Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C DOMINGQJ DE ENERO DE 1909. EDICIÓN 4. PAG. 9. te que las oposiciones hubieran hecho realaiente oposición. Rl hecho de que el Sr. Moret haya llamada para formar una alianza á partidos tan distintos, sólo se explica, á juicio de Pablo Iglesias, por el deseo de ocupar el poder y de atraer republicanos á la Monarquía. El ingreso, por tauto, del partido socialista en el bloque sería dar tregua á la lucha que viene sosteniendo con la clase patronal. Nosotros- -dijo- -pretendemos la verdadera libertad. Para ello es preciso la igualdad económica. Los señores del bloque se olvidan de la situación de los asalariados, y el solo llamamiento para que acudamos al bloque es ina falta imperdonable, ¿Cómo vamos á ir nosotros del brazo del conde de Romanones? ¿Cómo olvidar que por culpa de los liberales entró ese enorme fárrago de Ordenes religiosas que padecemos? ¿Cómo olvidar que Rodríguez de la Borbolla, el revolucionario liberal, fue el presidente de la Comisión de la ley de Jurisdicciones? Los cacicatos liberales siguen en todo su ssplendor. Díganlo Borbolla, Gasset y Canalejas. Melquíades Alvarez combate la plutocracia, y se coge del brazo de Romanones. La actitud, en verdad, no responde al gesto. Canalejas ha dicho que el bloque resolverá el problema social. ¿Pero es que va el partido liberal á abolir el régimen del salario? Esto no lo puede hacer ningún partido monárquico. Las afirmaciones de los caciques del bloque sólo sirven para alucinar á las masas, para escalar el Poder mediante este espejuelo. Nosotros no podemos ir con un bloque que se contradice en cada uno de los mítines. Nosotros formamos el bloque obrero para evitar la explotación y para que la fraternidad humana sea un hecho. El discurso del leader socialista fue calurosamente aplaudido por los obreros. como lo liemos dicho en otras ocasiones, á la abundancia de dinero sin colocación que acude á los fondos públicos, á pesar de que éstos producen poco interés, porque los capitalistas, aleccionados por la experiencia y atemorizados por el resultado desastroso de algunas Empresas, creadas por la iniciativa particular, se apartan de los títulos que no tienen la garantía del Estado, ó que no pertenecen á Sociedades cuya prosperidad está basada en un monopolio. En cuanto á los Bancos y á los Tabacos, que han perdido algún terreno en el transcurso del año pasado, débese la baja que han sufrido á los rumores que han circulado en tiempos del Sr. Sánchez Bustillo, y ahora que se halla al frente del ministerio de Hacienda el Sr. González Besada, acerca de proyectos encaminados á modificar las relaciones de estos establecimientos con el Tesoro. De los demás valoies que cotiza la Bolsa de Madrid, poco podemos decir. Durante la semana pasada hubo poco negocio. Las acciones del Hipotecano Yalíanjei sábado 224; las del Hispano Americano, 146; las del Español de Crédito, 118; las del Río de la Plata, 408; las Azucareras preferentes, 104 50 exdividendo; las ordinarias, 40,50; los Explosivos, 327,50, y los Altos Hornos, 28 S. Los francos valen 11,10. El promedio del año 1908 ha sido 13,20 por 100. La tendencia es excelente y es probable que se produzca major baja. ÉRCADOS MONETARIOS En pocas J ocasiones se ha producido durante la segunda quincena de Diciembre, ó sea en vísperas de uno de los más fuertes vencimientos del año, una abundancia de dinero semejante á la que hubo en todos los mercados durante la semana pasada. El dinero á la vista vale dos y tres cuartos por 100 en Londres, uno por 100 en París y. tres por ciento en Nueva York. El papel á tres meses se descuenta en Londres al dos y cuaito por 100, y en París al dos y cinco octavos por 100. Es posible que el Banco de Inglaterra, en vista de e sta situación, reduzca pronto al 2 por 100 el tipo del descuento oficial. Al final de 1907, los mercados financieros, principalmente los de Nueva York, Berlín y Londres, hallábanse en crisis, el dinero se ocultaba, menudeaban las quiebras y la desconfianza era general. Al principiar el año 1909, podemos decir que no quedan rastros ya de la crisis monetaria; pero hemos de consignar en cambio que los grandes centros industriales no han recuperado la actividad perdida. Cuando aumente la producción industrial el dinero se mostrará más cxigezite, porque estará más solicitado; pero es de esperarque, aleccionados por la experiencia, no volverán los mercados á cometer las impru- dencias que tuvieron por consecuencia la grave perturbación que se produjo al final de 1007 y principios de 1908. J A BOLSA DE PARÍS Al principio de la semana p a s a d a hubo una ligera reacción en baja, debida á que muchos especuladores suelen liquidar