Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
¿ANO TRES. NUMERO 17 CRÓNICA UNIVEftSAL ILUSTRADA. ABC MADRID, 12 DE OCTUBRE 190 Í DE NÚMERO SUELTO, 5 CÉNS. cientes se les agotarán pronto las muni- pueda decirse antes de tres meses empe ciones. Toda esta combinación de causas zarán los trabajos; antes de dos meses y motivos hará más influyentes y decisi- Gran Vía hecha Comenzó sus tareas el Congreso de I vas la aptitud y la prudencia de la mayonación y terminó las suyas el socialista ría en los meses del corriente año. Circunstancia de tamaña trascendencia acordando, entre otras cosas, protesta nos propósitos, el Mensaje que el Go- parece que no debe ser puesta en olvido contra los atropellos del zarismo, sin rebierno responsable puso ayer en boca un solo momento. El tornavoz, que no ha parar en la preocupación que va á te nei de D. Alíonso XI 11 bastaría á embaldo- de dar al ruido la oposición conservadora, el Zar en cuanto se entere. Llegaron á Madrid varios policías de sar una acera de aquel concurrido lugar. ni 1 a minoría villaverdista, ni la parte senCon la mitad de su contenido se llenaría sata de los republicanos, lo podrá dar- la alto copete de Inglaterra y de Italia y se la vida de un partido en el poder, traba- mayoría liberal, si no se muestra dueña apresuraron á visitar á nuestras primeras jando de veras. No obstante, bueno- es y señora de los movimientos de su áftimo. autoridades. Se asegura muy formalníenque se prometa mucho; quizá así se cumA los ojos de una previsión rudimen- te, y no hay para qué dudarlo, que el pla algo. taria ahí está por ahora el flaco más per- objeto de su viaje- no es estudiar la orHemos visto ya la fachada del edifi- ceptible de la situación liberal; por lo ganización y régimen de nuestra admiracio; falta conocer el interior. A pesar de menos, mientras el Gabinete Montero ble policía. la problemática cohesión de fa mayoría, Ríos no at aviese con la impedimenta de El popular sainetero, D Ricardo d en el primer arranque se podrá hacer los presupuestos el estrecho y tortuoso la Vega, en su calidad de jefe del negoobra buena. Para ello será indispensable desfiladero, cuya salida está en Enero ciado de Bellas Artes del ministerio de no perder el tiempo. Desde la primera de 1906. Instrucción Pública y de comisionado del situación política formada poco después Si el instinto de conservación no ins- ministerio, dio principio á sus trabajos del desastre nacional se ha venido des- pira á la mayoría parlamentaría lo que la para córrfegir abusos y reformar lo- reforperdiciando la mejor ocasión para una la- disciplina no le pueda imponer, el paso mable en el Conservatorio. Se espera que bor provechosa: la de los primeros mg- de la peligrosa garganta donde, sin apren- de la inspección que practique el populat ses de existencia de un Gobierno y de der nunca en cabeza ajena, vienen inter- autor de La verbena de la Paloma, resulte unas Cortes. nándose los Gobiernos, presentará gran- cuando menos un asunto para un nuevo No desarrollados aún los gérmenes de des riesgos para el Ministerio, I parti- saínete, a! que pondría música, naturaldescomposición encerrados en el seno del do, el Estado y la Patria. En trances se- mente, el director del Conservatorio, partido imperante; no enfriados aiin lo mejantes, ía habilidad sirve mejor que el maestro Bretón. ánimos en las filas del mismo; contenido número. Y la habilidad no será nunca Hubo Consejo de ministros y diz qut poV vaga esperanza el deletéreo escepti- fiar en éste y dejarse llevar del primer algunas salieron con el ceño fruncido, cismo de la opinión; respirable el ambien- impulso. 