Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C D O M I N G O 11 D E O C T U B R E D E 1908. E D I C I Ó N 2 P A G nes de su razón. El sentimiento le dirá entonces que sí... ¿Qué cuándo desaparecerá este desacuern la Prensa diaria hay actualmente una inundación marcial. De pronto, cuan- do entre la razón y el sentimiento? ¡Quién do todos los ánimos estaban ya fatigados lo sabe! Acaso les toque permanecer eternaeon las languideces de la cuestión marro- mente desacordes. De todos modos, desquí, cuando los amagos de guerra habían engañémonos; aun hay órganos y guerras desaparecido del horizonte europeo, he ahí para un buen rato. J. M. a SALAVERRJA que por la otra parle del horizonte, allá en el turbulento Oriente, surge una llamarada. Y sobre los periódicos se pone á volcar el telégrafo sus terroríficos anuncios: La- guerra inminente L OS búlgaros se preparan Fracaso de- las negociaciones L, lam- aA propósito del artículo que días pasados miento de las reservas publicamos comentando los planes de En fin, que la guerra podría estallar de variación en los uniformes militares, nos un momento á otro, y como aquellas gentes escribe Un marino una extensa carta, en la que pueblan el antiguo imperio bizantino cual se hacen razonamientos muy dignos de no son gentes baladíes ni flojas, en caso de tenerse en cuenta: estallar la guerra, será una guerra bien for Tras de la reforma de Primo- -dice- -viemidable. Y con este motivo la gente de la ne la de Ferrándiz, y figúrese el gasto que vieja Europa nos pasamos los días dándole representa, no sólo para los generales y ofivuelta á la eterna cuestión: ¿L, a guerra es ciales, sino también para la clase subalterlegítima? ¿La guerra es lógico que desapa- na (condestables, maquinistas, etc. etc. el rezca? ¿La guerra por qué no 1 a hacemos cambio de vestuario, tanto más cuanto que desaparecer? para los oficiales existe la tolerancia del Pero por debajo de estas elucubraciones vestido de paisano, y eso hace que puedan sentimentales, yo ao sé qué taimadas hipo- retardar dicho gasto; pero los subalternos cresías se esconden. Siempre que la cues- tienen que vestir decentemente el uniforme, tión pacifista sale á plaza, yo no puedo me- tanto en buques y oficinas como en la calle. nos que sonreír, como sonreiría ante una de Bien es verdad que el gasto de uniforme Esas divagaciones de los niños cuando jue- es mayor en los oficiales que en los subalgan á personas formales Porque los hom- ternos, pues asusta pensar que la casaca de bres, aunque sean hombres civilizados, ¿de- gala (prenda que sólo se usa dos ó tres vejan de ser unos niños aun cuando hablea ces al año) cuesta en una sastrería milicon la mayor seriedad? tar 50 duros, Bn cambio, en verano, el uniSe oye renegar de la guerra continua- forme todo blanco que se ha dado á los ofiluente. Ahora bien; todo lector de la Prensa ciales para uso en las oficinas y buques podiaria debe poaerse la mano sobre el corazón día hacerse extensivo á la calie y á los suy, una vez así, deba declarar sus sentimien- balternos. Esto resaltaría económico y frestos lo más sinceramente posible. Al leer los co, pues ei traje de verano nuestro es irrisoanuncios de la guerra, ¿qué es lo que siente? rio, ¡la gorra blanca! y nada más. ¡Declárelo con sinceridad! ¿Siente horror y Ésta modificación es justa y racional; pena, ó siente, por el contrario, miedo de pero parece juego de niños ocuparse en si que la guerra fracase... el galón ó la estrella ha de ir derecha ó torY es que todos los hombres, por más ci- cida, en la manga ó en el cuello. vilizados que nos consideremos, todos lle Otra modificación muy conveniente sería vamos un salvaje, an primitivo, dentro del introducir para la calle el uso de espada ó hombre exterior, Cuando un conflicto mar- espadín