Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
CRÓNICA DE LA MODA PAT JS, JUMO DE 0 8 ffs esta época del año en la que se prepa ran los equipajes para volar en busca de reposo y oxigeno y de diversión y medicina Nunca como ahora las blusas ocupan un puesto de primera línea en la atención femenil. SusinapreciabTes servicios se avaloran grandemente, p íesto que merced á tan útil prenda puede variarse el aspecto de una toilette con gran frecuencia. Variar de blusa y de algún pequeño detalle es tanto como variar de vestido por completo. Las señoras, pensando discretamente, hacen que el reinado de la blusa sea inacabable. Una de las favoritas en la actualidad es la blusa de fino linón de bilo formando cinco grupos de pliegues delante y detrás y montada en un canesú estilo camisero. I, a manga, larga, se cierra con un puño hecho á finos pliegues. Costuras, puños y mangas van unidos por medio de tmus- trous. I5 n el delantero, una chorrera de doble plisado de linón con encaje Valenciennes al borde; éste se repite en el puño y cae sobre la mano. Para cerrar la blusa se utilizan pequeños botoncitos de aochet, que se confeccionan con suma facilidad, haciendo una especie de saquito de crochet en hilo fino, rellenándolo de algodón y cerrándolo con algunos puntos. El cuello debe ser alto y hecho á plieguecitos, y en el borde, una cinta ó un terciopelo obscuro ancho, coronado por una ruche plisada; los botones y la cinta son los detalles que d a n un novísimo aspecto á la prenda. Claro es, y mis lectoras lo saben ya seguramente, que se trata c e una blusa de diario y no de gran ves w ral aceptación, lo cual es perfectamente lógico y explicable, puesto que no son muchas las damas que se avienen á lucir la alhaja en tal sitio, y ya se sabe que las joyas se llevan para ser lucidas. Oe lleva mucho una cinta de moaré Megro 13 rodeando el cuello y pendiendo sobre el pecho en pronunciado pico, en el cual se cuelga una joya de fantasía, un dije, un pequeñísimo reloj de piedras preciosas ó un portcbonheur VIZCONDESA B. D E NEUILLY I a pintura, los polyos, las cremas, no han desaparecido del uso; ayudan con su brillo prestado á encontrar algo de la juventud marchita; á éstas las llaman las francePero la ciencia moderna, por un nuevo medio, da á las mujeres el poder enloquecedor de convertirse en hermosas ó permanecer bellas á despecho del tiempo. L, a electricidad detiene la marcha del tiempo. Consultada una de estas mujeres que parecen hechiceras capaces dé obrar los mayores milagros en la belleza femenina, una directora de un Instituto francés, hizo estupendas revelaciones, de entre las que recuerdo las siguientes, que comunico á las lectoras de Mujer y Casa. sas Les passé fleurs. NOTICIAS PARA LAS DAMAS ADVERTENCIA. En esta sección re contestará á las consultas que nuestras lectoras gusten dirigirnos, siempre que la pregunta venga acompañada de SIETE CUPONES CORRELATIVOS, O SEA DEL 1 AL 7, de los que se publican diariamente en las páginas de anuncios de A B C. Las consultas habrán de firmarse con un seudónimo ó con iniciales. Las que se firmen con nombres 6 apellidos, se contestarán con la inicial de los mismos. La Dirección se reserva el derecho de no contestar á determinadas consultas que exijan gran extensión en la respuesta. Testa. Ay! me da el corazón que con que precuxe hacer un mezcla de pintura que dé un tañe parecía 1 suyo va usted á quedar como un héroe. Doctor Z. JV. A. S. -Le siento mucho, pero ignara tn absoluto lo que me pregunta, y creo que cualquier compañero de estudios que haya sabido responder la formulita 1 sacará del apuro mejor y más fácilmente que yo. -Pues yo me la explico divinamente; La belleza ín gracia es un anzuelo sin cebe. Además, es un hecho incuestionable que existe el imán humano. De todo esto resulta claro como el mismísimo Febo que el estado ic alma que usted padece, es perfectamente lógico, aunque difrcilillo de decir á la persona quejosa. De ida y vuelta; corbata calada, escocesa, lisa, de lunares; come usted quiera. ¿Que si me gustan los rubios ó los morenas? ¡Hambre! ¿Le hace á usted mucha falta la noticia? No me es pasible complacerle, lis usted muy galante y agradezco mucho sus amables frases. Haslay de Campralón. ¿Que si no he escrita de prisa alguna vez? ¡Sonríase usted de los automóviles! Poseo el sexto, el séptimo, el octavo, el noveno, el décimo, etc. etc. etcétera, ¿Conque me ha engañada usted? Qué pillín! ¡Todas son desengaños en la vida! Mucho me alegraré saber de usted desde lejos de España... lo menos, lo menos, va usted í Carabanchel Alto. Le advierto á usted que también hago perfectamente esa labor que usted menosprecia. Sí, señor; hay mujeres perfectas, j Que es usted un guasencito de buena ley. 2. a ¡No! 3. Ni remotamente. 4. Al contrario; me s frsfacen. S. Ego te abusivo... aunque ne hay de qué. é. Sí, pero se ha aplazado no sé hasta cuándo. 7. ¡Ya lo creal ¡Poquito que me gustan! 