Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
NUMERO 796 A B C. 9 BF AGOSTa DB 1907. OCHO PAGINAS. EDICIÓN 1. I os- sucesos deMarruecos. Con una amabilísima carta ha tenido la atención el Sr. D. L. López Ferrer, cónsul de España en Tetuán, de remitirnos el grupo fotográfico que reproducimos hoy y en el cual aparecen los personajes marroquíes de mayor relieve, de actualidad en los presentes momentos. La fotografía está hecha en la tienda de campaña del general sheriffiano Bushta Bel Bagdadi, cuando estaba acampado con sus tropas en los llanos de Wad- Ras. Pocos días después Bel Bagdadi enviaba siete cabezas de partidarios deí Raisuli, que fueron saladas y colgadas en las puertas de Tánger. PA 3 FNA 5 NOTAS DE SPORTS Qan Sebastián se divierte, y el programa de las fiestas que se había anunciado se va cumpliendo a! pie cié la letra. Regatas de vela 3 á remo, ocho corridas de toros, partidos de pelota, festivales en el Casino, carreras de caballos, tiro de pichón, concursos hípicos, de iawn- tennis y de golf, íerias populares; es decir, toda clase de espectáculos, nacionales y castizos unos, extranjeros los oíros, podrán presenciar los felices mortales que pasan en la capital de Guipúzcoa los meses de Agosto y Septiembre. El Consurso de lawn- iennü es el cuarto internacional organizado por el San Sebastián I i na medalla. 1 Recreation Club, cuya Junta directiva constitu- Publicamos hoy la preciosa medalla déla yen los señores siguientes: Hispanic Society of America, á la cual se refería Presidente, D. Jorge de Satrustegui; vicepre- en el artículo publicado ayer en A B C el ilussidente, D. Fernando Rich; tesorero, D. Jaime tre colaborador de este diario T) Francisco RoEgaña; secretario, D. Carlos de Uhagón, y vo- dríguez Marín cales D. Luis G. de Ayala, D. F. Letaméndia, D. E. Dorda y D. M. Domínguez. Los directores son los siguientes: De lawti- tcnnis, D. Alvaro Caro; de golf, don Félix Dotres; áefoot- ball, D. J. Berraondo, y de pelota vasca, D. E. Vega de Seoane. El Concurso se verificará del 2 al 9 de Sep- U oy, día de moda, ejecutará la Sociedad de 1 Conciertos, bajo la dirección del maestro tiembre, y las inscripciones se podrán hacer Villa, el siguiente programe hasta el 28 del corriente en Villa Alcolea, San Primera parte. La Hebrea (fantasía) Halevy. Sebastián, dirigiéndose á D. Alvaro Caro. Del Jurado dé honor es presidentes. M. el Marcha triunfal (primera vez) Arnedo Segunda parte. 3. a Sinfonía, Mendelsson Rey D. Alfonso XIII; vicepresidentes: Sus Al (con sus cuatro partes) tezas Reales los infantes D. Carlos de Borbón Tercera parte. Rosamunda, Schubert, Zoraiy D. Fernando de Baviera, y vocales, el alcalde de San Sebastián, el gobernador civil y el da. Leyenda, Suendsen. Preludio de ¿os maestres cantores, Wagnei gobernador militar. Difiriendo al ruego de lps señores expositoHe aquí el programa: 1. a Campeonato de España Copa de Su res, la notable artista Elvira Agustini ha. podiMajestad el Rey. Partidos individuales de ca- do conseguir de su empresario la autorización para hacer en este hermoso local seis únicas balleros (Genlkmen singles) 2. a Campeonato de España Copa Victo- funciones, que darán principio el próximo sária Eugenia, de S. M. la Reina. Partidos indi- bado, por no haber tiempo material para tener reconstruido antes el aparato en que ejecuta viduales de señoras (Ladie: singles) 3. a Campeonato de España Copa de San los arriesgados trabajos con que subyuga á los Sebastián, del Excmo. Ayuntamiento de esta públicos. ciudad. Partidos de parejas de caballeros (Genlkmen doubles) 4. a Campeonato de San Sebastián Copas del Jixcmo. Ayuntamiento de esta ciudad. Partidos de parejas de señoras (Ladres doubles) POR TELÉGRAFO 5. a Parejas mixtas (Mixed doubles) rxfS r 4- T. 6. a Ilandicap de caballeros (Gentlemen dou 1 L Aurore que el príncipe Ouroussos ha ice bles handicap) desaparecido. 