Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
I J A B C JUEVES 6 DE FEBUEIK) DE IOOS. OCHO PAGINAS, EDICIÓN PAGINA, 2 to, ha hecho frente á tan tremeeda desdicha y Ministerio- de NegociosuBdesiásticos y Jus Pocos momeritos después llegaba también e; -Además de ios seguros de vida de- quelie- tnos dado cuenta, el rey D. Carlos tenía, otros ticia. -Dirección general de los Negocios de ha dado gallardas pruebas dei maravilloso comisario ele Policía Ya entonces no pudieron ocultar en el líete! dos: tino en Hila Compañía norteamericana, de Justicia. -Habiendo sido publicados ios decre- temple de su alma. i, a expresión viva de simpatías con que el la notisáa; pero los dependientes que estaban 5,000 libras esterlinas, y otro de 250.000 fran- tos de 20 de Junio de 1907 acerca de las publicaciones periódicas; de 21 de Noviembre del munáo entero se ha asociado á su pena, la ha al pie de la escalera nos manifestaron francaÍOS en una de la América del Sur mente que tenían orden de no decir absoluta- -El oficial D. Francisco ílgueira se encuen- mismo año y de 30 de Enero último sobre el conmovido profundamente. Anoche mismo estuvo el ministre portugués mente nada á los periodistas y de impedirles tra muy mejorado del balazo que sufrió en la procedimiento de instrucción criminal en Lispierna. Créese qtie antes de tres semanas esta- boa, los cítales no deben áer cumplidos, he te- en el palacio de Buckingham á cumplimentar el acceso. á los Reyes y á entregar á SS. IviM. el mensaje Intentamos, inútilmente, poder hablar con e 7 rá restablecido y en condiciones de salir á la nido á bien decretar lo siguiente: 5 Artículo 1.0 Decláranse nulos los decretos sentido y afeettaoso con que el joven soberano representante de Portugal. calle. Intentamos, por último, medíante persona- -Han llegado á Lisboa tres batallones de de 20 de Junio de 1907, 21 de Noviembre de D. Manuel y la reina doña Amelia contestan á ajena al servicio de la fonda, ser recibidos poi Infantería y tres escuadrones de Caballería 1907 y 31 de Enere último, aquel acerca de las sus cariñosos telegramas de pésame. Pior invitación del rey Eduardo, quedóse á 1 Sr. Franco; pero á nuestro recado se nos re ¿para tomar parte en las ceremonias fúnebres. publicaciones periódicas y éstos sobre el juicio comer con jS. MM. el maiqués de Soveral. IUSO atentamente que el político portuguéSj -Los cadáveres del Rey y del Príncipe es- de instrucción criminal en Lisboa. 0 or razón de su estado de ánimo, nos suplica Art. 2. Queda restablecida la legislación Contal ocasión, el ministro comunicó á las autarán expuestos al público el sábado y el domingo, desde las doce hasta las dos de la larde. anterior á los referidos decretos. El presidente gustas personas detalles completos de la tra- ia le dispensásemos se negase en absoluto i oda interviú. -En Palacio se han montado cuatro apara- del Consejo de ministros, el ministro y secre- gedia del día i. Próximamente á las tres detúvose frente al tos Hugues para contestar los millares de des- tario de Estado de los Negocios del Reino y el SAN SEBASTIÁN 5 1 1 N aotel de la Paix un lando de lujo, y los periopachos que llegan de todas las partes del. ministro y s retario de Eatado de los Nego- pésame de un Ayuntamiento. cios Eclesiásticos y Justicia haránlo ejecutar. mundo. A propuesta del alcalde se acordó enviar iistas jue se habían congregado en la acera- -Como la muchedumbre es numerosísima Palais, 5 de Febrero 1908. -V, L, RSY. -Fiancuco al Ayuntamiento de Lisboa un mensaje de pé- upwsieron que fuera á las órdenes del señor en los alrededores de la Morgue, y la Policía José Ferreira da Aínaral. -Arturo Alberto de Cam- same asociándose al duelo de la familia Real anco; mas pronto se desvaneció esta sospe: ha, pues ocuparon el carruaje varios extranImpotente para contenerla, las autoridades han pos Henríqiicz. portuguesa. eros, touristas, que iban sencillamente á dar dispuesto que se abran las puertas y se permiUSEOA, 6, 8 M. Un concejal republicano pidió que se diri- an paseo. ta la entrada. giera otro mensaje á los republicanos víctimas mceridad del Monarca. Vista la imposibilidad informe- -Es completamente inexacto que en los caHan trascendido fuera del palacio de las de los encarcelamientos y deportaciones