Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C M I É R C O L E S 6 D E D I C I E M B R E D E 190 S. PAG. 4. E D I C I Ó N i. de aquello no hay nada, y que en los años transcurridos lo que se ha hecho es preparar los estudios para que aquel pantano, cuyas obras nuestros queridos compañeros fueron á inaugurar, pueda ser construido inmediatamente Todo esto es español castizo: Mariano José de Larra se sentina entusiasmado. Y después de este selecto espécimen de puro españolismo, la Cámara ha presenciado un ameno é interminable torneo entre el Sr. Mejía y el Sr. Monjes Sierra; lo que estos dos señores discutían mano á mano y como si no existiera el presidente de la Cámara, eran cositas agradables de unas elecciones. S. S. -decía uno de estos señores dirigiéndose al otro- -ha hecho tales ó cuales cosas. No, no- -replicaba el otro señor- -es S. S. el que ha hecho esto y lo otro. Y nos lanzaba el Sr. Montes Sierra un largo discurso de una oratoria gris, monótona, aplastadora; y replicaba su contrincante con otra oración opaca, emoliente y difusa, y tornaba á replicar el Sr. Montes Sierra, y volvía á usar de la palabra su adversario. El espectáculo era altamente instructivo. Y por si esto no fuera bastante se ha levantado luego el Sr. Moróte. ÍQue nos dispense nuestro buen amigo. El Sr. Moróte tenía que decir lo siguiente en la tarde de ayer: Señor presidente de! Consejo de ministros: el señor Costa siendo diputado publicó un artículo; el artículo fue denunciado; mas el juez esperó á que el Sr. Costa dejase de ser diputado para proceder contra él. ¿Alcanza aliSr. Costa la inmunidad parlamentaria? Esto es lo que tenía que exponer el Sr. Moróte; para esto nuestro querido colega ha empleado quince minutos, primero, y diez luego en la rectificación. Amamos nosotros extraordinariamente estas dos cosas esenciales en un orador y en un escritor: precisión y concisión, y creemos que los males de nuestro parlamentarismo provienen de todo lo contrario, males que- -y esto es lo grave- -refluyen luego en nuestra Prensa, que no es más que un remanso del Parlamento, y no han parado en estas amenas divagaciones las que ayer tarde escuchamos en nuestra Cámara. También el Sr. Corominas quiso demostrarnos c (uc es un orador de cierta consideración, y asimismo el Sr. Cánido pretendió hacernos ver que no debemos olvidarnos de él, y que si él no ocupa nuestra atención más á menudo, no es ciertamente, no, por falta de- dotes oratorias. sobre nuestra política durante el pasado siglo. No, no miremos á Francia, á Inglaterra y á Bélgica; lo que conviene en una latitud no conviene en otra; lo que en una nación es saludable, en otra es funesto. Tomar una doctrina fabricada por extrañas y lejanas mentalidades y pretender aplicarla vetis nolis á gentes nacidas bajo otros cielos, es una de las obras más funestas, más bárbaras que puede un gobernante realizar. Y lo que ha de hacer un político- -ese es el primero de sus deberes- -es estudiar las tradiciones de su patria; la lengua; el arte y la literatura, que los políticos, sobre todo, descuidan; el derecho consuetudinario; la historia; los hábitos locales; la manera de vivir del pueblo; sus ideas y sus sentimientos respecto á los problemas graves de la vida. Y cuando el político haya hecho esto, entonces podrá saber qué instituciones, qué leyes, convienen á su Patria, y no vivirá- -como ahora- -entre entelequias y abstracciones, ni pretenderá contarnos lo que sucede en Francia, en Italia, en Alemania, en Inglaterra y en Bélgica. AZORIN rable; demostrando que, hoy por hoy, no hay más actriz completa que ella. Amato hizo muy bien el pape! del cura. Hay Mngeliios al cielo para toda k temporada. -C. X U N LA PRINCESA. Jllsina y T ipoU, co media en cinco actos, traducida del francés por los Sres. Sierra y Abatí. Un poco tarde llega á nosotros esta comedia que Adolfo Belot escribió hace años, basándola en la novela de Daudet, Fromont y T isler, una de ¡as más conocidas y estimadas del autor de Saffo. No en balde pasa el tiempo, y hoy las cosas y los gustos van por otros derroteros y el figurín es muy distinto. De la novela al teatro, ya es sabido, se pierden en el trayecto casi siempre, la psicología délos caracteres, el proceso de los personajes, que en el libro tienen un campo experimental mucho más amplío que en la escena. La obra de Daudet perdió bastante de su substancia al ser tamizada por Belot. ¡Calcú lese lo que habrá quedado de ella al ser colada nuevamente por los Sres. Sierra y Abatí! En los dos últimos actos el público llegó á interesarse, pasando los tres primeros con com placiente benevolencia. Bien es verdad que en Jos dos ¡timos e ¡donde más se asoma el corazón de Daudet. Los Sres. Sierra y Abati, que para estas cosas tienen muy buena puntería, han podido ofrecernos cosa mejor y más á la derniére. La obra, puesta con amare, dará algunas entradas. Los primeros puestos de 1 a interpretación correspondieron en justicia, y así lo declaro, á Josefina Blanco- -hoy la mas admirable ingenua, -que hizo con mucha ternura e! papel de Regina y al Sr. Sepúlveda, en el atribulado Lanzagorta. En tanto la dirección artktíca de la Princesa nos ofrece algo más suculento y positivo, Ahina y 7 ipoll es