Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES 22 DE NOVIEMBRE DE ¡9 o5. PAG. 6 EDICIÓN j a de aquellos poetas con acentos de ira, de guerra, de heroísmo... En el Congreso panamericano empezaron á cosecharse ios frutos. y asi el día en que un pueblo de otra raza se atreva- -á explorar nuestras Patrias, dará un grito de horror- -porque el miasma y la fiebre y el reptil y el pantano- -le hundirán en la tierra bajo el fuegt del sol. Estos versos ardientes, resonaron belicosos en el Ateneo noches pasadas... ¿No recordáis también la imprecación á Roosevelt, de Rubén Darío? Xa América del grande Moctezuma, del Inca, la América fragante de Cristóbal Colón hombres de ojos sajones y alma bárbara, vfve y sueña. T ama y vibra. Y es la hija del Sol, ¡Tened cuidado! Vive la América españolad Hay mil cachorros sueltos del León Español. ¿Será profética la poesía, como en los tiempos bíblicos? Llegado el amargo supremo trance, ¿tendrán el mismo destino los cachorros que el león? Quién sabe... Pero admiremos el entusiasmo y respetemos el sueño. Como los hombres, los pueblos no pueden vivir sin un ideal, sin un amor... ANTONIO PALOMERO gridad y de su patriotismo en todos los momentos de su vida. Era un buen patriota: la patria á la que consagró sus energías debe honrarle... Y cuando el insigne jefe del partido conservador ha acabado de pronunciar sus breves y elocuentes frases, un viejecito con la barba blanca, con el cabello de plata, se ha levantado en el banco azul. Este viejecito, tan fino, que lleva en su rostro una luz de malicia, de cautela, hablaba y hablaba, levantando la mano en el aire solemnemente, con blandura, extendiendo el brazo hacia delante como señalando un camino invisible, inexorable, que todos hemos de recorrer. Y sus palabras pausadas, suaves, no se oían. Y cuando ha terminado, se ha vuelto á sentar en su banco con un gesto de resignación y de cansancio. Y luego se ha puesto de pie el Sr. Muro; su elegía ha sido muy breve y muy sencilla. Escribió y amó dice solamente la tumba en que reposa el maestro Stendhal. Fue un hombre bien intencionado ha dicho sobriamente el señor Muro del Sr. Villaverde. No era necesario más, y estas cuatro palabras sencillas, sin énfasis, sin lirismo, son las que perdurarán entre nuestros recuerdos... mente hemos ido perdiendo poco á poco todo interés por conservar en aquellas regiones la influencia mora! á que tenemos derecho por nuestra historia. Cierto que siempre hemos hablado de estrechar los lazos, de perpetuar los vínculos, etc. etc. pero estos tópicos fra- témales, apenas si pasaron nunca de los postres de los banquetes alusivos. Hoy mismo, no habrá, seguramente, en España media decena de políticos que puedan hablar con conocimiento de causa de los problemas y de las aspiraciones de los países americanos. Las más sencillas cuestiones de interés recíproco, tratadas no ha mucho por el ilustre Grandmontagne, fueron verdaderos descubrimientos para el público español. En nuestra clase ilustrada son contados los que conocen, no ya Ja historia, la geografía de esos pueblos. Los paquetes de sus periódicos, quedan sin abrir en nuestras redacciones. Y los literatos militantes empezaron ayer á preocuparse de sus hermanos del otro lado de los mares. Y ahora comienza á difundirse su pensamiento. Porque, excepto cinco ó seis nombres conservados entre nosotros como un legado de la generación anterior, todo el poderío mental del Continente ha permanecido siempre para ¿Qué queda de aquel hombre excelente, afa- España en el misterio. No es ocasión de anable, candoroso, que se llamó el Sr. Villaver- lizar ahora sus causas originales: basta con de? La vida es breve; pasan rápidamente los apuntar el hecho. Las célebres, y, á la verdad, hombres y las cosas; famas que creíamos im- poco piadosas Carias Americanas, de D Juan perecederas se deshacen; lo que hoy llena el Valera, fueron por mucho tiempo el único tesmundo con su prestigio es desconocido en el timonio de consideración á los escritores de transcurso de breves años, cuando otras gen- allende. Y ellos, que buscaban en nosotros un tes de otras mentalidades y de otros ideales pensamiento director, un guía espiritual, tunos suceden. ¿Quién recuerda tantos y tantos vieron que desistir de su empeño, acaso conoradores, tantos y tantos personajes políticos vencidos de que no podíamos ofrecerles lo como han pasado por nuestro suelo durante que á nosotros mismos nos faltaba. Así se dio el una centuria? Sus retratos, desteñidos, que hoy caso extraordinario de que en alguna manifesvemos, traen á nuestro espíritu sensaciones ex- tación artística, la influencia fue á la inversa, trañas, casi dolorosas, agudas, de un mundo ¿Quién desconoce que nuestra joven poesía ha que no hemos conocido, que tal vez no ama- considerado á Rubén Darío como un maestro mos, y del que, sin embargo, hemos recibido y como un apóstol? Y á este gran poeta le bastó la vida. La cadena de los seres marcha hacia lo para tener adeptos, mostrar el camino tradiinfinito. Y esta rigurosa concatenación de unas cional olvidado, demostrando- -pese