Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C LUNES 5 DE MARZO DE 1906. PAG. 9. EDICIÓN 3. a EL FESTIVAL INFANTIL T odo descontentos. lecíamos en nuestro número anterior que si el tiempo lo permitía la fiesta resultaría muy bi n. Pues el tiempo no pudo ser- mejor, E gent no pudo responder mejor que lo hizo a acudiendo en multitud y llenando materialmente Tos paseos del Parque donde la fiesta se ceíebraba las pequeñas mascaritas, disfrazadas con excelente gusto y capricho la mayor parte de ellas, ocupaban todo el improvisado salón campes re del paseo de Colombia. Y sin embargo, la fiesta ha sido un verdadero fracaso, una de epción para los que asistieron y para bastantes familias una tarde de zozobra y de ansieda I, porque con el desorden que había muchos niños se extraviaron. La ci dpa toda cae sobre los organizadores de la fiesta y sobre el Jurado, para los cuales había censuras más ó menos fuertes en labios de todc s ayer tarde. Se comenzó por no permitir Ja entrada en el salorcito á ninguno de la familia de los pequeños y ha que advertir que los había que penas andaban. Así i s que cuando el Jurado dispuso que las mascaritas desfilaran por delante de la tribuna en don 5 e aquél estaba, se produjo una confusión lai rentable; muchos chiquitines se encontraron envueltos por la ola de gente que se les ponía leíante y se extraviaron. Bastantes resultaron desenmascarados, porque los rompieron el rajecito. Un onceja! mandó que dos guardias de á caballo despejasen; otro enmendó semejante orden, y, por fin, desfilaron los niños entre apreturas y empujones. Que el Jurado no se enteró de lo que veía, ío prueba el hecho de no dar los premios hasta las seis; es decir, dos horas y media después de lo acordado. Dichos premios, ampliados en cinco para niños y otros cinco para niñas, según parece, porque los señores del Jurado y de la Comisión, á indicación del oficial mayor del Ayuntamiento, no permitieron estar allí á los representantes de los periódicos, son los siguientes: NIÑAS i a Coche de la marquesa de Arguelles. 2. a Niña del Sr. Soldevilla, vestida de mora. 3. a Emilita Valero, vestida de valenciana. 4. a Rosario Mitelo, medio paso. 5. a Pilar García Blanco, de rosa. 6. a María Teresa Benito, de gallega. 7. a María de la Paz, cupletista. 8. a Trinidad Tercena, alcaldesa de Zamarramala. NIÑOS i. Agustín Manso, de charro. 2. Elguera, mosquetero. 3. José García Rosendo, de Luis XV. 4, Antonio Moran, de gato blanco. 5. La Torre, mosquetero. 6. Heliodoro Vázquez, de clown. y. Antonio Zafio, Luis XIV. 8. Manuel Martínez, de baturro. Lue o se sortearon más de ochenta baratijas de esca: o valor, quedando más de cuatrocientos i. ños sin regalo ninguno. Los números agraciados fueron los siguientes: 66i, 171,351, 376, 4 2 4 6 3 9 4 7 4 1 542, 3 C 9, 317, 5o6, 572, 2, 162, 707, 570, 3, 573, 160, 628, 197, 154, 142, 207, 368, 38, 214, 2 5 J 742, 445, 705, i3o, 100, 5i, 33, 647, 655, 338, 607, 663, 25, 96, 756, 22, 17, 101, 428, 63, 571, 6o3, 221, 763, 175, 41 6, 86, 540, 664, 331, 2 JO, 289, 721, 162, 261, 662, 449, 321, 3o8, 277, 346, 224, 24, 343, i 3 36o, 118, 423, 322, i58 y 262. A los agraciados les decían que hoy podrían recoger sus regalos en el Ayuntamiento. El Sr. Víncenti estuvo en la fiesta. w A no dudar, habrá quedado satisfecho para encargarles otra á los actuales organizadores. TOROS LA DE EL PAÑUELO VERDE Así podríamos llamar á k no- 1 villada celebrada ayer tarde en nuestro circo taurino; La novillada de el pañuelo veide. Y no el de nuestro amigo Fiacro, sino el pañuelo POR TELÉGRAFO verde de Ruiz Jiménez, que es el que le tiene W íctoria (colonia británica) 4, 10 m. Se Jia con cuidado á Vilo, el torero que quiso com hundido en las costas japonesas el vapor petir con Pepele v con Angeíillo, otra calamide esta nacionalidad ubo. Perecieron ahogadad taurina. dos veintiuno de sus tripulantes. Por dos veces lució ayer tarde en la Phza El vapor aiemán Setvia, que repatriaba sof- de Toros sus terribles designios el trapo verde, dados rusos de Vladivostock, fuese á pique y las dos veces fueron para amargar la existencia al Vito. por haber tropezado en una mina flotante. ¡Pobre Vito! Dos toros tenía que estoquear Créese que pasa de ciento el número de y, efectivamente, ¡los dos fueron echados al ahogados. corral! ¡Vito y Angeíillo! ¡Una pareja de muchaL ENTIERRO DE ROMERO chos inutilizados por