Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MARTES 8 DE DICIEMBRE DE 1908. EDÜCIOW PAG. 14. Díamela. -i. a Escribe usted muy bien, tiene linda letra y es usted muy simpática. 2. 1 No perjudica. 3. a Use manos de prelado y duerma enguantada. Cuando tema ía salida de los enemigos píntese los dedos con yodo. Setica. -Lo que la propone la modista es muy bonito y de moda, y se usará este invierno; resulta un poco caro, y ese es su único inconveniente. Zína que si no fuera española quisiera ser española. -Es usted demasiado bondadosa para juzgarme, y la quedo profundamente reconocida. Raya en medio; los rizos muy huecos y ondulados, adornados con sueltos ricillos; melena en tirabuzones aprisionados con una torzada de terciopelo que termine en una gran moña prendida á un lado. Lávese á diario con sublimado al J por i.000. Aconsejarla con cariño que desista; vigilarla con cuidado... y soportarlo si hay empeño, pues no es el primer caso de que resulte bien. Con bicarbonato. Sí. Sí la sé, pero no hay espacio para copiarla. Hace falta, por fuerza, alguien que hable. Allí no extrañaría nada; aquí no debe extrañar. Es pronto para pensar nada. Es muy de temer. ¿Qué tengo que perdonar, dulce amiguita, si sólo tiene usted para mí frases galantes? Poco talento. -i. Una copa de vino blanco, cocido con media onza de quina y unas gotas de ricino; fricciones suaves. 2. 1 Sí. 3 Ninguna. Ofelia. Ese mal quedaría subsanado con el Jabón NeutraJ Centrifugado. Y su cara sería blanca y fina si usase siempre polvos Angelina. Lo venden en la calle de Fuencarral, 3o, perfumería Varonat. Siempre íevitas. Gracias, Tina admiradora de Aurelio. -Lo primero, es necesario que se cure la piel en absoluto, pues sin esto no puede hacerse nada; después, puede lavarse con jabón moreno y darse fricciones de sublimado corrosivo al 1 por 1.000. Compie los componentes y mézclelo usted. Lávelo con cocimiento de hojas de nogal. Si eJ verde es lindo, sí. Sí; mucho me placerá. la descripción de una personíta que con tal discreción piensa; la espero. Primer admirador de la Secretaria. Agradezco, aunque no merezco, sus galantes frases, J l Si á usted Je gusta, que no haga caso de las amigas. 2. a No; es bueno. 3- l Que ande mucho. 4 En ambos, guardapolvo de lana y gorras. 5. Corteje, y lávese la cabeza á diario, coa jabón moreno, dándose por la noche fricciones con sublimado al j por 1.000. No hay periódico de eso. Tarántula. Escriba usted haciendo esas preguntas á Madrid, calle de la Salud 5, principal. Emilio García. Una admiradora de la simpar Secretaria, que tan donosamente escribe. Mil gracias, afectuosa comunicante y amiga. Saludarle sí; mirarle más, no. Puede decir que se considera favorecida coa su distinción y que está dispuesta á correspondería No encuentro en sus cartas nada que censurar, Xfna iiple ronca. -No conozco á la persona que se esconde bajo el seudónimo que usted cita. ía del pendetntif. -1. La electrólisis. a. a Miga de pan mojada en limón. 3. Etamine bordado con algodón perlé. Italia. No hay de qué. E. y M de Zaragoza. -Hacer encaje de Almagro. No me molesta. Retruécano- -Un juego de tocador de plats de cristal y oro, estilo Imperio. Lo radical es la electricidad, pero permítame que la diga que las noticias que la han dado sabe Dios á qué se referirán, pues perjudicar no lo hacen. Para paseo, paño y pana color violeta. Para teatro, gasa, tul ó eolién blanco. Mil flores. No entiendo la última consulta que me hace usted. Pancanní. -No puedo complacer 4 usted. Una que no ttene papel de escribir espera que se lo regale su novio. ¡Vaya! Poco le cuesta hacer á usted variar de seudónimo. Con oro efectivo. Con Leche Candé. No me molesta. Tina satisfecha ¿Conque usa usted de Venus Ía Seilesal Ya no me extraña á mí tanta guapeza. ¡Si es un producto que es maravilloso y al que e de veras feo le hace hermoso! Pues diga usted á su hermana Feliciana que si quiere vivir sin una cana, se ponga Agua Africana en el cabello y satisfecha quedará con ello. Lo usan mil suscritoras, y á porfía me dan miles de gracias cada día. Amazona. -Puedo condensar en utu sola respuesta todas sus consultas. Yo no intervengo en nada de cuanto usted dice. Son órdenes del señor director, y no puedo hacer nada oor complacerla cu sus reclamaciones. Baby. -i. a Lavándose con aguaboricada caliente y dándose fricciones suaves con buena Agua de Colonia. 