Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
S r nr -Ktt r A r Ví I A JV IfM A I resultarán as! verdaderas preciosidades para fácil que presentar- en ellos Jas frutas adornan- ECONOMÍA DOMÉSTICA j C R Ó N I C A ü t L A V l U L m I- as levitas y chaquets que tanto se estilan. do la mesa. No por esto dejan de llevarse las monedas Sobre el fondo fte la canastilla dispóngase P 7 TRJS, TBBJ W 0, 1908 ile mayor tamaño, pero entonces van sin re- una blanda alfomi ra de hojas, de tal modo que CALDO MUY BUENO Y Se toma 1 a mitad de una libra de iempre firme la mujer francesa en parecer cercar, y se busca con verdadero afán que teñ- festoneen los contornos, desbordándose abunMUY NUTRITIVO carne de la pierdantemente. Las atojas de parra y las de alguesbelta, como en más de una ocasión he an el mérito de la antigüedad. QUE PUEDE HACER- na de la ternera, nas hortalizas grandes y de matizados tonos dicho á mis amables lectoras de MujER. Y CASA, se corta en pebusca insaciablemente el modo de conseguirlo i os chalecos femeninos requieren el mayor son muy indicadas, como tatuhién las de ye SE EN MENOS DH dazos m u y pe cuidado para su elección, porque ellos so- dra, pues tienen la ventaja de conservar su con el continuo ejercicio, la alimentación adeUNA HORA queños, se pone cuada y la supresión de la ropa interior. Hace los bastan para elegantizar los vestidos corte verdor más tiempo. Las de tulipán, las de naá cocer en un ranjo y las de acacia contrastan admirablemenpocas semanas di cuenta en estas niisra is co- de sastre. puchero con dos cuartillos de agua y una cute y completan, ei. contraste decorativo. lumnas del triunfo del pantalón- paje de punto Se llevan inucno ios de terciopelo blanco Si la canastilla ha de contener uvas, conviene charada de arroz. Después que haya quedado de seda. Hoy voy á tratar de la confección boidado con trencillas metálicas. Los llamados en un cuartillo, lo que sucederá antes de una de prendas dobles; es decir, la moda de com- cocheros, de gamuza en su color y ribeteados levantar el centro, poniendo bajo las hojas un hora, se retira, se exprime todo, se cuela y se poco de musgo. Los racimos deben presentarse deja reposar el caldo un poco. binar varias prendas en una sola para evitar ion galón de seda rojo ó azul. abultamientos indiscretos. Los de telas antiguas son buscaaisimos, tie- del lado más agradable y combinar diferentes La enagua- pantalón es una de dichas pren- nen un parecido a las chupas de nuestros abue- clases de uva; pairo no es bueno hacer contras 1 das. La parte superior es muy ajustada, pero los, y, como ellas, llevan chorreras de eucajes tes muy bruscos pues el efecto resultaría conODO DE CONSERVAR Con una pítima traindicado. Las uvas más gruesas deben estar e m p a p a d a en grande y redonda; á esta parte de la prenda, encañonados. LOS HUEVOS aceite se untan debajo, colocadtas con cierta negligencia. Los que puede llamarse canesú, se cose una ancha e anuncian los sombreros sin armadura to- trancos han de estar en el centro, a no ser que bien los huevos, que deben ser muy frescos; se franja de tela Usa, y ésta, á su vez, sirve de tal; sólo llevarán un aro que permita que disponga de un racimo tan voluminoso que ponen de punta en cestos; el aceite impide que sostén á las dos perneras del pantalón, extraordinariamente anchas y plisadas mecánicamen- sutren en la cabeza y se teugan cu ella; pero lame la otetteidn, en cuyo caso es de buen gus- la substancia del huevo se evapore, y después te; la parte inferior se adorna con varios vo- sopas y alas serán de tela solamente. Aqué- o presentarle sólo en una canastilla, y de tal de mucho tiempo, si se miran á la luz, estarán lantitos y encajes. Así se consigue dar ampli- llas figurando boinas, más ó menos capricho- modo, que ocapándola toda, resalte bien su tan transparentes como de recién puestos; tamaño. Sobren las uvas mayores deben cam- esta receta está experimentada. sas, y éstas en forma de grandes volautes. tud á la figura