esos amigos oficiosas qua nunca les faltan á los toreros! ROBLEDO Créanme los dos jóvenes sevillanos: dejen POR TELÉGRAFO los trastos de matar, convencidos de que con Málaga, 5, i f. En este momento salen para ellos no ganarán nunca ni dinero ni gloiía, y Bobadilla el obispo, el gobernador, el secreta- dediqúense á banderillear, suerte que ejecitan rio del Gobierno civil, el alcalde, el diputado de modo irreprochable. Sr. Figueroa, comisiones de la Diputación y Piensen los dos aspirantes á matadores las del Ayuntamiento, y la capilla para recibir el ventajas que les ofrecen las almas toricidas y cadáver de Romero Robledo. los rehiletes. Con estos triunfan siempre, con Se quedarán esta noche en Antequera para aquéllas ayer fracasó definitivamente Vito, y asistir á los funerales de entierro, que se veri- antes le había sucedido lo propio a! Jin vetilla. ficarán mañana. Se ha enviado de aquí numeEllos verán lo que les conviene. Amén. rosas coronas. -Zaragüeta. Piálenlo, desgraciado en su primero y muy valiente en el cuarto, escuchando una g u n ovación en premie de su ai tojo. jBie. i por el madrileño! J elampaguito está más cerca y más tianquüo POR TELÉGRAFO con los toros que la última vez que le viraos Tp! Pretendiente- en peligro. torear en nuestra Plaza. Matando está valiente Oran, 5, i o m. El Pretendiente ha estado y muy habilidoso, por lo que su tiabsjc fus á punto de ser víctima de un atentado por muy del agrado del público. parte de los moros de la tribu de Guelaya, que Superior de verdad el banderillero Blanquet le atacaron el 24 de Febrero en el momento y el espada Vito con los rehiletes. ¡Lo ve usen que iba al baño. ted, Sr. Pérez! El Pretendiente pudo salir ileso de la agreLos toros de D. Félix Gómez, teniendo en sión. cuenta la época en que estamos, podemos calificarlos de aceptables. La entrada, soberbia y los monos sabios y el Harinas pésimos. DON SJLVER 1O Dos vapores hundidos DE MARRUECOS SENADO ORDEN DEL DÍA SESIÓN DEL DÍA 5 DE MARZO DE 1 9 0 6 C e abre la sesión á las cuatro y cinco, bajo la presidencia del Sr. López Domínguez. Se lee y aprueba el acta de la anterior. Se Ha lectura del dictamen nuevamente redactado acerca de la forma de remuneración é inversión de los honorarios oor servicios de Sanidad interior. Puesto á discusión, habla para alusiones el señor ALLENDESALAZAR. (Continúa la sesión. OTRA VICTIMA DEL TIMO j p l caballero Roseno Raimon, italiano de ori gen y maestro de obras en Bukarest, llegó ayer á Madrid á realizar un bonito negocio. Para conseguirlo, no tenía que hacer más que apearse del tren en la estación del Norte, quitarse un pañuelo negro que debía traer puesto en el cuello, volvérsele á poner y... en seguida se le acercaría un individuo, con quien más tarde se pondría de acuerdo para recibir una porción de miles de duros, ¡una fortuna! á cambio de miserables 9.000 francos, indispensables, como anticipo, para desenterrar la caja del regimiento robada y escondida ó para recibir el cheque de las 10,000 libras esteilinas contra el Banco de Méjico. Lo malo fue que por más que se quitó y se puso el pañuelo negro nadie se le acercó; pero le observó la policía y le siguió hasta el hotel donde, para descansar de tan largo viaje, paró el maestro de obras de Bulcarest. Invitado después á visitar al gobernador civil, comprendió que había estado á punto de hacer la peor de todas sus obras: la de caer con sus 9.000 francos en el lazo tendido por hábiles explotadores de la codicia ajena. Esta cantidad la depositó en el Credit Lyonnais por si acaso cae en la tentación de prohijar alguna niña huérfana y millonaria de las que tanto abundan en tierra de garbanzos y de timos. CONGRESO SESIÓN DEL DÍA 5 DE MARZO DE 1 9 0 6 A las tres y media abre la sesión el Sr. Cana r lejas. La Cámara animada. En el banco azul los ministros de la Guerra, Gracia y Justicia y Gobernación. Este, de uniforme, lee un orovecto de lev desde la tribuna. El Sr. MAESTRE manifiesta deseos de explanar su anunciada interpelación sobre los reos de Mazarete. El Sr. NOUGUES dice que tiene derecho preferente para explanar la que á su vez tiene anun- ciada sobre la pérdida de Cuba y Filipinas. El Sr. CANALEJAS manifiesta que el Gobierno siente análogo deseo, pero que no puede aceptarla mientras se halle ausente el Sr. Moret. En vista de ello, el Sr. MAESTRE exolana su interpelación. (Continúa la sesión)