Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MARTES 16 DE MARZO DE 1909. EDICIÓN t. PAG. 6. Detalla todas las gestiones que precedie Todos estos clamores llegaban diariaron entre el Sr. Maura, el Sr. Besada y el mente á la Comisaría del Canal en demanomdor para que éste aceptase primero la co- da de una fórmula redentora, y por eso nosmisaría del Canal, con el compromiso de en- otros nos preocupamos de encontrar una ea rgarsernuy luego de la Alcaldía deMadrid. solución á toda costa, lo que originó la conAñade que la política económica del se- siguiente lucha entre nosotros y las Em fior Osma, que iba á echar con sus proyec- presas, sin que pudiéramos llegar á una sotos los cimientos ciclópeos de nuestra Ha- lución amistosa. cienda y crédito, le movieron á salir en de Entonces se nos amenazó con un confliciensa de los intereses del Municipio, y fue to coa motivo de los contadores del agua, y en tales momentos y por la resistencia mi- que sería promovido por un caracterizado nisterial á que los intereses del Ayunta periódico ministerial, que claro está que no miento fueran atendidos cuando dimití, es es La Época. (Risas. decir, cuando realmente fui separado del A pesar de todo esto, yo no me atemorisargo de alcalde. cé porque suponía que esto pasaría. Y en Quise hacer lo propio con la comisaría tonces fue cuando, el día 9 de Enero último, del Canal y se me instó á que continuase al presentó el marqués de Santillana una instrente de ella, ya que á ella había ido, con el tancia documentada al ministro de Fomenasentimiento ministerial, á hacer campaña to pidiendo que se suspendiese la convocaen favor de los intereses públicos. tona abierta por el Canal para la CooperatiElogia la gestión del Sr. Besada al frente va de la luz. de Fomento, y muestra su extrañeza de pa E 1 ministro de Fomento, sin consultar labras del actual ministro del ramo, que con la Administración, dictó una Real orden tardes pasadas, en un inciso, decia que lo pidiendo á ésta que informase y suspendienmejor era no volver la vista al pasado. do la convocatoria. (Srandes rumores. Habla de las confabulaciones tramadas (Se conceden al orador cinco minutos de contra los intereses confiados al Canal y descanso y se suspende la sesión) defendidos por su Consejo de administraReanudada ésta, continúa y concluye su ción, y muy al detalle especifica los prece- discurso el Sr. SÁNCHEZ DE TOCA. dentes del debate promovido en el CongreSe queja de que cuando el Consejo del so, de la persona que lo iniciara y de los do- Canal tenía pendientes y sin satisfacción, cumentos y datos pedidos; alude á la con- ni atención siquiera en sus reclamaciones ducta del ministerio de Fomento con el y sus agravios algunos asuntos se dejase agravio colectivo de que había sido objeto pasar tiempo sin resolver, y no faltase para el Consejo del Canal, contrastándola con la dedicarlo á la cacería. observada oficialmente con éste. Porque la fecha real de mi destitución Habla de un expediente que cuatro años fue aquella en que después de mi entrevista jha estado en el Ayun rníento, y en cuyos con el ministro, y cuando esperaba que ofifolios bullen todas las concupiscencias, y cialmente se proveyese, el ministro lo dejó combate los monopolios que por el mismo todo en suspenso para marcharse de cacería Se pretende lograr sobre el agua y la luz, en á Viñuelas. En aquella cacería la pieza más daño de los intereses generales del vecinda- importante que se cobró fue un comisario rio de Madrid. regio. (Risas) No menos detalladamente relata lo ocu Esto no se había visto nunca entre nosrrido con el empréstito del Canal y ciertas otros, porque tratándose del partido consermaquinaciones que- -según el orador- -se vador, nosotros somos nosotros. urdieron para que fracasara. El empréstito, Como es también inusitado y nunca fue 3 pesar de todo, se realizó y cubrió. del partido conservador hacer lo que se ha Pero como en el asunto mediaban bro- hecho en el Congreso, dando beligerancias tes pasionales- -advierte el orador, -yo acu- á quien no había por qué y ¿sustrayendo dí al señor presidente del Consejo, y éste, unos documentos ó mutilando otros de los con una delicadeza que le honra, por moti- pedidos sólo ad usiun Delpkinis, en provecho vos personales que en su origen no pueden de quien á ello no era llevado por el interés ser más loables, no quiso intervenir. Pero af t público. frente de la cartera de Fomento estaba el Rechaza las teorías con que ha justificado Sr. Besada, y su celo armonizaría bien los su. proceder el ministro, porque ni esas teoderechos legítimos con los intereses públi- rías, dice, ni las prácticas consiguientes pocos. Y así, para llegar á una solución satis- drán ser ni serán teorías parlamentarias del factoria, fueron designados dos letrados tan partido conservador, sea el que fuere quien prestigiosos como el Sr. Bugallal y el señor lo presida Díaz Cobeña. No obstante el trabajo de Define cómo se tiene y mantiene ¡a autoambos, todavía no ha sido posible aclarar ridad. las cosas que estaban en litigio. Y concluye excitando al iefe del Gobierno Cuando el Sr, Sánchez Guerra substitu- para