Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
1 26 DE AGOSTO DE icp 6. PAG. 8. EDICIÓN i. as, que son de urgente necesidad para el bien de ¡os rapaciños, inteligentes, vivaces, s ¡rao ¿tícos. En estas can- piáas veo con la imaginación Asilos para alimentar y criar á incluseros y niños desamparados. Contando con buenas leches vale más la alimentación artificial que la actual mercenaria en malas condiciones. Y si convocan certámenes regionales para mejorar la raza bovina y e ¡Estado otorga premios con tal fin, ¿por qué no se ha de mejorar la humana rie tan fecunda vitalidad. Yo espero que las madres pobres, verdaderas bestias de carga, obtengan una racional protección para ellas y para sus niños. Y por fin, confío en que se multipliquen las escuelas maternales, idénticas ó semejantes á las de! gran Manjón, en medio de los campos ó á orillas del mar, lejos, muy lejos de estos grandes edificios que tuvieron su misión, que son admirables, que merecen ser considerados con orgullo, y por dianidad nacional; pero que no deben utilizarse, como se ha hecho hasta aquí, para inadecuados fines. Levantemos barracas de madera modestas si no hay dinero para mas; pero no queramos aprovechar restos inservibles de un hospital de apestados, pretendiendo con ello hacer obra modelo. España es rica; pero la ruindad carcome los espíritus. Vagan por calles y campos millares de rapaces necesitados de amparo y cariño. Duermen en los Bancos millones de pesetas de otro género de rapaces sin entrañas... De proteger á los primeros, lograremos concluir con los segundos, fomentadores egoístas y acaso inconscientes de los males que agobian á nuestra patria. EL DOCTOR FAUSTO proponerlas soluciones que estime pertinentes, y en caso de duda consultara coa el presidente del Consejo, E general Z ippino lleva la representación del Gobierno. -Cruz. I ff n detenido. Bilbao, i5, 1 I n. De orden de la autoridad militar ha sido detenido por un guardia municipal un sujeto llamado Antonio Herrecha, autor de la voladura de un depósito de agua en B ¿lunchu. L ¡1 general Zappino. Ha llegado el general Zappino, que gestionará el arreglo del conflicto. ás tropas. También ha llegado una compañía de Ingenieros. J os periódicos. -J Mañana reaparecerán los periódicos. Esta noche están protegidas por la policí? las imprentas en que se trabaja. -Terán. EJ n Santander. Saniander, 25, i i n. En toda la pro vincia reina tranquilidad, aunque se nota que los obreros están en expectativa de! desarrollo de los sucesos de BilbaoEn Ostrourdiaies la benemérita ha ahuyen tado algunos grupos de huelguistas Fuerza de la Guardia civil atiende al servi cío de los trenes que trabajan en las minas. En las cuencas de Cabarga y Villaescusa se trabaja y se nota orden; pero se advierte tam bien que en el fondo hay inquietud, Mañana se celebrarán en Santander y en el Astillero los anunciados mitines de solidaridad con los huelguistas de Biibao. Estos actos revestirán importancia, especialmente el segundo, al cudl asistirán los obreros de todas las minas. Los obreros de los muelles, la mayoría de los cuales se halla parada, han acordado esperar el momento oportuno para pedir que desaparezca la Asociación fundada por los patronos y que se conceda el trabajo libre y la jornada de nueve horas y media. En esta población continúan las fiestas. Hoy se ha celebrado el concurso hípico infantil, que se ha visto muy concurrido. -Segura, socialistas v Presidente. L os San Sebastián, el 26, 1 m. A las ñutiré, de J POR ThLci- u O i TELÉGRAFO impresión que trae de la capital vizcaína. Han llegado también los comisionados de Hilbao, á quienes esperaban en la estación el presidente y vicepresidente de la Diputación de Guipúzcoa, el general Concas, el diputado Sr. Solaegui y otras personas. Traen el propósito de ver al presidente del Consejo de ministros y formular ante él una enérgica protesta contra las apreciaciones del ministro de la Gobernación, Sr. Dávila. Vabajando. El Sr. Urquijo, presidente de la Diputación En Bilbao casi todos los obreros trade Vizcaya, ha hecho el viaje en automóvil. bajan. Dicen los comisionados que vienen inspiraAlgunas fábricas están cerradas por acuerdo ¡dos en temperamentos de sensatez. de la Administración. os socialistas donostiarras. K xplosiones de dinamita. La Federación de Sociedades obreras y f En la línea del tranvía