7. a llandicap de parejas mixtas (Mixed Sus amigos temen que haya sido detenido doubles handicap) y a 8. flanduap de caballeros Gentlemen sin- con motivo de las revelaciones antigubernamentales que ha hecho en la Duma. gles handicap) EIJurado io constituirán los Sres. Satrústegni, presidente, Caro (D. Alvaro) secretario, y Caro (D. Carlos) que desempeñará las difíciles funciones de juez arbitro. Seguramente el cuarto concurso InternacioEn el palacio de Fernán Núñez se ña recibínal organizado por el Recreation Club será tan do esta mañana de Dave noticias por todo exinteresante como los anteriores. tremo satisfactorias del estado de la duquesa. La mejoría experimentada por la ilustre dama ha sido tan extraordinaria, que la gravedad ha desaparecido por completo. p O P L A S DEL VIERNES. TORMENTA Ayer deseargó la nube sobre esta región serrana, y hoy tengo f resquito el cuerpo y alegre y risueña el alma. ¡Qué hermosas son las tormentas! ¡Cuánto el ánimo descansa! Qué espectáculo tan bello es contemplar cómo avanzan y cómo se desarrollan y cómo rápidas pasan... Primero una densa nube entre cenienta y parda, tiñendp el cielo de tinta, se distingue en lontananza. Poco después barre el suelo una ardiente bocanada de aire, que en rápidos giros, polvo y papeles levanta. Cuatro mujeres del pueblo y tres gallinas doradas, huyen de estos remolinos y corren hacia sus cr. sas. Un tónico y agradable olor á tierra mojada nos trae el primer aviso de la tormenta lejana. Caen después sobre el camino unas gruesas gotas de agua que clavetean el suelo cual con monedas de plata. Un relámpago rojizo en zig- zag la nube rasga y un trueno bronco y lejano suena, retumba y se apaga. oriental y su hijo los pasarán en el palacio de Rambomllet con el presidente de l Í R e p ú b t t ca, que se halla allí á la sazón Después, Chulalonkom iráá Baviera, Austria e Italia, y en Genova reembarcará pari sus dominios. CONTRATORPEDERO INCENDIADO POR CABLE LONDRES, 8 1 1 X. EXPOSICIÓN DE INDUSTRIAS 1 elegrafían de Portsmouth que en la caldera de popa del contratorpedero Spitefal se declaro un incendio, falleciendo á consecuencia de el dos fogoneros y heridos gravemente dos marineros. El fuego fue sofocado á la hora- escasa de iniciarse. Las autoridades de Marina han incoado el oportuno expediente para conocer las causas del siniestro. LA MORTALIDAD l a Secretaría general del ¡Ayuntamiento de Madrid, ha adelantado un avance al Boletín mensual de estadística demográfica del mes de Julio del corriente año. El número de defunciones durante dicho mes, ha sido de 1.189, n un total de 556.663 habitantes, -y Los distritos que mayor contigente han dado, son los de la Inclusa y Latina. Con relación al mes anterior, han aumentado las defunciones por fiebre tifoidea, tuberculosis, reblandecimiento cerebral y diarrea v enteritis. No se ha registrado ni un solo caso de viruela. La lluvia cae más espesa y con granizo mezclada; Los relámpagos frecuentes su azul fogonazo lanzan; Los truenos de tableteo como cañonazos braman, y son tantos que parece que estamos en Casablanca... Sigue cayendo la lluvia, estropeando las plantas, pues la tormenta es la quiebra de la política hidráulica. Y al fin, después de unas horas, su furor la nube aplaca, y huye como huye el Pernales, libre, veloz y sin trabas... La tempestad ha