Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C M V TES JO r E JULIO DH i v 4. EDICIÓN 1 Sr. Calonge; e! ¡efe de la guardia exterior c! Palacio, capitán Caballero y et goüemado militar de Segovia, general Cepeda. A Imuerzo y firma, Terminada la jura, almorzaron tes ministros con S M y luego firmó D Alfonso los decretos siguientes: Nombrando subsecretario de la Presidencia á D Leopoldo Serrano. Ídem de Gracia y Justicia á D Joaquín Ruiz Jiménez. Ídem de Gobernación á D Luis de Armiñán dem director general de Obras pablicas al Sr. Fernández Latorre Ídem jefe de Estado M i y o r de! sexto cuerpo de Ejército al general de brigada O. Arturo González G d p i Reorganizando el Cuerpo auxiliar de Adntf. nistractón militar. Ídem la Junta central de transporíes raHi. tares. Admitiendo la dimisión al Sr. Rodríguez de la Borbolla. Jdem al Sr. Aura Boronat. Ídem al Sr. Burell. Una extensa propuesta de reesmpensas de Guerra de escaso interés. Resolviendo varias compe as entre la A d ministración y los Tribunales. T) egreso de los ministros. A las cinco menos cuarto salíer n par Madrid los ministros expedicionarios, quienes nos dijeron que mañana se reunirá el Gobierno en Consejo para acordar los nombramientos de alto personal que falta por hacer todavía- SAN ILaErWBQ, j J 0 N. al conde de Romanones para rogarle que no hiciera algunas manifestacienes acerca de la gestión que piensa realizar en el departamento 1 que dirige. El ministro de Gracia y Justicia, con una amabilidad que le agradecemos luucho, P. OS dijo lo siguiente: D o s grandes órdenes comparten la atención del ministro: uno que toca á la administración; de justicia, y otro que corresponde á la mate recibido en Segovta el gobernador civil y el ria eclesiástica senador liberal D Raimundo RUÍE. Por lo que concierne á la primera, díjonos El general López Domínguez nos dijo que el conde de Romanones, mi acción tiene que traía mucha firma. ser muy sobria. Las reformas proyectadas por a sesión de aver. A las doce y media, y con la solemnidad de el S r Montero Ríos en la ley orgánica y eit Se abrió ¡a sesión á 1 as doce menos cuarcostumbre, prestaron juramento en la Real Cálas de procedimientos no sólo están redacta to, bajo la presidencia del S r Benito Moreno. mnra los Sres. Gullón y Alvarado; el primero das, sino que, en cumplimiento de la ley. se Al leerse el acta de la sesión anterior, el se- con uniforme de ministro y e ¡segundo de están publicando en la Gaceta. Yo las consideñor Mesa de la Peña protesta de que e 1 inge- frac. ro de una gran importancia por ser acaso aft niero jefe provincial no haya concurrido cuanaquellas reformas que más á diario, aunque muy El presidente del Consejo, que les recibió e! tío fue llamado para un asunto de interés. Calladamente, reclama el país; porque nada hay juramento, vestía de capitán general, como que llegue tan á la entraña de éste y de que d e Defienden el proceier del ingeniero los se- S. M el Rey Sores Fernández de la Vega y García Gordo. A la ceremonia estuvieron presentes el mar- penda con mayor eficacia la educación de las colectividades para la vida social, como la adPor fin se aprueba el acta, y éntrase á dis- qués de la Mina, el duque de Santo Mauro, ministración de justicia cutir los asuntos que figuran e n el orden los ayudantes Sres. Elorriaga y conde del Grove. el coronel dz Alabarderos, de guardia. d ci Ih. i i í u a vez publicada en la Gaceta, las Cortes S n confirmados varío? acuerdos de la C o misión provui- lal procedentes de las omisiones de personal. Gobierno interior. BeneficenLas noticias recibidas en Palacio, de La cia, Gobernación y Hacienda, entre otros el Granja, relativas al estado de S. M la Roña, relativo á restablecimiento del servicio de méeran ayer sumamente sati fa- ctortas. dicos de guardia en los hospitales, mediante Esta tarde, en e ¡rápido de l s cuatro y die- concurso, con arreglo á lo dispuesto en la Real ciséis minutos de l tarde, saldrá para Vigo Su orden de 13 de Jumo de i 8 6 5 que les señala Ait za la infinta doña Isabel, que desde dicho i 5 o o pesetas de sueldo. punto hará fiecuentes excursiones n automóEs leída la Memoria de la ponencia, de la vil para visitar las pintorescas campiñas de Ga- cual resulta