Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DE TODO EL MUND O POR CABLE, POR TELÉGRAFO TELÉFONO DE NUESTRO ENVIADO ESPECIAL DE TODO EL MUNDO, POR CABLE, POR TELÉGRAFO Y TELEFONO tas se intentó realizarlo, comenzó á ser acariciado por todos los Consejos que goberna ban la República helvética. Un buen día en el mes de Agoste de 1898, comenzaron los trabajos, y los obreros se dispusieron á horadar la piedra, en su mayoría compuesta de roca cristalina; pero apenas se hundieron en las entrañas de la roca surgieron las dificultades en forma de copiosos manantiales y abundantes torrentes. Nada descorazonó á estas gentes tenaces, y aunque la obra se prolongaba indefinidamente, aunque el presupuesto crecía en proporción á los obstáculos imprevistos, los trabajos continuaron, continuaron siempre, y los moratura se eleva á los 54 grados; ¡un bello lugar para que L. emoine estableciera su famoso horno dedieado á la fabricación del brillante! p e r o ya no hay nada que detenga á los Consejos Federales, y por todas partes surgen proyectos de nuevas vías atravesando los Alpes en todas direcciones. El cantón de Berna está horadando la línea de Lotschberg, esa línea donde cada tres meses ocurre una catástrofe y perecen docenas de trabajadores. También esta línea tiene su tútiel, un lindo túnel de 13.735 metros, que no estará concluido antes de 1911. En A B C EN SUIZA A FIEBRE DEL TÚNEL Es una enferm e d a d que padece en Suiza todo el mundo y de la que lian sufrido el contagio hasta los miembros honorables del Consejo Federal; todos tienen la fiebre del túnel. I, a obra maravillosa del Gotardo demostró á estos cachazudos montañeses que las cosas más difíciles se consiguen con uu poco de calma y otro poco de tenacidad y paciencia, y desde entonces cada cantón ha L EL VIAJE DE FALLIERES Fot. Brang CR 1 STJAN 1 A. EL REY DE NORUEGA RECIBIENDO EN EL MUELLE AL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA FRANCESA Estudiado el modo de atravesar los Alpes con un trazado que favorezca al cantón, naturalmente, y sin reparar en si la tarea será más ó menos difícil... Imposible saben que no es, y esto les basta. El túnel del Gotardo es, sin duda alguna, colosal... Su longitud es de 14.920 metros desde la boca de Goschenen, á 1.109 metros de altura, y la boca de Airólo, á 1.135. Solo íl túnel costó 75 millones. Con la nueva vía, que ponía en directa comunicación á Italia con los países del Norte, atravesando la Suiza, simplificáronse xtraordinariamente dos trayectos, acortando distancias y facilitando el tráfico. Y vistos los resultados, el sueño de abrir el Sim- flóm, que había fracasado tantas veces cuan- dernos gnomos se hundían en el boquete, á ganar en un mes lo que un despreadimiento les deshacía en diez segundos. Siete años duró esta lucha de todos los días, de todas las horas, de todos los minutos. Por fin, el 24 de Febrero de 905 la última pared cayó por tierra, y los obreros italianos encontráronse con los obreros suizos, abalanzándose los unos sobre los otros pico en ristre, como si fueran á combatir. El milagro habíase realizado. Este enorme boquete mide 19.729 metros, y hay iin instante en que sobre el pequeño vagón donde estamos encerrados tenemos 2.135 metros de tierra. Y en este instante os falta la respiración, porque la atmósfera es de fuego, la roca abrasa, no hay aire, la tempe- Weissenstein han comenzado los trabajos de otro túnel de cuatro kilómetros; en Graitery, los de uno de siete; el cantón de Grisons tiene el proyecto de unir Coire con Chiavena por medio de un túnel de 26 kilómetros; Basilaa y los cantones de Zurich, Glaris y Saint- Gall quieren abrir una vía subterránea de 20 kilómetros á través de la Gréina... Hay centenares de proyectos para atravesar los Alpes en todas direcciones, y cuanto mayores son las dificultades que se oponen á la realizaeión de cada uno de ellos, más grande es la obstinación de sus partidarios. Casi estoy por creer que busean las montañas más colosales para horadarlas por él placer de agujerear esas imponentes moles