Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
VALENCIA INDUSTRIA Y COMERCIO TALLERES BORT LLANO DE ZA 1 D 1 A, 20 AL 16. VALENCIA p n este ramo de la construcción de maqui narias y accesorios y piezas de todas clases para las mismas, Valencia ocupa indiscutiblemente lugar distinguido entre las poblaciones más industriosas de España, reflejando á la vez de manera admirable los progresos del extranjero. Testimonio irrefutable de esto lo tenemos en los magníficos talleres Bort, en los que admiramos perfectísimas construcciones de máquinas de vapor con válvulas de distribución plana ó cilindrica tipo Sulzec. Turbinas perfeccionadas para toda clase le saltos. Prensas hidráulicas. Trituradoras y demás accesorios para fábricas de aceite. Instalaciones completas para riegos con bombas de doble efecto y diferenciales. Instalaciones para fábricas para la elaboración de arroz y harinas de todas clases. Electromotores y motores á gas, etc. etc. La casa Bort, cuyos aludidos talleres se hallan en el Llano de Zaidia, 20 al 26, facilita proyectos, planos y presupuestos para toda clase de instalaciones fabriles, realizándolos en ventajosísimas condiciones y con admirable perfeccionamiento. Es ésta una de las casas valencianas que mayores progresos alcanzan en el ramo á que se dedican, y es por lo mismo una de las más favorecidas, desarrollando una producción muy considerable. U ¿i -Vi VALENCIA. VISTA PARCIAL DE LOS TALLERES BORT Fot. Barbera. no podía Fgraduarse corno añora, ni la clave de este golpe ser alterada en lo más mínimo. La presentación exterior de estos pianos es también admirable, respondiendo cumplidamente á los progresos del arte moderEsta casa, establecida en Valencia, y cuya no. Sus dibujos originales los presentan fundación data del año 1830, es de las que como obras de arte adecuados á todos los verdaderamente honran á la industria es- estilos y á todos los elementos decorativos. pañola, hallándose equiparada por sus adeLa producción de la fábrica de P. Gómez lantos y perfeccionamientos con las más im- es muy importante, y muchos sus triunfos, portantes de su índole en el extranjero. obtenidos en cuantas Exposiciones nacioUna ligerísima visita á sus amplios y bien nales y extranjeras ha concurrido, como lo acondicionados talleres y á su salón de ex- demuestran las grandes medallas de oro y posición, sitos en la calle Almirante, P. G. y recompensas honoríficas que posee. plaza de San Esteban, 4, en la ciudad del Progresando siempre, mantiene esta casa Turia, basta á afirmarnos en esta opinión, el puesto de honor dignamente conquistado. pues á simple vista se aprecian los maravillosos progresos debidos á la ciencia y al I A BARCELONESA GRAN arte en íntimo consorcio. FABRICA DE PASTAS ALILa fábrica de Gómez ha ensanchado notablemente su esfera de acción, empleando MENTICIAS DE JOSÉ OLÍlos modernos procedimientos adoptados por VER. VALENCIA ios grandes constructores extranjeros, y esta casa industrial, si bien procura, ante Se halla instalada esta importante fábrica todo, construir instrumentos, no se olvida en la calle de Pi y Margall, 65, con todos los de la presentación estética de los mismos, adelantos modernos aplicables á la indushabiendo logrado un perfecto dominio so- tria de fabricación de pastas alimenticias, y bre el doble carácter del piano, adaptándo- es su producción esmeradísima y muy solise á los descubrimientos de la acústica mo- citada en los mercados. derna, sin olvidar las esenciales reglas del Elabora la exquisita sopa Excelsior, que arte y del buen gusto; y es esto precisa- posee más gluten y riqueza de nutrición mente lo que ha colocado á esta casa á la que todas sus simiíares, y es la única fábricabeza de las primeras de España y á la al- ca en España que produce las clases italianas y glaces, compitiendo con ventaja con tura de las mejores del extranjero. Reúne el piano de la fábrica de P. Gómez las de procedencia extranjera. cuantas condiciones exige el arte moderno: Su dueño, D. José Oliver, industrial compreciosa caja armónica construida con ma- petentísimo, realiza constantes sacrificios deras perfectamente curadas, con todas las en pro de esta industria, habiendo merecido condiciones de vibración homogénea; diver- altas recompensas, entre ellas diploma de sidad de matices en el colorido, feliz igual- honor y medalla de oro en París y Murdad de timbre en todas las octavas, sonori- cia el año de 1904, y en Madrid en el 1907. dad aterciopelada y vibrante, lejos de aquel En España, ya lo hemos dicho, merece ser tono chillón de los pianos primitivos, en conceptuada como la primera entre las de 1 V IANUFACTURAS DE P I A N O S Db P. GÓMEZ UJES BDIDO DE HIERRO FUNPARA C A R R O S MARCA GENS Data la fundación de esta acreditadísima casa valenciana, la primera entre las de su índole, del año 1835, habiendo su fundador, D. Baltasar Gens, obtenido del ministerio de Fomento el diploma de honor como primer fundidor de Valencia. Tiene como especialidad los bujes ó manguillas para carros, que por su esmeradísima construcción con materiales de primera calidad fueron premiados con medalla de oro en la Exposición regional de Valencia y en la Internacional de Barcelona de 1888. Se hallan los vastos talleres de esta fundición, propiedad de los señorea D. Salvador Gens y Sobrinos, en la calle de Sagunto, núm. 51, donde tienen también el despacho, ocupando una superficie de 800 metros cuadrados, y trabajan en ellos, exclusivamente dedicados á la mencionada especialidad, 30 obreros. Los bujes de hierro fundido marca Gens para carros, carruajes y otros vehículos ofrecen la particularidad del esmerado pulimento y la uniformidad de desgate en toda su superficie interna, con lo cual, al par que el rozamiento es más suave y mayor la du- ración del buje, se consigue aumentar la ve- J locidad de la marcha del vehículo por hallar ¡el eje menor resistencia durante la rotación. Los dueños de carros y carruajes apre- l cian lo que esto vale, y de aquí la gran acep- j tación que los bujes Gens tienen, tanto en España como en Portugal, eatre los cons j donde el golpe del martillo sobre la cuerda su índole la fábrica del Sr. Oliver, tructores de carretería.