pasado; quedan frescas las montañas; queda diáfano el ambiente, y las praderas lavadas. ¡Qué hermosas son las tormentas! Cuál en verano me encantan! Mientras duran sus furores ¿quién piensa en que eziste Mauir. Mande el cielo tempestades y sea esta temporada, Garibaldi por las chispas; y por lo llovida, Zafra; y por lo tronada, Weyler; y... se acabó lo que daban... Luis DE TAPIA DESAPARICIÓN DE, UN PRiNOPE D DE. SOCIEDAD de esta ley. Una para dar á conocer tan importante disposición y exactamente igual al texto oficial, al precio de pesetas 0,25. Otra anotada y concordada por D. José Zaragoza, Juez de i. instancia, con los apéndices de todas las leyes de aplicación en los Juzgados municipales y con FORMULARIOS CIVILES Y CRIMINALES, á fin de reunir en esta obra de 600 páginas, todas las disposiciones necesarias para la resolución de cuantas cuestiones puedan presentarse. Se rende al precio de 3 pe setas encuadernada en tela Los pedidos a la Administración, Poutejos, S. Ley de de Madrid ha publicado dos ediciones Justicia municipal La Gaveta, ABC Publicará mañana el artístico é interesantísimo suplemento GENTE MENUDA, dedicado álos niños. DIEZ CÉNTIMOS EN TODA ESPAÑA NUESTROS GRABADOS i a catástrofe de Ponts de Ce. Ampliando la detallada información telePOR TELÉGRAFO gráfica que oportunamente publicamos de ¡a 1 PARÍS, 8, 9 M. espantosa catástrofe ferroviaria ocurrida en Francia el domingo último, insertamos hoy í eeicüdamente el rey de Siam no irá este año una fotografía del lugar de la catástrofe en que á España, como se había anunciado. perdieron la vida 25 personas y quedaron heChulalonkom, que se halla ahora en Berlín, ridas 20. En el grabado se ve con toda claridad El distinguido periodista D. Diego Gálvez con su hijo el príncipe Paribatra, vendrá á Pala rotura del piso del puente, que fue la causa ha sufrido la desgracia de perder á una hija. rís el 15 de Agosto, y se alojará en el palacio de que cayera el tren al río Loira, y la situaAcompañamos en su duelo al desconsolado de la Legación de Siam, en la Avenida Eyban. ción en que quedó el convoy hundido en el río. padre. Los días 20 y 25 del corriente, el monarca Han salido: para Cambó, D. Natalio Rivas, ex subsecretario de la Presidencia del Consejo de ministros. Para San Sebastián, D. Rodrigo Sorlano, D. Carlos Barranco, D. Joaquín Bargés, D. Joaquín Ramos, la distinguida señora de La Presilla y su bella hija Emilia y el Dr. D. José Sáenz. EL REY DE SIAM BIBLIOTECA DE A B C 340 LAS DOS BARONESAS mtnoa de hacerlo... No, no salvaré á Luciano casáadvme con ves; fi ese f recio cías misteriosas de este drama, harán de él una causa célebre... J? I crimen de i, amorlaye... Mr. d Harblay será condenado... ¡Condenado! -repitió Leonida. -La condena me parece segura. ¿Creéis vos culpable á Luciano d Harblay -Las apariencias le acusan y su amor por vos ic pierde. -No me habéis respondido. ¿Le creéis culpable? -Pues bien, no; no le creo... No ha cometido ningún crimen, pero sí una imprudencia, y ésta costó la vida á Max... Positivamente la responsabilidad del doctor está comprometida, pero los jueces tendrán en cuenta un pasado sin mancha, de indiscutible honradez y se mostrarán indulgentes... Entonces será salvado, pero no pv ¡ade serlo si no acudís en su ayuda. En su ayuda... ¡Contribuir á su salvación! -exclamó la joven. ¡Con ese objeto daría mi. vida! -Su amor por vos le pierde, y el que os inspira le perdería más, si estuviese probado. Ahora bien, la acusación pretende que Luciano d Harblay ha envenenado á Ma. x porque, seguro de ser amado por vos, quería haceros viuda para tomaros por