Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
CUATRO, NUM. 675. CRÓNICA UNIVERSAL ILUSTRADA. S MADRID, 18 DE NOVBRE. DE 1906. SUELTO, 5 CÉNTIMOS Queda totalmente suprimida la publicación de acias. DH Se instituye un Tribuf ARBITROS do por cinco periodist y elegido en votación secreta por la colectividad de directores de periódicos. Cada director solicitará para este fin y para todos los concernientes al duelo, la conformidad libre, voluntaria y espontánea de los redactores que trabajen á sus órdenes, y en manera alguna se opondrá al sentir de los que nieguen su adhesión y reivindiquen su independencia. Asumirá la representación de los primeros y dará cuenta, antes de procederse á la votación, de los nombres de los exceptuados, ya que éstos, por tal causa, no deben ser elegidos. El Tribuna funcionará durante un año, y sus miembros podrán ser reelegidos una vez; pero transcurridos los dos años, no podrán volver á serlo hasta después del período de tiempo igual a! de su anterior ejercicio. De año en año cesaran en su cargo dos individuos del Tribunal, los cuales, también en votación secreta, serán reemplazados por otros dos periodistas. La primera substitución se de terminará por sorteo; los restantes se efectuarán por turno. Son electores los directores de periódicos que se hayan adherido al acuerdo. Son elegibles todos los periodistas, incluso aquellos que pertenezcan ó durante varios años hayan pertenecido á ¡a profesión, aunque no la ejeizan de momento en un período determinado. MADRID AL D 3 A día á tranvías. En la de Echamos efkabo un de la tarde, ellos, calle un Alcalá rosario de detenidos durante una hoi a porque carro, con permiso del teniente alcalde del dis trito, según dijo el carretero, se plantó en plena calle de Cedaceros, hoy de Don Nicolás María de Rivera (nombre brtve, muy propio para una calle, aunque el personaje ilustre que le llevó en vida merezca más que una calle un monumento) Bacno; pues el carro llevaba material para una obra, y mientras no fue descargado, tranvías, coches y transeúntes estuvieron detenidos. Esto ocurre ¡que no se olvide! ere la cuita, noble y coronada villa y corte. En e! paseo de Areneros, hoy calle de Don Alberto Aguilera, parece que se habla de un Madrid pasado y un Madrid presente, y, sin embargo, es siempre el mismo, un cangrejo atropello á un carro, hirió al conductor y mató dos muías. Día completo. El Ayuntamiento discutió el proyecto de transformación de los Consumos. Le pusiere los ediles cerno no digan dueñas. Se convino en que el proyecto traeiía muchas perturbaciones á la Hacienda municipal. En todo caso sería una más, porque el Ayuntamiento es de por sí otra y no pequeña. En el Cong eso, sesión animada y caldeada. Se discutieron los disturbios de varias poblaciones, poniéndose conservadores y liberales de chupa de dómine. Fue un asalto de esgrima en el que se empleó la socorrida y acreditada arma española del más eres tú Del crimen misterioso, lo previsto: la libertad del detenido. Continuará el misterio y continuará la Policía dando pruebas de actividad y celo. Ayer hubo también robos y tentativas de robo, uno en plena calle de la Montera. jCon que á ver Los estudiantes volvieron á reunirse para Ocuparse del homenaje á Caja! Y circularon rumores, de los que se hizo eco un colega, de que todavía no se sabe si el premio Nobel será adjudicado al ilustre sabio... Y nada más. DE VIDA O MUERTE T e tal puede considerarse para España el problema regionalista pl? nteado seriamente en Cataluña y provincias vascas, y mira do ya con creciente simpatía en otras regiones españolas. Vamos á hablar con toda la sobriedad y delicadeza posible de la cuestión más importante que hoy debe interesar á los españoles. Huiremos de personalismos, que no hacen más que envenenar las cuestiones; respetaremos á todos y discurriremos en la región serena de las ideas, descendiendo después al campo de la realidad y de los hechos bien determinados y concretos. Yo quiero ser, apropiándome una frase cékbre: el más catalán, puesto que soy catalán, de todos los españoles, y el más español de todos los catalanes. En el problema que iniciamos no sólo se agita la cuestión de régimen, si ha de ser centralizador ó descentralizador; sino que encierr tan honda gravedad política que aféela muy di rectamente á la integridad de la patria y á la misma vida de España. El problema regionalista, especialmente el catalán, es en estos momentos el verdadero, el único oroblema nacíona Los que con sentido verdaderamente patriótico queremos concordar todos los intereses del Estado; cuantos desearíamos que éste fuera la representación más alta y genuina de las regionesque le integran; todos los que, por