Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. M A R T E S 26 D E MAYO D E Í 908. EDICIÓN 2. a PAG. 11. cala de Guadaira para que los acompañantes de la marquesa hagan lo posible para obligarla á retroceder y evitar que en el camino se cruce con los heridos, de los que se sabe han salido con dirección á esta capital. r e cómo ocurrió el accidente. -r Son muchas las versiones que se dan respecto á la forma en que la catástrofe ha ocurrido. La que parece más cercana á la verdad dice que los expedicionarios llevaban una velocidad extraordinaria, y al llegar á una vuelta de la carretera, en el sitio llamado la Moncloa, entre los kilómetros 480 y 481, no pudo el que guiaba moderar el ímpetu del carruaje para virar convenientemente, cayendo el automóvil por un terraplén de no mucha altura, pero de forma en que el vehículo volcó, cogiendo debajo á los viajeros. A lgunos detalles. Hablando anoche el marqués de las Cuevas del Becerro con D. Hilario del Camine, le dijo que pensaba ír á Córdoba en automóvil á presenciar la corrida del 25. El Sr. Camino intentó disuadirle, argumentándole que no merecía las moiestias del viaje el cartel concertado. Iguales razones dio su hermano al marqués de Marchelina, pero ni uno ni otro desistieron de su proyecto. Don Alfredo Alvarez Daguerre iba á ser de los expedicionarios; p e r o cambió de compañía, marchando con D. Rafael Osborne. El automóvil salió de Sevilla á las nueve y media de la mañana. C u tren especial han salido, con dirección a- -á Fuentes el conde del Fresno, marqueses de Arco Hermoso y Miraval, y D. Juan Nadal. Los Casinos Sevillano y Círculo Conservador han entornado las puertas en señal de luto. en tren especial, varios amigos y deudos de la marquesa de las Cuevas y de la Granja, acompañados de un médico, proponiéndose regresar á Sevilla de madrugada con el cadáver y los heridos. El vecindario elogia la conducta de este alcalde por las acertadas disposiciones que ha adoptado, disponiendo lo necesario para la asistencia de los heridos y para que el cadáver fuese expuesto en capilla ardiente. Inútil añadir la honda impresión que ha causado el suceso. El marqués era aquí muy conocido, pues se hallaba unido con estrechos vínculos con la familia del marqués de Nervión, oriundo de la localidad. SEVILLA, 2 6 S M. SEYlLLt, i6, I AI, A las once de la noche han llegado aquí, FUENTES, 26, 3 M. que por allí cerca apacentaban reses, y los cabreros, en número de cinco, lograron levantar el carruaje. El espectáculo que se presentó á sus ojos no es para deserito. El marqués de las Cuevas yacía muerto, presentando un aspeto horrible; á su lado los heridos lanzaban agudos lamentos; el coronel Reina- -que luego pudo apreciarse estaba ileso- -permanecía inmóvil, sin conocimiento. Avisado el alcalde del pueblo, D. Javier Escalera, acudió al lugar del suceso, acompañado del juez y de los médicos de Mazuelos y Aaaya con cuatro carruajes. Los médicos procedieron á curar al marqués de Marchelina, que tenía una pierna fracturada. Resistió la cura valerosamente, encargando á los médicos que se esmerasen para que ambas piernas quedasen iguales, pues un militar no podía quedar cojo? Los demás detalles, como otros que acabo ñe ampliar, ya están telegiafiatlos. A las cinco y veinte de la mañana ba llegado á Sevilla el tren especial conduciendo á los automovilistas y al cadáver del marqués de las Cuevas. En el andén esperaban muchos amigos y la ambulancia de la Cruz Roja, con ios doctores Sánchez Lozano y Mensurado, y dos camillas. También esperaban dos oficiales y varios soldados de Villaviciosa con una camilla. SI cadáver del marqués de Cuevas, encerrado en modesto ataúd construido en Fuentes, venía en el furgón. En otro furgón, y acomodado en una cama de hierro, venía el marqués de Marchelina. Primeramente se sacó el féretro, que en lujoso carro fúnebre fue llevado al domicilio del finado, donde se ha instalado la capilla ardiente. Bn ella se dirán misas. Después, y con grandes precaucio nes, fue sacada del furgón la cama en que reposaba el herido y conducida al cuartel de Villaviciosa. pjn Madrid ha producido penosa mipre sión la desgraciada muerte del marqués de las Cueya s del Becerro. Era senador vitalicio y había desempeñado elevados cargos, entre ellos la Dirección general de Comunicaciones. Recientemente se había cruzado como caballero de Calatrava. Su hermana es la esposa del general Polaviejá, y era tío del ex ministro de Instrucción pública Sr. Domínguez Pascual. El subsecretario de Gobernación fue el encargado de comunicar la fatal nueva al general Polavieja y á su distinguida esposa tan pronto como se conoció oficialmente. El Sr. Domínguez Jf ascuai también estuvo ayer, á última hora de la tarde, en el ministerio de la Gobernación, y desde allí comunicó telegráficamente con Sevilla. José Ruiz. Hay inssriptos 250 congresistas que representan