de la ilguno directo procuramosde obtener dos punesclarecer dáveres de los regicidas se encontraran cintu- Necesidades ciertas declaraciones íntimas que política de Franco, oponiéndose el alcalde, que rones llenos de oro. No llevaban encima abso- D. Manuel hizo la misma noche del sábado á cortó el incidente retirando la palabra al os principales y únicos, por el pronto, intereantes en esta noticia: si el Sr. Franco realizalutamente nada; ni dinero ni documentos. un prohombre de la política que fue á expresar orador. ría visitas esta tarde y si esta misma noche- -Las personas que rodean al Príncipe in- su sentimiento á la Reai familia. Fue rechazada una proposición ea la que se xmtinuaba su viaje. tentan disuadirle de que asista á las exequias Estoy aterrado- -díjole- -por la muerte de pedía por un concejal republicano se conmeTras no pocos esfuerzos pudimos lograr, al de su padre y de sm hermano, ante el temor de mi. padre y de mi hermano, doblemente por more- el aniversaiio del n de Febrero districabo, impresión negativa sobre ambos extreque la fuerte emoción pueda perjudicarle. Luis Felipe, á quien profesaba yo entrañable buyendo raciones á los pobres, por 16 votos mos; el Sr. Franco, como quiera que no osten- -Mañana desfilará ante los féretros el Cuer- cariño, porque el llamado á remar tenía más contra 6, ta carácter oficial alguno, no visitará ni al sedo diplomático. capacidad y estaba mejor preparado, por sus ñor Maura ni á los ministros. Y en cuanto á su estudios especiales y por su último viaje á las viaje, parece que no marchará esta noche, sinc I a reina Pía. 1 olonias portuguesas, para dirigir desde el TOA i ELÍGRAFO que descansara hasta mañana, dirigiéndose á Es inexacto que la reina Pía proyecte re- Trono los negocios públicos. DE NIÍESTROSERVICIO PARTICULAR París, de donde se supone que- figura sjaáaié Á tirarse al extranjero. Yo, en cambio, todavía ayer hacía mis es- LISBOA, 6, S M Inglaterra. A Portugal, ha dicho la augusta señora, me i 1 n u i l u 1 M- sujeta el amor á mi nieto y la trágica manera tudios y no he recibido esa educación especial C u salida de Lisboa. y adecuada para ser Rey. Mas mi corazón y Un periódico recogerla versión de que el como ha sido llamado á reinar. M A T A S HF 1 A TARI mi vida, todo cuanto pueda tener y pensar, ae- viaje del ex presidente del Consejo, que ya terar; para mi pueblo, cuya tranquilidad, bienes- nía resuelto descausar fuera- de Lisboa, lo ha 1 ministro de la Gobernación nos halnani- Oropósitos del nuevo Rey. tar y dicha habrán de ser mi mayor preocupa- precipitado una indicación del Gobierno ac festado esta mañana que ignoraba si ha Testimonios fidedignos y autorizados con- ción y mejores anhelos. tual. bía llegado ó no á Madrid el Sr. Joao Franco. firman que el rey D. Manuel, al serle presenParece que el presidente Ferreira do Amaral Tampoco sabía el Sr. L Cierva si el Rey tados los nuevos ministros, manifestó de ma ISBOA, 6, j o m. supo, gracias á ciertas confidencias, que la vida vendrá de Sevilla mañana ó pasado. nera clara y terminante su propósito de per- i a escuadra inglesa, Hablando del orden público en las provinmanecer inquebrantablemente fiel á la Consti- De la bahía de Lagos zarparon esta ma- de Franco estaba en inminente peligro si pertución, á punto qtíie en ningún momento de su drugada, con dirección á este puerto, dos cru- manecía un día más en Lisboa, y de ello se cias, dijo que en Alicante las cigarreras habían ceros de la. escuadra británica que fondeó asegura le fue enviado aviso al dictador, no sin reanudado hoy sus tareas; que se iban soluciovida recarrirá á la dictadura. ayer en aquellas aguas y anoche estuvo ha- añadir á este recado que el Gobierno, por su nando parcial y satisfactoriamente las huelgas 1 JJna anécdota interesante. ciendo exploraciones en la costa con los re- parte, consideraba perturbadora del orden pú- en La Coruña, y que en Miranda de Arga se Se cuenta entre los palatinos la siguiente flectores eléctricos. blico la presencia de Joao Franco en Lisboa. Labían practicado nueve detenciones con moanécdota: A Lucia estaba ayer en lo cierto. Franco sa- tivo de los desórdenes allí existentes por el La víspera de la salida de la familia Real, t ¿RÍB, 5 I O M lió, á escondidas de Lisbop, á