femenina sin abultar. pear las de clase más pequeña, y mejor efecto Son graciosos y juveniles. Hácense estas enaguas en raso, glasé, gro, liarán si algún racimo de diferente color forma VIZCONDESA B. D E NF- U 1 LLY linón, batista y percal. MODO DEPONERTIER- Envuélvase el una mancha op el conjunto. Para debajo de las blusas de seda exible y jamón en un peEsta disposnción previsora evitará que tocia NQj LOS JAMONES dazo de lienzo, de nansú, úsanse unos cubrecorsés de tul de algodón muy compacto, pero que siempre liace PLATICAS DEL DOCTOR a canastilla s descomponga en cuanto algún AÑEJOS O DUROS y entiérrese en comensal quiera desprender un racimo; las tiun viso mucho más vaporoso que los que se un paraje n i na de las dolencias más frecuentes de estos jeras largas y finas evitarán los esfuerzos que muy húmedo ni demasiado seco; el hoyo no han llevado hasta aquí. días en los niños, son los padecimientos puedan panar en peligro la obra. debe ser muy profundo, siendo suficiente que intestinales. Revisten formas tan variadas, y Es más propio del hotel que de la mesa ae el jamón tenga pie y medio de tierra encima. omo son ya muchísimas las señoras que se pueden presentar tanta gravedad en ocasiones, familia ese artificio de frutas encajadas en Se saca después de una hora, y estará muy han propuesto no originar conflictos en que importa mucho insistir nuevamente res ¡musgo. Más elegante es colocarlas frutas ama- tierno, siu que la carne esté blanda. los coliseos con sus monumentales sombreros, pecto de su importancia. rillentas solfe Jas hojas acarminadas, y las de adquiere cada día mayor importancia el tocaLa mayoría de las madres califican de dia- gris aterciopelado para las manzanas y las pedo para teatro. rreas de denticióu las que afectan á sus hijos, Los galones de piata y oro tnuntan de colo- y las consideran necesarias, acostumbrando á ras. Debetitj ponerse juntas frutas de análoga sal manera. Con ellos se confeccionan lazos dar purgantes sobre tod calomelanos sin altura, otras de menor tamaño pueden colocarestilo Luis XV y Luis XVI, turbantes da esti prescripción médica; costumbre perjudicial, se encima y entre unas y otras, aprovechando R En esta sección se infestara á hojas los espacios, lo Imperio, cascos griegos, escarapelas moder- pues dicho medicamento 110 es inofensivo y los huecos y tapando con de color más vivo. las consullas que nuestras lectoras gusten dirigirnos, deben ir fratás menores y nistas simulando enormes crisantemos. Tam- exige indicaciones precisas. Una fruta d irreprochable aspecto debe coro- siempre que la pregunta venga acompañada de SIETE bién hacen furor las flores y frutas, centelleauCUPONES C 01 lic. lATlV 0 S, OSEADBL 1 AL y. Al mismo tiempo, y como contraste, otras tes de brillo, eje itadas en plata y oro. Estos son madres se apresuran á abusar de los prepara- nar este conjunto. se En esta tarea de aprovechar ios huecos, es de tos que A Bpublican diariamente en tas páginas de los adornos t ¿u. triunfan por hoy en París dos de bismuto, originando asimismo trastorC. preciso ser muy parcos, poique hay que evitar anuncios de coa gran aplauso de los caballeros. Zas consultas habrán de firmarse con un seudónimo ó nos serios. las pirámides y conglomerados propios del con iniciales. Las que se firmen con nombres tí apellidos, ada día crece más la moda de losflecosde ni Las diarreas no ooedecen á una sota causa puesto en el mercado. Las uvas debeu estar se- se contestarán con la inicial de los misinos. exigen el mismo tratamiento? por lo tanto, es paradas de otras frutas, porque no es propio seda, con los cuales se adornan trajes y indispensable, una vez iniciadas, seguir La Dirección se reserva el derecho de no contestar blusas. Las borlas de seda, ó de pequen isinias consejos de la ciencia y abstenerse de esoslos que las manzanas pesadas se apoyen sobre d determinadas consullas que exijan gran extensión en re- ellas. Per si se 4 fornia una canastilla ancha, cuentecitas, siguen en auge para