Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
NUMERO ja r A B C M A R T E S 28 D E M A Y O D E 1907. OCHO PAGJjSfAS- EDICIÓN i. mato; él pájaro, por 10 tanto, fue malo. Y esto es lo cgje discutían. ¿Podía el marqués en u n a tirada como ésta, en la que hay intereses encouíradoSj renunciar porque sí al premio? Mucho revuelo hay con esto y casta se decíápor algunos que l o s tiradores que q uedan én condiciones de seguir disputándose el premio renunciarán hoy á la tirada, por entender que no pueden optar á éi. -cttándoyirtualmenté fue ayer ganado, E 1 Club Cantábrico de Santander, h a publicado el ante- prof rama de las regatas que h a n de celebrarse en icho punto en el próximo Julio. El primer día, 26, se correrá la Regata inter nacional, Sonder Klasse, Copa de Santander. Habrá cinco premios: el de honor, la copa y 2,000 pesetas; primero, l.oo p; segundo, 500; tercero, 300 y cuarto 200. El día 27 s e celebrarán las Internacionales para yates de vela de las series 6, 8, 9 y 10 metros, admitiéndose los yates de orza. H a y cuatro premios. Además s correrá el de hoiíor ae bu Ma- jestad el Rey. E l 28 s e celebrará l a d e l a Copa de la Liga marítima española, reservada p a r a los y a t e s n a cionales de la- Sonderíilasse. Tres premios: Primero, l a cepa y 500 pesetas; segundo. -soo, y tercero 200. H a b r á d o s p r u e b a s Y el 29 se celebrarán las grandes regatas a remo, reservadas á las embarcaciones de buques de guerra. Botes dé 10 á 12 remos, y canoas de cuatro á seis remos. El recorrido será de dos millas. Como en anteriores anos, resuitatán estas fiestas de gran animación. RUBRYK PAGINA 4 de higiene en que negan las aguas á. ia capi- tanj. eai y tan quenao, se puso eniermo, asaltai, y señalarlas reformas que urge más em- tábanme indecibles inquietudes. L a imagen de la muerte, evoca, da invenciblemente en, mi esprender. píritu por las palabras dé la adivinadora, sur: I os cr majes de plaza. gía ante mis ojos. Terminado el período de ocho días- acorAfortunadamente, mi hermano sé casó; y esto dado, por el Ayuntamiento para recibir propo- me tranquilizó. Nació su hijo, y ya estoy comsiciones referentes al servicio de Carruajes de pleta y absolutamente tranquilo. Todo lo que plaza, sólo se h a presentado u n a proposición predijo aquella maldita Dolores dé Málaga, era que es reproducción de la que ya hizo el señor mentira. Cartolóna pidiendo licencia, para establecer un 13 servicio de automóviles de alquiler de un deCinco años más tarde, elde de Noviembre 1905, el príncipe Callos Dinamarca, era asiento. proclamado rey de Noruega, cambiando su nombre de pila por el de Haakon VII, pero sin I f n donativo. -La princesa de Battenberg ha enviado a l cambiar de idioma. ¡Lapredicción de Dolores Isla) de Málaga, alcalde un donativo importante para la Asociaestaba cumplida! ción Matritense de Caridad. j j N CRIMEN E S P A N T O S O Kl día zG fie j u l i o del a ñ o ACCIDENTE POR TELÉGRAFO PARÍS, 2 7 1.0 Al. A las tres de la tarde, de ayer ocurrió un gra. ve accidente de automóvil entre Rambouiilet y JLaboissiére, no lejos de la pequeña aldea de Bois Dieu. Un. automóvil en el que iban dos mecánicos, corría. á toda velocidad, cuando un caballo que se dirigía en sentido contrario, se arrojó bruscamente delante del vehículo. El choque que se produjo fuá espantoso, y el automóvil rodó hacia u n a de las cunetas y, rebotando luego, fue á parar á un campo vecino. Uno de los que conducían el. carruaje fue lanzado á gran distancia y resultó, afortunadamente, ileso, pero su compañero tuvo