Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. M f doctor TCikoJa. -Ya habrá usted podía complacerle. La electrólisis y el mtiefélides. No conozco libros de los ue usted desea. ¿Quién será este misterioso comunicante? Tina andaluza panadera. -Que pa ce tnucho y no coma más que carne asat a, pescado frito y pan tostado, y que beba íé. Con traje de baile y sentada. Tendré mucho gusto en recibir á menudo sus consultas. Blanca 7 o a. -i. n Jabón y piedra pómez. 2. a Miga de pan. mojada envinagre. 3 a Lavarlos- con bicarbonato. 4. a Bulbilífero. No hay de qué. Dos gordinflonas. -Son ustedes sumamente amables. 1 a Un mueble jardinera, dos sofás chiquitos y varias sillas y mesitas, todo ello en madera esmaltada de blanco y tapizado de un color verde muy pálido. 2. a Una botonadura. 3 a Los novios, en uno de los centros de los íargueros; enfrente, los padrinos; en las cabeceras, los padres. 4. a Comer sólo carne asada, pescado frito, huevos pasados por agua y pan tostado y andar mucho. 5. A Con Belleza Venus. Gracias. %o dos fideos. Qué casualidad! Esta carta tiene la letra exactamente igual que la de las Gorcjínflonas. Y el estilo es el mismito. i a Aun no se sabe. 2. a Grandísimos. 3. a Violeta, verde billar y gris topo. 4. a Levitas. 5. a Con antíefélides. 6 A Horquillas ó tenacillas. 7. a I os rizos muy ondulados, huecos y retirados de la frente; unas, moño ni alto ni bajo, y otras, tirabuzones. 8. a B lbiJífero. A sus órdenes. u. a. u. o. t. u. a. -Siento decirla que ha procedido usted muy mal engañándole; ha debido usted, ó romper las cartas y el retrato desde el primer momento, ó confesar que aun las tenía; tiene razón en enfadarse con usted y en no creerla ahora. Escríbale usted, puesto que dice que le quiere; pero dudo mucho que pueda usted convencerle ya, puesto que ha dado- usted motivo para que pierda toda fe y confianza en su afecto. BeH. -J ft Sí, señora; á lo menos así lo decretan desde París; los más elegantes son de pana; otros tienen la falda de paño y la levita de pana, y otros, los menos, todos de paño. Violeta, verde billar y gris topo. Para gran vestir, hechura Imperio; las mangas que hacen en París son larguísimas y muy ajustadas. 2. a Esto no se sabe todavía. 3. a- Son como albornoces, pero con mangas amplísimas; cenefas de piel y encajes son os adornos. 4 a Tampoco se sabe. 5. a M u y rizado; los rizos retirados de la frente, y el moño ni alto ni bajo... todo esto, ante todo, de acuerdo con el espejo. Sí, pero que se vean poco. 6, a El color, á negro ó haciendo juego con el traje; cintas entrelazadas al cabello y que formen una moña á un lado, ó bien una á cada lado. 7, Use, además de ese jabón, Belleza Venus, 8. a Eso estropea muchísimo y aja el cutis. No puedo recomendar á usted con seguridad más que eso. g a Es mejor lo que usa usted; lo otro es más especial para las afecciones del cuero cabelludo 10. a No se estila ya el cabella pintado, y es muy natural; figúrase usted que se dijese de pronto: ¡El cabello se estila de color verde lechuga! Sería una atrocidad, ¿no la parece á usted? Pues próximamente lo mismo es el pelo color caoba. El cocimiento de hojas de nogal ennegrece el cabello. Quedo esperando siempre sus gratas órdenes. ES D E O C T U B R E D E 1908. E D I C I Ó N 1. P A G 4. Gabroche. -p sdone HSíed gafante y discreto comunicante. Una cosa esqjce yo le afirme que soy mujer y no un bar- budo galán, y otra que le dé mis señas personales. Figúrese usted que soy más vieja que cinco cotorras, más fea que un pecado mortal y más tonta que una mata de habas. ¿Cómo quiere usted que yo confiese eso? Y figúrese usted que soy un pimpollo, más apetitosa que ana pelucona y más linda que una puesta de sol. ¿Le parecería á usted bonito que yo lo confesase? A mí, no. Siento, pues, tener que dejar á usted sumido en ese horrible piélago de confusiones. pero le dejo. Un aguernao guerrero. -Vera usted, verá usted, señor mío. La modestia es una salvaguardia pava la mujer que qaiere ser sensata, una máscara de prudencia para la que no lo es y un feiiz artificio para la que no quiere serlo. ¿Me ha comprendido usted? Yo no puedo decir á usted otra cosa en esta sección. Godofredo T y J ¡Ay, pues. Si merece el fuego eterno quererte más de lo justo, se va á llenar el infierno de personas de buen gusto... Después de eso ya no me queda más que decir. En cuanto á su segunda consulta... ¡Vade retro! íulú, Mimí, Saphó, Tutu, Lalá. -No hay ninguna novedad. Lo único que hay algo moderno es que las mantelerías de lujo se adornan con encajes, y las de desayuno, y té son imprimes; esto es, tienen en suaves colores estampados frutas, flores, lazos Luis X V ó grupos de niños alemanes. Para suavizar y blanquear las manos. Quedo siempre á la disposición de unas comunicantes tan simpáticas. tino que no sabe qué admirar más, etc. ó su exquisita amabilidad. -Perdone usted el corte del seudónimo; era demasiado lisonjero. 