Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CABLE TELÉGRAFO Y TELÉFONO DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CA BLE TELÉGRAFO Y TELEFONO U N ASPECTO D E V 1 ENA. EL HOFBURG, CON LA CASA AYUNTAMIENTO, EL PARLAMENTO, LA ESTATUA DE MINERVA, LA IGLESIA VOTIVA Y OTROS MONUMENTOS GRANDIOSOS biesen pasado de Andorra; mas conociendo muy bien casi todas las capitales del viejo continente, me considero con bastante autoridad para declararlo. La belleza de una ciudad no consiste en A CAPITAL DE AUSTRIA Hay en Es paña na re- el valor artístico de algunos de sus monusino en el conjunto y frán que dice: Quien no ha visto á Grana- mentos, en la situación geográficanúmero de éstos y de la prida, no ha visto nada Los franceses dicen que París es la ciu- mera. Naturalmente, si al llegar á París el viajedad más hermosa del mundo; los ingleses quieren que sea landres; los alemanes, Ber- ro se contenta de visitar laTour fjiffel, Notre lín, y muehos artistas y hombres célebres Dame, l Avenue de l Opera, etc. y en Loncertifican que es Constantinopla. Acostum- dres, el Parlamento, Cheapside, Charing brado á no hablar sobre una cosa que Cross; en Bruselas, le Palais de Justice y la desconozco, no afirmaré ni dejaré de afir- -Grand Place; en Berlín, linter den Linden; mar la opinión que muchos tienen de la ciu- en Venecia, la piazza San Marco, dejando de ver la multitud de calles sucias é impudad dé los minaretes. Que los franceses quieran que sea París ras que se ocultan detrás délos edificios y la primera; los ingleses, Londres, y los ale- sitaos mencionados, exclamará asombrado: manes, Berlín, lo comprendo muy bien, co- No hay nada más bello que París ó Lonnociendo el patriotismo- y admiración que dres Ese primer juicio sobre tal ó cual ciudad éstos y aquéllos sienten por sus respectivas ciudades; pero como para juzgar una cosa proviene siempre de un estudio poco serio y entiendo que se debe hacer con imparciali- casi siempre demasiado rápido. La impresión que el viajero recibe al lledad, digo, como amigo del arte y de la naturaleza, desprovisto de todo otro senti- gar á Viena es algo desagradable por hamiento, que Viena es más hermosa que Pa- llarse todas las estaciones de ferrocarriles rís, Londres y Berlín. No me atrevería á lejos del centro de la ciudad; pero poco á afirmar cosa semejante si mis viajes no hu- po. co va apreciando que á cada paso tropieDE NUESTRO CORRESPONSAL A B C EN V 1 ENA za con palacios y monumentos que más que obras de arte producidas por la mano del hombre parecen decoraaiones de teatros ó de los sueños dorados de nuestra infancia. Viena es la cuarta ciudad del mundo en cuanto á su población; pero siendo las casas más bajas que las de otras capitales (la mayor parte no tiene más que tres pisos) su superficie es mayor á la de París y Londres. La capital de Austria posee 125 plazas, todas adornadas con hermosos jardines y fuentes; 120 iglesias, 190 capillas, multitud de parques yjardinés, contando 21 distritos. Viena tiene 125 palacios, que son vastos y suntuosos edificios de aspecto magnífico, perteneciendo á la familia Imperial, á las familias aristocráticas y á los representantes de las potencias extranjeras. El Hofburg es suntuosísimo, y su superficie puede compararse á la de una ciudad de 150.000 habitantes. A lo largo del Ring- j bulevar de fama mundial y el más largo y hermoso del mundo, se hallan situados, además de las casas privadas de gran valor artístico, los siguientes edificios públicos: el Parlamento, de estilo griego, delante del que se alza soberbia la estatúa de Minerva; la Casa- Ayuntamiento, obra maestra de estilo gótico, que costó 15 millonesde coronas;