que se pide la sustitución de jefes licia. clínicos por médicos de guardia, y se acuerda Después irá S A á París, Munich y otros que este asunto quede sobre la mesa por dos puntos díi extranjero sesiones, en tanto se imprime y se reparte dicha Memoria. Las Reales personas no salieron ayer de sus Acerca de la propuesta de una jubilación, habitaciones. dice el S r García Gordo que hay más de 6 0 0 expedientes de jubilaciones en Gobernación y que hay expedientes de estos sin resolver hace mas de dos años, y por consiguiente, los em liando el nuevo subsecretario de la pleados siguen cobrando como funcionarios en activo. Pide, por tanto, que se suplique al mi Presidencia del Conseio de minisnistro o, ue active los expedientes que se refietros, D. Leopoldo Serrano, tome poseran á la Diputación provincial. sión de su cargo, puede creerse en su Y no habiendo más asuntos de f ue tratar, se residencia oficial, que vuelve al hogar levantó la sesión á la una menos veinte. propio después de larga ausencia. Hijo menor del indigne duque de ra Torre, nació en aquel pabellón de la Inspección de Milicias, que se alzaba enti la Cibeles y e! ministerio de la Guerra, y que ocupó su ilustre padre citando tué POK TELÉGRAFO presiden e dei primer Ministerio de la B N ILOEF 0 N 80, g, 6 T. Revolución de Í 8 6 3 después de ¡a vicf a Reina indispuesta. toria de Asolea. Anoche no asistieron los Reyes al teatro Destruido por un incendio el palacete por encontrarse algo resfriada la liona Victodonde vivió O Donnell y murió Narváez, ria, á consecuencia de la mojadura que sufrió el día que fue á caballo con D Alfonso á se habilitó para Presidencia del Consejo Riofrio. lo que era ministerio de Ultramar y haHoy se encuentra muy mejorada, pero no bía sido palacio del intente D. Sebasha salido de sus habitaciones, donde: alraoizo tián. Instalados allí los duques de! a Tosola. rre, la duquesa abrió los salones para recibir al Cuerpo diplomático, al elede! Rey. mento oficial y, algunos de sus smigos Después de presenciar el relevo de la particulares. Allí brilló en todo su esguardia desde uno de los balcones de P- lacio s plendor la hermosura de la señora de Silió O. Alfonso á pie para dar un paseo por Echegaray y de su hermana la de Carlas calles del pueblo. nedo, de las de Chinchilla, Rosario Ulloa, Frente al Hotel Europeo encontróse con la condesa de la Almina, la marquesa de los periodistas y conversó afablemente con todos nosotros, haciéndonos saber que las moGuadeljelú y otras. Eran las primeras relestias que retenían en Palacio á su augusta cepciones que se verificaban después de esposa carecían de importancia, la Revolución, y estaban muy brillantes. Al separarse de nosotros, conversó con tos A todas asistía la condesa de Campo jóvenes de la aristocracia que aquí se encuenAlange, que dio ejemplo de tolerancia tran y que acostumbran á reuairse en el lugar con el nuevo orden de cosas á otras daindicado para frutar de la fresca sombra de mas déla aristocracia que no estaban uniaquella alameda hermosísima das por afectos personales á la familia S. M se encaminó luego á caballerizas, y destronada. allí permaneció largo rate A las once y media regresó á Palacio ps ra La tolerancia va arraigando por fortuesperar la llegada del presidente del Consejo na cada vez más en nuestras costumbres, y de los ministros de Estado y Marina, y un hijo del duque de la Torre es alto funcionario y ha sido gobernador de proura y despacho. vincia en el reinado del nieto de IsaPoco después de la hora mencionada llebel 11. garon los automóviles dei Rey, que conducían UN MADRILEÑO á los consejeros mencionados, á quienes habían DE PALACIO EN LA PRESIDENCIA LOS REYES EN LA GRANJA p l R pascando. Después de marchar los ministros, saf? ó el Rey á paseo, recorriendo á pie los alrededo res de la población. Acompañaron á S M el duque de Santo Mauro, el marqués de l i Mina y el conde del Grove. A las sieti y media regresó D Alfonso á este pueblo, deteniéndose, antes de entrar cu Palacio, á saludar á los oficiales de las Navas que se hallaban de guardia La Reina sigue nujurando de su ligera indisposición. -García HABLANDO CON LOS MINISTROS p L DE GRACIA Y JUSTICIA Ayer vi- j ta m os J DIPUTACIÓN PROVINCIAL