rematar las a respuesta. ptmtiagudas prendas femeninas, pues actual- medios pomposauieiite llamados específicos. en entonces no resultaría nial algunos pequeños Lo importante es que la se halle t 4 tut atrtmia. -Si es de su agrado, sí debe usted marcarle mente hace verdadero furor el que las toilettesbuenas condiciones, as í comolecheno beban los racimos en los espacios que quedar puedan enque luzcan innumerables picos en faldas, corpinos niños aguas cuya absoluta pureza no ofrezca tte las fratás mayores. No debe ser el asa muy el itinerario. A sus órdenes. recargada. Pero puede enredarse muy bien en Una que desea morirse pronto, pero antee recibir et cartñá y mangas. A veces las borlas son perlitas de garantías. oro, plata, ó de su irisado tono natural y, en tal Dos cansas principales ocastorfan estas mo- ella una raiuila clemátida, ó una de rosal con perdido, -No está bien que desee usted morirse. Mucho me sus sedosas 3 recortadas bofas, ó un tallo de alegrará contribuir á que esté usted más resignada, j Hizc? caso, los flecos del traje no deben ser de seda malv y él está justamente ofendido. á saben la dentición y sino de cascabelillos semejantes á los de las lestias de las criatuncuanto á la primera, es in- yedra. T mbién hacen muy buen efecto las ra- ustedusted en contestary aquello, vuelvan las cosas á su antenot la alimentación. En mas cargadas de pequeiíos frutos; si el arco del Sea Ds. afectuosa, quizáusted muy ¡oven, y las esperanzas borlitas, aunque, naturalmente, de íamaQo dispensable atenerse á los consejos del médico. todas maneras, asa lo permite, resultaría muy bien la nota roja estado. se renuevan es mucho mayor. Algo vistoso resulta este adoredad Con bicarbonato. En cuanto á la segunda, para evitar laS des- de las grosellas, ó la florida madreselva. Si la i3. suNaturalmente, con con gran. arapidez, i permitido, porque a nada. 4 No me es no; pero sabido es que las toilettes de moda no composturas intestinales, es necesario cuidar canastilla adorna el aparador, puede ser de aún no lo ha acordado la Dirección, Es usted muy amable. brillan por su excesiva sencillez. de que la lactancia se haga en las más favo- muy liado efecto la rama de parra formando Ckih. -Ya habla rezado catorce Padrenuestros por ei aíma rables condiciones. Si 1 a lactancia es natural, asa, y algún de mi galante comunicante Chilo. al ver que había muerto para os botones de monedas adquieren un gran el arreglo de la alimentación tle la nodriza es ginación! y elracimo, no muy grande. La ima- la correspondencia particular. Aleluya! Ya está otra vez entre buen gusto harán todo lo demás, meces, y las damas que puedan tener rea la clave de la salud del niño; si la lactancia es nuestros renglones. Pues es el caso que me veo tristemente prenecesariamente, ha de Utos isabelinos de plata ó pesitos de oro meji artificial, hace falta prevenit toda causa de des- que, que la estación permita. estar subordinado cisada á quitarle á usted y á su descendiente h razón para dárá lo sela á la paríe contraria. A esa edad aún debe Ir de pantalón anos, deben sentirse profundamente ufanas y compostura del líquido. Suponiendo que se corto, si desea que vaya bien. Puede usted decir como aquél: rgullosas. A diehas monedas debe ponérselas compre en buenas condiciones, ha de conser Yo te traje de hombre bueno, na cerquito de piedras de buena imitación y varse bien, y han de tener ¡os biberones eu el CONOCIMIENTOS y me has salido hombre malo! estado más riguroso de limpieza y antisepsia, de tal modo, que 110 quede 1 1 la menor partícu 1 ÚTILES Mucho rae alegrare hallar pronto el desquite y poderle comla de leche adherida á las paredes, pues esta J 7 L AFRECHO lis muy eficaz para lita- placer. partícula, descompuesta, actúa como un ferpiar las manos. Se humeCOMÚN dece ana pequeña cautimento y descompone en el acto todo el líquido que se ponga en el biberón. dad con agua calicnte en la pahua de una La diarrea verde es siempre de cuidado, y mano, y se friccionan