Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C JUEVES 3 DE SEPTIEMBRE PE r 9o8. EDICIÓN f PAG, 6. LA CUESTIÓN D É L O S DUROS eina tranquilidad en lo ue á los duros R se refiere, excepción hecka de los de cuío de 1 S 9 S. listos siguen siendo rechazados por el comercio. Nadie los quiere. L, os agiotistas, explotr dores de todo lo explotable, ven en perspectiva un negocio. Dapreciado ese duro y vista la impasibilidad del listado ante la depreciación, vendrá la compra de duros del 98 con buesa prima y sin más trabajo que darles ingreso en las cuentas corrientes del Banco de Kspafia. En el Banco Ie España sigue habiendo toaos los días larga cola para cambiar billetes por moneda fraccionaria. zado el alumbrado eléctrico cuando aquél se publica y otros detalles nada en consonancia con los progresos del arte escénico y de la construcción, además de anticuado. lo hacen inocente. Pero en cuanto á su parte fundamental, ó sea á ue los teatros se hallen totalmente aislados de las edificaciones; á la disposición de las salidas y á otras condiciones de eguridad para el público en caso de siniestro, muy dignas todas de ser tenidas en cuenta, atada de ello en conjunto se practica, y o uéremos pensar en lo qtae ocurriría si huiese durante la representación un incendio en alguno de los teatros de la corte. f I a misión de la Junta. Como p r la mano nos llevan estas consideraejone á examinar la misión y el funcionamiento de la llamada Junta de teatros. Cl Diario Universal, ocupándose anoche de Se trata de una Junta consultiva, cuy esta cuestión, dice que en la circulaes meramente se limita á clós de los duros no adelantamos un paso, misión dictámenss, de pasiva y el gobernalos que y que los inconvenientes qae señalábamos emitir como presidente nato de la mispara primeros del actual se están tocando dor civil, ó no apartarse. ma, puede por muchas familias de empleados, Todos los años, y de inaugurarse la i ¡n pago de sus hafoeres se ha entregado temporada, la Junta, antes su representación y en á ést s buena porción de duros, y podemos algunos de los individuos que la componen, itar nombres de personas respetables que los teatros, y proponen i a n visto esos duros rechazados repetida- visitan reformas, quesiemprepocas vecesaL gunas muy se meiate en varios establecimientos. Hemos cumplen, y por eso en años sucesivos tienen de confeáar nuestra Incompetencia en ma- que proponer de nuevo las reformas, que no teria de distinguir los daros oficiales de los sjielen cumplirse, porque á las empresas y á clandestinos; no hemos de entrar en ello; lo es obque podemos afirmar es que duros entrega- los propietarios lo que les preoeapavez conuna dos por el Banco de España, en pago de esos tener el permiso de apertura, ysuelen t ner seguido éste, las reformas l s haberes, son rechazados en establecimien- sin cuidado, como todo lo que no sea deditos comerciales por ker sevillanos Y se carse al culto de la Santa Taquilla. I plantean las cuestiones siguientes: ¿Es que da el Estado dinero fraudulento? No lo creemos. ¿Es que comerciantes avezados á ma- ü a l t a s y remedios. nejar moneda no son cagaces de distinguir- Un distinguido articulista extrañaba la? Tampoco lo creemos; algo de esto ocu- hace pocas noches en La Época que la Junrre, sin embargo. ta de espectáculos girase la visita á los tea Así están las cosas á la hora actual; cier- tros la víspera de anunciarse su apertura ó to que no hay motines, ni alborotos, ni taa- dos días antes. Esta extrañeza, muy lógica y muy natunifestaciones públicas; pero se equivoca el Gobierno si juzga que no existe conflicto ral, la concretaba en el siguiente dilema: ¿Pueden, en tan brevísimo espacio de alguno y que todo está arreglado. tiempo como el que media entre el día de la reunión de la Junta y el señalado para la apertura, realizarse esas obras? No. Pues entonces, ó hay que prescindir de ellas, en cuyo caso la Junta de espectáculos queda á la altura de Cachupín, ó hay que retrasar la apertura de los teatros, causando con ello r o s reconocimientos. I a ponencia compuesta por los seño- el consiguiente perjuicio á las empresas. ¡Pobre Junta y pobres vocales, y qué malres Arroyo, Corera, Ramírez Tomé y el secretario de la Junta de espectáculos, señor parados salen de ese juicio! Pero no as ó. López Mora, realizó ayer tarde la visita ellos á quienes conviene culpar, sino á ende inspección á los teatros de Apolo y la torpecimientos de orden burocrático, que unas veces estorban y otras anulan su acZarzuela. En el último han sido introducidas por ción. Un recuerdo y dos casos prácticos confirlos propietarios grandes reforsaas, especialmente en la embocadura del escenario, en marán