ó daga, al estilo de otras marinas, cial es- talla por alguna parte, el salvajillo pues los oficiales no acostumbran á usar ei q e duerme en nuestro fondo despierta, sable por lo pesado que es y no marcarlo Sonríe, aprieta los dientes, como un habi- para paseo la cartilla de uniformes, y esto tante de las cavernas primitivas. En resu- hace que aumente más el número de paisamen: somos todavía hombies peleadores, es- nos. En un Departamento ó Apostadero tamos saturados de recuerdos, de instintos, (como ahora se dice) donde sale la marinede glorias marciales, y todas nuestras pro- ría franca, después de estar encerrada en testas pacifistas son hipocresía pura, ó pura los buques una semana, ocurren con freilusión de nuestro cerebro. Nos gusta la cuencia accidentes desagradables. gwerra, nos entusiasma la gloria militar: eso No hace mucho tuvo ocasión el que estas es lo cierto. líneas escribe de intervenir en una pendenComo también es cierto que el hombre no cia entre soldados y marineros. Sobre no se mueve por impulsos racionales, sino por ser obedecido ni poder hacer otra cosa, pues arrebatos sentimentales. Yo le doy nríieho los machetes y las facas salieron á relucir, más valor al sentimiento que á la tazón; par- sufrí la rechifla de la geate. Y esto no es cularmente en los trances culminantes de solo. He visto en Cádiz á un oficial de conla vida, es cuando desaparece el hombre taduría declararse impotente para terminar pensador é impera en absoluto el hombre una pendencia de soldados de Ejército, que, Sentimental. Y esto es lógico, porque esta- por serlo, no le hicieron caso, mientras que mos hechos de instintos, de pasiones, de si hubiese llevado un arma al costado, otra emociones, de la sangre de nuestros ante- eosa hubiera sido, pues los fueros no se respasados, del sol ambiente, de odios, de de- pecan si no llevan defensa armada, ó, al meseos; y todo eso es sentimiento, puro senti- nos, se tiene mucho ganado para no hacer miento. el ridículo. Así es como se comprende que un hom. bre impío, un iucréduio absoluto, penetre en una catedral, escuche la solemne música ASAMBLEA del órgano y sienta que su ser entero se DE PERlODiST deshace en un mar de entimentalisnio inefable. Su razón le dice que no; su corazón i a asamblea de periodistas de provincias, le dice qne sí: en aquel momento la razón que se celebrará en breve en esta corqueda vencida. Del rnibmo modo, si un in- te, tratará de los asuntos siguientes: dividuo pacifista, socialista, internacionalisFederación de la Prensa de provincias, ta, acierta á ver pasar un regimiento de sol- constituyendo un Comité central y varios dados con las cornetas sonando y las ban- regionales. deras desplegadas, ese individuo sentirá Fundación de un Montepío nacional de que una ola de entusiasmo le sube desde el toda la Prensa española, para pensiones á corazón hasta la garganta, y toda ía tradi- las viudas y huérfanos de periodistas. ción, todo el peso de los antepasados, gravitará Proporcionalidad en el impuesto de anunsobre su cerebro y anulará las elucubrado- -cios, sí- LA GUERRA E Mejoras en el servicio postal, extensivo á las carterías rurales. Substitución de los impuestos actuales por otros, en relación con la tirada de cada periódico. Medios de estrecüar mas las relaciones éntrela Prensa de Madrid y la de provincias, y Solidaridad entre periodistas. CAPON VS Y MOÑOS SANTORAL La Maternidad de la Santísima Virgen. -San Germán, obispo y mártir; Santos Anastasio, Plácido y Ginés, mártires; Santas Zenaida jr Filonila, hermanas mártires, y Santa Placidia, virgaa. La misa y oficio divino son de la Materaidad de la Santísima Virgen, con rito doble mayor y color blanco. Se gana el jubileo de Cuarenta Horas en la parroquia de Nuestra Señora del Pilar (calle de