Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C VIERNES 5 DE FEBRERO DE 1909. EDICIÓN 1. PAG. 4. I trabajan son los rusos y los españoles. ¿Qué preparan? ¿Cuáles son sus proyectos? Si preguntamos á la Policía no podrá darnos contestación satisfactoria. Los afiliados á cada club están unidos los unos i los otros y en comunicación constante con sus países. De once de la mañana á diez de la noche no hacen otra cosa que leer, escribir, conferenciar, reunidos en el fondo de alguna de estas bibliotecas particulares, que son verdaderos focos anarquistas. -En las reuniones de Churds Lañe se congregan los soñadores, los exaltados, los partidarios de la acción directa, como único inedia para implantar las Sociedades futuras. Es una legión de hombres extraños, de largos cabellos, miradas extraviadas, gestos nerviosos... La mayor parte son estudiantes, periodistas, oficiales que han abandonado el servicio. Viven miserablemente, y, sin embargo, hacen economías, porque últimamente ha descubierto la Policía que una sola casa de Banca en Osborne Street gira más de un millón áe rublos todos los años á Rusia y Polonia. La tolerancia de Inglaterra ha sido, pues, ana equivocación... Los asesinatos de Tottenham lo han demostrado... Ahora, lo bueno de estas cosas en Inglaterra es que inmediatamente se pone remedio, porque Prensa, autoridades y Gobiernos reconocen sa error. Y ahora no va á ser muy agradable la? ida de los anarquistas en Londres. La Veu de Calalunya califica de innoble cal; á! a proximidad del debate sobre las mancomunidades, á cuyo amparo podrá re- la tarea de separar de España á smestra surgir mañana la vida de gloriosas é histó- Cataluña, á fuerza de falsas denuncias, caricas comarcas genuinamente españolas, lumnias groseras, interpretaciones maliciodespedazadas hoy en provincias á la fran- sas, insidias y vilezas. Evocar hoy el fantasma del separatismo cesa, sin arraigo en el país, é instrumentos de opresor caciquismo; al comenzar el últi- Is una necedad, porque queremos ser espamo combate de la campaña contra aquel ñoles por sentimiento, por conveniencia y proyecto, s acude á todo medio, y en vez porque no podemos ser otra cosa; hablar de de dejar que reposadamente lo discutan las nacionalidades equivale á discurx- ir sobre la Cámaras, en lugar de hacer propaganda ra- cuadratura del cítculo. Aquellas divagaciozonada, se arrecia en el empeño de extra- nes pertenecen á la Historia, y reproducirviar la opinión, en la temeridad de sembrar las es perder el tiempo, porque Cataluña va vientos entre los catalanes y los demás es- á la realidad, que está en emancipar á todo pañoles. Y visto que el pais no responde átal lo que es económico y administrativo de la cenjuego, alguien se lisonjea de que el ferviente tralización, para tener vida propia dentro culto que á la patria rinden los oficiales del de la unidad, no de la unificación. (De El Ejército, los nobles sentimientos de él naci- Diario de Barcelona? dos, sean terreno abonado para sembrar reHasta El Diluvio ha dicho hace muy pocelos, agitando un fantástico separatismo cos días: De esto no saben nada los polítique no se siente en Cataluña. cos anteriormente aludidos, que todavía Por tal camino se espera abundante cose- creen en el catalanismo exclusivista y cecha de divisiones y odios, pues se trata de rrado de la primera época ó piensan que no un modo solapado de echar en la balanza ha pasado de aleación en los partidos repudonde van á pesarse altísimos intereses na- blicano ó demócrata. Ignoran que el copudo cionales el peso, moral tan sólo, mas no árbol va extendiendo sus poderosas raices por eso menos abrumador, del disgusto de á diversos y lejanos territorios de la Penínlos que tienen las armas en la mano, el em- sula, estando cercano el día en que la cuespuje del brazo armado de la patria, hacien- tión catalana se convertirá en cuestión nado que esa altísima institución pierda su cional. augusta serenidad y se lance á la lucha á Y, por último, léase la siguiente conversadefender la continuación de todos nuestros ción, sostenida en el Senado á raíz de una males, el predominio de los hombres que de las sesiones en que se discutió el catalanos- llevaron al desastre, de los que tienen nismo: abandonado al Ejército, indefensa la nai- Señor Labra. -Ustedes no se explican ción; á combatir por que siga viviendo el ca- bien, pues se llaman nacionalistas, debieEdo C. GONZÁLEZ CL 1 FFORD ciquismo, y se entronicen á la gobernación llamarse federales. del Estado los mismos diputados cuneros Señor Rusiñol. -Ni aun eso siquiera. que tienen á España dividida en feudos por Señor Maestre. -Ustedes pretenden consellos explotados; ó declararse hostil á Cata- truir un Estado con soberanía propia, indeluña. ¡El Ejército enemigo de un pedazo de pendiente de España. España! ¡Qué aberración! Señor Rusiñol. -Es una equivocación laEl camino emprendido para lograr tal fin mentable; queremos libertad para explanar pa arons por fortuna, las épocas en que está á la vista: se toma un párrafo escrito nuestras iniciativas; la separación de España, tinos cuantos sargentos derribaban Go- por un catalán desatentado, mutilándolo á nunca, siquiera por egoísmo. ¿Vamos a anetoleiMos ó cambiaban Instituciones; pasaron