esposa... Ya comprendéis perfectamente que, verdadero ó falso, esto es muy verosímil. Ayl- -Pero, en fin, no está probado- -continuó Nerville- -y el fiscal no se apoya, en suma, sino en un andamiaje de suposiciones, fácil de demoler si vos queréis. -Cómo? -Por salvar al Dr. d Harblay ¿estáis dispuesta todo? ¡Ah, bien losabais! ¿No retrocederéis ante un sacrificio, aunque os parezca muy duro. ¿Un sacrificio? -repitió Leonida- -Sí. ¿Cuál? -Es menester imponer silencio á muestro corazón... ¡Es menester olvidar que amáis á Luciano d Harblay y acordaros que yo os amo... ¡Vos! -exclamó con terror Riad, de Tréves. ¡Me amáis de otra masera qrie como se ama á una hermana... -tOs amo como se. ama á una amante... ¡Os adoro hace años... ¡Juzgad lo que he debido sufrir... Y bien, consentid en ser mi mujer... Que se sepa desde lioy, por todas partes, que nuestro casamiento está convenido, y que el mismo Max, al conocer que se moría, nos lo había hasta cierto punto impuesto... JEJn semejantes condiciones salta á la vista que Luciano d Harblay, á quien el porvenir no reservaba ninguua esperanza, no ha podido matar al marido para casarse cou la viuda... Cuando el fiscal, en estilo pomposo, se ponga á hacer ostentación ante el Jurado de los pretendidos móviles del crimen, el abogado del doctor responderá: ¡Es falso! Mad. Ce Tréves es la prometida y será pronto la mujer de Mr. Jorge de Nerville. A esto nada hay que responder. La acusación caerá por sí misma... La absolución será segura... ¿Qué decidís? Leonitía se levantó pálidp y tranquila. -Primo- -dijo con voz ya firme, -perdonadme si os aflijo; pero no puedo ¡Ah! -repitió Luciano. ¿No me creéis? Mr. Ferouillat se alzó de hombros. -Por lo menos, ¿daréis orden de buscar la cartera? -Eso es cuenta mía... Van á leeros vuestro interrogatorio... Luciano dejó caer la cabeza sobre el pecho y se dispuso, ó por lo menos pareció escuchar la lectura del escribano. -Firmad- -ordenó el juez después de esta lectura. El doctor obedeció maquinalmente y fue vuelto á su prisión. Mr. Ferouillat, casi nos parece superfluo el repetirlo, no creía absolutamente en la existencia de esta cartera conteniendo una declaración del barón de Tréves, que debía ser, si existiese, la prueba más clara de la inocencia de Luciano. Sin embargo, hizo ordenar las correspondientes pesquisas. Lanzó agentes en todas direcciones. La averiguación se llevó á cabo con celo y actividad; nuestros lectores saben ya que no podía dar ningún resultado. Durante este tiempo, Mr. Ferouillat se entregaba á una instrucción suplementaria. Los testigos fueron de nuevo llamados. No variaron y mantuvieron sus declaraciones, favorables unas y las otras terribles para Luciano. El asunto del crimen de Lamorlaye fue enviado por el juez á la Sala de lo criminal, que lo clasificó entre los que debían ser vistos en las próximas sesiones del Tribunal. Mientras estas cosas pasaban en Beauváis, Leonida de Tréves vivía triste en su habitación, donde se hacía servir las comidas, no queriendo recibir absolutamente á nadie. Santiago Harbert la veía pocas veces. Le había prohibido toda alusión al pasado. La joven no era ni su sombra. La terrible duda, cuyos primeros ataques hemos señalado, la áouiinaha ahora incesantemente. Contra esta duda se rebelaba, intentaba luchar; ¡pero la mayor parte de las veces lo intentaba en vano... Todo acusaba al doctor, todo le condenaba. El pasado de Luciano decía: ¡No! La evidencia replicaba: ¡Sí! Lconidí TÍO se atrevía á decidir la cuestión. La solución del triste enigma permanecía para ella rodeada de tinieblas, y esta íncertidumbre la mataba.