dos capitales afirmaI a Reina doña María Cristina pasó el día áe ayer acompañando á su hija la infanta ciones sentadas por el Sr. Moróte. Ajuicio del Sr. Francos, la prosa de iarra no es sólo doña María Teresa. Mientras dure la convalecencia de S. A. la ática, sarcástica y limpia, sino que también Reina madre suspende las audiencias para es castiza, jugosa y elegante, modelo de poder acompañar á su augusta hija el mayor buen decir, tal y de tan buen sabor, que para hallarla igual fuera preciso remontarse hastiempo posible. ta Cervantes. Asimismo negó el Sr. Francos Ha sido nombrada dama particular de la que Fígaro fuese un rebelde y un luchador. Reina la señorita María de la Concepción No pudo serlo porque no llegó á yivir, -Heredia y Grund. dada la brevedad y la índ le de su vida ais ¿a infanta doña Isabel estuvo á última lada, -porque no cpnoció la vida, porque, como hombre, vivió distanciado de la realitiora de la tarde en Palacio. Mañana, probablemente, llegará á Madrid dad. Su pesimismo fue una enfermedad iny constante, independiente del exteia princesa Beatr: de Coburgo, prima de ternaFue acaso un enfermo ó un pasional, rior. S. M. la Reina. que desde los veinte años pensó en la Permanecerá en Kspaña una larga tempo- muerte. rada. Durante su estancia en Madrid se alojará doTerminó el Sr. francos Rodríguez cantanun himno á la existencia y en las habitaciones de la planta baja de Pa- juventud un llamamiento parahaaiendo á la que viva, lulacio, donde estuvo instalado el ministerio che y triunfe. de Estado. Todos los oradores fueron aplaudídísimos. Su Alteza la infanta doña Isabel asistió El Sr. Quirós dio fin á la velada leyendo ayer tarde á la función celebrada en ei tea- la hermosa poesía que Zorrilla dedicara al tro de la Comedia por la Sociedad Miguel malogrado escritor Mariano José de I, arra. Echegaray. DE PALACIO f EN HONOR A FÍGARO Welada necrológica. Celebróse anoche en el teatro Español la velada necrológica conmemorativa organizada por el Centro de Hijos de Madrid en honor á Mariano José de Carra El patio de butacas hallábase totalmente ocupado por selecto público. Había menor concurrencia en los palcos. Uno de la platea ocupábalo la condesa de Pardo Bazán. En el escenario colocóse una mesa, y á su izquierda, sobre un caballete, una soberbia corona de laurel con lazada de los colores nacionales. L, a presidencia ocupábala don Manuel Bernaldo de Quirós. -peyéronse ¡adhesiones y excusas de los Sres. Canalejas, Pérez Galdós, Cavia y Répide. Jacinto Benavente leyó unas cuartillas que el auditorio aplaudió largamente. Fuera vano intento el de sintetizar el trabajo del ilustre comediógrafo. Diremos sólo que al hablar de la obra y de la vida de Fígaro, de la supuesta pasión que le llevó al suicidio y de los prejuicios y trabas que le rodearon, Benavente derivó el tema con sutileza magistral hasta el punto concreto de la mujer, del corazón femenino, y ya en este campo dijo y expresó como él sabe hacerlo pensamientos y rasgos y agudas ironías, que levantaron constantes rumores y aplau sos de admiración. Habló luego el docto catedrático Sr. Bonilla, quien hizo un estudio profundo y elocuente de la obra de Larra y estableció un parangón de aquella época á la presente, pues en lo que toca al obstáculo del prejuicio y á la lucha de la reacción con el progreso, estima que existe la paridad. El Sr. Garay, como diputado por Madrid, limitóse á trazar un elogio de Fígaro en justificación del afecto predilecto que por el gran satírico debe sentir el pueblo madrileño. X J 31 Sr. Moróte usó á cóntinuaeión de la palabra, comprendiendo eri las primeras una ilante alusión á la señora Pardo Bazán. 1 auditorio, advertido de la presencia de insigne escritora, la saludó con salvas de plausos. Trató el Sr. Moróte de Fígaro Jpomo rebelde, Como protestante, como apóstol y precursor de la victoria de la libertad %o bre un viejo régimen que debía fenecer. Y Ensalzó la labor socialmente tan eficaz de l arra, cuyos artículos- -dijo- -pensados quiv zá en francés, eran un modelo de prosa vivaz y vibrante, ya que no lo fueran de pureza y clasicismo. f ¿Quién sabe si en Villar del ArzomSpO, ó en Carrascal de Abajo, por ejemplo, dedicado al cultivo de las vides, vivirá obscurecido algún ingenio que reverdezca un día los laureles de Tirso, Colderón y de Moreto, que no halle sitio ni ocasión propicios para echar Cuera lo que tiene dentro? Pues si es a c í, ¡adelante! ¡Venga á la lucha sin temor al riesgo, á ver si de la Haina