la verdad de este aserto. En una de las reuniones que la Junta cela sala de butacas, aumentando considerablemente el número de éstas y suprimiendo lebró á mediados de Julio, el vocal de la el pequeño anfiteatro yue existía en el fon- misma Sr. Ramírez Tomé, teniendo en do, en las galerías, en el vestíbulo y en el cuenta que la mayoría de los teatros inauguraban sus tareas á primeros de Septiemalumbrado. En ambos coliseos propuso la ponencia bre, propuso que se dirigiese una circular á que se hicieran algunas reformas, pero sólo las empresas, advirtiéndolas que las risitas las meramente indispensables y compati- se empezarían á girar los primeros días de bles con la disposición de los respectivos Agosto. De este modo habría tiempo más que solocales. brado para realizarlas y no sufriría lesión I os teatros de Madrid. ninguna clase de intereses, puesto (ue, ló Esta es ocasión de decir, al hablar de gicamente pensando, no habría retraso en las citadas reformas, que si fueran á exigir- la inauguración de Jas respectivas tempose en los teatros madrileños todos los re- radas. quisitos marcados en el reglamento de teaEl acuerdo fue adoptado por unanimidad tros, sería menester para hacerlo derribar- y de ello dieron noticia casi todos los pelos todos, pues ninguno de ellos, absoluta- riódicos; pero ¿qué se ha hecho de él? mente ninguno, aun los construidos después La contestación nos la da hecha el relato de ser promulgado dicho reglamento, se de los dos casos prácticos que vamo. s á reajustan á lo estatuido. latar. Claro es fue la misma venerable ancianiLa empresa de la Zarzuela presentó el día Sad del reglamento, el no hallarse generali- 20 de Agosto en el Gobierno civil la solici- hiciese la risita reglamentan y poder proceder i la apertura del teatro, indicando ajue esa apertura se hallaba anunciada para el día 4 de Septiembre. Pues bien esa solicitud anduvo perdida en el Gobierno trece días y no llegó á conocimiento de la Junta hasta el día 2 del actual. A toda prisa se hicieron las citaciones a los ponentes y éstos giraron la visita ayer, ó sea en el mismo día. I o de Apolo es aún más edificante. I a solicitud fue presentada en los ultisaos díts de Agosto, anunciando la inauguración para el día 3 del actual, es decir, para hoy; los ponentes hicieron también la visita ayer 2; pero, al hacerla, uno de los smpresarios les dijo, en éstas ó parecidas palaferas, al acompañarles á recorrer el local Este reconocimiento qme ustedes hacen es una pura fórmula, y, con permka ó sin permiso de la Junta, yo abro ínañsas, porche ya tengo el cartel en qwe sa anuncia la inauguración para el jueves aprobad por el Gobierno civil. Y ahora sí que cabe preguntar como final: Si esto se hace así, ¿para uá eirve la Junta de espectáculos. tud que previene IÉT ley j ara que la Jtíhtá UNA AGRESIÓN A nte el Juzgado instructor compareció ayer tarde D. Rufino Gutiérrez Soto, agredido en la madrugada aaterior en un descampado de la Prosperidad, cuando se retiraba á su domicilio. Dijo el Sr. Gutiérrez que üesüe que lormnló las denuncias cjue dieron origen al proceso que, se instruye al Sr. Villarroya viene siendo objeto de anónimas amenazas, en las que se le conmina con la muerte si no cesaba en sus declaraciones. El Sr. Gutiérrez había resuelto no üaccr easo, por creer que sólo se trataba de amedrentarle; pero anteanoche se convenció de que sus ocultos enemigos tiraban á dar. Sigue ignorándose quién fue el autor de la agresión. LA JUNTA DE ESPECTÁCULOS NOTAS TEATRALES las zarzuelas La patria chica, La noche de Rtyes, El mal de amores y Las bribonas. A P O LO Conforme hemos ya anunciaau, esta noche se verificará la inauguración de la temporada de este teatro cotí ¿as localidades se expenden en contaduría desde las onee de la mañana á las doee de la noche. O MICO El primer estreno en este teatro revista üe Arturo Alyarez y Antoxiio Soler, con música de Calleja. También se reestrenará, conrerticla en zarzuela, con música también de Calleja, la preciosa comedia de lanares Cuando ellas quiere- m V s e r á ei je nocjle ¿ie ¡os tiempos, PLEITO DE UNA Según leemos en La p- neT Prtnsa, de Buenos Aire AKilblA la tiple, muy conocida en Madrid, Antonia Arrieta, jue trabaja en la Comedía de la capital argentina, ha acudido á los Tribunales para demandar al empresario de aquél por indemnización de daños y perjuicios. Manifiesta que celebró un contrato con- dicho empresario, y por el hech de haber enfermado y Jaltado auna sección, son permiso, según dice, fue despedida. Pide que se condene al demandado á cumplir con el contrato en cuestión, y en caso contrario, á pagarle una indemnización de 14.000 pesos, con más las costas del jui. cío