las siguientes naciones: Alemania, Austria, Bélgica, Chile, España, Francia, Guatemala, Holanda, Hungría, Inglaterra, Italia, Méjico, Nicaragua, Noruega, Portugal, Rusia, San Salvador, tíuecia y Suiza. Por primera vez toman parte en estos tiabajoslos portugueses y sudamericanos. tas fechas de los anteriores Congresos son las 0 siguientes: 1. en París, Jumo da 1896; 2. Bruselas, en Junio de 1897; 3.0, Londres, en Junio de 1899; 4.0, Leipzig, en Junio de 1901, y 5.0, en Milán, en Junio de 1906. J 1 actual se celebra en el palacio de Blanco y Negro y A B C puesto por nuestro director á disposición de los congresistas, encontrándonos muy honrados con que eu nuestra casa se celebre esta interesantísima reunión en pro de la cultura general. La Asamblea se reunirá en el hall, y las secciones, en las diferentes salas de la casa. Los temas que se han de discutir son 18, y entre los más importantes figuran, el contrato de edición, facilitar la exportatación de libros, persecución de las falsificaciones musicales en Europa, Canadá y América y últimamente el Copyrigclti americano, A yer tarde, á las seis, y en el local de la r v Sociedad de Autores españoles, se celebró una recepción en honor de los congresistas, figurando muchas y distinguidas damas, esposas de los representantes extranjeros. El acto fue amenizado por un sexteto. Las señoras fueron obsequiadas con lindos bouquets. I L a Prensa local da esta mañana minucio sos detalles de la catástrofe del automóvil. Los excursionistas llegaron muy contentos á Carmona, donde se detuvieron unos minutos. A las once y cuarto llegaron á Fuentes, entrando después en un trozo de camino accidentado que se denomina Molino del Pino. En este trayecto el marqués de la Granja, que guiaba, acentuó la velocidad para llegar á Ecija á hora de almorzar. Fue entonces cuando, yendo á 90 kilómetros por hora, rompióse el neumático y ocurrió el vuelvo, saliendo Qespedido el coronel Reina y quedando los otros viajeros aprisionados por el coche. El momento, ó, mejor dicho, el rato que sucedió al vuelco, fue angustiosísimo. El motor seguía funcionando, el chauffeur gritaba anunciando una explosión, y ni á costa de los mayores esfnerzos podían moverse. Pasó á poso un chiquillo, un pastor, é intentó mover el coche, sin conseguirlo; corrió el mwchaeho, avisando á unos cabreros A ver por la mañana llegaron á Madrid los representantes extranjeros que kan. de tomar parte en la sexta reunión del Congreso internacional de editores. Los distintinguidos viajeros fueron recibidos y atendidos por el Comité ejecutivo de Madrid, del que forman parte principal D. José Ruiz y D. Enrique Bailly- Bailliére. La reunión de los editores internacionales en Madrid es de una transcendencia grande, no sólo por las personas reputadísimas que de él forman parte y temas interesantes que han de discutirse, sino también por la distinción que representa para España el que aquí se celebre un acto que tanto dice en pro de la cultura del país. El actual Congreso será presidido por don CONGRESO DE EDITORES La Sociedad de Autores obsequió á sus ilustres huéspedes con un delicado lunch ü s t a mañana ha inaugurado sus ti abajos, en la casa de Blanco y Negro y A B C el Congreso internacional de editores A las nueve se reunió la comisión internacional presidida por el Sr. T. Ricordi. de Milán, y compuesta por ios Sres. Brockhaus (Alemania) Bailly- Bailliere (España) Hctzel (Francia) Heinemann (Inglaterra) vaa Stockum (Bélgica) y Bonnier (Suecia) Actuaba como secretario el Sr. Melly (Francia) Después de examinar el informe del Comité encargado de la ejecución de los acuerdos adoptados en el Congreso que se celebró el año pasado en Milán, fijaron los miembros de la comisión internacional e orden del día de la Asamblea. 1 a sesión inaugurad Comienza la sesión inaugural á las diez y diez, bajo la presidencia de D. José Ruiz, que tiene á su derecha al ministro de Instrucción pública, Sr. Rodríguez San Pedro. La Asamblea nombra vicepresidentes para la sesión inaugural á los Sres. Meinex y Ganthier Villar. El Sr. Puiz saluda á los congresistas, ea nombre de la Asociación de la Librería de España, felicitándose de que hayan acudido por primera vez al llamamiento de sus compañeros de otras naciones los representas! tes de Portugal y de la América latina. Se muestra satisfecho de la obra realizada por la Asociación de la librería, pues ha conseguido que la mayor parte de los editores españoles tomen parte en las tareas del Congreso. Dedica un sentida recuerdo á los señores Brunetieres y George Masson, que han fa llecido desde que se celebró la última Ásaiq blea. Da las gracias al Sr. Bailly- Bailliere, presidente del Comité organizador del actual Congreso, por sus acertadas gestiones, y al Sr. Luca de Tena por el loable desinterés con que ha cedido el local donde se celebrarán las sesiones de la Asamblea.