las seis de la asunto de las corralizas. desde Villaviciosa á Lisboa 1, el Príncipe hereoy al mediodía saldrá de esta capital para tarde; pero si bien hizo como que se dirigía á dero pidió por la mañana que le ensillasen un Lisboa la embajada extraordinaria que Galicia, fué para que nadie advirtiese su huida caballo para pasear. envía Francia. y pudiera seguirle á ciencia cierta. Un palafrenero se lo trajo y dijo á D. Felipe. Como jefe de ella va Mr. D Ormesson, á quien Tomó el tren en una estación próxima á Lis ¡Hermoso día! V. A. va á disfrutar de buen aeompañan el oñcial de servicio del presidente boa, en Seterios, donde exprofeso se detuvo el H ace unos cuantos días la Guardia civil de las Peñuelas detuvo á Manuel Peñalver tiempo en Lisboa. de la República, Mr Schlumberger y mon- tapido. El Príncipe contestó: Tal vez, pero no tengo sieur Gmiart. Pero está confirmado que su viaje es á Ma- Asenjo, de cincuenta y cinco años, fugado el año 1873 del penal de Cartagena, donde extín- ninguna gana de ir allí. Ellos serán portadores de las coronas cota drid y no al Norte. guía condena por homicidio; detención de Ja que Mr. Fallieres y su Gobierno se asocian púLa Prensa hace notar que el decreto del 31 cual dimos cuenta oportunamente. uenta un testigo presencial. de Enero dado por Franco para extrañar d r Cree un testigo presencial del atentado blicamente al duelo de la nación portuguesa. Pues bien; ayer, á las cuatro de la tarae S? reino á los enemigos de la dictadura, no ha tePAHJS, 6 J M, que el primer disparo que sonó en la plaza do nido otra aplicación oue obligar á que emigre presentó en el Juzgado de guardia Franciscs Comercio sólo fue una señal convenida, pues- tpl infante D. Carlos. Torres, esposa de Manuel Peñalver, denun to que inmediatamente vio á los conspiradores Anocha salió áe Cannes, con dirección á el propio dictador. ciando los hechos siguientes: abalanzarse sobre el coche Real, revólver en Lisboa, el infante de España D. Carlos de Hace cuatro años aproximadamente, vivía mano, rodeándolo y disparando por todos la- Borbón. la declarante en la Línea de la Concepción, en os á la vez. PARÍ 3, 6, I O M A las once y cuarenta y uno, y por la estaciór compañía de sus hijas Inés y Encarnación, Ello dio origen á un verdadero combate en- f- eclaraciones de Soveral. de las Delicias, llegó esta mañana á Ma- cuando conoció á Manuel Peñalver, quien en- tre soldados y conspiradores, disparándose por El embajador portugués en Londres, mar- drid el ex presidente del Consejo de ministro! tonces se hacía llamar Francisco San José Exambas partes más de 20 tiros. pósito. qués de Soveral, á quien el atentado sorpren- portugués Juan Franco. Tanto es así que solamente en el interior de! dió en Lisboa, tornando en seguida á su puesOcho meses después, Francisca Torres y el Con objeto de esperarle en una estación in carruaje se encuentran una docena de balas. to diplomático, ha calificado de absurdos los mediata á esta corte, salió á las ocho y ininu llamado Francisco San José contraían matriEl Rey ísié muerto casi á quemarropa por rumores que sobre su vuelta precipitada á In- tos el comisario de Policía Sr. Luna monio. uno de los conspiradores, que consiguió subir- glaterra se han puesto en circulación A los pocos días de casados, y yendo una Este señor montó en un coche contiguo a. se por la capota del coche. Mí viajé- -ha dicho al ser interviuvado- -no que ocupaba el Sr. Franco, pero sin presentar- tarde de paseo ambos esposos por el sitio coLos médicos opinan que el padre y el hijo obedece sino á recibir órdenes del rey Eduardo se ni darse á conocer. nocido por el Camino del Campamento, Franfueron muertos por la misma bala, la cual tras- para los funerales que se harán en Londres; Llegó el tren á Madrid á la hora reglamen- cisco dijo á su esposa que en aquel mismo lupasó el cuerpo de D. Carlos y fue á alojarse en pero de ningún modo á propósitos que se atri- taria. En el andén estaban, con algunos agen gar, algunos años antes, había asesinado á un el del Príncipe. buyen á Inglaterra de intervenir 1 en los asun- tes de paisano y algunos guardias que lueg joven que iba montado eji una muía, y que al Mientras tanto, la Reina, que estaba sentada tos de régimen interior de Portugal. se situaron