la desgracia: de caer én la cuneta, causándose gravísimas heridas, de las que falleció á las dos horas. CRÓNICA I N T E R E S A N T E- UN FUTURO REY XEN MÁLAGA jjHiespués que estas líneas lean muchos andá luces, ¡vayan ustedes á quitarles de la cabeza sus supersticiones y su fe en la ciencia de adivinar y predecir el porvenir de las gitanas! Augusto Renand lo cuenta en Le Matin, -llegado ayer á Madrid, y, según lo cuenta, v a n á saberlo los lectores de A B C. Pues señor, que en el año de 1890, la corbeta. íleimdal hacía un crucero por el Mediterráneo. Entre los tripulantes iba el príncipe Carlos y con él su amigo íntimo de l á infancia Hen- I a sesión de ayer. v Ayer, á las doce menos cuarto de Ja mañana, celebró sesión la Diputación provincial, bajo la presidencia del Sr. Amírola, Después de aprobada el acta de la anterior, se. acordó concederla Plaza de Toros. al Centro Bético, para que el día 6 del prójimo celebre una corrida á beneficio de dicho: Centro, en l a cual torearán Fuentes, Bombiid. y Machaquito, y h a r á s u dgbut y tomará laalteríia. tivael acaudalado aficionado mejicano Segura. Se acordó también aceptar el donativo de i.000 pesetas que. dicho torero mejicano h a ofrecido para los asilos benéficos provinciales. Por iniciativa, del Sr. Marañón se resolvió que la corporación. provincial consigne en acta la satisfacción con que h a sabido el éxito brillante y el triunfo conseguidos por el jefe de clínica del hospital Provincial al realizarla sutura del corazón én el herido Florentino García Cano, que fue lesionado en riña y tenía alojado un trozo de. cristal en el importante órgano vital. Después- fueron aprobados muchos acuerdos d é l a Comisión provincial; quedó sobre la mesa para estudio de los diputados la cuenta de gastos é ingresos de la Corrida de Beneficencia, después de acordar un voto de gracias á Bombita, al duque de Veragua y á cuantos hicieron donativos e u l a corrida. Fue aprobado el dictamen señalando la- fecha del 1,0 de Septiembre para las. oposiciones á médicos d e guardia de ios hospitales de la provincia. 5 A; RA PASAR EL RATO. PORMELITON; GONZA LEZ; Muy sencillito H a y 13 plazas de número y 10 de supernumerarios y para ellas se han presentado 150 opositores. Quedó sobre la mesa otro dictamen relativo á la proposición, del tribunal d e exámenes á las plazas de alumnos internos. debred. El barco fondeó en Málaga y los. guardias Y después de aprobados otros varios asuntos uiárinas tuvieron permiso para desembarcar. se levantóla sesión. Herdebred preguntó al capitán del barco qué era lo que con preferencia podía yerse en Má- -Muchas cosas- -contestó el marino; -pero sobre todo, la bella adivinadora Dolores Isla, que tiene un; café en la calle del Carmen. u la Real Sociedad Fotográfica; r Y í o s guardias marinas, incluso el príncipe De la. notable Exposición que anoche se Carlos, fueron á ver á la bella Dolo- res, inauguró en- los salones de la Real Sociedad Después, dé- apurar linas copas dé Pedro Xi- Fotográfica de esta corte hablamos por sepaméné z, el Príncipe, á quien nada distinguía. dé rado. sus camaradas, manifestó deseos de que lá herIva fotografía que reproducimos al principio mosa Dolores (hay que suponer que fuese I,ol a de la sección gráfica de este número da idea 6 Dolorcitas) le echase; la buenaventura. de la espléndida instalación del certamen. Lo que debe ser un hombre Y dicho y hecho. Iva joven, adivinadora le miró y le remiró lá mano: p e n s i o n a d o en Roma. Algo debió ver en ella, porque interrumpien- K En las oposiciones á