8. a Perfectamente. o, A. ie. Seguirá... en aumento. Buen viaje. Don Quijote de Avellaneda. -Pues, amigo, me deja usted sin respuesta al no querer datara; venía pintiparada ¡Huid, maldito enjambre! etc. pero no la digo. Necesita usted voluntad, voluntad y voluntad para salir de ese estado de espíritu; ne pierda usted la fé en si mismo; mientras confía uno en sus propias arrestos hay probabilidades de vencer. ¿No puede usted encentrar en la capital del pueblo donde reside la dulce panacea? Yo creo que sí. Un hombre á la edad de usted no tiene m el derecho de declararse vencido. No sé nada del concurse de zarzuelas per que me pregunta. En cuanto al libro, sale sí que está absolutamente agotado uno muy bueno de Numismática árabe, cuyo autor era Overa, y que existe uft de Ambrosoü, escrito en italiano, cuyo precie es de cuatro I, ras, tí séase unas cince pesetas. Le deseo un total alivio de Un dependiente. -No es de mi pertenencia el contestará esas preguntas. De cinco, la de en medio. -1 Bulbilífero, z. Jabón y piedra pómez 3. Créame usted; el olvido es hijo de la voíuft- tid, empleada con energía. ¡Si supiera usted qué milagros cbral L s pasiones rebeldes tienen mucho de entercamiente TA cariño, cuando no es recíproco, no tienen razón de ser y no debe ser. Fíjese usted y aprecie en le que vale lo que hoy tiene, y no se aferré por una debilidad de energía cft recordar lo que no debe. En cuanto á la idea del claustro permítame que la diga que al Señor debe consagrársele un cerebro y un corazón más limpio de amores mundanos, y que no debe profesarse en caso contrario. Perdone usted que la hable con tanta franqueza. Mis pobres consejos podrán no ser útiles, pero siempre son leales y sinceros, fis vsted muy afectuosa, y ti quiere puede ser feliz; así io deseo. Una serrana. ¡Ay, dulce arúguital N cabe consejo. En pescar á un solterón no pierdas, serrana, el tiempo, que es pez que revuelve el agua, pero no traga el anzuelo Me alegraré ser en etra ocasión más afortunada. Un receloso. -No lo crea usted; es un exceso de suspicacia. Se puede aplicar á la mujer el pensamiento que dice: liada hay que temer del pueblo que se divierte, pero si debí recelarse del pueblo que se fastidia. Es usted muy galaate, -He aquí- -dijo- -lo que da á las más obesas la ligereza de una sílfide. Y enseñó un tonel blanco que se abría por en medio; este tonel estaba cubierto de ampollas eléctricas y reflectores; era un tonel iluminado interiormente, que daba un calórico de 200- grados, capaces de hacer fundir las grasas del organismo más recalcitrante. Sólo la cabeza sale de ese foco, y un ventilador eléctrico abanica para impedir la congestión. Esto es el baño de luz. También existe el baño eléctrico. El tratamiento de la hermosura no se dei lévase bastante la blusa de linón con Iu- tiene ahí- -dijo la maga directora. -Si el nares de color, listada con entredoses baño eléctrico conserva lo que la Naturalede malla fina, bordada en el mismo color za ha dado de perfecto, el masaje eléctrico, el baño de luz, repara las deformidades y las que los lunares. Bste mismo estilo se emplea para toilettes borra. Se hacen también inyecciones subcompletas, porque son lindas y graciosas y cutáneas de yodo para hacer enflaquecer tienen la ventaja inmensa de poderse pre- las caderas, la espalda, ó lo que se quiera, sin tocar lo demás del cuerpo, y para rehaparar en casa. cer un rostro mal formado, inyecciones de l cwcfiet, que hace verdadero furor, aun- parafina. L, a parafina se endurece con el que ignoramos de qué duración será tiempo; así es que puede simular un cartílasu actual éxito, se emplea lo mismo para go en la nariz, la que de mal formada pueconfeccionar blusas enteras que para hacer de con un jeringazo convertirse en nariz entredosec, aplicaciones y puntillas quesir- griega. Yan de adorno á los trajes de fino linón, y el maridaje del tejido vaporoso y el crochet CONOCIMIENTOS grueso es de una encantadora originalidad. ÚTILES pfREGADO DE LA PORCE- No debe usarn detalle algo extraño de la moda consiste en que mientras las mangas de los LANA CON DORADO se sosa ni poabrigos continúan llevándose anchas, cortasa, porque tas y adornadas de volantes interiores de lentamente van desapareciendo aquéllos. seda y encaje, las mangas de las chaquetas Conviene usar un buen jabón amarillo, que vienen cada vez más largas, ceñidas y ca limpia perfectamente sin perjudicar los doyendo sobre la mano. rados. p A R A ENNEGRECER Se raspa primero de la Como consecuencia lógica de las manga LA HOJA DE LATA j larga viene la supresión pulseras, aunque se dice que se verán no pocas se trata de ennegrecer, se le frota con una de estas joyas luciendo esplendorosas sobre solución de protóxido de mercurio y desiuá mangas, pues el detalle de pasar la pul- pués varias veces con uaa solución de sulSera de la muñeca al tobillo no tiene gene- furo de potasio. E U