Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LUNES 7 DE MAYO DE 1906. PAG. 8. EDICIÓN i A ñadíré que la Subcomisión francesa repre senta el papel que en mi Memoria corresponde á una Secretaría permanente. Y hoy nada más; expongo hechos, y el próximo lunes, Dios mediante, haré los comencarios. JENARO ALAS EL MITIN DE VALENCIA Contra los consumos. Con asistencia de vaDomingo, 6, 3 i. POR TELÉFONO rios representantes de la comisión ejecutiva de Madrid se ha celebrado un mitin contra los Consumos. El tren conduciendo á aquéllos llegó á la estación de Silla, que estaba repleta de gente y donde fueron saludados por la comisión de Valencia, que salió á recibirles. Ei gobernador, de acuerdo con el jefe de la estación de Valencia, prohibió, para evitar desórdenes, el acceso del público á la misma. En los alrededores había muchas fuerzas de Ja policía y Guardia civil, que afortunadamente han resultado innecesarias, á pesar de los rumores circulados, pues el orden ha sido completo. Al entrar en la ciudad la comisión de Madrid fue ovacionada con entusiasmo por el inmenso gentío que llenaba las calles. Ordenadamente y dándose ¡vivas! aplausos y gritos de ¡abajo los Consumos! se formó una manifestación, que se dirigió á la Lonja, zn cuyo amplísimo salón de columnas se ha celebrado el mitin. Este ha resultado un acto solemne y grandioso. El Sr. Molina, presidente déla comisión de Valencia, pronunció un discurso de gracias y presentó á los oradores, cediendo después la presidencia á D. Julio Fernández, de Madrid. Saludó éste, en nombre del Comité ejecutivo, á Valencia, y recomendó que en la campaña contra los Consumos se emplee mucha cordura, pero también mucha energía, para exigir z cumplimiento de promesas hechas por nuestros gobernantes. El Sr. García Rivas puso de relieve el odio que el público siente por eJ depresivo impuesto que castiga principalmente á las clases obreras. El Sr. Martin Rey, de Madrid, en un fogoso discurso, dijo que el mitin no era más que un acto de preparación para acometer contra el Gobierno que había olvidado sus promesas. La opinión nacional, dijo, esta decidida á íbolir el impuesto de Consumos y arrollará á quien se le oponga, pues si los Gobiernos tienen cien mil hombres armados, éstos no podrán contrarrestar el empuje de dieciocho millones de habitantes. Habló después el Sr. Fe Casrell, en representación de la Asociación de la Prensa valenciana y trató elocuentemente y con gran profundidad el asunto, abogando por que se imite el ejemplo de las Vascongadas y Cataluña, dando pruebas de solidaridad inquebrantable pura apoyar la razonable petición de que se suprima un impuesto que es indefendible, por razones morales, económicas é higiénicas. A continuación hablaron el presidente de la Casa del Pueblo y el obrero Antonio Pérez, abogando por la supresión revolucionaria del impuesto. El Sr. Fischer afirmo que el impuesto es consecuencia del régimen capitalista; duda que sea abolido por el Gobierno, porque constituye un arma para el caciquismo. Combatió Ja organización de ios presupuestos y negó que el actual Gobierno sea liberal deiacci ua, p esto que no accede á los deseos de los pueblos. La veraadera democracia, añadió, coincide con las soluciones socialistas. El Sr. Gómez Ferrer, representante del Colegio Médico, abogó porque sea suprimido cuanto pueda llevar el hambre al pueblo españoL fijándose, principalmente, en el impuesto de Consumos. Hablaron luego el Sr. Moreno Albiñana, que representaba la Unión Escolar, y que estuvo muy enérgico; el Sr. Crespo Azorín, de la Cámara de Comercio, que defendió la necesidad de la abolición del impuesto, recomendando que se haga la petición por las vías legales, pero con gran firmeza. Nada de revoluciones, afirmó. No es hora de hacer labor destructiva; deséchense idolatrías con su cortejo de odios é injusticias y vayamos serenamente, decididamente por la legalidad á la consecución de nuestras aspiraciones. El Sr. Romero, en un largo discurso, recogió las anteriores manifestaciones y ofreció comunicar al Gobierno las aspiraciones de toda España. Recomendó orden é hizo relación de los trabajos realizados por la Comisión ejecutiva, preguntando si se adhería Valencia, contestando el público afirmativamente, por unanimidad. Propuso que se expidieran telegramas á M o ret, á Canalejas y á Moya dando cuenta del acto. Este terminó en medio del mayor entusiasmo, dando ¡vivas! á Valencia. A la salida, el público se disolvió