Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C SÁBADO 14 DE ABRIL DE 1906. PAG. 11. EDICIÓN i. a Tuteremu permaneció en pie, muy sorprendido; creyó llegado el momento de hablar: -Señor delegado... -No hablo con usted; hablo con el señor Bonasse. ¿Qué sucede, S r Bonasse? -Es muy sencillo. -No tan sencillo- -murmuró Tuteremu. ¡Silencio! -El señor me acusa de haberle robado un reloj. ¡Ah, ahí- -exclamó el delegado, soltando una carcajada. Tuteremu se desconcertó. -No he dicho eso- -añadió; -he dicho que el señor tenía una cadena y un reloj que me han sido robados hace un mes. -La cosa varía; el Sr. Bonasse es un comerciante acreditado. No se le puede confundir con un vulgar ratero. El Sr. Bonasse sacó entonces un papel de su cartera. -He aquí- -dijo- -la factura que prueba la compra, hecha hace ocho días en casa de mí relojero. -Bueno, pero eso no demuestra que no me fo hayan robado. -Diríjase usted al Juzgado; puede usted retirarse -exclamó el delegado; y volviéndose hacia el Sr. Bonasse: -Siento mucho lo sucedido; hasta luego, en casa de los Lievois. Al salir el Sr. Bonasse, dijo á Tuteremu: -No le tengo á usted rencor: son cosas que suelen suceder. Tendré mucho gusto en verle. En la calle Drouot, núm. 24, tiene usted su casa. Tuteremu fue al Juzgado. La sumaria no día resultado; hubo que renunciar á ella. También fue á visitar á Bonasse; éste le invitó á comer. Se hicieron muy amigos. De cuando en cuando, después de una buena comida, excitado por los vapores del alcohol, le decía Tuteremu á su amigo Bonasse: ¡Devuélveme mi relojl- ¡Jamás! -contestaba el otro. Una noche que habían bebido más que de costumbre, Bonasse, vencido por el sueño, empezó á roncar. Tuleremu, incitado por el demonio, deslizó una mano en el chaleco de su compañero y se apoderó del reloj. Esto sucedió en un resíauraní. Hubo quien vio la escena, y Tuteremu fue detenido. Fue procesado. Debido á sus buenos antecedentes, sólo le condenaron á seis meses de cárcel por haber robado su propio reloj. ¡Y luego dicen que no hay justicial CHARLES MONSELET Los vizcondes de la Laguna, hijos de los marqueses de Villamedíana, han tenido la desgracia de perder á un pariente próximo. Se anuncian varios banquetes para el dominio y lunes de Pascua. Los marqueses del Riscal se proponen trasadarse á San Sebastián en la segunda quincena del próximo Mayo. Han salido para Sevilla los marqueses de Camarines y del Real Tesoro r El abono de moda de los teatros de la Comedia y Parish está todo completo, siendo muchas las personas distinguidas que no han podido conseguir localidades. cieros en el grave asunto del Banco, sino que ha reclamado la parte legítima de influencia y acción que en la indispensable obra de su imperio africano le corresponde para establecer el orden y seguridad en Marruecos. a policía. El ministro recuerda los motivos pot que era necesario que fuesen España y Francia las únicas encargadas de organizar la policía sherinana. Francia, añade, anhelaba con gran afán el éxito de la Conferencia, dispuesta á servir más aún que su propia política, los inte reses superiores de la civilización y de la paz. Se ha negado á ceder en varios puntos para ella de gran vitalidad, pero ha aceptado el examen de otras concesiones. M r Bourgeois dice que el acta firmada ei día j de Abril permite darse cuenta de que todos han oído y entendido el claro y sencillo lenguaje de Francia. La parte de dicha acta referente á la policía en Marruecos, respeta las conveniencias de Francia y España y no permite, dice el ministro, organizaría de completo acuerdo con las Potencias cuyos intereses en el Imperio del Mogreb son verdaderamente solidarios de los nuestros, 1 os resultados de la Conferencia. Y añade el ministro: Los resultados de la Conferencia han sido aceptados por todas las Potencias como una equitativa transacción El especial interés de Francia en Marruecos lo ha reconocido después el canciller Bülow en los términos más categóricos y satisfactorios. Aquí recuerda M r Bourgeois las palabras que dicho canciller pronunció desde la tribuna del Reischtag, palabras que según considera, caracterizan maravillosamente el acuerdo, este acuerdo del que siempre hemos dicho que lo queríamos equitativo y de tal modo establecido que no dejara tras sí ninguna segunda idea n mal recuerdo alguno. I actitud de los representantes. a El ministro rinde tributo a! celo y talento de que han dado inequívocas pruebas los