Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C VIERNES 10 DE NOVIEMBRE DE 1905. PAG. 6. EDICIÓN la voluntad que el corazón invade y el admirado espíritu cautiva. Y al dejar que, cual fuente de agua viva, brotase de su pluma ó de su labio en copioso raudal limpio y sereno, supo hacerse admirar porque era sabio, supo hacerse querer porque era bueno. Yo Je admiré y le quise. Desde el día en que juntos luchamos y vencimos, ¡en fraternal afecto convertimos la sincera amistad que nos unía; y como él era humilde, y yo sincero, al comprender que el triunfo merecía, proclamé con franqueza é hidalguía su victoria legítima el primero; cuanto él más se encumbraba y más crecía y yo desde más lejos le admiraba, más se fortalecía aquel franco cariño que ligaba su alma que la soberbia no engreía y mi alma que la envidia no amargaba. Y, cual yo, la entusiasta y generosa juventud que trabaja y persevera, y que en la recia lucha no reposa ni desmaya un instante, porque espera, admiró al escritor y quiso a) hombre y su ejemplo bastó para que hiciera de su obra, de su vida y de su nombre, un culto, una lección y una bandera. Hoy esa juventud llora conmigo al maestro, al compañero y al amigo, que aun muerto nos anima y nos conforta. Ha de ser por la muerte interrumpida, breve nuestra labor, pero ¿qué importa? Como es la vida deleznable y corta es necesario aprovechar la vida. Aunque por breve tiempo empuñar pueda la espada ó la herramienta nuestra mano, no combatís ni trabajáis en vano que algo después de vuestro esfuerzo queda. Al golpe aciago de la injusta suerte sucumbe el vencedor, no la victoria: pues el que fue en la vida transitoria noble, incansable, esclarecido y fuerte, deja en la realidad y en la memoria su nombre consagrado por la gloria y su obra respetada por la muerte. Acias. I a Comisión de actas del Congreso estudió ayer la de Manresa, por donde aparece electo el Sr. Soler y March. Los individuos de la mayoría de la Comisión opinan que el acta debe ser declarada grave. Todas las localidades estaban, ocupadas. Las clases más distinguidas de la sociedad madrileña acudieron á una fiesta que, sobre el incentivo de oir á una excelente pianista, ofrecía el más poderoso de hacer una benditísima caridad, cual es la de contribuir á que la muerte no arranque de los brazos de infelices madres miles de criaturas víctimas del raquitismo, del hambre, de la miseria. En representación del embajador de Francia, á quien una tremenda desgracia aflige en estos momentos, asistió al espectáculo el primer secretario de la Legación, para demostrar as! el vivo interés y simpatía que tan benéfica insti tución despierta entre nuestros vecinos. La Srta. Cuéllar interpretó con justeza y venciendo las naturales emociones que produce la presencia de un auditorio como el que ella tuvo, primero un concierto de Schuman, con acompañamiento de orquesta, después varias páginas de aquellos colosos que se llamaron Chopin, Mendelsshon, Listz, Schubert, y finalmente, un poema nuevo de Saint Saens, el más genial, el más arrogante de los maestros del día. Acreditó la bella artista su amor al piano, su talento de ejecutante y su devoción á los clásicos, revelándose su temperamento especialmente al interpretar al plácido Schubert, que, en compañía de Listz, es miel sobre hojuelas, y al divino Chopin, rey absoluto- y tirano, pero adorable con su absolutismo y su tiranía del piano. Fue muy aplaudida la Srta. Cuéllar y recibió como homenaje delicado de sus méritos varias canastillas de flores. La fiesta fue, pues, brillante y de resultados prácticos. El D r Ulecia, alma de la institución beneficiada, recibió muchas enhorabuenas. Lucía su evangélica figura de apóstol- -apóstol del bien- -en el vestíbulo, y no le faltaba más que tender la enguantada mano para pedir una limosna, cosa que es capaz de hacer en favor de los pobrecitos niños por quienes lo sacrifica todo: tiempo, fortuna, salud, vida. Daban tentaciones de cogerle y colocarle en un altar. C. Candidato á conceja! líenlas próximas elecciones municipales lu chara por el distrito del Hospicio, como c a n d i d a t o villaverdista, nuestro distinguido compañero en la Prensa D Alfonso Senra. Joven, inteligente y muy activo, es seguro que, si va al Ayuntamiento, ha de ser un entusiasta defensor de los intereses del distrito que le confíe su representación. El