Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
APLICACIONES PRACTICAS Para lavar la cabeza -E l JABÓN l i E BRISA, marca 3 La txlviúAa, debe ser usado diariamente por los niños y 1 3 personas amenazadas de una calvicie prematura, Con su empleo desaparece la caspa y B impide la caída e áel cabello. -LaeficaciadehíABÓ 2 S BE BREA está demostrada por penetrar en el cuero cabelludo, haciendo desaparecer las causas que impiden la circulación de la savia que ioitalece a la raíz. Para desinfectar la piel Eli JABÓN B E B R E A marca L a Gir a l d a es de un uso indispensable á todas las personas que estén al cuidado de un enfermo ó en contacto directo con ua foco de contagio. Por sus altas cualidades desinfectantes, la piel queda perfectamente i n m u n i z a d a de los gérmenes que son causa de graves y temidas dolencias. Para limpiar la dentadura EL JABÓN E BREA, marca L a Giralda, purifica el aliento y hermoséala dentadura, evitando las caries, el sar r o y las enfermedades dentales que tienen por origen el uso dsl tabaco. Para emplearlo basta frotar el cepillo, humedecido con una poca de agua, sobre la pastilla y pasarlo seguidamen te ala boca, en donde se forma un líquido espumoso que penetra en todos los huecos de la dentadura, sin alterar su esmalte, resultado que nunca ha podido obtenerse con los polvos y pasta dentífricos, que por limpiar r a s p a n d o concluyen por destruirlo. Para lavarse EL J A B Ó N DE BKEA, marca La Gir a l d a no tiene rival ni sustituto para la limpieza del cuerpo. El cutis adquiere con su empleo frescura, suavidad y transp a r e n c i a evitándose los sabañones y las grietas en la cara y manos. Es el mejor producto que existe para conservar y realzar la belleza. Lavando con el JA 3i i U ÜIíjtá. A a ios niños, se les preserva de las escoriaciones saxpnllldos 9 costra láctea y demás padecimientos análogos, tan frecuentes en la infancia. Para curar las enfermedades cutáneas EL. J A B Ó N D E BREA, marca La Gir a l d a no sólo es un eficaz preservativo, evitándose con su uso las m a n c h a s d e l a piel, sean ó no herpéticas, los g r a n o s sarpullidos y las demás enfermedades cutáneas que tanto molestan y afean, sino que á la vez posee propiedades curativas de primer orden para desterrar en poco tiempo las citadas dolencias. Para afeitarse EL JABÓN UE BBEA marca La Giralda, es el mejor producto p a r a afeitarse. Sus altas cualidades balsámicas, que no posee ningún otro jabón perfumado, le hacen, irreemplazable para este uso. No q u e m a ni escuece j amás, porflelicado que se tenga el cutis, ablanda la barba y evita la salida de los barrillos y granos. De venta en las principales Farmacias, Droguerías y Perfumerías de España, Ultramar y Extranjero. Precio: 3 PESETAS LA CAJA con tres pastillas 2 J 0 BiBÜCTECA DE A B C RAMUNCHO 21 -jecicas, prepararon, allí mismo, una mesa pequeña, en eua dos cubiertos y trajeron para Arrakoa y su amigo una cena frugal: pan, queso, pasteles y racimos tempranos de la parra del convento. Con juvenil alegría, con charla como de niñas, arreglaron todo ello en un instante, y claro es que tal paz desentonaba extrañamente al lado de los furores ardientes allí reinantes; pero enmudecidos y rechazados, cada vez más rechazados al fondo de! alma, como si los domeñase el golpear de una sorda maza forrada de blanco... A su pesar, los contrabandistas se sentaron á la mesa, uno frente á otro, cediendo á las insistentes instancias, y comieron distraídamente aquellos manjares puestos sobre un mantel tan blanco como las paredes. Los corpulentos hombros de Ramuncho y Arrakoa, habituados á enormes pesos, apoyábanse en el respaldo de las débiles sillas que, con sus maderas frágiles, gimen y tiemblan. Alrededor de los jóvenes van y vienen las hermanas, siempre con sus discretos picoteos y sus risas pueriles que, sin quererlo, escápanse un poco ahogadas de debajo de los velos. Sólo ella, la hermana María Angela, permanece muda y sin movimiento: de pie, ceíca de su hermano, que está sentado, puso la mano sobre su hombro poderoso; tan esbelta, junto á él, diríase que era. alguna Santa de un antiguo cuadro religioso. Ramuncho, sombrío, observaba á los dos; aún no había podido ver bien el rostro de Madalén, tanto lo encuadran y disimulan severamente las tocas monjiles. Se parecen siempre mucho el hermano y la hermana; en sus ojos, muy grandes, en los que, sin embargo, hay, más cada vez, diferente expresión, vive algo inexplicablemente semejante, persiste e ¡mismo fuego, aquel fuego que llevó á uno á las aventuras y al juego potente de los músculos; á la otra, á los sueños místicos, á la mortificación y al anonadamiento de la carne. Pero ella es tan débil como él robusto; sin duda que han desaparecido de Madalén la garganta y las caderas, pues el hábito negro en que su cuerpo se oculta desciende recto y rígido como una funda, para no dejar que se manifieste ninguna palpitación de la carne... Después de los antiguos días felices, se contemplaban ahora por primera vez frente á frente Madalén y Ramuncho; sus pupilas están reconcentradas las del uno en las del otro, y fijas, inmóviles. Ella no baja la eabeza delante de ¿1; pero le mira cual desde una remota lejanía, como tras de infranqueables brumas blancas, desde la opuesta orilla del abismo, del otro lado de la muerte; su mirar dulce indica que el aima está como ausente, volando