representantes de Francia en Algeciras, dirigiéndoles palabras de agradecimiento. Seguidamente expresa la gratitud que le han inspirado y le inspiran la imparcialidad del duque de Almodóvar; el cuidado que sin cesar han tenido, en pro de todos los derechos de que se trata la determinadas Potencias, especialmente Italia, Estados Unidos y Austria: la recíproca confianza que no cesó un momento de existir entre España y Francia, y por último, el decidido apoyo que nuestra buena aliada Rusia y nuestra fiel amiga Inglaterra han prestado á 1? legitimidad y derechos de nuestra causa. Sacando ¡a moraleja de la Conferencia, dice M r Bourgesis que todas las Potencias han manifestado el deseo de subordinar sus miras particulares al interés general Durante las sesiones Francia ha tenido pruebas de la firmeza de sus alianzas y amistades á los que se han unido muestras de preciosa simpatía por parte de las restantes Potencias. ffTodo ello le ha dado fuerzas tanto mayores, que sólo las empleará en pro de la civilización, de la justicia JJ de la paz. i) (Prolongados aplausos. i probación de los créditos. Terminada la lectura de la declaración del ministro de Negocios Extranjeros, Denys Cochin expresa la satisfacción que le causa el resultado de la colaboración de Francia y España en la Conferencia de Algeciras. El crédito destinado á cubrir ¡os gastos originados por la estancia de los delegados franceses, en dicha ciudad ha sido aprobado oor unanimidad DE PALACIO Hoy, á las once y diez minutos de la mañana, llegarán á esta corte S. M el Rey y los Infantes. Bajarán á la estación á recibirlos S. M la Reina, la infanta doña Isabel y el infante don Carlos. S. M la Reina ocupa ya en el regio alcázar, con carácter definitivo, las habitaciones que ocupó de soltera la infanta doña María Teresa, y en ellas prestan guardia los Monteros de Espinosa, en la misma forma en que lo hacían en tiempo de doña Isabel U En los Oficios celebrados el jueves en las Calatravas presidió el Capítulo de dicha Orden y de las de Alcántara y Montesa el infante don Carlos. También asistió ayer D Carlos á los Oficios en la misma iglesia. S. M la Reina asistió ayer, desde la tribuna baja, á los Oficios, y, por la tarde, al sermón. EN LA CÁMARA FRANCESA POR TELÉGRAFO PARÍS, 12, 4. T. a Conferencia de Algeciras. La Cámara se ha ocupado hoy de los créditos referentes á la Conferencia de Algeciras. M r Bourgeois, ministro de Negocios Extranjeros, lee durante una hora una larguísima declaración relativa á ¡as deliberaciones de la Conferencia. T eclaración de Bourgeois. En ella recuerda que ha continuado en Algeciras ¡a política de su antecesor M r Rouvier aprobada por el Parlamento con su voto del día ¡6 del pasado Diciembre. Declara, además, que el duque de A lmodóvar hizo desde el principio de la Conferencia reconocer, de conformidad con las ideas de Francia, la soberanía del Sultán, la integridad del Imperio y la libertad comercial. Los trabajos de la Conferencia tuvieron, pues, por objeto conciliar estos puntos con los derechos é intereses especiales de Francia. I a cuestión del Banco. Dice que e 1 acuerdo adoptado en la Conferencia de Algeciras se obtuvo gracias á recíprocas concesiones, maduramente calculadas, lealmente convenidas y absolutamente honrosas para todos. Francia, para estar económicamente de acuerdo con todas las Potencias, no tuvo que perder ninguno de los frutos obtenidos por sus pasados esfuerzos ni sacrificar en nada su dignidad. Su situación presente es la salvaguardia de su porvenir. Al discutir en Algeciras, Francia no ha servido únicamente intereses finan- L ECOS ACADÉMICOS I f niversídad Popular. Trabajará esta noche en dos Centros obreros con los siguientes programas: En el de Sociedades obreras, Relatores, 24, a las nueve: i. D Cirilo Hernández, La Tierra 2. 0 Srta. María Rodrigo, concierto (Schumann) 3. D Augusto Barcia, El porvenir de África y 4. 0 D. J. Santos Chocado, lectura de su poema Evangeleida Se dará además tres conferencias en el Centro Instructivo del Obrero, calle de los Abales, núm. 20, á la misma hora. Mi I f na conferencia. Mañana domingo, á las diez y media en el Museo de Reproducciones Artísticas, dará su director, D José Ramón Mélída, ia primera conferencia pública que versará sobre el tema La Venus del Esquilino DE SOCIEDAD Hoy, festividad de San Valeriano, celebra rán su santo el exministro de la Guerra señoi Weyler y el teniente de alcalde Sr. Párraga