Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C DOMINGO 251 DE DICIEMBRE DE 1908. EDICIÓN i. PAG. 9, astro Marte, en lugar de Júpiter, que es el que en 1908 nos ha regido. Según la pitonisa francesa, desde Agosto e 1909 á Febrero de 1910, el mundo atrayésará por una crisis intensísima, en la cual es difícil que salga la humanidad sin san- grientas guerras; pero, si lo lograse, luego tendría un período de calma absoluta, una nueva era, en la cual se modificarían profundamente las condiciones económicas y Sociales de todos los pueblos. Si Francia se viese obligada á ir á los campos dé batalla, saldría victoriosa é iría á la lucha con distintos aliados de los que tiene ahora. En cambio, la vecina República, siguiendo siempre los pronósticos de Mad. de Thebes, sufrirá en 1909 graves desastres coloniales y navales. En 1909 habrá en Francia grandes catásVofes por inundaciones ó por incendio, y una ciudad entera quedará destruida. En cuanto á historias amorosas y á escándalos, el año próximo dejará tamañito al actual, á pesar del affaire Steinhel y otros tan ruidosos como ha habido. El mayor drama y el mayor escándalo- -ha dicho Mad. de Thebes al periodista que la interviuvaba- -nacerán de un odio eníre mujeres de gran efecto. Hay que evitar las venganzas femeninas Hablando de las naciones extranjeras, dijo: v Alemania padecerá transformaciones que asombrarán al mundo. El luto es inminente en la familia imperial, y tras de él comenzarán grandes quebrantos para Prusia. Austria, cuyo poder se hace sentir de modo predominante, es lia potencia de mañana. La influencia de una mujer admirablemente dotada y todavía desconocida del. vulgo es considerable... El sucesor del emperador Francisco José rehará un imperio como él se ha forjado: por el amor y la voluntad... En Inglaterra, muy sensible luto y grandes cambios. Alguno que cree tener no tendrá, al menos por sí mismo, y renunciará. En América habrá grandes cataclismos; en Rusia se consolidará el Gobierno; en Italia, doble luto; doble luto en Roma, gran agitación en San Pedro y en la Consulta. Para España ha tenido madame de Thebes la siguiente impresión optimista, que celebraríamos mucho ver confirmada: Un magnífico porvenir se abre ante los jóvenes Reyes de España. La interesante conversación terminó con la siguiente enigmática profecía: Caerán coronas, y no será la más grande aquella que produzca más ruido ni sea causa de paás graves consecuencias para la paz del inundad v Era el fallecido coronel persona de trato afabilísimo, militar pundonoroso, esclavo de sus deberes, y reunía la virtud de saberse captar el cariño de sus subordinados y la afectuosa estimación de sus jefes. En la Habana ejerció el cargo de jefe de la Policía, precisamente en los tiempos en que este puesto era de más difícil desempeño por las revueltas á que se hallaba entregada la capital de la isla. Tuvo entonces ocasión de dar pruebas de su valor, rayano á veces en la temeridad, y en una ocasión en que solo, por haber ordenado que quedase en la calle la. escasa fuerza que le acompañaba, penetró en una casa para sorprender una partida de juego, compuesta por gente de mal vivir, fue gravísimamente herido de arma blanca EL FUEGO DEÁNCCHg I J n sereno en peligro. Anoche, aproximadamente á la una menos cuarto, se declaró un violento incendio en una verdulería establecida en el número 9 de la calle de Hita. Juan, el sereno de la mencionada calle, al ver que del establecimiento salía humo, abrió la puerta, y con objeto de avisar á los dueños, á los que creía acostados, se aventuró entre el humo y las llamas, para llegar á las habitaciones interiores. José López Pino, dueño de la verdulería, no estaba en su casa. Había salido con su mujer, apenas cerrada la tienda, y ambos distraían la velada en el 5 afé de Correos, donde recibieron la desagradable noticia de que su domicilio ardía. Una vez que el sereno se convenció de que no se hallaban en su casa los dueños, intentó salir; pero el sofocante calor que reinaba en la tienda y la densa humareda que- todo lo invadía, se lo impidieron, y el pobre sereno hubiera perecido allí sin la oportuna llegada de los guardias de Orden público números 40, Manuel Cobos, y 119, Félix López, los cuales penetraron audazmente