Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C DOMINGO i3 DE MAYO DE Í Q 6, PAG g. EDICIÓN i. a EL CONFLICTO TURCO- EGIPCIO El Rey en el Carapameíito A las once de la maña salió ayer de Palacio S. M el Rey, montando el caballo Danubio. Acompañaban á S. M el general Bascaran y el coronel Fernández Blanco, y en la puerta del regio alcázar esperaba el ministro de la Guerra con su Estado Mayor. Al grupo se incorporaron los infantes don Carlos y D. Fernando con sus ayudantes los señores marqués de la Mesa de Asta y Pulido. Al galope recorrieron las augustas personas y su séquito el camino de Carabanchel hasta el kilómetro 10, donde recibieron al Monarca el capitán general Sr. Villar y el general de la brigada de cazadores, Sr. Perol. Inmediatamente la brigada de cazadores compuesta de los batallones de Madrid, Bar bastro, Fígueras, Arapiles, Las Navas y LIe rena, maniobró, haciéndolo con tal precisión, que el Rey felicitó calurosamente á sus jefes. A las doce en punto entraba D. Alfonso en Palacio, de regreso del Campamento, después de hacer una verdadera carrera de obstáculos. S b J. r Z RRAtfS O. CÁNOVAS EN EL PANTEÓN C J n el cementerio. Ayer se verificó la traslación del cadávei del eminente estadista al Panteón de Atocha. A las cuatro de la tarde se procedió á cerrar la caja, pudiendo observarse que el cadáver ha sufrido una gran descomposición. La caja, de palosanto con herrajes de plata, fue sacada hasta la carraza de ébano, tirada por ocho caballos empenachados, á hombros de los sobrinos del Sr. Cánovas, los condes de Vilana y Esteban Collantes y el marqués de. Valdeiglesias. La comitiva tomó los coches, y por las Ron das se dirigió á la explanada de Atocha, donde se organizó el duelo oficial. p n la puerta de Atocha. Desde antes de las cuatro comenzaron á llegar numerosas personas afiliadas al partido conservador y significados políticos de otros partidos. La concurrencia de curiosos de todas las clases sociales era también extraordinaria. A las cinco próximamente llegó el cortejo fúnebre á la puerta de Atocha, organizándose el duzlo en la siguiente forma: Abrían la marcha una sección de guardias de Seguridad, tras la que marchaba el estandarte de la Academia de Jurisprudencia Seguía la carroza fúnebre y á continuación la presidencia del duelo, en la que figuraban el duque de Arión, en representación de S. M el Rey; el duque de Sotomayor, por S. M la Reina; el Sr. Coello, por la infanta doña Isabel; el marqués de Hoyos, por el infante don Cai los; el marqués de San Felices, por los infantes doña María Teresa y D. Fernando; el hermano y los sobrinos del finado, 5 D. Antonio Maura y el obispo de Sión. CROQUIS DE LA PENÍNSULA S 1 NAÍ, LUGAR DEL ACTUAL CONFLICTO ENTRE TURQUÍA É INGLATERRA on el gráfico que publicamos puede seguir se las fases de este incidente, que ha motivado un ultimátum de Inglaterra á Turquía con un plazo perentorio que espera esta nación k las doce. La destrucción de los mojones de la frontera, que las autoridades otomanas no debieron jrdenar, pero sí consentir, ha dado motivo á que Inglaterra acumule fuerzas anglo- egipcias, signo nada tranquilizador para Turquía, que también ha reforzado sus fuerzas en la frontera. Se atribuye á los alemanes un juego oculto en este litigio, alentando á Turquía en la actitud que probablemente depondrá en bien de sus intereses y de su integridad. j p n el panteón. Poco antes de las cinco y media de la tarde llegó la fúnebre comitiva al Panteón de Atocha. Las mismas personas que en el cementerio, bajaron el féretro y lo condujeron hasta el monumento elevado á su memoria, frente al cual esperaba todo el Gobierno y numeroso público. El clero de la basílica entonó un solemne responso y rezó otro el señor obispo de Sión, y á las cinco y treinta y cinco se descubrió el mausoleo, obra maestra de Querol, encerrándose en él el cuerpo del ilustre polítiqo. Su cuerpo reposa en la galería de la izquiet da del primer patio, al lado del de Ríos Rosas. El servicio fúnebre corrió á carpo de la Empresa La Soledad. CONCURSO DE APUESTAS MUTUAS SUMAS T EMITÍHAS por nuestros lectores de provincias. Los de Madrid (condición j. 11) no figuran en estas listas. D. R. M. H Rafael M á r q u e z Carlos Llopis Ángel Pacheco P. V. A le la Mera. I o5 2 Ptas. 5 I j 3 í 3 Desgracia y profanación POR TELEFONO Cantander, 12, 6 t. Noticias recibidas de Cabezón de la Sal dicen que ayer, al pasar por la carretera un muchacho con unas vacas, se desprendió una piedra de una cantera donde trabajaban nueve obreros, en el sitio conocido por Santa Lucía, y le mató. AI enterarse los obreros de la desgracia, por temor á responsabilidades, arrojaron el cadáver al río Saja, pero no cayó al agua, sino que quedó colgado. El Juzaado interviene en el asunto. -Segura.