Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DOMINGO 19 DE JULIO DE 1908. EDICIÓN 1. PAü. 9. también utilizar tínicamente moneda fraceienaria. No ha circulado un duro. I,o que sí circula, y con grandísima insistencia, fue el rumor de la dimisión del ministro de Hacienda. Como cronistas fieles é Impartíales, nos limitamos á hacerlo así constar. Tgn la Fábrica de Tabacos. Uno de los sitios en que niáá temores había de que se produjese algún conflicto era la Fábrica de Tabacos, por ser sábado, día de cobro de las operarías. Todas ellas habían manifestado claramente que no aceptarían monedas de á duro. SI conflicto se ha resuelto de una manera muy satisfactoria. Como el Banco de España está en buení rimas relaciones con la Compañía Arrendataria, le facilitó la cantidad q e necesitaba ¡rara el pago de jornales en duros de 1898, tecién acuñados, nuevecitos y sin estrenar Cas cigarreras, al verlos tan bonitos, los ecifeieron sin protesta. A la una de la tarde quedaba el pago terminado, sin el menor Incidente desagradable. p n los mercados. Hubo de todo, negativas, protestas, riñas, discusiones; pero, por regia general, se admitieron los duros, todos los duros que se presentaron, legítimos y no legítimos. Algunas cambiantas no los querían; pero al ver que los aceptaban las de al lado y jue las parroquianas se les iban, acabaron por transigir. También quisieron negarse los aposentadores; pero á éstos el conflicto se les presentaba más difícil de resolver, porque los vendedores les planteaban este dilema: N- -No quieres el duro, pues te le debo, Y entre la deuda en el aire ó el duro en (a mano, se decidían por el duro. i,o s Había conciliadores que aceptaban el término medio. -Yo, ¿sabe usted? tomo los que no son del todo sevillanos. Que es la más absurda y estupenda de tocias las determinaciones. pn las estaciones. Las Compañías de Ferrocarriles de Madrid á Zaragoza y Alicante, la del Norte y la de Andaluces no han aceptado nunca los duros sevillanos. Lo mismo en las Centrales que en las estaciones, cuantas monedas de esta clase se presentaban eran rechazadas en el acto. El público lo sabía ya y se conformaba on ello. Pero ayer por la mañana la Compañía del Norte adoptó la resolución radical de no admitir los de ninguna clase, ni legítimos ni no legítimos. Los viajeros que acudían á las ventanillas en busca de billetes se encontraban con esta contestación, rotunda y seca: No se admiten duros. I a Compañía justificaba esta medida diciendo que la Caja central había recibido de todas las estationes gran cantidad de duros, que luego le habían sido rechazados en los pagos que había intentado haser, incluso en el Banco de España. Además, en los muelles de grande y pequeña velocidad, los consignatarios de las expediciones, al recibir las vueltas, se habían negado á aceptar monedas de cinco pesetas. Ante tal estado de cosas, la Compañía no había tenido otro recurso que adoptar epta resolución. Pero como el remedio era, si no peor, por lo menos tan grave como la enfermedad, pues habían sido muchísimos los viajeros que se habían quedado sin billete por no llevar encima más que piezas de duro, por la tarde se revocó la orden y siguieron aceptándose en las ventanillas cuantos no fueran sevillanos. Lo propio ocurrió en la estación del MetííÍ I os obreros. La cuestión tiene muchísima trascenden En casi todas las obras, fábricas y talle- cia, más de la que á primera vista parece; res se ha pagado á los obreros los jornales porque, aun en el caso de utilizarse el mis- en moneda fraccionaria de plata y en cal- mo cuño, las monedas tienen notables difederilla. rencias en cada emisión, porque la liga no Ivos contratistas, que sabían desde ante- es la misma, porque no es igual la calidad ayer el criterio de los obreros, tuvieron la de la plata, porque como el golpe de troquel precaución de cambiar por la mañana en el no puede ser jamás matemáticamente el mismo, el grabado tiene que ser por fuerza Baneo de España. No hubo, pues, que sepamos, conflicto en diferente, y unas veces el relieve es mayor ninguna parte, y no le habrá mientras el y otras es más débil y las líneas se destaBanco de España disponga de monedas pe- can ó quedan confusas y borrosas. queñas. Es decir, que la Casa de la Moneda no puede cumplir la Real orden del ministro JUl áquinas y troqueles. T 1 Algunos periódicos han publicado la de Hacienda en la forma que el público sunoticia estupenda de que en el patio y en pone; no puede decir, refiriéndose á todas las galerías de la Casa de la Moneda hay las monedas, éstas son las legales y éstas hacinadas en confuso montón piezas de las las ilegítimas; tiene que concretarse á dar máquinas recogidas en las fábricas de mo- un informe particular sobre cada moneda que se le presente. neda