Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES 6 DE J? rNIO DE 1006. PAG. 7. EDICIÓN i. a dice esto nada? ¿Qué mistetiosas, impenetrables leyes, rigen las cosas de este mundo? Nos sobrecoge una gran admiración por todo esto. Y si atendemos á las bestezuelas menudas que caminan por el suelo y que no pueden alzavse hasta las flores, experimentaremos el mismo pasmo, ¿Dónde va este redondito atheucus sacer, dando tumbos, parándose y volviendo á marchar? Su arte es el mismo que el de nuestros amigos, los oradores: redondear; unos redondean los períodos y otros redondean unas bolitas que no hemos de detenernos á analizar ahora. Estas bolitas son pzra ellos el fin supremo de la vida; sin ellas su raza no podría perpetuarse, puesto que en ellas deponen ellos los gérmenes de las nuevas generaciones. Y ahora considerando que, si como dicen los filósofos, la función hace el órgano nos encontramos ante estos atecicos con un problema complejísimo, ya que ellos no tienen órgano adecuado á esta función suprema (la de redondear) y ya que esta función, sin la cual acabaría la raza, ellos la van realizando desde millares y millares de años con unas patas cortitas, torpes, inhábiles, cuyos tarsos se van desgraciadamente gastando... ¿Qué nos enseña todo esto? volvemos nosotros á repetir. Nos enseña, indudablemente, que la vida es multiforme, varia, compleja; que existe una fuerza, una voluntad universa! que se manifiesta en mil distintas formas y que aprovecha para exteriorizarse todos cuantos medios podemos imaginar. Nos enseña que la vida no tiene más fin que la vida. Nos enseña, finalmente, que nosotros conocemos la ley de causalidad, que es lo que constituye el enlace de los fenómenos, pero que la cosa en sí, la esencia, lo que sea esa voluntad de que hemos hablado, eso no lo podremos conocer jamás. Y esta es la enseñanza, queridos amigos parlamentarios y políticos, que hemos sacado esta mañana de nuestro paseo. AZORIN LAS VICTIMAS DEL ATENTADO MARÍA SÁNCHEZ RODRÍGUEZ, GRAVE VICENTA GARCÍA, GRAVEMENTE HERIDA JACINTO MONJAS, TENIENTE DE SEGURIDAD, MUY GRAVE PEDRO CR 1 SP 1 N RODRÍGUEZ, GUARDIA MUNICIPAL, HERIDO GRAV LOS HERIDOS Di: LA CATÁSTROFE EN LA CLÍNICA C 2 USCiENCiA DEL BUEN SUCESO Fots. A B C