bien ambas. Luego se lalos vómitos repetidos, seguidos de enfriamien- van con agua templada hasta que queden pertos en las extiemidades en los niños de pecho, fectamente íi mpias. La harina de avena y el puedeu ser el preludio de muertes rápidas. Las zumo de limón son también muy buenos para nodrizas, por su paite, no deben olvidar que de limpiar y blanquear las manos. Las manchas de tinta se quitan rápidamente su buena salud dependería del pequeíluelo, y su régimen será más severo que de ordinario. con un poco de tomate, En una palabra, sin entrar en detalles técniPARA Primeramente se prepara cos, que no sou propios en este lugar, conviene u u a mezcla de cinco kilotener muy presente que k s enfriamientos, las gramos de aceite de pes frutas ó bebidas heladas ó alcohólicas, sou las doy dos kilogramos cíe sebo. Fúndese todo, y se de j causas determinantes de dichos trastornos. agrega lentamente una solución compuesta de dos gramos de caucho disuelto en dos gramos de aceite de trementina rectificado á la tempeCANASTILLAS ratura de 6o centígrados y mezclado con ¡o DE FRUTAS gramos de parafiua. Amontonadas en pirámides sobre platos alOLOR DH CEBOLLA Se quita de las tos, pierden todo su atractivo las frutas manos lavando Parece que fueran de cera y eu inotitoiies selas con agua fría sin jalbón. apretados, compactos y de monótona regulan Igual procedimiento sirve para quitar olor á dad, uo es posible separar una sin eme todo se los platos y cuchillos que hayan e tado en desmorone y caíg contacto con la cebolla. Una disposición menos simétrica, pero niejo combinada, en que, juuto á las uvas ambara- 7 L AGUA DE CAL Limpia muy bien la vasijas, contra cuya su das y aterciopeladas, aparezcan las manzanas Aw i con sus vivos colores y las ramas floridas for- ciedad son impotentes el jabón y el as ua cía men contraste estético, es más agradable á la ra, y da resultados admirables en la htnDiC 7 j. vista y seduce también íuás al apetito. Las pe- de maderas, ras bronceadas, los aterciopelados duraznos, p O N T R A LOS Pocas cosas hay tan deslas mandarinas rojizas y los obscuros racimos agradables como los ca C A L A M B R E S lambres, sobre todo cuanpueden formar combjuaeioues artísticas. Algunos platos de cristal, de irregulares for- do se padecen estando acostado. Para que desmas y contornos ondulados, y algunos, tazones aparezcan en este caso, lo mejor es echarse de de bordes altos pueden utilizarse para formar la cama al suelo y estirar violentamente la con ellos lindas canastillas de frutas. Con una pierna afectada, doblando todo lo posible el ó con dos ramas puede completarse el efecto, pie, de modo cjue los dedos se aproximen á la dando al plato, la apariencia de una canastilla, pierna. Haciéndolo asi muy de prisa, la operaLa canastilla sin asa, ó con dos muy peque- ción no es muy dolorosa y los calambres cesan fias, es más indicada para el adorno. de la mesa, en el acto. así como la de un asa grande es á propósito para ostentar el aparador. Sin embargo, si el p A R A AGUJEREAR Se pega un poco de asa, aunque sea grande, no está muy recargaarcilla en el UN CRISTAL donde se deseepunto da y se aparta bastante de las fruías, pueu talafigurar eu uua mesa. drar y se hace una cavidad en el pejjote del Si se tienen áui ano esas canastillas, formadas tamaño que haya de tener el agujere que se TOILETTE PARA PASEO SMN CILIO I RAJÜ VIS PTtS O de junco o de mimbres finos, con que los frute- obtiene echándole un poco de plomo flerretido De etamíne, color verde s ce, can lunares át ¿ás pnadíf t lanilla axtíl marino y att mado ros suelen presentar en los mercados sus me- en la cavidad. Kl procedimiento 110 es. comple xm de seda, En el escote, redondo lleea dos jores productos, y, sobre todo, esos platos de tamente infalible cuando se trata de ¡cristales Toda la parle infenoi de la jalda se hace de ceafe. Cuerpo fantasía de etaminey encaje combinados. foatdea altos ovalados ó redondos, nada mi muy grueaon. entredeses de encaj e. M S U C L