sus posiciones en vísperas de las fiestas de Navidad y de primero de año; pero el mercado se repuso pronto, y los cambios déljúltimo día del año acusan gran firmeza. El Exterior vale 97,15; el Interior, 75,90; los Nortes, ¡y; los Zaragozas, 419, y los Andaluces, 216. La Renta franeesa cotiza á 97,02; el Ruso nuevo, á 100,15; el Turco, á 93,57, y el Brasileño, á 81.50. El Crédito Lionés queda á 1.210; ei Banco de Méjico, á 991; el Metropolitano, á 505; la De Beers, á 283; el Riotinto, á 1.899; la Tharsis, á 148; la Goldfields, á 121, y la Rand Mines, á 199. El cobre vale en Londres 64,67 libras fá tonelada. Continúa el mercado parisiense no pre ocupándose de las cuestiones internacionales. La especulación está convencida de que una guerra tendría tan desastrosas consecuencias, lo mismo para el vencedor que para el vencido, que es difícil que los conflictos entre naciones se resuelvan á cañonazos, y éste es el secreto de la firmeza de los valores. Deseamos que esa especulación optimista no equivoque y que durante el año 1909 e reine la paz y la concordia en todos los ámbitos de la tierra. Esta es una condición indispensable para que los pueblos puedan, fomentar su riqueza y para gue las Bolsa 0 vivan tranquilas. TERREMOTOS EN 1 TALJ POR TELÉGRAFO DE NUESTRO SERVJC 1O PARTICULAR SÚPOLES, i 5 T I a Reina animosa. Anoche volvió á sentirse en Messina una sacudida terrestre Los heridos y enfermos recogidos en el hospital improvisado en aquella población abandonaron despavoridos los lechos, buscando la salida atropelladamente. Su Majestad la reina Elena, que se hallaba en una de las salas del hospital prodigando sus consuelos á los heridos, quiso, demostrando una gran serenidad de espíritu, contener á los que huían. Pero el terror, que se había apoderado de los enfermos, no tuvo oídos para los ruegos de la animosa Reina, á la que aquéllos arrollaron, recibiendo algunas contusiones en el pecho. DE MADRID La liquidación de fin de Diciembre no ha ofrecido dificultades. La doble del Interior ha oscilado entre 27 y 30 céntimos en Madrid, mientras valía 32 céntimos en Barcelona, donde se han pagado 45 céntimos para los Nortes y 50 para los Alicantes. El mercado ha tenido que someterse a las exigencias de los Bancos; pero hay que tener en cuenta que el dinero suele retraerse en esta época del año; de manera que las dobles no han alcanzado tipos anormales. La Bolsa de Madrid ha continuado dando muestras de gran firmeza. El Interior al contado vale 83,80, después de cortar su cupón trimestral; el Amortizable antiguo, 101.35, y el Amortizable nuevo, 89,50, después de cortar también su cupón; las acciones del Banco, 444,50, y las de la Compañía Arrendataria de Tabacos, 398. Al principiar el año 1909 conviene examinar los resultados alcanzados por los fondos del Estado durante el año 1908. Estos resultados son muy satisfactorios. Si comparamos las cotizaciones del 31 de Diciembre de 1907 con las de 31 de Diciembre de 1908, vemos que el Interior ha ganado 65 céntimos y el Amortizable antiguo 35 céntimos. Durante el transcurso del año anterior habían ganado 60 y 75 céntimos, respectivamente. En cambio, las acciones del Banco hau perdido 19 enteros, y las de la Tabacalera T enteros- El aiza de los valores del Estado se debe, L A BOLS 4. REVhSTA FINANCIERA c ¡oscientas mil víctimas. Los datos enviados por el jefe de Ca rabineros de Reggio elevan á 50 000 las víctimas de los terremotos de Calabria. Sumando á esa cifra la de las que se cal. cula habidas en Sicilia, componen el total enorme de doscientas raz las víctimas produ- cidas por la catástrofe. SOMA, 2, 6 T D ustodiando un tesoro. Debajo de los escombros de la artística catedral de Messina ha quedado el célebre tesoro de la Madona della Letlera, cuyo valor asciende á varios millones de liras. Para evitar que los ladrones lleguen apoderarse de esa riqueza, guardan las ruinas de la catedral varios soldados con ar mas- K l arzobispo salvado. Entre los escombros de un edificio se ha encontrado con vida á monseñor Arigo, arzobispo de Messina, que se consideraba muerto. El arzobispo tiene algunas lesiones, pero son de esca a importancia. Tremores de epidemia. 1 Sm interrupción continúan los trabajos de salvamento. Ya no se encuentran heridos; sólo cadaveres aparecen entre los restos de lo que fuá ciudad. La lluvia torrencial, que cae sin cesar, fa- vorece la descomposición de los muertos, produciendo un hedor insoportable y un. peligro grave para la salud de los que estátt prestando socorros Con toda urgencia se ha pedido el envía de desinfectantes. Los soldados y marinos, cumpliendo órdenes de sus jefes, han construido algunas piras, incinerando en ellas cadáveres y restos humanos 7