la plaza de pensionado su examen, preguntó: do en Roma por la pintura d e paisaje, ha re, -7- ¿Péró qué es usted? sultado triunfante, por sus méritos indiscuti- -Cómo mis compañeros, alumno de la Ma- bles, el joven artista D. José Nogué Massó, rina danesa- -contestó el Príncipe ocultando cuyo retrato insertamos, así como la fotografía su condición. del cuadro que le ha valido el anhelado y hon- -Déjeme v e r más. ¿Habré visto mal? ¿Me roso premio. habré equivocado? Venga usted más cerca de la lámpara. Úxposición de ganados. Y- ¿Por qué? -objetó el Príncipe con un poco Publicamos anteyer instantáneas de algu de ironía. ¿Vas á leer más claramente con esa nos ejemplares premiados en la Exposición de luz en las tinieblas del porvenir? ganados y hoy completamos aquella informa- -Yo veo claro- -respondió con altivez l a ción con las fotografías dé otras Cabezas de gamortificada adivinadora, -pero necesito saber nado que han conseguido también primeros también si conviene que sus compañeros sepan premios. lo que voy á decirle. El éxito de esté pertamen debe servir para Y cerca de la lámpara, Dolores dijo en voz organizar otros análogos con la frecuencia pobaja unas frs. ses que sólo elPríncipe oyó. sible. Los guardias marinas compañeros de éste observaron, eaiéste cierta emoción y. no osaron preguntarle nada sobre lo que le había dicho la misteriosa andaluza. pTn el kilómetro 1 de la línea de Alicante (esUn mes m á s tarde, el Heimdalrendía su via- tación de Atocha) ocurrió ayer un sensije en Copenhague. El Príncipe, conversando ble accidente, que ocasionó dos desgracias. con su íntimo Herdebred; le recordó la nqche El mozo de estación Crisanto Sahagún, que de Málaga, y le dijo que aunque no creía ni regresaba en el tren corto de Getafe, se arrojó Lo que le han dado á Manoíito hay nadie q a e pueda creer en esas cosas, había á la vía para ganar tiempo; pero tuyo t a n mal tenido el capricho de reproducir en u n papel acierto, que fue arrastrado largo trecho. las palabras que le había dicho la Dolores Isla. El sargento de la Guardia civil Pedro MoEste papel estaba encerrado en! un sobre se- reno, que viajaba en el mismo tren, para presllado. tar auxilio á Crisanto, se arrojó á la vía, fracY esté documento se le entregó á su amigo, turándose una pierna. haciéndole prometer que le guardaría hasta Ambos fueron auxiliados en el servicio sanique se le hiciese abrir y leer. algún día en su tario de la estación, donde fue calificado de presencia. Si, moría, quedaba Herdebred en grave. el estado del sargento, y de leve el del- libertad de abrir él pliego. mozo Crisanto. El sobre que contenía el pliego llevaba esta inscripción: -Málaga, 1890. Car Pasaron diez años. Hcrüebred viajó por toD E P I C H Ó N E r a el tema de las condos los mares. U n a mañana de Julio de i aq versacipne S: ayer tarde se encontraron en el bulevar los dos antiguos cp; y l id l Tiro LAS SOLUCIONES EN EL NUMERO ÚB MAÑANA amigos. Bienvenidas, abrazos, recuerdos de los en los Círculos sportivos lo ocurrido en el Ti años pasados. Recuerdo también de la aventu- de pichón. Para todos los gustos había opiniora de Málaga. nes, aunque, en honor á l a verdad, más eran SOLUCIONES CORRESPONDIENTES El Príncipe invitó á almorzar con él y con la los que se inclinaban á encontrar inexplicable Princesa, s u esposa, á Herdebred, suplicándo- lo que hizo el marqués de Villaviciosa de AsAL N U M E R O D E AYER le que llevase el misterioso pliego. turias (protagonista de este incidente) renun- Un buen mozo: De sobr smesa, el día del almuerzo, se