Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A, B C. JUEVES 26 DE OCTUBRE DE i 9 o5. PAG. 16 A o s o e 26, 8 m. Algunos trenes sanita ríos procedentes de Manchuria han sido detenidos cerca de esta capital. Los heridos se hallan en lastimoso estado y situación. C a n Petersburgo, 26, 8 m. Con motivo de haber quedado interrumpido el servicio en la línea férrea de Petersburgo á Peterhoff, los miembros que celebraron un Consejo en el palacio y bajo la presidencia del Emperador, han regresado por mar á San Petersburgo, donde se reunirán nuevamente para acordar qué medidas haya oportunidad en tomar. El Zar ha acordado reunir á los ministros bajo la presidencia de M r Witte, con objeto de adoptar medidas referentes á las huelgas de los ferrocarriles. La situación se hace cada vez peor; la población está presa de gran inquietud. En la estación Nicolaw un grave conflicto se produjo ayer entre maquinistas que procuraban salir con los trenes y los huelguistas ferroviarios. Hubo cambio de disparos de revólver, resultando varios muertos y heridos. Los estudiantes y obreros han celebrado esta noche un mitin monstruo, pronunciándose discursos revolucionarios en favor de la huelga y aun de la rebeldía armada. arsovía, 26, 9 m. Esta capital se halla ya aislada por completo. Todos los ferrocarriles están en huelga. Se teme haya falta de víveres. La situación es de veras rauy alarmante. Ha cesado también la circulación de trenes entre Va- rsovia y Viena. osceti, 26, 8 m. Los huelguistas han intentado impedir el funcionamiento del telégrafo. Los gendarmes los han dispersado haciendo so de ías armas. El Congreso de la Unión de Ingenieros ha acordado se proclame desde hoy la huelga de todos los ingenieros. I ekaterinoslaw, 26, 8 m. Los obreros de las fábricas de Briansk han levantado barricadas, resultando varios muertos y heridos entre la muchedumbre y la tropa. C a n Petersburgo, 26, 8 m. En una estación del ferrocarril hay abandonadas unas cien personas y en otra más de 1.400, que piden á gritos de beber y de comer. Para socorrerlos precédese con toda prudencia, repartiéndose 5 francos á los viajeros de primera clase y 2,5o á los de las demás. En otros sitios del Imperio en donde los viajeros también están detenidos por la huelga ferrocarrilera, no sólo no se reciben auxilios de ninguna especie, sino que se rehusa la devolución del dinero que entregaron al adquirir los billetes, diciéndoles que hay que aguardar hasta que los Comités especiales recientemente nombrados hayan estudiado sobre la utilidad de adoptar ciertas medidas. En las líneas de ferrocarriles pertenecientes al Estado, más de cuatrocientas mil personas están ya sin trabajo. El salario medio anual de estos empleados es de unos mil francos, lo mismo para los hombres que para las mujeres. Es de notar que los guardabarreras de cuya vigilancia dependen tantas vidas, sólo ganan 120 ó 125 francos al año. A consecuencia de la extensión de la huelga en casi todas las líneas, San Petersburgo sólo puede comunicarse con Europa por Finlandia y por el Báltico. En Kozloff trescientos viajeros tuvieron que permanecer durante cuatro días en ios vagones. En la estación de Kazan (Moscou) dos rail viajeros permanecen habitando en los trenes estacionados, recibiendo de las autoridades los víveres necesarios, aunque distribuidos con retraso y verdadera parsimonia. La situación general es insostenible. T arís, 26, 12 m. Telegramas de Moscou dicen que un fuerte destacamento de infantería ocupa desde ayer las oficinas telegráficas. En la mañana de hoy el edificio de la Central de Telégrafos ha sido, á pesar de todas las precauciones adoptadas, atacado por numerosos huelguistas. El ataque pudo ser rechazado, aunque á costa de considerable número de muertos y heridos. Las líneas