tranquilamente, haciendo innecesarias las extraordinarias precauciones que se habían adoptado. -Muñoz DOMINGO, 6, I1 H. a inauguración. El día, verdaderamente espléndido, contribuye á aumentar la brillantez del acto inaugural. Terminada la Misa, el ODÍspo, revestido, dirígese á las obras; pero antes se procede á fir mar el acta, cosa que hicieron con el ministro las autoridades y los representantes de la Prensa. El obispo dirigió la palabra al pueblo, manifestando que, en su nombre, daba gracias al Rey, al Gobierno y al Sr. Gasset, implorando para todos la gracia divina. Habló luego el Sr. Gasset, y dijo que se de bía agradecer la realización de las obras á loi diputados y senadores representantes de ¡2 provincia antes que á él. Animó al vecindario al trabajo, que, dijo, servirá de estímulo á otras comarcas, redun dando en beneficio de la patria Terminó con elocuentes párrafos pidiendo á los trabajadores que le dediquen un recuerdo cuando trabajen la tierra, ya fecundada por la! aguas del canal. El entusiasmo fue delirante, y las aclama ciones al ministro se prolongaron largo rato. Luego se procedió á la colocación de la pri mera piedra, bajo la cual se puso una caja de metal con el acta de la ceremonia, ejemplares de los periódicos del día y varias monedas Al descender la piedra, los sacerdotes entonaron cánticos, y el pueblo aplaudió entusiasmado. DOMINGO, 0, I T. L EL CANAL DE GUM V POR TEl ÉaRAFO espués de la inauguración. Terminada la ceremonia regresamos a Aranda, que está completamente de fiesta. Todos los balcones ostentan colgaduras, y hay muchos arcos de follaje con expresivas dedicatorias al ministro DOMINGO, 6, 4 T. (De nuestro redactor Sr. Tercero. DOAltNGO, 6 1 0 Al. T e Valladolid á Aranda. A las seis de la mañana llegó a Vallaaolid el tren que conduce al Sr. Gasset, á los altos empleados de Fomento y á los periodistas que acompañamos al ministro. En la estación esperaba numeroso público. Se ha notado la ausencia de las autoridades, que dejan para el regreso del ministro la ocasión de saludarle. El Sr. Gasset converso extensamente con los ingenieros Sres. Barcena, Rodríguez y Sanz. En Peñafiel le saludaron el alcalde y ios concejales y le aclamó el pueblo. En Castillo de la Vega el recibimiento fue entusiástico; hubo ¡vivas! y cohetes abundantísimos En el mismo punto se unieron á la comitiva los diputados provinciales Sres. Arias, Revilla y Revenga y una comisión del Ayuntamiento d -suda. DOMINGO, Ó, 1 M. I legada á las bras. A la hora fijada en ei ítinerar D llegó el tren á esta población Esperaban en la estación el vecindario todo, las autoridades, el obispo de Osma y una banda de música. Se disparó gran cantidad de cohetes y hubo aclamaciones estruendosas al ministro. En coches y carros se trasladó el público al lugar de las obras, donde, á las diez de la mañana, se dijo una misa de campaña, en la que ofició el P. Villafranea. En una tienda de campaña próxima al altar se había colocado un órgano. TQ ecepción y banquete. Se había dispuesto una recepción quí debía verificarse en el Ayuntamiento; pero á última hora se modificó el acuerdo y la recepción se celebró en casa del Sr. Arias de Miranda, que obsequió á los que á ella asistieron con un espléndido lunch. Varios labradores presentaron una instanch al ministro en súplica de que se busque el medio de aumentar el cauda! de agua en el estiaje y aprovechar las aguas de lluvia para ampliar la zona regable. El ministro prometió estudiar el asunto. Terminada la recepción, fue obsequiado e) ministro con un banquete servido en el Ayuntamiento. Asistieron 100 comensales, y presidieroft con el Sr. Gasset el obispo de Osma y el alcaide. Brindaron los Sres. Revilla, Arias Miranda, el P. Hijo, cura de Vadocondes; el señor García Plaza en nombre de la Prensa; el obispo de Osma y el Sr. Gasset, que hizo el resumen en un discurso entusiástico, en el que acogió la feliz idea de dar el nombre de la futur Reina al Canal de Guma. Esta idea la había propuesto el Sr. Arias Miranda. Aplausos prolongados y estruendosos demostraron la adhesión de todos á la iniciativa. El Sr. Gasset propuso la creación de una granja agrícola. También esta idea fue inmejorablemente recibida. A las cinco de la tarde salimos para Vallí dolid DOMINGO, o, 4 T. I o que son las obras. Las obras de la presa, inauguradas hoy por el ministro, se construirán fíente á la presa de Guma y las aguas se derivarán del canal por un túnel que salvará la peña y lu? 7.o el ba-