que le conteste. yó en Fomento al Sr. Besada no se descuiRectifica el Sr. SÁNCHEZ GUERRA, dedó la malicia en apuntar que, en lo concer- plorando que el ex comisario regio del Caniente al Canal, cambiarían las cosas, y el nal no haya guardado los respetos debidos comisario tendría que irse, porque estorba- al apartamiento y elevación de miras en ba. Pero yo desdeñé tales suposiciones, por- que respecta de este asunto está colocado el que siempre vi en el Sr. Sánchez Guerra presidente del Consejo. una prolongación política del señor presiJustifica el ministro su resolución huyendente del Consejo, y esta circunstancia era do de aplazamientos y convencionalismos, para mí la mejor garantía de cuanto había en pugna con su carácter, y franqueándole de hacerse. el camino á quiei disentía, paira abandonar Puntualiza luego cómo, en lo referente á el cargo de forma que sus naturales susceppersonal, está constituido y funciona el or- tibilidades no sufriesen más grave daño. ganismo burocrático del Canal y su engraSeñala ciertas contradicciones en que, á naje y dependencia con Fomento. su parecer, ha incurrido el Sr. Sánchez de Denuncia abusos que- -en concepto del Toca, contrastando sus palabras cou sus acque habla- -cometen con el vecindario las 17 tos. De un lado, dice que no hubo reunión fábricas de luz eléctrica que explotan á Ma- del Consejo del Canal en su casa, y de otra drid, con régimen verdaderamente tiránico parte, está probado por su propio testimoé intolerable, y que repercutieron en la Co- nio que se reunieron con él todos los conemisaría del Canal. jeros. llegan hasta tal punto- -dice- -los abuAlude á la retirada del Sr. Sánchez de sos cometidos, que hubo comerciante que Toca de la Alcaldía, y recuerda que entontuvo que pagar una multa de 5.000 pesetas ces, como ahora, habló de divergencia de ante la amenaza de ser condenado á ofoscu- conducta. i4 ad perpetua de luz eléctrica. No está muy en io tinne; porque aquí el único que no disiente nunca, porque procer de siempre igual, es el Sr. Sánchez de Tocaj dimite, y luego viene aquí á dar una explU. cación análoga. Cita y lee parte de la ley de 8 de Febrero, relativa á la creación de la Comisaría del Canal; el reglamento de la misma, y frases de una comunicación del Sr. Sánche, z de Toca, para determinar las facultades del comisario y su dependencia del ministerio de Fomento y de la Dirección de Obras pti blicas. Ocupándose de los cargos hechos cuanto al personal, dice que lo tínico que cabe snprimir de empleados administrativos del Caí nal son los temporeros, cuyos sueldos equivalen á mayor suma de 36.000 pesetas. En lo concerniente al empréstito y su maquinaciones y á otros puntos á que el ex comisario aludía y que no le tocan á él como ministro de Fomento, porque á la s azón no lo era, se reserva en todo caso dar la contestación que á su convicción convenga cuando del asunto se hable en la otra Cámara llamábame el Sr. Sánchez de Toca prolongación política del presidente del Con sejo. Me consideraría muy honrado con que en mí se prolongasen sus altas virtudes y merecimientos. Pero la extrañeza del señor Sánchez de Toca está en que no coucibg haya en política un hombre de cónsecuen cia tan leal que habiendo significado sú adhesión á una personalidad hace veinttS cinco años continúe á su lado. Concluye el ministro aduciendo datos oífy cíales y documentos que lee en descargo de inculpaciones dirigidas al ministerio y eñ justificación de su conducta, perfectamente dentro de la ley. De otras muchas cosas en que nada tiene que ver el ministro, aunque hayan hecfa las delicias de la Cámara, dice que se absí tiene de recogerlas. Y respecto del expediente promovido poje instancia del marqués de Santillana, que si gae sus trámites y ahora se halla á estudió de la Asesoría. Cuando vuelva á mí- -afirma el minisi tro- -y lo resuelva según mi leal aber, en tonces será ocasión de examinar sí lo he reí suelto en amparo de los interese? íblicos ó en contra, Se invocan aquí las tradiciones y lo manes del partido conservador, se recuera 4 an los respetos de Cánovas... y no se quiej- re recordar aquellas virulencias de palabra y de pluma contra aquel su jefe y entraña ble amigo; y con Pidal, y luego con Silvela; y luego con Villaverde. S. S. tiene graií propensión por las armas corta? (Risas. ¿Yo tendré á mucho honor que el señor Sánchez de Toca me otorgue el mismo tra to que dispensó á todas aquellas alfas per r sonalidades, y casi le agradecería que me dedicara algún folleto. Y no he de sentarme sin lamentar que persona á quien guardé siempre todo res ¿peto me haya tratado con injusticia y me haya puesto en el trance de rechazar süs ¿infundados cargos en la forma que lo he hecho. El Sr. SÁNCHEZ DE TOCA deja para otro día rectificar, por lo avanzado de ¡á hora. Se suspende este debate y se levanta la sesión. Eran las siete y cuarto. CONGRESO SESIÓN DEL DÍA í í DE MARZO DE 1309 sesión á las tres y cuarenta minutos. En el banco azul, los ministrosjle Bastado, Gracia y Justicia, Marina, Hacienda y Gobernación, regular concurrencia Conbunas, declara el Sr. en escaños y tri Dato ajbierta lé