telegráficas están cortadas a! Sur de Moscou. EL DÍA DE HOY CULTOS. Santos de hoy: San Evaristo, papa y mártir; santos Luciano y Mariano, mártires; santa Tecla y san Bernardo, obispo. MADRID. Cierre. Interior a! contado, 78,30; á plazo, 78,35; fin próximo, 78,65. Amortizable, 98,65. Banco, 425. Tabacos, 385. Azucareras ordinarias, 34,25- Francos, 28,70. -El mercado presenta mejor aspecto. Hay más dinero, y las dobles del Interior disminuyen. PARÍS. Cierre. Exterior, 92,72. Renta francesa, 99.70. Italiano, 105,27. Ruso, 4 por 100, 93,20. Turco, 92,72. Nortes, 169. Zaragozas, 3oi. Ríotinto, 1.693. Goldfield, 159. EXQUISITO JLICOií D E MESA La casa más surtida y más barata, Preciados, 10. Caitiarillo Cortijo y C. a BOLSAS DEL DÍA 2 5 BIBLIOTECA DE A B C ¡POBRE MUÑECA 179 ¿Se siente usted mal? -pregunté. Reconocía lo estúpido de mi interrogación, pero algo había de dec r que prestase á mi voz la suavidad de que carece. (Y tisted lo pregunta! Cuando me trae usted este símbolo es porque Marcos se lo ha contado á usted todo. Colocó á la muñeca sobre sus rodillas y la contempló como hubiera contemplado á una niña. -Si! as almas liberadasdel mundo pueden saberlo que aquí pasa, estoy segura de que Marcos me habrá juzgado, me habrá comprendido y me habrá perdonado; él sabe á qué precio he pagado el rescate de la honra comercial de mi padre y la tranquila vejez de mis progenitores. Yo comprendo que este lujo que me rodea le habrá inducido á usted á juzgarme demasiado severamente. A muchos les ha pasado lo mismo, y yo no puedo justificarme á voces para que me oigan todos. El sacrificio tiene que ser completo... Tiene usted razón. Ha sido una suerte para Marcos morirse sin saber nada. La desgracia es ¡a mía. El ya no sufre; ¿comprende usted por qué, en medio de mi amar gura, rae alegro de que haya muerto? -Sí, lo comprendo, y ruego á usted que me perdone por haberla mortificado antes. La falta de costumbre... Digo las cosas como se rae ocurren. Estaba conmovido y no sabía ni lo que hablaba. -Sí, usted habla como piensa y piensa como un hombre recto, leal, enérgico y fuerte, que no admite que se tenga dos palabras ni que se acepte otra suerte que la que uno mismo se ha prometido. ¡No, no se disculpe usted! Tendría usted razón si todos se le parecieran; pero ¿cómo exigir esa cualidad á una muchacha á quien se demuestra que se debe á sus padres y que no tiene derecho á comprometer su corazón? ¿Es la conciencia un guía tan luminoso y tan seguro, cuando á mi edad hay que resolver ti conflicto de deberes igualmente caros para el co- razón? -Señora, veo que he sido muy torpe al no saber contenerme. -No, no se arrepienta usted. Mi sufrimiento no es el que usted se figura. Teme usted haber herido mi amor propio y mi dígpjdad. ¿Si no fuera más que eso! Lo que me hace ¡ufrir, es la desesperanza de un amor perdido para siempre. ¿Y qué hacemos con ¡a muñeca? -Es imposible que yo la conserve. Ya lo ha oído usted. ha sabido la historia sin conocer mi secreto y no me ha preguntado nada, juzgando mis relaciones con Marcos como una chiquillada; pero si yo conservara esta reliquia... Antes quise arrojarla al fuego; ahora no sería capaz de hacerlo; me parecería un sacrilegio. -Creo lo mismo que usted. Se elevará un monumento á la memoria del teniente Debert; se celebrarán funerales por el eterno descanso de su alma... En el sitio en que sus restos- nortales sean enterrados, esta reliquia... ¿Sí, sí; eso es! Hágalo usted y que nadie lo sepa. Avíseme usted cuándo y dónde han de celebrarse les funerales. Iré... y aún tengo algo más que solicitar de usted. ¿Qué? -Abra usted entre sus amigos una suscripción para levantar el monumento, para que yo pueda contribuir á ella. Se lo prometí y ¡aquí me tienes convertido en guardián de la muñeca vieja.