1. Pintar de yodo los sitios amenazados. 2. a Lo mismo. 3 a Vale más frotarconstantcirtente las manos á fin de que no se interrumpa la circulación de la sangre, 4. a No existe. Mil gracias. tina mártir melancólica. -1. Can agua de sal. 2. a Con la electrólisis. 3 a Con el Bulbilífero, que es un producto excelente. 4. a El masaje facial. 5. jCaoba, no! Con el Agua Africana Emilmat. Para las pestañas, un cocimiento de vino blanco y quina, con unas gotas de ricino 6. a Considero casi imposible que logre usted su deseo, pues cuando ha dado an paso tan grave es señal que pesa asted muy poco en su ánimo. Pruebe á hacer como que no la importa, vista bien y frecuente los sitios de distracción, procurando que él lo sepa. Si ese sistema no produce resultado, creo que no tiene arreglo el asunto. Siento no poder dar á usted un consejo más satisfactorio. TOILETTE PAT A PASEO Levitas y siempre levitas; ésta es la divisa de nuestra graciosa soberana la Moda, que triunfa en este sentido á pesar de las numerosas tentativas que se llevan á cabo para destronar el género tailleur Lo que entroniza la Moda y la costumbre sanciona es muy difícil de destituir. El modelo que ofrecemos hoy á las lectoras de La Mujer y la Casan se compone de una falda lisa de terciopelo, que puede ser color pensamiento, azul, marrón, topo ó verde, y una gran levita del mismo género bordada en soutache. El cuello, ancho; el chalequiloy los bolsillos ostentan ricos bordados de sedas é hilillos metálicos. Manga larga y ceñida, con arreglo á la última moda. Milagritos. -Para lo que la ocurrre en el rostro tiene usted que seguir el plan siguiente: Lavarse todos los días, por mañana y noche, con agua boricada templada, y después de bien seca, pasarse por la cara una franela mojada en Belleza Venus núm. 1. Cuando lleve usted un mes de este tratamiento, puede ya decidirse á gastar el núm. 2 de dicho producto. Para las manos, embrocaciones de yodo y lavarlas con miga de pan mojada en vinagre. Su hermana debe emplear el Agua Africana, Emilmat ó la Mixtura, del mismo autor. En las perfumerías dirán á usted si la conviene Agua ó Mixtura. Quedo á sus gratas órdenes. Justa y Rufina. -Venía bien el encabezamiento de su amable carlita. Para vestir, con botones. No estará mal. Bigudís grande. Los trajes, de levita; los sombreros, de copa baja y alas grandísimas. Sal de espuma. Polvos Franch. No hay de que. Yioleta. -Con muchísimo gusto. 1 Sólo el masaje facial puede corregirlas. 2. a Lo mismo, masaje. 3 a Sí, estará bien. Con soutache y trencilla. 4. Dicen que refresca el cutis. 5. a Esa consulta puede resolverla mejor el espejo, puesto que no á todos los rostros les favorece el mismo tocado. El más moderno es retirado de la frente, muy ondulado, y el moño, ni alto ni bajo. Es usted muy amable tiara mí. lina andaluza muy desgraciada. -Es usted sumamente galante para mi humilde persona. Siento mucho lo que la ocurre, que realmente es incomprensible. Con firmeza y cariño, suplique usted que la digan el motivo de su negativa, puesto que sin saber eJ por qué no puede obligarse á un cambio tan radical. Si él se porta bien, si es bueno y formal, continúe usted y no le deje. Es usted muy cariñosa, y me alegraré que pueda modificar el seudónimo. Un neófito. Ay, Dios mío! ¡Si no asisto á ninguna boda hasta que vaya á la de usted, 1 Si no tiene más noticias de su Dulcinea que las que me dice, no veo el modo de hallarla. Si vuelve á haber conciertos, vaya usted á ellos... y luego escríbame lo que de su ida resulte. Gracias. 4- 7- 5) 07. -Colores violeta, verde billar y gris topo. Si es para diario, puede hacer la falda corta y saquito ó chaquet. Aun no han llegado modelos nuevos. No tiene nada que agradecerme. Ateniense. -Doy á usted gracias por su galante carta. Lo único que existe radical es la electrólisis; supongo qite esto de radical será una cualidad que usted desee. Puede consultarme cuanto quiera, seguro de serme agradable. fflorenita. -Si encuentra usted un partido aceptable, reincida; en caso contrario, continúe usted su vida actual, que lógicamente no puede durar mucho. Tenga paciencia y caridad, y cuando Dios disponga podrá usted establecerse sola. No se lleva esa clase de tela. No se sabe aún. Bulbilífero. Horquillas onduladoras, pues para eso no existe específico. Es usted muy afectuosa y simpática. Una andaluza, -No conozco ese producto ni ningún otro para ese objeto. Lo mejor es el masaje científicamente aplicado; pero es un tratamiento costoso.