Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. D O M I N G O 5 D E A B R I L D E ¡908. EDICIOM i. PAI 5. 4. hc eutoíe Simón Coppei, al frente de 300 rebeldes, hostiga hace un año á los colonos, arrasando fincas, robando ganados y matando alemanes cuando puede. El gobernador de la colonia, aleccionado por tristes experiencias, ha tenido paciencia, y sólo ahora ha emprendido las operaciones, cuando ha logrado organizar una columna adecuada á la misión de operar en el desierto, y en la cual, para 700 combatientes, figuran 700 camellos (que cargan 500 kilogramos cada uno) para alimentos, municiones, tiendas de campaña, sanidad, etc. y aún ha esperado un par de meses á que el desierto ofreciera su espontánea cosecha de tamas, especie de melón muy acuoso, y que evita el transporte de agua para las acémilas. Digo á usted esto, para que, reuniéndolo á lo de la supresión de las tres compañías, saque usted la consecuencia de que el nú mero de soldados es más bien estorbo que ayuda cuando faltan los medios de hacerlos vivir en campaña, que es cosa muy distinta de vivir en las ciudades, y á lo que no se aprende en los cuarteles. -Me doy por enterado; pero en ese sobre certificado que ahora le entregan á usted, veo el sello de Melilla... -Efectivamente; son los informes que había pedido. -Pues hasta la próxima semana que, quiera usted ó no, habrá que dedicarla á nuestros asuntos africanos. JENARO ALAS NUESTROS GRABADOS A ntonio Fuentes. Innegablemente, el asunto del día es hoy la despedida del celebrado diestro Antonio Fuentes, que estoqueará en la plaza de toros de Madrid por última vez, reses de Veragua. Para dar esta nota de actualidad hemos retratado ayer tarde en su casa al famoso espada, y así podemos decir que el que publicamos en este número es el más reciente de sus retratos. En él aparece Fuentes con el traje de luces que se ha mandado hacer para la fiesta de su despedida y que ayer mismo e fue entregado. ü adiotelegrafía militar. La Escuela de Radiotelegrafía de los ingenieros militares, está realizando con éxito inmejorable pruebas de la nueva estación de campaña de telegrafía sin hilos. El material, novísimo é inmejorable, ha dado los más satisfactorios resultados en las primeras experiencias. DSL DOMINGO LA DESPEDIDA DEL MAESTRO Sácame del arca lo mejor qus tengo; sácawe, chiquilla, por ser hoy domingo, los trapitos nuevos. Anda, no te duermas, que too está dispuesto y aquí está el billete pa dir á la plaza; anda ya, Remedios, que es día de fiesta, que se marcha el diestro que alegró á las masas con su valentía y con su toreo; que se marcha el Fuentes, ue se va un torero tino y elegante; sácame los majos que se va un maestro. Sácame del arca lo mejor que tengo; ja ropita limpia, las alhajas viejas, ei sombrero nuevo- las botas de tqfi, el bastón de cedro, la camisa blanca jr el puro con sorti que me dio tu agüelo un día del Corpus- -porque á él se le dieron en las elecciones un dipu minute, que salió cunero, -pa que se lo fume ese tío negro, que arrancó el aplauso de mis aficiones en días espléndidos luchando con arte, con arte luciendo la suerte de capa, y en las banderillas, la suerte del quiebro. Hoy ya se despide de los madrileños; hoy, montera en mano, saludará á todos al dejar el ruedo, con risa por fuera, con pena por dentro, y al quitarse el traje de luces, mu triste se dirá el torero: Adiós, ilusiones; adiós, lindo terno de vivos colores y luces radiantes, ya pa mí t has muerto... Tú fuiste mi encanto, tú fuiste mi ensueño, contigo he vencido, y hoy ya te abandono, hoy, triste, te dejo. Los dioses del arte que ayer florecieron y al mundo alegraron, dejando su senda, se van al destierro, y, aún en sus oídos resuenan los ecos de aplausos y gloria que, muy poco á poco, se van extinguiendo. ¡Qué triste es la vida! nacemos pa esto; pa lograr la gloria, pa vivir luchando, pa morir sufriendo. Así son las cosas del mundo, Remedios; las flores marchitas se caen pa que nazcan los capullos nuevos. Hoy serán aplausos, hoy serán p al diestro gritos de entusiasmo; mañana, el olvido; mañana, el silencio. Son filosofías de muy bajo precio; pero son verdades que llegan al alma las que estás oyendo. ¡Basta de tristezas y de devaneos... ¿Es ley de la vida? Pues vengan las leyes y vamos viviendo. Sácame del arca lo mejor que tengo; sácame, chiquilla, por ser hoy domingo, los trapitos nuevos, que se marcha el Fuentes, que se va el torero fino y elegante; sácame los majos que se va un maestro. ANTONIO CASERO condesa Boni de Castellane, y se dispone á ser princesa de Sagan. Del conde se ha divorciado recientemente. No habrán olvidado ustedes el reciente escándalo dado en París por el conde Boni y por el príncipe Elic, ambos primos, pero en el buen sentido de la palabra. Quizá algún día, pasado algún tiempo y si sobreviene el segundo divorcio, podrán discutir quién de los dos fue más primo; pero, hoy por hoy, el parentesco es ese. La boda se celebrará pronto, en plena primavera y en pleno París. Ella, la ex condesa y futura princesa, ha anunciado su firme propósito arrostrando la oposición decidida de su familia, que no quiere nada con Sagan. Esta familia son sus hermanos Elena y Jorge. La novia tiene tres hijos de su primer matrimonio con el conde Boni de Castellane. -Entonces- -se dirá- ¿qué puede importarla la oposición de sus allegados, si será mayor de edad? Pues puede importarla la nada despreciable cantidad de 37 millones y medio de francos, que es un pico. Los yanquis hilan muy delgado, y el buen papá de los Gould, un archimillonario de los que América tiene para andar por casa, dispuso en su testamento que sus herederos para asegurar todos los derechos á su fortuna, debían obtener antes de casarse el consentimiento de la mayoría de los ejecutores testamentarios. Estos ejecutores son los otros hermanos. Se oponen á la boda y, por consiguiente, la ex condesa debe renunciar á la herencia. ¡Todo lo puede el amor! Ella está dispuesta á renunciar á esos millones; pero no sin pleitear un poco. Porque es lo que ella dice: Esa cláusula testamentaria reza con el primer matrimonio. No habla para nada del segundo ni prevé el caso de divorcio. Me casé á gusto de mis hermanos. La cosa salió mal, ¿qué culpa tengo yo? Los hermanos dicen que nones, especialmente Jorge, á quien se le ha indigestado el príncipe Sagan. Y mientras ella dice, como el Tarugo de El puñao de rosas: ¡Ese, ese es mi hermanito! los abogados á quienes ha consultado la dicen que la asiste la razón y que debe pleitear. Para no ser menos, los letra- En plazo próximo comenzará á publicarse este interesantísimo periódico, cuya original confección y sugestivos grabados han de llamar poderosamente la atención del público. NUMEROSAS PAGINAS ARTÍSTICAS Y EMOCIONANTES A TRAVÉS DE LA FRONTERA AA Í. TR 1 MON 1O RUIDOSO L a v e r d a d e s que cuando una yanqui se pone á ser terca y á salirse con la suya, puede decir algo parecido á lo del baturro de la popular zarzuela: En Riela ya sabes lo recios que untos. ILUSTRACIONES SUCESOS SENSACIONALES PRECIO INVEROSÍMIL Una de esas baturras americanas es la que antes fue señorita de Gould, hoy ex 5 CENTS. NUMERO EN TODA ESPAÑA