abre cian- doá u n premio que indudablemente tenía CABO DE ESCUAPKA el sobre y se lee lo escrito en el papel, que ganado. dice: El hecho fue que én la tarde dé ayer se tira- Lugar de España: Tendrá? un Trono- Cambiarás de nombre, pero ba el premio del vicepresidente dé lá Spciedad, EL CABO DE GATA. NO BS DE GATO PORQUE PARA ESO no de idioma. -s conde: de San Román. Era á ocho pichones. E l ESTÁN AL LADO LOS CABITOS DE LOS QATITOS. -Comprenderás- -dijo él Príncipe- -que a u n primero había tirado á 23 metros de distancia; ¿Q u é es esto? muchacho- de dieciocho años le emocionase á 30 el segundo, á. 24 el tercero; -el cuarto, á gg, UNA PAJARITA DE PAPEL DESDOBLADA una profecía de este género hecha en u n país el quintó, ¿2 5 á 28 el sexto, á. 26 el séptimo, y lejano y p o r u n a mujer que n o tenía idea de e l o c t a v o á zf. quién fuese yo. Tú sabes lo que yo quiero á m i Muchos fueron los qué se lo disputaban. De UN BILLETE DBL FERROCARRIL, DEL REVÉS; LE HAN HECHO hermano; no líay ser á quien y o ame como á todos ellos, el único que llegó al octavo pichón VARIOS TALADROS LOS REVISORES. él en el mundo. Era preciso, que él muriese sin cero fue el marqués, de Villayíciosa. Mas al para que l a profecía fuese u n hecho. E n estos tirarlo, por un acto de su libérrima voluntad, diez. años, cuando Cristian, este hermano mío dejó que pasara la red, y u n a veas fuera, l o E último cometióse u a crimen espantoso en ei pueblo de Colmenar de Oreja, El delito permaneció, sin embargo, ocultó varios días, pero la habilidad de las autoiidades puso ios hechos en claro, y logró que se descubriera toda la verdad. Él juez puso entonces en libertatj á un detenido sobré el cual habían recaído sospechas a uc: afortunadamente para él, eran infundada. y quedaron á disposición de la justicia Clemente Roldan y Victoria Cobos Higuera, autores del delito que ayer empezó á juzgarse en la Sección primera de la Audiencia. Según de los autos se desprende, excitado día 26 de Julio regresaron á Colmenar, en las primeras horas de la noche, Clemente Roldan y la mujer que con. él vivía, Victoria Cobos. Volvían de u n a boda y no muy satisfechos por las trazas, porque al entrar en su domicilio y observar que tanto los dos hijos de Clemente como l a hija de Victoria) niños de nueve, diez y oncéanos respectivamente, pedían pan manifestando tener hambre, dijo Clemente á la mujer: Vamos á hacer lo que hemos pensado y así tendremos uno menos con quien pelear. Ambos criminales dirigiéronse á s u cuarto, y como uno de los niñas, el llamado Nicolás, siguiera llorando porque tto le daban el pan que pedía, subió su padre á la habitación donde se, hallaba el pequeñuelo, y cogiéndole d e u n brazo lo condujo a l a cuadra. Ya en ella, lo empujó brutalmente contra la pared, y, teniétn. dolía sujeto, esperó á que Victoria, que había seguido al padre y al hijo, le diera una tremenda puñalada en el vientre. El angustioso grito de dolor que al sentirse herido lanzó la pobre criatura, hizopensar a l a feroz pareja en acabar cnanto antes su repugraante tarea, y así, mientras el desnaturalizado padre introducía un trapo en la boca de su hijo para impedirle pedir socorro ó lamentarse, Victoria, con el mismo cuchillo, y después con una navaja, que le substituyó por haberse torcido la punta de aquél, daba tajos y más tajos al desgraciado Nicolás. Más tarde dedicáronse los criminales á bo rrar las huellas de su delito; -pero cuando uno y otro lavaban las manchas de sangre vieron que el niño se movía. El padre cogió entonces una plancha, enderezó