veces, y se le achaca á toda una colectivi- xionarnos á otro país para estar peor... los tiempos en que romanticismos políticos dad; se profieren injurias, y cuando de allá Señor Maestre. -El país cree que ustedes exacerbados por candentes luchas de parti- las devuelven, se comenta agriamente lo no quieren ser españoles, viendo la forma do extraviaban á algunos oficiales, llevan- más agrio de la réplica; se juega en distin- en que se expresan. áoJes á servir intereses que la buena fe y gos y vocablos, dándole á todo la interpreSeñor Rustñol- -Nosotros seremos siempre eseandidez de algunos confundía á veces con tación más molesta á oídos españoles, y ya pañoles. el bien de la patria. está levantada esa patraña del separatismo. Creernos que merece la pena de transcriPero cuando vicios ó males han existido Si en Cataluña se protesta en periódicos y bir lo anterior para que se vea que en Catafiníante largo plazo, no basta su cesación discursos contra ese sambenito; si en las luña se habla muy distinto lenguaje del que para que á reconocerla se resignen los que Cortes hacen lo propio los representantes nos muestran los jaleadores del separatisea ellos hallaban fáciles aliados de los pro- catalanes, no se hace caso de las protestas; mo. Y conste que no lo hacemos, ciertamenpios intereses. Así no faltan hoy espíritus y así, mostrando sólo un lado de la cues- te, para contrarrestar los propósitos que resatávicos que, recordando el principal y de- tión, convenientemente aderezado al gusto pecto al Ejército puedan tener aquéllos; cisivo papel desempeñado por el Ejército de quien lo presenta, se puede continuar la pues conociéndole mucho mejor que ellos, B las políticas contiendas del último siglo, campaña de alarmar á inocentes son el se- sabemos perfectamente que su amor á la paea las cuales siempre sacó del fuego las cas- paratismo. tria es un robusto sentimiento, pero no cantañas para beneficiar á quienes le movían, De este sistema dimos ajter mismo buena didez que se deja ngañar con señuelos, que intentan hoy repetir aquéllo, pero variando prueba en nuestro artículo Isabel la Cató- la oficialidad tiene criterio muy sobrado maliciosamente ios medios, pues saben que lica y Prat de la Riva Nada más lejos de para ver claro, sin que haya menester que el Ejército tiene hoy conciencia plena de su nuestro ánimo que la conformidad en todo, nadie se tome el trabajo de explicarle lo que augusta misión, que ni ofrecimientos ni ni aun con mucho, de lo que tal señor ha es- digan los monos del retablo. perspectivas brillantes bastarían á mover á crito; nos separan de él hondas divergenNo; pese á quien pese, ni el Ejército se oficiales verdaderamentes dignos, cual los cias; mas, sin embargo, es notable que con- pondrá en frente de legítimas aspiraciones actuales, y que no cabe ya sacar de los cuar- tra él se haya levantado una tempestad por españolas, ni será nunca enemigo de Catateles á espaldas de ellos tropas que los res- hacer afirmaciones históricas aventuradas luña, porque sabe que Cataluña no es tal petan, los quieren y están mantenidas en (que nos parecen muy mal) pero que antes como algunos la pintan. saludable disciplina. había lanzado el Sr. Lafuente en una obra DON ÑUÑO A falta 4 e tales medios se emplean Hoy que anda en todas las manos, y que gozó de propagandas hechas á toda luz y en forma gran predicamento entre los mismos hoy que no parezcan encaminadas al resultado escandalizados al oir en boca de un catalán que en realidad persiguen. Es más, ni se palabras que no les molestaron en la de un C l tiempo sigue espléndido; 3 a salud, mef pretende mover realmente las tropas; pero castellano. diana. Entiendan ustedes estos contram. exaltar nobles sentimientos haciendo ¿Separatista Cataluña... Léanse las si- sentidos de la naturaleza. Con buen tiempo, creer á la oficialidad que peligran la exis- guientes palabras, en los últimos días publi- salud mala. Así como al agua, que todos tencia y el honor de la patria; suscitar nue- cadas por periódicos de Barcelona, ó pro- creíamos conveniente cuanto más abundanvas desconfianzas y recelos, para obtener nunciadas en Madrid por catalanes: te mejor, vamos á ponerla cuentagotas, á por parte de ellas desasosiego en la opinión ¿Por qué se ha pronunciado la palabra ese sol, en el que todos ansiamos bañarnos ¡Militar que pese en las resoluciones de los separatismo? En el deseo de ver fantasmas en esta época, también habrá que ponerle Poderes del Estado en términos que les pri- donde no existen y dar cuerpo á las ideas contador. mea de la libertad y el reposo indispensa- de algún insensato, con grave ofensa para ¡Ca- A Entre tanto, las autoridades civiles y fables para que sea fructífera su obra, y ésta taluña, que en su inmensa mayoría siente cultativas se despepitan buscando locales ajustada al constitucionalismo que nos rige. el amor á la patria con tanta intensidad donde instalar camas para los enfermos de E s vísperas de la última etapa en la dis- como los gallegos, aragoneses, castellanos ó tifoidea. Vale Dios que eso del agua estará ensión del proyecto de Administración lo- andaluces. ÍDe. La Vanguardia) arreglado, según dicen los técnicos, oara El. EJÉRCITO Y CATALUÑA MADRID AL DÍA