cantan sus glorias los clarines épicos! ¡Surja del arte al mágico conjuro á ocupar un lugar en este templo, que á la escena española se alzará con ayuda de San Pedro Pero, ¡ay. ¿á qué ocultarlo. ¿Y por qué no decir lo que sospecho, al ver que en este asunto anda la burocracia de por medio? Se nombrará la Comisión eterna que estudiará el proyecto y emitirá un informe luminoso de muchísimos pliegos; después informarán las Academias, más tarde informarán los arquitectos, y, por fin, el ministro, que es el llamado á dar el visto bueno Y al cabo de los años, los que vivan, pues los que viven hoy ya se habrán verán, ¡ay! que el teatro l, a. enfermedad que sufre el duque de Osuna se ha agravado en tales términos, que, por que llegó á ser un día nuestro sueno, tan sólo servirá para que vivan desgracia, se teme un funesto desenlace. disfruten pingües sueldos Se anuncia para Noviembre la boda de la y á su sombracuantos señores unos señorita Conchita Santos Suárez con el se- que se pasan de listos ó de frescos... ñor Suárez. También se habla de la de la hija de la Esto, ¡ay, triste! será el futuro teatro, 1 condesa de Almaraz y del joven é ilustrado ¿Hay alguien que lo dude? ¡Pues al tiempo! MANUEL SOR 1 ANO. ingeniero Sr. Otamendi. Durante el día de ayer desfilaron por el palacio de los marqueses de I a I, aguna, en la calle de Alcalá, numerosas personas deja pNTRE GITANOS L. a sesión de ayer, sesociedad de Madrid para enterarse del es- g U n (j a e e s t e j u i c i O j i tado del herido, que sigue siendo satisfac- estuvo dedicada á la prueba. torio. I,o s primeros testigos que conipareeierofi. fueron Manuel Montoya González y Miguel OPLAS DEL MIÉRCOLES. González Hernández, quienes acusaron á los del banquillo, sosteniendo TEATRO NACIONAL sado Manuel fosada fue el que el proceprimero qua Yo no soy dramaturgo; yo no aspiro agredió á la víctima. á entrar jamás en el sagrado templo Cecilia Cabrejos, dueña de la cantina dondonde se rinde culto de estaba Andrés Montoya comiendo las á Tirso, Calderón, I,o pe y Moreto uvas, sólo oyó la detonación, sin saber de; y á los demás currinches I dónde partía. que la española escena enaltecieron. I Emilia Tejedor también oyó el disparo, Yo no tengo mi drama embotellado, viendo huir á Manuel fosada. Al preguntar como todo español, os lo confieso, j quién lo había hecho, la cantinera dijo que ni en el teatro antiguo éste. entrar á saco, como muchos, pienso... Careada la declarante con Cecilia, afirma Y sin embargo de lo dicho, aplaudo ésta que no estuvo aquélla ea su establecide todo corazón ese proyecto, miento. 1 que al sustraer el teatro á un mercachifle, José Díaz, primer teniente alcalde de Arau que atienda á la taquilla más que al mérito, juez, se encontraba en uso de licencia cuan 1 el teatro será lo que merezca do ocurrieron los hechos; pero presencio y no lo que hasta ahora viene siendo. que después del primer disparo salió coSi! a idea prospera, si es que incólume rriendo Antonio. Manuel le descargó dos sale de manos del señor San Pedro, tiros. Antonio disparó á su vez contra Sasi el antiguo Corral de la Pacheca turnino, padre de aquél, á quien encontró á se hunde al golpe violento los pocos pasos, y Manuel armó el chuzo, de la piqueta, á cuyo impulso rueda dándole un pinchazo á la víctima, según oyq todo lo que es arcaico y lo que es viejo, referir. y en su solar glorioso se levanta, Zenón Caldera, primo hermano y cuñado magnífico y espléndido, de Antón Montoya, se dedicó á practieal un templo á los que un día investigaciones á raíz del suceso para aveprez y decoro á nuestra escena dieron, riguar quién había muerto á su pariente 10 que ha sido hasta hoy coto cerrado Refiere lo que oyó á varias personas. para todo nacido estará abierto, Se celebra un careo entre éste y Cecilia, y no habrá preferencias para nadie la que niega que recibiese ¿o pesetas de 11 tampoco irritantes privilegios. Manuel fosada para atender á sus necesicomo sucede ahora, dades. porque todos tendrán igual derecho Después de un descanso cíe diez minutos á acudir al palenque se presenta en estrados Inocencio Fernánpara probar el temple de su genio. dez, que se encontraba el día de autos á esSurgirán de la sombra, paldas de la cantina. Oyó un tiro, salió co en la que muchos hoy se hallan envueltos, rriendo Antón, y detrás Manuel, que le hiz autores ignorados, un disparo; tropieza aquél y cae; se levanta que n día serán gala del proscenio. y dispara contra Saturnino, aue apareció n nriiniiuimiuin