falsa. La tarea, como se ve, es más difícil y más La noticia no es exacta, por lo menos en la última parte. Existen, en efecto, volantes lenta de lo que á primera vista parece. Puey calderas, máquinas y hornillos, una can- de, pues, el público estar tranquilo por lo tidad enorme de herraje; pero no tienen que que á la recogida se refiere. Hay duros sever absolutamente nada con la fabricación villanos para rato. de moneda. I mporte de la falsificación. Son restos inútiles de máquinas diversas, Si no se sabe el número de falsificacioprensas para timbrar papel, aparatos estam- nes que se han hecho, ¿cómo se va á saber padores, máquinas auxiliares... nada... á qué cantidad asciende la moneda ilegítiHan añadido los periódicos que en todas ma que circula? Todo cuanto se diga sobre ellas faltaban los troqueles. Naturalmente. esto es pura fantasía. Hay quien asegura Como que los troqueles no tienen por qué que no son más que 50 millones. Lo mismo ni para qué estar allí. pueden ser 50 que 400. No hay término de La Fábrica Nacional de la Moneda no ha comparación ni base para cálculo. intervenido jamás directamente en los desEs más: el Estado no sabe, no puede cubrimientos de moneda falsa. Su misión saber el dinero legal que en la actualidad queda reducida á dar los informes que de existe ni con una aproximación del 10 por ella solicitan los jueces que instruyen los 100, porque, contra todos los cálculos que se procesos por falsificación. hagan, siempre habrá que descontar la caCuando un juez tiene sospechas de que tástrofe que le entierra, el feicendio que le un aparato cualquiera jpuede utilizarse para destruye, el barco que se hunde en el fonla fabricación de moneda falsa ó de moneda do del mar, el avaro que esconde sus moilegítima, lo envía á la Casa de la Moneda; nedas y el caprichoso que las funde para. los ingenieros industriales y los peritos téc- convertirlas en objetos de plata. nicos examinan el aparato, emiten dictamen Lo que con certeza acerca de él y lo devuelven al Juzgado de rar esúnieoen las cajas del se puede aseguque Banco instrucción. Cuando son troqueles se inuti- millones de pesetas en duros. Sería h ay 600 c mióse lizan antes de devolverlos. De manera qtie aun ea el caso de que, ter- averiguar si todos son legítimos. minadas las causas, esos troqueles se saquen á pública subasta por las Audiencias, nunca por la Casa de la Moneda, para atender al pago de costas, no pueden volver á H a marchado á Alemania el ilustre pinservir ya para su primitivo uso por haber tor Morr- -io Oirbotiero con su distinguida quedado completamente inutilizados. esposa. Lo mismo ocurre con las monedas falsas; De se devuelven inutilizadas á los Juzgados de breve Ploiib. uei. et á Biarritz se tia- a u á e n Mad. Rendon con sus hijos. instrucción con el informe pericia! Los marqueses de la Laguna, los del Ra 1 caballo de batalla. Según la parte dispositiva de la Real fal, Ceballos Carvajal y la marquesa de orden publicada ayer, la recogida de mone- Viana han salido para San Sebastián. das ilegítimas queda en suspenso hasta que Para Bilbao la Casa de la Moneda diga cuáles son las rediaSpínola. han salido los condes de líediferencias que las distinguen de las legales. La condesa de Mendoza Cortm i 1 ¡i iii arEste es, pues, el caballo de batalla. ¿De chado á su casa de Rendueles. qué manera, de qué modo, en qaé forma van los peritos á emitir el informe que se les De Londres á Biarritz Se ha trasl. ida. do el pide? marqués de Alcedo. Desde luego, y por lo pronto, hay que teHa sido pedida la mano de la señorita ner en cuenta que estas diferencias no son generales, sino particulares y concretas en doña María Victoria de la Puente para el ada caso. No se trata de una sola falsifica- redactor de E ¡Correo D. Emilio Morales de ción. Las falsificaciones son infinitas, ¿Cuán- Setién. tas... Hoy por hoy, ¿quién lo sabe? Si exceptuamos los duros de Amadeo y algunos de Alfonso XII, casi todos los de- DOS NINAS más han sido falsificado Claro es que averiguar qué emisiones oficiales son las falsiMARTIRIZADAS ficadas es tarea fácil y sencilla. Pero ¿las A yer, á las diez de la mañana, visitó Isifalsificaciones se han hecho todas con el dro Alvarez á su hija Anita en el hosmismo cuño? ¿Es que de cada emisión ofi- pital de la Princesa, donde se halla. cial no ha habido más que una sola falsifiLa niña se hallaba presa de una terrible cación? Y aun supouiendo, que es mucho crisis nerviosa, y por el momento no recosuponer, que de cada falsificación no exista noció á su padre. más que un cuño, ¿no se ha hecho con este Ante algunas personas que le interrogacuño más que una sola emisión? Probable- ron declaró Isidro que ignoraba los malos mente, seguramente, no. tratos de que era victima stt Mja. DE SOCIEDAD E