Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A BC. MIÉRCOLES 7 DE OCTUBRE DE 1908. EDICIÓN 1 PAG. 14. GUADALAJARA. JURA DE LA BANDERA Fot. Guencro LOS NUEVOS ALUMNOS DE LA ACADEMIA DE INGENIEROS PRESTANDO JURAMENTO DE FIDELIDAD A LA BANDERA 1 UTo dirá usted que el B. M. C. no trabaja. ¿Qué le parece á usted ese yiajeeito á las costas del Estrecho para decidir en altos problemas de poliorcética navo- terrestre? Malo; pone usted la cara del malcontento. -La culpa es de usted por proponerme asuntos de coloquio poco agradables, según le consta desde hace tiempo. Creo firmemente que mientras no funcione á diario y alta presión el Consejo de la Defensa Nacional, no podrá el E. M. C. (aunque lo compusieran Napoleones y Moltkes) hacer nada de provecho, nada que corresponda á su elevada misión y á su limitada competencia en asuntos especiales. El viaje al Estrecho, ó es un viaje inútil, c puede ser un viaje perjudicial. ¡Hombre, hombre! La cosa es algo fuerte, y no vamos á pasar por ella simplemente porque usted lo diga; hay que probarla... -La probaré, aunque soy poco aficionado á tratar cuestiones demasiado técnicas para la índole popular de A B C; pero no hay tecnicismo que, con un poco de atención por el que lee y de llaneza por el que expone, no esté al alcance del sentido común. Empiezo, y oiga callado. rm m. Al E. M. C. no deben ir las especialidades en las múltiples ramas del arte mili ¿ar; no conviene que en él haya los mejores EL DEDO PULGAR SIN MANO ingenieros constructores, los mejore? arti lleros fabricantes, los mejores tácticos, etc ¡A. esos hay que reservarlos para la ejecución (entendiendo por tal el proyecto mental y la realización material) en el Estado Mayor Central se oxidarían por falta de empleo y contaminarían á ese E. M. C. con el espíritu estrecho de detalle y minucia propio de todo especialista. Por ser esto así, resultaría en el caso presente todo proyecto de fortificación de las plazas del Estrecho redactado por el E. M. C. con menores garantías de acierto que si fuera trabajado por organismos especiales que naturalmente dependan directamente del ministerio de la Guerra- -ó de éste y del de Marina- -y que no forman parte del B. M. C, ni deben formarla. -Permítame usted una interrupción. El Estado Mayor Central habrá ido al Estrecho para estudiar, no la paite táctica de las fortificaciones, sino su papel estratégico... -Amigo mío, de ser asi, el viaje no sería perjudicial (como lo sería si tuviera un objeto táctico) pero sería inútil. El papel estratégico de las fortificaciones de mar y tierra no le estudia en las localidades, sino en los mapas. Ese papel estratégico es esencialmente logística; es decir, qise se relaciona con la acción defensiva y ofensiva de los puntos fortificados sobre la red de comunicaciones necesarias ó convenientes en tal ó cual campaña. Desde un simple fuerte- barrera con algunos centenares de metros de radio de acción, basta los grandes campos atrincherados que influyen a muchos kilómetros de distancia, su oportunidad se decide sobre el mapa, y después que el Estado Mayor (Central ó no) ha dicho aquí hace falta esto y lo otro son las Juntas de fortificación las llamadas á proyectar y realizar los trabajos necesarios para satisfacer las condiciones impuestas por el E. M. Tengo la seguridad de que ningún militar ilustrado combatirá la doctrina expuesta en materia de distribución de tareas entre Estado Mayor y Cuerpos especiales. Créame usted, nada hay más importante de la tnano que el dedo pulgar; pero éste, separado de la mano, no sirve para nada. Segán mi humilde opinión, el E. M. C. es el pulgar de una mano que se llama Consejo de la Defensa Nacional; como éste aquí en España se ha declarado en huelga, el dedo pulgar no sabe qué hacer, y hace cualquier cosa para distraerse; este viaje, por ejemplo. J ENARO A L A S UNA IDEA DIARIA esencia perfumada para quitar manchas. Mézclese: Espíritu de vino, un litro; jabón raspado, 170 gramos; hiél de buey, 170 gramos; eáencia de menta, 20 gramos. Fíltrese y embotéllese. La hiél de buey para esta fórmula se prepara de antemano, así; Se hace hervir un litro de hiél. Se espuma. Se le añade 34 gramos de alumbre pulverizado y tamizado, y se deja enfriar la mezcla, embotellándola, pero siu taparla.