Cartagana, núm. 21, Guindalera) donde por la mañana, alas diez, habrá misa cantada, y por la tarde, á las cuatr vísperas solemnes, con asistencia de los señores curas párrocos y ecónomos de esta corte y á continuación la no vena, predicando D. Ángel Lázaro. En San Pascual, Espíritu Santo, Reparadoras y Bs clavas del Sagrarla Corazón de Jesús, jubileo per petuo. Visita de la Corte de María: Nuestra Señora deí Milagro, en las Descalzas; de Belén, en el Salvador; da la Fuencisla, en Santiago; del Amparo, en San José, 6 de Lourdes, en San Martin i Espíritu Santo. -Adoración nocturna. Turno: Sau Juan Bautista. p L TIEMPO Temperatura de ayer: Máxima, 33,8; j mínima, 11,2. El día dura 11 horas 21 minutos, disminuyendo 16 mi ñutos en la semana. Tiempo probable: Variable. p NT 1 ERRQS A las cuatro de la tarde, el de D. JosS l Vangüemert y Poggio, desde la calle de Preciados, 27, á la Sacramental de San Isidro. SSPECTÁCULOS p S P A Ñ O L A las ocho y media: La nube. -A Ia 3 f cuatro y media: La nube. f O M E D l A A las nueve: Las de Caín. -A las cuatro y media: Las de Caín. P RICE (Compañía de ópera española. -A las ocho y r- -media: Sansón y Dalila. A las cuatro y media: La Africana. VARZUELA A las ocho y tres cuartos: La viejecitat A l a s (j; e z Enseñanza libre. -A Ia 3 once: El dúo de La Africana y La contrata. 1 Alas cuatro y media: Los xnagyares. A P O L O A las ocho y media: Las bribonas. -A las diez (sección doble) Doloretes y Las bribonas. 1 A las cuatro y media: La patria chica. -El tirador de palomas. -Bohemios. f 0 M 1 CO (Compañía Prado- Chicote. -A las siete: Alma de Dios. -A las nueve y tres cuartos: 331 estudiante. -A- las diez y tres cuartos- Alma de Dios A las cuatro (por secciones) La leyenda del monje, A las cinco: La Puerta del Sol. -A las seis: Los zapatos de charol- -E? SLA VA A las ocho y tres cuartos: La república del amor. -A las diez: La alegre trompetería, A las once: La república del amor A las cuatro: La remendona. -A las cinco: La carne flaca. -A las seis. El quinto pelao (secosón doble. t jTjRAN TEATRO a s cuatro: El estuche de mo nerías- -A las ¿neo: La golfa del Manzanares. -A las seis: El mentir ae las estrellas. -A las siete: La vara de alcalde. -A las nueve y cuarto: La golfa del Manzanares. -A las diez y cmarto: La vara de alcalde. -A las once y cuarto: La golfa del Manzanares. TvrOVEDADES A las cuatro: La canción de la Lola. J -A las cinco: El Lobato. -A las seis y cuarto: La cuna- -A las siete y media: Carceleras. -A las ocho y tres cuartos: La cruz del Canchal. -A las diez: El lobato. -A las once y cuarto: La ruz del Cauchal 1 V IART 1 N A las cuatro: La leyenda mora. -Alas 11 cinco: Viaje de placer. -A las seis: La gente seria- -A las siete: Los chicos de la escuela- -A las nueve: Entre naranjos. -A a fliez: La gente seria, A las once: La leyenda mora. D O M E A A las cuatro y media: El brazo derecüo. -Alas cinco y exarto: Los demonios en el cuerpo. -A las seis y media: León... Pérez y Sarcia- -A las siete y media: Con toda felicidad. -A las ocho: Las codornices. -Alas nuevey media: Con toda felicidad A las diez y media. Echar la llave- -A las once y media: Con toda felicidad p R O N T O N CENTRAL A las cuatro de la tarde: 1 -Primero, á 50 tantos, Elola y Trecet (rojos) contra vlendizábal, Albardi y Navas (azules) Se jugará un segundo partido á jo tantos. pLAZA DE TOROS A las tres y media. Corrida extraordinaria. Seis toros de Olea, estoqueados p por Juerrerito, q Mazzíuitinito y Manolete. PLAZA DE TOROS DE VISTA A las cuatro, co- -rnda de novillos. ALEGRE ENCARABANCHEL Seis de Muriel, es toqueados por Jaqueta, Infante y Luis González PLAZA DE TOROS A las cuatro: Corrida de HOTÍr líos. Seis de dos ganaderías, D E TETUAN estoqueadas por Chico de Lavaoiés, Luis Mauro y Montes II