Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES 4 DE JULIO DE too 6. PAG. 9 EDICIÓN a. geníero Sr. Rodrigáñez, y determinaron los lugares en que han de ser emplazados el escenario para espectáculos teatrales y el restaurant. Al propio tiempo el Sr. Aguilera ha comunicado al arrendatario la prohibición terminante de que corte ni un solo árbol del Parque. realizada, habiéndose justificado cumplidamente que el repetido José Terán, no sólo no contribuyó ni coadyuvó en ningún sentido á la ejecución de aquella, sino que por el contrario, practicó los actos que en relación á él se dejan determinados de buena fe y en la creencia de que eran perfectamente lícitos y resultando igualmente probado que tampoco tuvieron intervención alguna Benito Calzado ni Antonio Iborra, siendo por tanto de apreciar que estos tres procesados no han tenido participación como autores, cómplices ni encubridores en los hechos punibles que se persiguen. Los mencionados Mariano Conde y Luciano González han sido penados anteriormente por delitos de falsificación y estafa el primero, y por el de hurto, el segundo. 2. a Los hechos referidos son constitutivos de un delito de falsedad en documento mercantil y otro de estafa que excede de i.5oo pesetas, siendo el primero medio necesario para cometer el segundo. 3. a Son autores de dichos delítqs ios procesados Mariano Conde, María Reina, Engracia Sánchez, Luciano González, Buenaventura Sáenz, Eugenio Fernández y Lorenzo Díaz, y han tenido participación como cómplices Aurelio Borroell y Emilio Ibáñez. 4. a Concierne, con respecto á los citados Mariano Conde y Luciano González, la circunstancia agravante de reincidencia. 5. a Procede que se absuetva noremente á los expresados José Terán, Antonio Iborra y Benito Calzado, declarando de oficio las partes correspondientes de costas. Separó los cargos que en conjunto se han venido haciendo paia aquilatarla responsabilidad de cada cual, y en una palabra, respondió á la importan cía y gravedad del proceso con un informe sencillamente magistral. Bien es verdad que el Sr. Martínez Enríquez esuno de los más notables representantes del Ministerio público, y nobleza obliga. Hoy continuarán los informes. -UN PASANTE TRIBUNALES LA C A U S A D E L CANT 1 NERO SÉPTIMA SESIÓN A l comenzar la sesión, el fiscal, Sr. Martínez Enríquez, presenta el siguiente escrito de conclusiones: i. El día 6 de Septiembre del año 1901, el procesado José Terán Barriga, empleado antiguo en la casa y oficinas que en esta corte tenía don Manuel García Gutiérrez, quien en dicha fecha se hallaba viajando por el extranjero, presentó para el cobro de la cuenta corriente del mismo, en el Banco de España, una letra de cambio por 154.000 pesetas, que aparecía librada por el últimamente citado, y abonada que fue al Terán, éste, cumpliendo las instrucciones recibidas que creía le habían sido comunicadas por su principal, se trasladó á la ciudad de Avila, y en el hotel Ingles entregó en billetes de 1.000 pesetas cada uno la expresada cantidad á un supuesto Manuel Vázquez, el que firmó como justificante de la entrega el recibo obrante al folio 26 de la primera pieza del sumario. El referido procesado dio cuenta de haber cum- 1 piído su encargo á García Gutiérrez, quien por la carta que al efecto le escribió aquél, recibió la no L ACUSADOR PRIVADO El relator habilitado dio lectuticia primera de que había- sido víctima de una dera, acto seguido, del escrito de conclusiones defifraudación, realizada, según se ha comprobado nitivas presentado por el Sr. Ruíz Jiménez, escridespués, por la falsedad y el engaño, en virtud de to que contiene idéntica modificación que el del un plan hábilmente combinado por los otros profiscal. cesados Mariano Conde, María Reina, Deogracias ó Engracia Sánchez, Luciano González, Eugenio Fernández, Ventura Sáenz y Lorenzo Díaz, 1 AS DEFENSAS kos defensores de Ibáñez que á tai fin se pusieron de acuerdo y concertaron y Borroel mantienen sus previamente, practicando cada uno los actos que conclusiones y siguen solicitando la absolución de Se determinarán, siendo auxiliados á la vez oor sus patrocinados. Aurelio Borroell y Emilio Ibáñez. El letrado de María Reina sostiene que su deAl efecto, Luciano González, que, como depenfendida no ha cometido delito alguno ó que es diente que había sido durante mucho tiempo del autora de una falsedad en documento privado, como repetido García Gutiérrez, tenía perfecto conomedio de cometer una estafa. cimiento de sus asuntos y de sus relaciones y graEl de Mariano Conde sostiene que este no ha do de confianza con Terán, procuró ver á éste fretenido participación en los hechos, ó en otro caso, cuentemente con el propósito, sin duda, de adquique sólo es autor de la falsificación de las cartas. rir noticias de aquél, referentes al viaje antes El de Engracia Sánchez solicita también la abindicado y facilitando á los demás directores del solución, en primer término, y de no accederse á proyecto criminal concebido cuantos datos y anteesto, entiende que debe ser considerada como encedentes fueron necesarios para llevarlo á cabo; cubridora por imprudencia. intentaron primeramente, valiéndose de cartas falPor último, el defensor de Buenaventura sossificadas, que el Banco entregara un libro talonatiene también en forma alternativa que se declare rio para extender después, con la supuesta firma inocente á su representado ó que se le castigue de García Gutiérrez, talones que sirvieran como como encubridor. tnedio de retirar la Cantidad que les conviniera de Los demás letrados sostienen la