á las cengeneraciones con otras, este legado espiritual suras de su refinamiento, de su francesismo, que unos á otros nos transmitimos, es la ver- de su decadentismo, -que era más español que dadera, ¡a perdurable inmortalidad. Tengamos nosotros. un recuerdo para este antecesor nuestro: fue Recordemos á este propósito sus entusiastas un hombre bien intencionado. Y continuemos correspondencias, reunidas luego en un tomo, después en nuestro camino hacia lo descono- demostrativas de su sincero cariño á la madre cido... España. Recordemos también que, por entonAZOR 1 N ces, puso en relación á ¡a animosa juventud española con la culta y valerosa juventud americana. Así descubrimos la actividad pensante de aquellos talentos, y fueron populares, entre PROPOSITO D E UN P O E- El poeta nosotros, algunos nombres llamados á gozar TA AMERICANO José San- de perdurable fama... Y hallamos en elíos ese amor á la madre cotos Chocano ha ofrecido al Ateneo de Madrid las primicias de su libro Jilma América, que se mún, una vez más. evidenciado en la ofrenda publicará en los comienzos del próximo año. de Santos Chocano, que late sinceramente en Será entonces oportuno hablar de sus versos, aquellos corazones fraternos. Y hallamos tamde su personalidad literaria, del espíritu de su bién esa otra nota que hemos señalado en el obra... Hoy conviene consignar que el nume- poeta que nos ha sugerido estas breves consiroso público que asistió á la velada le manifes- deraciones; la confianza en el porvenir de la tó con aplausos entusiastas su admiración y su r 2 za y en los destinos de la América latina. simpatía. Desconfiemos del hombre de losojos azules Sin referirnos á la belleza de sus estrofas, cuando quiere robarnos al calor del hogar... encontramos en dos notas vibrantes de esa lira Estos versos ardientes resonaron belicosos la justificación de la cordial acogida del poeta... en el Ateneo noches pasadas... Son el eco de Santos Chocano ha ofrendado su cariño á Es- un alto pensamiento colectivo. Porque ¿quién paña con orgullo de hijo que reconoce el ho- no lo sabe? La codicia yanqui ha despertado gar de sus mayores, y ha expresado su con- en sudamerica, no ya una profunda desconfianza en el porvenir de la raza, al que tam- fianza, sino un justo rece o. Ella ha movido á bién confía los destinos de su pueblo. Esía sin- todos los espíritus jóvenes, libres y entusiasceridad de afectos y de esperanzas es un esta- tas, á una generosa campaña de preparación do del alma americana que se formó hace tiem- previsora concra la temida invasión. El contipo y que constantemente se manifiesta. nente enfermo- -así llamado por uno de los A raiz de nuestros desastres se produjo en apóstoles de! movimiento, César Zumeta, -retoda la América latina un fuerte movimiento cononoce su enfermedad; pero no cree que de adhesión, de respeto y de cariño hacia la esté el remedio en dejarse absorber por la raza madre común que lloraba en silencio su des- sajona. Y un ansia de solidaridad continental, gracia. El deseo de íntima y cordial fraterni- un anhelo delatinismo, ha inspirado el verbo de dad, subsiste en aquellos corazones. Y es tanto aquellos oradores, ha engrandecido la pluma más estimable, ya que nosotros insconciente- de aquellos publicistas, ha hecho señar la lira Agitación en Macedonia POR TELÉGRAFO i e n a 21, 3 t. En los círculos macedonios TM se prevé como inevitable un levantamiento general en Macedonia. Nótase gran efervescencia, y la policía ha adoptado grandes precauciones. X Tpl Gobierno y las reformas. Constantinopla, a i f 1 n. Los ministros se han reunido hoy con objeto de tomar acuerdos sobre las reformas de Hacienda que han de introducirse en Macedonia. BOLSAS DEL DÍA 21 MADRID. Cierre. Interior confado, 79,50; á plazo, 79,50. Amortizable, 98,75. Banco, 425. Tabacos, 387. Azucareras ordinarias, 40. Francos, 27,65. Libras, 32,08. Mercado muy firme. La gran alza de París y ¡a firmeza del contado contribuyen á producir a! za en todos los corros. PARÍS. Cierre. Exterior, 92 85. Renta francesa, 100,02. Italiano, io5,6o. Ruso, 4 por loo, 90,10. Turco, 90,85. Nortes, 168. Zaragozas, 297. Ríotinto, 1.647. Goldfields, i58. Sigue ei alza de los valores rusos que arrastran toda la cotización. CULTOS. Santos de hoy: Santa Cecilia, virgen y mártir, y santos Fjíemón, Mauro, Marcos y Esteban, mártires. La Misa y Oficio divino son de Santa Ceciiia. Se gana el jubileo de las Cuarenta Horas en las Niñas de Leganés. Visita déla Corte de María: Nuestra Señora de Valvanera, en San Gines, ó de la Piedad, en San Millán. TIEMPO. Probable: nevoso. El día dura nueve horas, y disminuye á diario más de dos minutos hasta el 27 de Diciembre. Otoño hasta el 22 de Diciembre, en que comienza el invierno. LA TEMPERATURA DE AYER EN GRADOS CENTÍGRADOS PROV. NCIA! PROVINCIAS MAX. JVtJV. Alicante Barcelona. Bilbao Burgos... Cádiz Coruña. Gijón 00,0 00,0 i3,6 o3,2 00,0 07,1 Madrid 00,0 00,0 Málaga. u 00,000,0 San Seba- tiá: i 10,006,0 00,4 00,0 00,0 00,0 Sevilla, a 06,2 06,0 06.2 00,0 Valencia. ÍO o 08,0 11,8 mnnit inanr rrnrinmiiTri