en la verdulería, salvando al sereno de un gran riesgo. El sereno tuvo que ser asistido en la Casa de Socorro de síntomas de asfixia y de una ligera contusión en una mano. Los referidos guardias conmenzaron su humanitaria obra apagando el incendio con unos cuantos cubos de agua. Acudió el servicia de incendios, que apenas tuvo que funcionar. En el lugar del suceso fue detenido un curioso que increpó á un bombero porque, á su juicio, había llegado tarde. En la vecindad hubo mucha alarma. Acudieron el comisario general, Sr. Míllán; su adjunto, D. Guillermo Gullón, y las autoridades del distrito. El establecimiento estaba asegurado en 3.500 pesetas. Tanto el dueño del establecimiento como el encargado de él, Restituto Lora Caviedes, han manifestado en la Comisaría que ignoran las causas origen del incendio. En medio de la citada calle se veía infi nidad de enseres del establecimiento, destrozados en su mayor parte. De la custodia de ellos estaba encargada una pareia de Orden público. Quiyiyra, vertft. I aAsamblea de cultivadores de remolacha, reunida en Cadrete, ha tenido gran inI a enfermedad que desde hace días venia terés para los agricultores de la región. M padeciendo el coronel jefe de Orden Muchos pueblos interesados en esta f uen público, Sr, Elias, tuvo esta madrugada, á te de riqueza han enviado sus representanla una y imedia, un triste y funesto desentes para adherirse á la idea de constituir el lace. -trust remolachero de Aragón. Fué atacado en los primeros días de este Se nombró presidente del nuevo Sindicalaes de una violenta congestión, que ya ento á D. Leopoldo Balboa, para que, ea tonces paso en peligro su vida; pero merced unión del Comité de propaganda, dé vigor (á los auxilios de la ciencia encontró algún al pensamiento de los cultivadores de re- alivio, y todo hacía creer que se hallaba en molacha. período de convalecencia. El director del decano de la Prensa aras Otras complicaciones, sin embargo, hicieron presa en su organismo, que se hallaba OMED 1 A Mañana lunes, á las euatro y gonesa, El Diario de Avisos, ofreció en nom. bastante quebrantado desde que Elias, en media de la tarde, se pondrá bre suyo y de los compañeros secundar la cumplimiento de sus deberes militares, tuvo en escena la aplaudida comedia melodra- campaña de defensa de los agricultores arague residir en las colonias, y ayer fue ne mática Sherloek Holmes. -1. goneses. Ibesario hacer al paciente la operación de la Por la noche, 13. a de moda, se represeny mflw g, 1 B ttretrotomía i tará el juguete cómico de gran éxito El gran- VE 1 resultado de ésta no fue, por desgra- tacaño. cjíy satisfactorio, y haciendo penosa crisis A El martes y miércoles se representará, por la enfermedad, falleció, como hemos dicho, la tarde, 8 S ¿J 2 g j 3 o r l a a o s f e s El Nadie íleS e eomprar joyas sin ver antea ¿n IKS pr merjs hg r ¿sjiejaj 8 adrugaja 5 ¡T CORONEL ELIAS EL CORONEL Ei. ¡AS FALLECIDO ESTA MADRUGADA EN MApRID Esta aventura puso en gravísimo riesgo su existencia. Vuelto á la Península, fue incorporado á la Guardia civil? y nombrado coronel del 14 tercio, de servicio en esta capital. Hallábase desempeñando dicho mando cuando, siendo gobernador civil de Madrid el Sr. Sánchez Guerra y ministro de la Gobernación el Sr. Maura, en uno de los Gobiernos que presidió el Sr. Silvela, fue destituido el coronel del Cuerpo de Seguridad, Sr. Morera. A esta destitución, cuyas causas no fueron entonces puestas muy en claro, siguió el inmediato nombramiento para dicho cargo del Sr. Elias, que ha ejercido hasta su muerte. En este puesto, blanco de todas las censuras y punto de convergencia de todos los rencores, supo el finado mantenerse con un exquisito tacto, sin despertar aquéllas y sabiendo acallar los últimos; que no es la gente maleante la más apropiada para vivir en forzoso contacto con ella, sin provocar ruines y canallescas venganzas. El Cuerpo- de Seguridad debe á su difunto coronel gran parte de las reformas de que hoy disfruta, y así se lo acreditó en diferen. tes ocasiones, haciendo testimonio de gratitud á su jefe. Descanse en paz el bravo militar y pundonoroso caballero. EL TRUST REMOLACHERO POR TELÉFO NO DB NUESTRO SERVICIO PARTICULAR ZMUQ 02 A, 2 6 8 N. NOTAS TEATRALES C LA HABANERA