Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
1? AÑO CUATRO. ftUM. 69 a. CROÑICA UN 1 VER. s? i u SAL ILUSTRADA. 5 ¿MADRID, 5 DE DICBRE. DE 1906; NUMERO SU EL TO, 5 CÉNTIMOS cuando fue ángel. Y esos sedimentos sobrenadan á veces por encima de la dura costra social. La moral pública se ha sentido herida por la forma angulosa de la crisis, y le ha dolido más que el cambio de ministros y 1 ta insignificancia de la mayor parte de los elegidos. Esa insignificancia, ya consuetudinaria, no sorprende porque en eso de hacer ministros y personajes se ha llegada á la repión de los iguales, los iguales por abajo. jQué lástima de S r Moretl ¡Qiié lástima de elocuencia magistral, espléndida 1 Tenía, su trono de soberano en la Cámara popular, y se puso á maniobrar en la sombra de las antecámaras. Hubiera hablado con noble claridad diciendo ante la representación nacional lo mismo que ha dicha después á sus espaldas, y habría triunfado como orador y taf vez coma Presidente; prefirió callar, dando un voto contra lo que sentía, y buscar luego lo que quería por las rinconadas obscuras. Y en ellas ha encontrado su castigo. La moral ha repuesto su imperio desacatado. ¡Y si al menos no hubiese padecido también la lógica! La lógica es á veces la moral de muchas inmoralidades políticas. El consejero leal- -y no s uele ser leal el consejero espontáneo- -ú decir á su Rey: El partida liberal está dividido, ese instrumento de Gobierno está roto debió añadir: procede traer otro instrumento útil Pero decir el instrumento está roto, yo, sin embargo, tocaré con él es ir derechamente al fracaso. Sonará lo que ha sonado: una solemne pitada, ó mejor dicho, dos escandalosas pitadas: una del Gobierno caído antes de echar á andar y otra contra el Gobierno. ¡Qué lástima de Sr. Moretl Qué lástima de talento tan alto como culto! Se ha extraviado esta vez, empeñándose e i la consumación de lo absurdo. La lógica ha recobrado también su autoridad ultrajada. El paso rapidísimo de esas estrellas fugaces deja, sin embargo, una memoria, perpetua, manda poco piadosa al país contribuyente: la de 3o.000 pesetas anuales para las cesantías de los cuatros ministros nuevos y sin estrenar. Y tenemos ahora otro gran jerarca más en ese partido formado por presidentes de Consejo. El señor marqués de la Vega de Armija es varón de calidad y- de respeta por todas- sus circunstancias. Ha compuesto bfert su Ministerio y puede unir en corriente mansa los cuatro vientos cardinales tan revueltos y tempestuosos en los días pasados. ¿Su programa? Obrará con prudencia callándolo. Nadie cree ya en los proyectos de nuestros políticos. El Sr. López Domínguez, que no lo tenía, es el único gobernante liberal que ha dado ser parlamentario al programa de la democracia. El Sr. Moret, en cambio, no se enteró de que tenía un programa radical, aquel programa postumo, hasta el preciso momento en que bajaba las escaleras de la Presidencia para salir del Gobierno. Esperemos, pues, los hechos y olvidemos las palabras. EUGENIO SELLES MADRID AL DJA fiesta Bárbara, que fue ayer, la Lasin ser de: SantaCuerpo losacordaron de la celebraran solamente artilleros. Los que d este se Santa ea Mas anteriores, la olvidaron ayer, porque k salma fue general en. Madrid. Los periódicos anunciaron la constitución del nuevo Gabinete. No lo presidían Moret ni Maura. La gente de las manifestaciones se daba por satisfecha. Bt moro Muza antes que los dichos. E ¡nuevo Ministerio juró por la noche, y todo el mundo se sintió tan ricamente. La presencia en Madrid de los almirantes francés, M r Touchard, y español, Sr. Matta, que deber mandar los barcos de guerra dispuestos para visitar Tánger, dio pie para que se habiste de la cuestión de Marruecos. La suerte ha sido que apareciese aplacada la cuestión poKíka, que si no. ¡cualquiera nos hace parar mientes en lo que pueda pasar al otro lado del Estreeho! Aquí no nos interesa más que Jo que vemos de cerca y nos hace pasar distraídos un rato. Algunos estudiantes de Derecho no entraron ayer en clase. Querían que se les diese ya las vaeaeíones de Navidad. Puede dárselas á tos que Jas quieran; pero hasta Septiembre. En el Español, por la tarde, hubo estreno. María Estuardo, que gustó mucho como obra literaria y teatral. Ha sido uno de los éxitos francos... y Llana. Por fe noche no se registró ningún suceso nuevo. Ni teta crisis siquiera. conde del Pegullal. Su vida política es muy larga; ñgura en el Parlamento español desde hace muchos años; es un orador parca, sobrio, N o habla mucho; no gusta de intervenir á menudo en los debates de la Cámara. Vive el nuevo Presidente un