inculpabilidad la expresada cuenta corriente; pero habiendo frade sus respectivos patrocinados. casado sus propósitos, porque no pudieron obtener dicho talonario, fingieron la carta y telegrama obrantes á los folios 27 y 3o de la citada pieza de f 7 N L I B E R T A D Terminada la lectura de los autos, que hicieron llegar á poder de Terán con escritos presentados por instrucciones relativas al envío y cobro de la men- -las partes, el presidente pregunta si alguien quiecionada letra, la que fue falsificada, así como tamre sostener la acusación contra Iborra, Terán y bién las referidas cartas, por Conde, siendo LoCalzado, y como nadie contesta, los tres menciorenzo Díaz el que falsificó y puso en San Sebastián nados individuos quedan en libertad y se retiran íicho telegrama, y Eugenio Fernández quien, faldel banquillo. sificando también, con el nombre de Manuel Vázquez, el recibo de que se ha hecho mérito, cobró en Avila las 254.000 pesetas, que dio luego á VenÍL INFORME DEL FISCAL No hemos de tura Sáenz, el que á su vez las entregó en Madrid ocuparnos en i Mariano Conde y María Reina, por los que se el informe del representante de la ley siguiendo repartieron entre los siete referidos procesados. paso á paso los diversos puntos que constituyeron, en trabazón admirable, la labor del Sr. Martínez Los ya mencionados Aurelio Borroell y Emilio Enríquez; nos falta espacio para tal empresa. Pero Ibáñez, cooperaron i la ejecución de los hechos lo que sí hemos de hacer, y en ello tenemos gran relacionados, comprando el primero en el estanco satisfacción, es tributar un sincero aplauso al conestablecido en el número 46 de la calle del Pez, cienzudo trabajo del fiscal por la claridad con que por encargo de María Reina, la letra expresada, expuso los hechos, por el relieve que supo dar á entregándola inmediatamente a Conde, y el segunlas pruebas practicadas, por la lógica de sus argudo, por encargo también de los dos últimamente mentos, por las doctrinas sustentadas, por la forcitados y de la Engracia Sánchez, estuvo vigilanma brillante con que las defendió. do constantemente á Terán, siguiéndole á la estación del ferrocarril hasta que lo dejó en un coche Analizó todas las manifestaciones ae ios procedel tren cuando hizo el viaje para llevar el dinero sados; hizo un examen detenido de la prueba tesi Avila, de lo que dio cuenta seguidamente á los tifical, defendiendo la conducta del capitán Roanteriores, que se hallaban reunidos en la casa de bles, para quien tan funesta- -diio- -ha sido esta dichas procesadas, percibiendo 2.000 pesetas y causa otras 5oo Borroell en remuneración de los serviDemostró, fundándose no en hipótesis, sino en cios que respectivamente prestaron por los con- las mismas declaraciones de los que él considera ceptos expresados para facilitar la obra criminal culpables, la intervención de estos en la estafa. UN HOMBRE MUERTO C n la línea de circunvalación se desarrolla ayer mañana un sangriento suceso. Próximamente á las seis de la mañana marchaban al trabajo dos jornaleros de la fundición que en el Pacífico poseen los Sres. Jareño y Compañía, Luis Pérez, de veintiún años, y Juan Somolinos Cabello, de veinte años, ambos compañeros de oficio. Entre los dos mediaban resentimientos que en alguna ocasión se habían hecho públicos, por haber degenerado en riña. Ayer iban al trabajo, uno delante de otro, y en la Ronda de Embajadores, Somolinos, que iba detrás alcanzó á Pérez y reanudaron la disputa. Así continuaron algún rato, y sin que Luis Pérez pudiera sospechar la agresión, ni prepararse, su contendiente le dio un golpe en el vientre con un puñal, haciéndole caer á tierra gravemente herido. Somolinos huyó, pero fue detenido por el guarda de Consumos núm. 18, quedara intimidarle hizo dos disparos con su tercerola. Entretanto, la pareja que allí hacía, servicia condujo al herido i la Casa de Socorro del distrito del Hospital, donde los médicos, señores Martínez y García Monje, auxiliados por el ayudante Vicens, le apreciaron una herida profunda en el vientre, con salida de los intestinos, y otra en la mano izquierda. Después de asistido, pasó Luis Pérez, en una camilla, al Hospital, donde falleció á las pocas horas de ingresar. El agresor fue llevado al Juzgado á las- diez, en donde confesó ser el autor del hecho; pero añadiendo que procedió en legítima defensa. ECOS POLÍTICOS El Sr. Maura. á las seis menos cuarto, sa Ayer tarde, lió para Barcelona el jefe del partido conservador. En la ciudad condal embarcará para Mallorca, en donde pasará el verano. A despedir al Sr. Maura fue á la estación un considerable número de personas. Por lo tanto, no citaremos nombres, diciendo únicamente que en el andén estaban todos Jos exministros del partido, diputados, senadores, exdiputados, exsenadores, los socios del Círculo liberal- conservador y muchas personalidades que, aunque profesan en principio las ideas conservadoras, no toman parte activa en las luchas políticas. Al partir el tren se dieron varios ¡vivas! á Maura, contestando éste con otros al Rey. Y cuando el convoy estaba ya algo distanciado, se oyó una voz, la de un exgobernador, que gritaba: 1 a ¡Esto no lo disuelven, D Antonio! a situación. Terminábamos ayer nuestra información anunciando acontecimientos que habían de verificarse en plazo breve, en un plazo de horas, puesto que únicamente de horas podía ser el periodo durante eJ cual siguiera el actual es- tado de eosas. Ni el Gobierno, ni la opinión, ni el país, pueden perder más tiempo permaneciendo en el paréntesis en que nos encontramos desde hace ya meses. L