la punta del cuchillo y segó materialmente la cabeza de su hijo. Al siguiente día envolvieron én iiu paho e cadáver, metiéronlo en un serón, y á lomo de una caballería lo condujeron á una cueva, distante legua y media de Colmenar. Y: si horroriza el relato de este espantoso he chp, casi produce tanto terror el cinismo de mostrado por Clemente en los días que siguie ron al sangriento suceso. El fuéj en efecto, quien denunció a l a s auto ridades ía desaparición de su hijo; él, quien sí mostró más interesado en el descubrimiento del paradero de Nicolás; él, quien auxilió á 1 justicia en la práctica de las primeras diligenj cias, y él, por último, el que tuvo el valor de presentarse en. la cueva donde fue hallado el cadáver y. conducirlo en brazos hasta el depó sito del pueblo. ¿Quién iba á suponerle, viendo tanta tranquilidad, tanta sangre fría, autor del horroroso parricidio de que hoy se le acusa? E l juez instructor. ordenó, sin embargo, su detención, como la de Victoria, y un día en! 1 que ambos criminales se hallaban en cuartos distintos, quisieron comunicarse por los mpntajit 0. de sus celdas, fueron oídos por el vigilante s, e guardia, y esto esclareció el suceso. uicio; oos DESGRACIAS: Ayer, como hemos dicho, celebróse la primera Sesión de esta importante causa. Clemente Roldan negó en absoluto q u é htt biera agredido á su hijo, culpando de todo lo ocurrido á Victoria Cobos. Esta aseguró que ignora quién pudiera haber asesinado al niño, pues si bien en un principio supuso que el autor del delito era Agustín Martínez (s) Cackopo, hoy reconoce que éste no intervino en el crimen. Como peritos en esta causa comparecieron un farmacéutico, que examinó las manchas de sangre observadas én las ropas de la cama de uno de los niños, y el armero, que afirmó que la punta del cuchillo con el cual se realizó el asesinato, había sufrido varios golpes con una. piedra ó otro cuerpo duro. De la prueba testifical, lo qtie merece mención especialísima son las declaraciones de Basilio Roldan, hijo de Clemente, y la de Casimira. Cobos, hija de la procesada. Ambos nigos relataron el crimen de que fue víctima Nicolás, con una serie de detalles que producían verdadero terror. El fiscal, Sr. Moreno, en su deseo de averiguar la verdad de lo sucedido, preguntaba y preguntaba, sin encontrar contradicciones, ni una vacilación, ni un hecho obscuro. Los niños, implacables, quizá inconscientemente, agravaban por momentos la situación de sus padres. Y referían cómo Clemente ahogó á su hijo con un pañuelo, cómo, le pinchaban con el cuchillo, cómo enderezaba el arma con la plancha, cómo lavaban las manchas con jabón y arena... ¡Un horror! Después de declarar Basilio y Casimira, ésta pidió ver á su hermanito, que por hallarse en brazos de su madre, había salido con ésta al comparecer la testigo en estrados, y como el. presidente, Sr. Vidal, accedió á la pretensión de la pequeña, prodújose u n a escena conmovedora entre ambos niños. En el público, muchos hombres lloraban emocionados, viendo cómo se b a b a u y abrazaban las dos criaturas. Continuando la prueba testifical, comparecieron D. Calixto Alvarez, teniente de la Guardia civil; Rafael Breira, Diinas Albart y otros que había citados por el fiscal y las defensas; pero realmente s a s manifestaciones carecieron de interés: Hoy continuará esta vista, que despierta gran expectación. El fiscal califica los hechos considerándolos constitutivos de un asesinato para Victoria Cobos Higuera, y de un parricidio para Cleniente Roldan. Pide, por consecuencia, q u e se im-