poco alejado de la vida activa de la política; su característica es la energía y la sinceridad. Todo el mundo co noce su figura correcta y caballeresca. Diríase que más que de estos tiempos, la figura del señor marqués pertenece á otros inolvidable Lleva el nuevo Presidente unas grises; patillas; su indumentaria es seria, un poco severa; muchas veces, en el rigor del invierno, el señor marqués anuda sencillamente un pañuelo blanco á su cuello. Los guantes preferidos por el nuevo Presidente son los cenicientos. La opinión ha acogido el nombramiento del señor marqués de la Vega de Armijo con muestras de simpatía. Se trata de un política sincero y además de un hombre muy culto. Esto último lo saben pocos. El señor marqués es un distinguido escritor; sus trabajos son muy numerosos. Unos atañen á la sociología y otrosá la historia. Entre los primeros se cuentan los siguientes: Necesidad y urgencia de mejorar el sistema carcelario y penitenciario en España, Las huelgas di los trabajadores ea ¡os Estados Uní dos de America, Establecimiento en Madrid dt una casa correccional de jóvenes en 1 8 6 1 El periodismo en tos Estados Unidos, Zas. relaciones entre el Pontificado y el reino de Italia. Los nihilis- tas. Las obras históricas del señor marqués ha sido publicadas en el Boletín de la Academia dt la Historia y las sociológicas en las Memorias di la Acadetma de Ciencias Morales y Políticas. su bueEscribíamos há pocoselmeses que, yparamesa de na eonservación, crucifijo la h cámara Real debían quedar instalados definitivamente bajo un rótulo así: Servicio permanente para crisis y juramentos. Se recomienda á los ministros entrantes que juren sin detenerse, por si sus sucesores Citan ya esperando su turno en la antecámara. ¿Qué diríamos ahora con dos juras más en cuatro días? El cinematógrafo ha expuesto rápidamente otra película. Los últimos ministros te presentaron el sábado á las Cortes, soñaron ion el uniforme el domingo y el lunes la opiliión pública, deshaciendo la cabala, les ha repuesto en sus empleos anteriores: el de aspirantes á ministros. Pocas veces, quizá ninguna desde la decadencia de nuestros políticos, la opinión ha tonado parte tan activa ni se ha mostrado tan inánime y resuelta como en la crisis pasada. Qué sensación le produjo? ¿Asombro? ¿Enoo? ¿Indignación? Parecíase más á la tristeza; sero no del corazón, sino del estómago, á ese Tiste desconsuelo de la repugnancia por cosas jue el organismo no digiere ni soporta. La indiferencia justa con que solemos mirar Os cambios políticos en España, ha quebrado esta vez, y altos, medianos y bajos, en las Cámaras y fuera de ellas, en calles, cafés, teatros y tertulias, han tomado papel en la política, más que para acercársele y amarla, para maldecir de sus artes, y dar público y ruidoso testimonio de reprobación. Yes que en el fondo de toda sociedad, por descreída que sea, hay sedimentos de moral y ¿le Sógí s, vestigio de la pureza de sus ideales ¡caídos. A ¿n el denonio conserva las alas de CISMA Y NUEVO PONTÍFICE Leyendo las obras sociológicas del señor marqués de la Vega de Armijo se puede eole gir con claridad cuál será su criterio sobre los problemas políticos pendientes. El señor marqués llega á la Presidencia del Gobierno e momentos bien críticos; parecía que una hon da revolución nos amagaba. Y él en su esttídio sobre Los nihilistas ha escrito la siguiente; Contra la epidemia revolucionaria, la ciencia moderna no tiene preservativos ni remedios Para los pueblos contemporáneos el espíritu revolucionario es un mal con el que es necesario acostumbrarse á vivir. Y á continuación añader La cuestión está en ser bastante fuerte para soportarlo, y el medio mejor de todos los canecidos es ¡a libertad polthca AZOR 1 N LOS ESTUDIANTES Continúan sin entrar en las clases los alumnos de las Escuelas especiales de ingenieros y arquitectos. Una comisión de dichos escolares nos h dirigido una carta, en la cual nos ruega que hagamos constar lo siguiente: Que su actitud se funda únicamente en que el proyecto que se trata de aprobar les perjudica mucho. Que no tiene fundamento el rumor que les atribuye el deseo de empalmar la huelga con las próximas vacaciones Como prueba de ello, añaden que ésta es la vez primera que se colocan en actitud radical Lo que quieren los estudiantes, en último término, es la discusión inmediata del proyecto en el Congreso, seguros de que no falta rá quien lo impugne. EL NUEVO PRESIDENTE G i nuevo presidente del Consejo se lama D Antonio de Aguilar y Correa. Lleva los títulos de marqués de la Vega de Armijo, marqués de Mos. conde de ¡a BobadüJa y viz-