lo que se llama vulgarmente un tente en pie. -F. LOS ESTRENOS C N ESLAVA. Angelitos al cielo, de don Alberto Casañal, música del maestro Chapí. Otro éxito de los grandes fue el estreno Angelitos al cielo, melodrama de los comprimidos ó de los concentrados, pero de los que acaban á gusto del público. El asunto es aragonés, ó mejor dicho, los personajes son aragoneses, porque la fábula lo mismo puede desarrollarse en cualquiera otra región española. Un cura bueno como el pan de candeal; una ama muy baturra y como tal muy graciosa (que representada por Loreto Prado es miel sobre hojuelas) un sobrino del cura, que seduce á una joven del pueblo, á la que quieren casar luego con un lugareño honradote á carta cabal; una criatura, fruto de la seducción, que es depositada por unos titiriteros, y por encargo del seminarista, en la casa de! vicario; la boda, que se suspende cuando va á celebrarse, porque una mujer lleva la noticia de la muerte del niño y á la madre se le escapa, al desmayarse, un ¡hijo de mi alma! que lo descubre todo; una escena no muy justificada, ya que murió el niño, entre el seductor y la seducida, al borde de un barranco, á Y ya llegamos á la discusión de los presu- cuyo fondo rueda el malvado seminarista empuestos; tratándose de una materia como ésta, pujado por los brazos del burlado novio, y un concreta, matemática, bastaría que cada uno de público que aplaude con entusiasmo esta justilos señores oradores expusiese en cuatro pala- cia aragonesa. Esto es Jlngelitos al cielo. bras lo que tuviera á bien; de este modo el deEn la compañía de Eslava, fuera de Loreto bate sería brevísimo y los presupuestos po- y de Chicote, no hay figuras de relieve; pero drían ser aprobados en una ó dos sesiones. Y modestos los artistas que la componen constinada más lejos, excusado es decirlo, de lo que tuyen un conjunto muy ajustado y estimable. sucede en la realidad. No, aquí lo de menos Con esto y con el talento de Loreto es difícil es el país: lo de más es demostrar que se puede que fracase una obra. hablar durante una ó dos horas y que se tienen La de anoche tiene además otros recursos sobre la agricultura, la instrucción pública ó el para asegurar su triunfo: el fina! de los cuaEjército tales ó cuales noticias que toda perso- dros segundo y tercero, muy dramáticos y de na un poco culta está cansada de leer en libros seguro efecto. El autor conoce bien la aguja de fácil acceso y en revistas. Ayer tarde, apar- de marear. te de otros oradores, usó de la palabra el seChapí ha hecho una música bonita y muy ñor Bugalla! su discurso rebasó de una hora. bien instrumentada, sobresaliendo en el cuadro ¿Nos dijo algo nuevo el Sr. Bugallal? El nos primero una escena, la del miedo, muy suya, excusará- -se lo rogamos encarecidamente- -muy adaptada á ¡a situación; una canción picacontestamos con un discreto, suavísimo no. resca del cuadro tercero cantada por Loreto Y ya que viene rodada la ocasión queremos y repetida, y una romanza sobria y sentida aprovecharla para hacer una ligera protesta. para tiple en el cuadro final. Y esta música El Sr. Bugal. al nos contó lo que sucede en discretamente cantada y muy bien dirigida por Francia, en Alemania, en Italia, en Inglaterra el maestro Porras, que es uno de los mejores y en otros países extranjeros; el Sr. Moret directores de orquesta de nuestro teatro, detambién es muy aficionado á estas cosas; es terminó con el interés del público el éxito achaque éste que se va generalizando entre franco y ruidoso de Angelitos al cielo. nuestros políticos que se la dan de cultos. Y La última decoración (la de la fotografía bien: esto es Jo que nuestros padres llamaban, que publicamos á parte) valió á su autor, señor doctrinarismo y á esto es á lo que se de- M i e s Garí, ser llamado á escena. ben, en 01 an prríc, ¡os males que har. pesado Loreto Prado estuvo, como siempre, admi- BOLSAS DEL DÍA 5 M A D R I D Cierre. Interior contado, 79,40; fin de mes, 79,45. Araortizable, 98,45. Banco, 426. Tabacos, 386,5o. Azucareras- ordinarias, 3 y Francos, 27,80. Libras, 32,08. El mercado gana cas! todo el terreno perdido ayer, animado por los cambios que envía París. P A R Í S Cierre. Exterior, 92,9 Renta francesa, 99,55. Italiano, io5,35. Turco, 90,75. Ruso, 4 por 100, 80,80. Nortes, í 6o. Zaragozas, 287. Ríotinto, 1.668. Goldfieíds, ISJ. EL DÍA DE HOY C U L T O S Santos de hoy: San Nicolás de Ba ri, obispo y confesor; los santos mártires Dionísia Emiliano y Bonifacio, y santa Anselma, virgen. La Misa y Oficio divino son de San Nicolás de Barí. Se gana el Jubileo de las Cuarenta Horas en las monjas Jerónirr. as (calle de Lista) Visita de la Corte de María: Nuestra Señora de Covadonga en su parroquia y San Lcis, ó de Atocha en el Buen Suceso. T I E M P O Probable: Frío y despejado. El día dura ocho horas y cincuenta y ocho minutos, y disminuye á diario más de dos minutos hasta el 27 de Diciembre. Otoño hasta el 22 del corriente, en que comienza el invierno. LA TEMPERATURA DE AYER EN GRADOS CENTÍGRADOS PROMNCIAS MAX. MÍN. PROVINCIAS MAX. MÍN. O,O O,O I 8,0 10,0 Alicante Barcelona... i5,o 7, Bilbao 10,0 2,0 4,0 Huelva... 16,0 4,0 j Madrid Málaga San Sebastián Sevilla Valencia. 9,0 16,0 i5o 9,0 0,0 14,0 9 3,o 7