incidente de Sevilla POR TELÉGRAFO ÍJepublicanos procesados. Sevilla, 9, 8 n. Han celebrado una conferencia el jefe de los republicanos, el Sr. Rodríguez de la Borbolla y el gobernador civil. Ignórase de qué trataron. Se ha decretado el procesamiento de los candidatos republicanos S r e s Vaquero y Guillen, por su intervención en la sesión de la Junta del Censo. Con el mismo fin se dirigió al Congreso un suplicatorio contra el señor Montes Sierra. INFORMACIÓN DE GUERRA eneral fallecido. Ha fallecido en Málaga el general de brigada de la reserva D Camilo Lasala y Goitia. Era procedente de infantería y de los que pasaron á dicha situación por virtud de la ley de 1902. X Oocorros de marcha. Se ha dispuesto que á los individuos que reciban licencia ilimitada ó pase á la reserva se les socorra con el importe de cinco días de sobras y rancho, y á los que marchen con licencia temporal sólo dos días, excepto los proceMANUEL DE SANDOVAL dentes de Baleares y Canarias, que recibirán cuatro. X El Diario Oficial del ministerio de la Guerra publica hoy las disposiciones siguientes: que E! acta de Sequeros. p l ministro de la Gobernación ha llamado esté á cargo del capitán general de Galicia, la urgentemente al Sr. Becerra Armesto, redacción y conceptuación de las hojas de sergobernador civil de Salamanca, para que ven- vicios de los primeros jefes de los cuerpos y ga á Madrid á responder de la acusación que dependencias que pertenecen á dicha Capitanía genera! contra él lanzó el Sr. Maldonado. Designando para la plaza vacante de profeSe cree que hoy llegará á esta corte el señor sor en la Academia de Infantería, al comanBecerra Armesto. El Sr. García Prieto y el fiscal del Supremo, dante del arma Sr. Martínez Peralta. También publica otras disposiciones de esSr. Ruiz Vallarino, conferenciaron ayer acerca de dicho asunto, y después el segundo es- casa importancia. tuvo en el Congreso. Pidió el expediente de la elección de Sequeros, y después de revisarle sacó algunas notas del mismo. Hoy redactará el escrito ordenando la apertura del proceso, para el cual será nombrado, según se decía, un juez especial. I p n auxilio de la Institución que el vulgo co noce con el nombre de La gota de le En el Senado. n la sesión de ayer quedó terminado el de- che y muchas madres deben conocer con el p- bate sobre el proyecto de contestación de La salvación de ¡os pobres se celebró ayer en el teatro de la Comedia un concierto al Mensaje de la Corona. El presidente del Consejo hizo el discurso al que prestaron su patrocinio la Reina, paresumen, en el que, como nota nueva, se pue- trocinadora de toda obra de misericordia; la de registrar el anuncio de la presentación de majectad de su presencia la augusta señora, las infantas doña Isabel y doña María Teresa y el un proyecto de reforma de la ley electoral. infante D Fernando de Baviera; el valioso i Las actas de Madrid. concurso de su batuta el ilustre maestro Bre 1 J oy comenzará en el Congreso la discusión tón, y la exquisita labor de su arte la pianista de las actas de Madrid. María Cuéllar, cuya gentil figura y cuya ele -El Sr. Junoy defenderá el voto particular gancia se destacaron sobre la escena del teatro que ayer publicamos de la calle del Príncipe. ECOS POLÍTICOS A B C DE LA MADRE jp n estos días se han observado algunos casos graves seguidos de muerte, debidos á fenómenos nerviosos. Médicos distinguidos han clasificado la dolencia como una de las formas de ¡a gríppe. Esta enfermedad, frecuentísima cuando como ahora se presentan cambios bruscos de temperatura y el frío es húmedo, ofrece síntomas muy variables, que por su escasa intensidad no slarman á las familias. Unas veces comienza por trastornos digestivos que duran más de siete días, y con gran sorpresa de los que rodean al enfermo, éste se aplana, y en ocasiones, sin fiebre apenas, entra en período de suma gravedad. En otras ocasiones los trastornos son catarrales: hay elevación de temperatura, fatiga, tos bronca, y también el peligro consiste en que bruscamente se suprime la expectoración, paralizándose la inervación cardiaca. Por último, puede ocurrir que las pri- 1 meras manifestaciones del mal consistan en convulsiones ú otros trastornos nerviosos, sin aparente importancia, pues en los tres casos la inteligencia se conserva hasta el último momento, J UN CONCIERTO EN LA COMEDIA