último, sabemos distinguir la unidad nacional del uniformismo político y administrativo, no podemos menos de lamentar que los más sagrados derechos, los de la familia, los del Municipio, los de la región, los de la enseñanza, los de la administración local, provincial y general, sean sacrificados al ídolo omnipotente, al Moloch panteista del Estado, á la insat üble burocracia summum y subslraclum del despotismo gubernamental, No hay que sacrificar la realidad á la idea, sino la idea es la que debe sacrificarse á la realidad. En esta parte pertenecemos á la escuela del derecho administrativo, puramente idealista; triste es decirlo, pero forzosamente hay que confesar que hemos perdido la brújula del buen gobierno. Se perdió desde el día, ya de fecha lejana, en que empezó la decadencia española. Primero, los desaciertos de los reyes que siguieron á Felipe j y el despotismo incalifica (1) Al día siguiente de publicado nuestro artículo, SU tuación insostenible, el ex dipjtado por Canarias y nuestro respetable é ilustrado amigo Sr. Santos Ecay, negaba que el estado político de Canarias fuese el mismo que el de Cataluña, y además ponía con signo de admiración la palabra metrópoli, que nosotros habíamos usado como sinónima de patria, al tratar de las relaciones actuales de Canarías con la Península. Respecto de lo primero, el dignísimo Sr. Santos Ecay puede opinar como más justo y verdadero le parezca; nosotros, en este particular, creemos haber reflejado la opinión más sólida y fundada, Ja opinión más conforme con Ja realidad y estado de Jas cosas; pero respecto de lo segundo, creemos que nuestro amigo el Sr. Santos Ecay no se habrá ofendido por la palabra metrópoli, pues demasiado puede haber comprendido que- ño la hemos usado en el sentido de contraposición á colonia, que ha sido el más corrieite entre nosotros, sino en un sentido más vago y general, ó sea en el de patria, ciudad origen, ciudad ittr r etcétera, que es el sentido real v etimológico de la palabra. Por lo demás, conste que nuestro animo no fia sido ofender á Canarias, cuyo estado legal y constitucional es el nusmo que el de Baleares y todas las provincias de la Península, pero cuyo estado real nos parece serasiajjte al d Juña, la región de nuestros amores. LOS PERIÓDICOS Y EL DUELO umpliendo acuerdos, cuales mos la ponencia designaCpor losoportunamente, deloslosperiódicoshablada directores de más importantes de Madrid para redactar unas bases que tendiesen á evitar los duelos entre la clase periodista, ha cumplido su encargo. Los Sres. Vicenti, Piñal y Luca de Tena, han redactado un proyecto que ha sido aprobado y que someterán al examen de los redactores de sus periódicos para recabar su adhesión. Las bases acordadas son las siguientes: Las noticias del lance de honor, tanto en su origen como en su curso, no se insertarán en sección, aparte ni en forma tipográfica que á la simple vista reclame y cautive el interés de los lectores, sino en la sección ordinaria y correspondiente. Aparecerán en los periódicos como simples noticias, si el choque, en los comienzos Ó en los fines, no ha tenido consecuencias lamentables. Y como cualquier otro suceso vulg i, si Jas ha tenido. P UBL 1 CJDAD Deberán ser las s ¡g ¡e ntes: 1. a I n t e r v e n i r D b L TRIBUNAL a m i g a b! e m e n t e en el instante oportuno, dirigiéndose á las dos partes, á fin de que una controversia periodística no degenere por el apasionamiento mutuo en contienda personal. 2. a En los casos imprevistos invitar á los periodistas adheridos, que hayan nombrado ya padrinos, á que manifiesten á éstos el voluntario compromiso de honor que con el Tribunal tienen contraído, á fin de que los padrinos lleven el asunto á consulta de! referido Tribunal si no se lo impide su conciencia 3. a En las cuestiones suscitadas entre un periodista y una persona de distinto carácter, hacer saber ó tener previa y públicamente declarado, que el Tribunal está dispuesto también á prestar sus buenos oficios. 4. a Y, por último, aspirar constantemente, extremando la rectitud, que es madre de la autoridad, á que no sólo la clase periodística, sino todas las ciases sociales, enteradas de su funcionamiento y seguras de su justificación, acudan á él en los litigios que, por insuficiencia de la ley y por aberración de las costumbres, traen aparejado el duelo. De derecho, si los periodistas se le otorgan con poderes bastantes, el Tribunal de arbitros no conocerá sino de las cuestiones entre periodistas. Por deber, y con la esperanza de que Tribunales análogos, instituidos á semejanza suya, le ayuden en esta reparadora acción social, escuchará á todos los que le pidan mediación ó consejo. CACULTADES Y OBLIGACIONES