2. M e parece bien su plan, pero dudo que él, después del desengaño sufrido, conserve de usted un buen recuerdo; pero ya digo que no está mal pensado el modo de volver á saber de él. Tengo mucho gusto en contarla en el número de mis Querida é incógnitas amiguitas. Para la antipática Secretaria. -Gra cías por tan lisonjero seudónimo. ¿Conque me ha tratado usted en San Sebastián? -iCaramba! Caramba! Pediré á Dios que le aumente la frescura con que miente. Paso por alto la primera parte de si carta, haciendo un pequeño inciso. Cuando se pide un parecer ó consejo leal y sincero, y se otorga en estas condiciones, Ja conciencia reposa tranquila. j M e abstengo del consejo por mor del remordimiento. 2. A Perdone usted; en eso no puedo adivinar gustos ajenos; si me pregunta usted los míos, puedo decirle que amo los niños, los pájaros y las flores. 3. L Levita. 4. a Ay! Sí con efecto tuviese mucha tesis, bastaría con que buscase usted una recomendación. 5. a Según la cara que usted posea, 6. Guarda, Pablo! No seré yo quién dé á usted ese consejo. 7. a Sí puedo, pero no tengo tiempo. Los recuerdos que me encomienda no he podido darlos por la sencillísima razón de que no conozco á esas personas. Usted dirá á quién se los adjudico. ¿Conque decidido á interesarme 7 Caramba! ¡Caramba! Toilette para teatro. Sencillísimo vestido, cuya distinción estriba únicamente en la riqueza de ía teta y en ía pureza del corte Se confecciona con seda otomana color afresa cranée La falda es absolutamente Usa. corpino lleva á través una franja de tul hecho jaretitas, y motivos de pasamanería á ambos lados del pecho. Adopta este cuerpo una forma entre imperio y bretona, pues siendo algo corto su talle, la parte superior se escota pronunciadamente sobre un canesú de seda Usa, Manga larga al casarse un hombre es el amor, y que el dinero, sí lo hay, vaya por añadidura, ¡error... Pues dése usted una vueltecita por Bilbao, íin desesperado. -Hágase dar masaje, pero pregunte á un médico si le conviene eléctrico, ó baño de luz, ó simple masaje. Tome Ihodírine, y continué con grandes paseos. ¡Ah! no beba más que té fr o. Lávese con jabón moreno, y dése fricciones con sublimado al 1 por j 000. ¡Pero hombre! ¡Qué tiene que ver la obesidad con la galantería! Una mal a güeña. -1 a Lavándose á diario con agua sublimada al 1 por j. ooo, y dándose suaves fricciones de Agua de Colonia. 2. a El de tirabuzones y monas de terciopelo que frecuentemente describo. 3. 3 Violeta. Un paleto palmtpedo. -Muy bien; conste que esas goteras no sólo son reparadas por aci, sino que, por efecto de un admirable y constante equilibrio, no lhg 2 Lti á aparecer. i a Sí 2 l O una medallita, ó una bombonera con dulces. No hay molestia. y M. de Zaragoza. -Hagan encaje. íin húsar. ¿Conque marcha rindiendo corazón con su espada y su espuela? ¡Bien se ve que al ganar usted galones se le murió la abuelal Le aconsejo que oculte usted el encanto de su rostro bonito, mientras quedo diciendo yo: jDios Srntol jVaya un militarcitol Don Dinero, ¡jEurekal! ¡Ya tenemos fortuna cu esta seccJÓnl Hagamos uní colosal reverencia ante este comunicante: Poderoso caballero es Don Dinero. ¡Anda, qué desengaño! Si después de leer Ja carta resulta que este Don Dinero Jo que hace es vuscarlo, y aunque lo busca modestamente, empleando Ja v más pequeña que encuentra, al cabo y a fin, pide y no da fortuna... ¡Válganos ninst Y yo que creo que lo primero que debe vuscar lina mártir. -Verdaderamente que et inicuo lo que con usted hace; pero si con mimo y dulzura no le convence, no veo el remedio. 3 a Diga á su amiguita que no tiene remedio, pues consiste en que los vasitos sanguíneos pasan muy cerca de la epidermis. 2. 1 Teniendo cuidado de cortarlos apenas se inicien. A sus órdenes. Tin pobrecito enamorado que espera saber su, por lú Secretaría. -Donde he puesto Jos puntos había una palabrita que con menos de llamarla árabe no me contento- ¡Vir gen del Pilar! ¡Un pobre enamorado que acude á mí con el bahna llena de zetos, y de aches, y de una ortografía local ¿Cómo va á ser posible remediar tal desatre? Indudablemente esa joven ha perdido el interés por usted, suponiendo que en realidad le haya tenido. Siento no poderle dar un opinión más á propósito para su pobrecita hatma. C. Z. Jl. -Lamento muy de veras cuanto la ocurre, y a alguna vez Ruedo hacer lo eme me oide, lo haré; oor hov no eí posible. Del Colmenar y buenas noches. -Es necesario, pero si no lo hacs, tampoco es cosa que deba preocupar á usted. No le salude.