de Durango, á la agrupación socialista de San Sebastián, han ocho kilómetros de Bilbao, cerca de la fabrica publicado una proclama adhiriéndose á la huelLa Basconia, colocaron esta madrugada un car- ga de Bilbao y exhortando á sus asociados á tucho de dinamita, que ai estallar, produjo que estén dispuestos para secundarla al primer desperfectos en los rieles. llamamiento y seguir el giro que tomen los La avería quedó recompuesta a las siete de acontecimientos. la mañana. A udiencia concedida. t r a explosión. El general López Domínguez recibirá á f Bilbao, 25, 5 í. Esta madrugada hizo los representantes de las fuerzas vivas de Bilexplosión otro cartucho de dinamita en las tu- bao esta tarde á las cuatro. berías de aguas potables de Balunchu. Causó ligeros daños, que fueron arreglados. uicios del ministro de Marina. El Sr. Alvarado, á quien he podido ver, omisión de huelguistas. En el tren de las cinco menos diez salie- dice que no sabe el giro que tomará la huelga ron para San Sebastián las comisiones de mi- de Bilbao, huelga con la que afirmó que no neros huelguistas, acompañados de los conce- están conformes la mayoría de los obreros. Atribuye gran importancia al acuerdo de jales socialistas Carretero y Villarreal. someter el caso del obrero despedido á la reSe dice que el objeto del viaje es avistarse con el genera! López Domínguez para que solución de ¡a Junta de Reformas Sociales, que es la llamada á intervenir en los conflictos engestione la solución de la huelga y para hacer un acto de presencia á fin le contrarrestar el tre obreros y patronos. viaje de la comisión de la Diputación, senadoI as instrucciones del general Zappino. res y fuerzas vivas. El general Zappino lleva á Bilbao instrucciones según las cuales procurará á todo l l l Sr. Dávila, rectifica. trance el restablecimiento del orden material Bilbao, 25, 6 1. Aquí es objeto de co- más absoluto, recurriendo para ello, si necesamentarios un ícleorama de ministro óe la Go- rio fuese, á procedimientos durísimos. Aten- i derá á iodos con justicia é imparcialidad para í b ü i v J C Í O Í X Í I e l -i c i i r c i i C U: ÍCÍ- i J San Sebastián. Bilbao, 25, 3 f. Esta mañana marcno a San Sebastián la comisión de la Diputación provincial, diputados y senadores y representantes de las fuerzas vivas, que van á pedir la rectificación de las declaraciones hechas por el Sr. Dávila. Los comisionados salieron en ei tren rápido Az las seis de la mañana, por no coincidir en e) viaje con el ministro de Marina, el cual salió en el tren de las cinco y media. A despedir al Sr. Alvarado sólo acudió el gobernador civil, única persona que conocía la hora fijada por el ministro para marchar á la ciudad donostiarra. T ranquiiidad. La huelga continúa en el mismo estado. I Las minas están paralizadas; pero los huelguistas se muestran pacíficos y reina tranquilidad material en ia ooblación. i el Sr. Dávila las declaraciones que acerca de la huelga le atribuyen los periódicos. -Terán. p 1 ministro y los comisionados. San Sebastián, 25, 6 i. Ha llegado, solo, el ministro de Marina, pues no consideró oportuno venir acompañando á las comisiones y representantes de las fuerzas vivas de Bilbao, que vienen á protestar contra el ministro de la Gobernación. El Sr. Alvarado denotaba la desaoradable o la noche llegaron los concejales socialistas bilbaínos, que inmediatamente conferenciaron con el jefe del Gobierno. El Presidente les manifestó que el general Z- ippino lleva á Bilbao instrucciones para oii á todos imparcialmente y reso ver en justicia Añadió que el Gobierno está resuelto á man tener enérgicamente el oeden. -Cruz. I I n confleto? Bilbao, 26, 2 m. Circula el rumor de que la pasada noche surgió una cuestión entre el ministro de Marina, Sr. Alvarado, y el señor Urquijo, habiéndose cruzado cartas entre ambos. -Terán. ESCÁNDALO EN EL GRAN TEATRO Por separado damos cuenta del estreno habido anoche en el Gran Teatro y del escanda lo que se promovió, no sólo porque la obra estrenada fuese mala, sino porque no se había ensayado y ni los actores ni los músicos sabían sus respectivos papeles. Para calmar al público que protestaba se le dijo que podía quedarse á ver la siguiente fun ción, y que les sería devuelto el importe de sus localidades á quienes hubiesen adquirido billetes para la sección tercera. ero esto no pudo cumplirse porque el em-