á la salida, el comisario de Policí; registrarlo, después de muerto, sólo le enconal lado del Rey, se había puesto en pie, cu Sr. Millán Astray, y el capitán de Seguridad tró un duro. M, l lN briendo con el suyo el cuerpo da su hijo y luPara despistar á la Policía, Francisco dejó BERLÍN, í 7 T, Sr. Zavaletachaba desesperadamente con los regicidas, 1 a escuadra alemana. El Sr. Millán Astray, quien por los telegra- sobre el cadáver de la víctima la pistola coa golpeándoles con el ramo que le había ofreci- Una. nota oficiosa que publica la agencia mas oficiales reservados cpnocía, sin duda, e que le había herido. do en el desembarcadero una niña ahijada suya. Havas dice que el viaje de la escuadra alema- número del vagón, se dirigió resueltamente a Francisco faé detenido por la Policía, no na á Vigo estaba acordado antes de los trági- coche del Sr. Franco y abriendo la portezuel obstante la precaución que había tomado; pero LISBOA, 6, S M cos sucesos de Lisboa liasta en sus menores subió al estribo. algunos meses después f aé sobreseída la cansa onsejo de ministros. detalles. El Sr. Franco hizo un vivo movimiento de que se le instruía, üor falta de pruebas La reunión de los ministros celebrada Los comentarios que atribuyen á este viaje Francisco, después de aquella terrible conanoche duró seis horas. En ella expuso el pre- un alcance político, están, por lo ianto, despro- sorpresa, y al ser cortésmente interrogado fesión, dijo á su esposa que si alguna vez le sidente la situación en un discurso que mere- vistos de fundamento. Alemania respeta la li- permaneció sin contestar hasta que el Sr. Mi delataba, que la asesinaría como al joven deja llán Astray se dio á conocer. ció la aprobación de todos sus compañeros. bertad de Portugal y su plena soberanía para Bajaron con él Sr. Franco del vagón su es caballería. La situación no puede ser más clara, dijo, arreglar sus asuntos, y nunca ha pensado en Añadió también que en La Línea existe ur posa- -una señora de porte distinguido y relapues nos encontramos frente á una legislación una demostración naval. tivamente joven, -su hijo, que ¡es un mozc pariente cercano de la víctima, cojo por más dictatorial, sin valor legal de ningún género y como de veinte años, y un caballero de edad señas. LONMES, é 9 AI. opuesta á la Constitución. En Mayo del año último fue procesado poi algo avanzada, que, según luego ayeriguamo: En la oposición hemos condenado esta po- Rl padre de Franco. robo de caballerías en las inmediaciones de El lítica, que el país ha censurado, y estamos obli- El Daily Chronide publica Ucy un despa- es el senador Sr. Novaes, persona muy adicta Escorial, habiendo cumplido condena por aquel gados á restablecer la legalidad para cumplir cho de su corresponsal en Lisboa, diciendo que al Sr. Franco y que se propone acompañarle en delito. nuestros compromisos y dar satisfacción al ayer tarde fue silbado por algunos grupos en su viaje Con el mismo nombre de Francisco San José El ex presidente, portugués traía una not; la calle el padre de Joao Franco. país. para alojarse en el hotel de la Paix (Puerta de! cumplió el denunciado quince años de presidio Los decretos dictatoriales serán anulados, J, O ORBS, 6, 1 Q M. en el penal de Tarragona. Sol) al que se habían pedido habitaciones. pero necesitamos acordarlo y estudiar deteni- p e clei Episcopado inglés. Cuando la esposa de este serafín se enteró de Así, pues, los viajeros, guiados por el seño: damente aquellos que afectan á la vida econó- Reunidos en Asamblea los obispos católj- qué clase de pájaro era su marido, pensó demica. Los referentes á la Ubre emisión del- pen- eos de Inglaterra, entre ellos del país de Gales, Millán, montaron en el coche de dicho hotel nunciarlo á las autoridades; o no se atrevió samiento y á la manera de funcionar los tribu- han votado un Mensaje de simpatía que diri- y á corta distancia Jes siguió un carruaje di por- -temor- á las amenazas que aquél le había nales militares y civiles produjeron tal excita- girán al rey D. Manuel, á S. M. doña Amelia y punto, en el que iban dos agentes de Vigi hecho. ción, que deben derogarse inmediatamente. á toda la Real familia portuguesa, con motivo lancia. Bja. Torres (Madrid) viven dos hermanos de Pronto circuló la noticia; mas como habí; Deseo que jamás pueda decirse que este Go- del drama del sábado. interés en ocultar la presencia del ex presi- Francisco San José, personas de intachable bierno legisla- dictatorialmente como su predeSoveral en Londres. dente portugués en esta corta en evitación conducta. cesor, y busco laforma legal de restablecer la k Antes de contraer matrimonio con su actual Anoche llegó á esta capital el ministro de cualquier incidente desagradable, que en normalidad. esposa, vivió maritalmente con una mujer Ha El presidente Ferreira do Araaral rogó á los portugués, señor marqués de Soveral, que ¡se orden á toda preyisión fuera de temer, los ruada Ana. demás consejeros que le propusieran la fórmu- apresuró á salir de Lisboa á otro día del aten- dependientes deí hotel fueron avisados para Esta denuncia será remitida al Juzgado que tado. negar rotundamente su llegada á todos cuan la de derogación. instruyó la causa por el asesinato de que queVenía muy fatigado del viaje y ¿olorósame. u tos preguntasen por el Sr. Franco. El ministro de Justicia opinó que los decreLos que nos apresuramos á visitarte, con e da hecha referencia, á los efectos jurídicos tos de Franco- pueden ser derogados por otros te impresionado de la horrible tragedia. En la estación le esperaba todo el personal deseo, natural en todo periodista, de ser reci que haya lugar. que no necesitan tener el carácter de leyes. El ministro del Interior coincidió con él y dijo de la Legación y un alto palatino que iba ása- bidos é intentar hablarle y oirle las declaraciones que tuviera á bien hacer, QOS vimos po: que las medidas adoptadas en todo el país ga- ludarle en nombre del rey Eduardo. A los saludos y atenciones qw. e recibiera al el momento chasqueados por la resistencia terantizan la normalidad. Pon TELÉGRAFO Tambi. én se mostraron eontormes con el cri- poner pie en tierra, contestó en voz baja con naz que con la negativa mencionada oponíasi DE NUESTRO SERVICIO PARTICULAR terio del presidente los ministros de Guerra, acento velado por la emoción. Por sus palabras en el hotel á nuestro acceso. denotaba su estado de ánimo, en el cwal ordiEL FERROL, 5 8 Tí Sin embargo, las- precauciones oficiales qu Marina y Exterior. delante del edificio y á su alrededor, por la or pgestiones del ministerio de la Guerra, Después se habló de las disposiciones acor- nariamente campa el buen humor. Al darle el pésame todos los que le espera- calles de Preciados y Carmen, se habían toma le ha cedido el de Marina cuatro cañone? dadas para las exequias, instalación y recepban, contestó: do, y la vigilancia extremada que agentes de Amstrong de los barcos de guerra, que han ción 4 e embajadores extraordinarios. Es terrible, espantoso lo ocurrido, demasia- Orden público de Madrid y policías portugue sido substituidos por otros de 15 centímetros, Acordada la fórmula del decreto, fue ei ministro de Justicia á ver al Rey, para acordar el do horrible para que se pueda pensar en ello. ses ejercían sobre cuantos se acercaban á isre- que valen 40.000 duros. Alguien intentó sondar el pensamiento del guntar por el ex dictador llegado á Madrid Dichos cañones serán enviados á Melilb texto definitivo que, después de pequeñas correcciones, fue firmado por el mencionado con- ministro sobre el movimiento revolisicionario desvanecían el efecto de quienes con tita nc para defender la plaza. llegó trataban de despistar á la gente En los castillos y en la entrada de este puersejero y el Presidente y sometido á la regia en Portugal, y el marqués de Soveral dijo: Nada lo anunciaba ni hacíalo temer cuanAun los que no habían estado en la estación to se desmontarán 90 piezas de artillería de exsanción. do salí de Lisboa. Es indudable qme los espan- afirmáronse más en su convencimiento, viendo celente calidad por creerlas incecesarias ea tosos sucesos de! sábado han afirmado 1 en el entrar á las dos menos cuarto en el hotel de la esta plaza, que se considera inexpugnable y se l decreto de derogación. cree que se enviarán- i Canarias. Balear. es v Paz al señor conde de Tovar mini: El decreto de derogación de las medidas pueblo su lealtad y adhesión al Tiono. i ÍdAfir dictatoriales deJoao FrancQ füce así. H UN PÁJARO DE CUENTA JUAN FRANCO EN MADRID C DE LAS COSTAS P E