1 Poco formidable es la mayoría pero verán ustedes como resulta que no te; todavía dominante Ja serenidad de jui- por el número; poco por la cohesión; hubo nada y que lo que pasó fue que a) cio, se prestan circunstancias tantas y tan habrá, pues, de suplir las deficiencias por cambiar el tiempo y echársenos encima favorables á una fecunda y patriótica la- el buen deseo y por la firme voluntad. un frío de mil demonios, los ministros bor. Más tarde, irritadas las pasiones, Hoy los tiene; ¿pero cuánto tiempo le aludidos salieron con cara de amago de obscurecida la atmósfera por la polvare- durarán? Este es ei problema. estornudo. da que levantan los combatientes, cansaEl día terminó coirun incendio lamenI MANUEL TROYANO do y desalentado el espíritu público, cotable por doble concepto: por lo que tuvo mienza fatalmente la época de la estede siniestro y por lo inoportuno. Quinct rilidad. días más tarde habría servido para lucir Por desgracia, se toma aquí al revé, s el I a Corte, gran gala, formación militar, ante los extranjeros el maravilloso servitiempo. Cuando, enardecidos los ánimos, cielo azul, sol magnífico... no nece- cio de incendios que tenemos en Madrid se emptea todo asunto parlamentario sita más Madrid para hacer fiesta, so- para andar por casa. como proyectil que lanzar sobre la cabe- lemnísima fiesta de un día. Eso hizo ayer, AEMECE za del enemigo, es cuando conmienza el y desde la una de la tarde la villa ofreció prurito de legislar. Y ¡lo que es inevita- el aspecto que ofrece el día del Corpus IMPRESIONES ble! Ibs proyectos legislativos de los Go- ó cualquiera otro de los días aque relumPARLAMENTARIAS biernos quedan como las hierbas de un bran más que el sol según la copla poprado, que sirve de alfombra á ejércitos pular. Es, quizá, lo único bueno que ha- 1 A APERTURA. A la una y media é beligerantes. cen las Cortes de vez en cuando: pro- salón está todavía desierto. La mesa preEn todas partes, la pasión en eferves- porcionar una fiesta brillante y callejera á sidencial ha desaparecido: hay ahora sobre el cencia ofusca la mente; entre nosotros la Madrid. A cambio- de. espectáculo tan ancho estrado dos sillones escarlata con resaltes áureos, puestos aislados, solitarios, sobrr obscurece por completo. Evitar que se vistoso bien pueden perdonarse discursos una recia alfombra en que resaltan gordoi llegue á ese período de ebulliciónperni- ñoños con algo de himno de Riego, como bordados de oro. A la izquierda, en un extreciosa, es condición precisa para realizar el de anteanoche en la Presidencia. El mo, reposan otras tres butacas igualment (algo de bueno y de útil. El Gobierno li- Parlamento, pues, entró en funciones bermejas; y á la derecha, sobre una mesilli beral tiene, para ello una ventaja: la opo- desde ayer, pero desde ahora puede afir- entapetada- -como las que 1 vernos en los cuasición más numerosa, más fuerte, más au- marse que la función que más grato re- dros de Pairtojá y de Velázquez- -resaltan la torizada ha de tardar en sentirse dentro cuerdo dejará en Madrid, será la de gran corona; y el cetro seculares. Son de oro. Una irreprimible emoción nos sobrecoge á la viita de ese período. La minoría villaverdista espectáculo verificada ayer. de tales símbolos: están aquí, puestos sobre á su vez, por justificar su representación, Se publicó en la Gaceta Ja Real orden esta mesa, cuatro, seis, ocho siglos de victos no ha de entrar en él desde Juego. En aprobando la subasta de la Gran Vía. rias derrotas, descubrimientos, conquista? las filas republicanas habrá quien rompe- Antes de tres meses comenzarán las ciudades que nacen, ciudades que se arruinan, rá el fuego desde el primer instante; mas, obras. Sólo falta que á imitación de aquel campos florecientes, campos exhaustos, dolotambién hay en ellas quien no gusta de torero que telegrafiaba sus éxitos en la res, alegrías, muchedumbres inconscientes que exageraciones inoportunas, v á los impa- -i- wc, diciendo tres toros. cuatro orejas se exaltan y g ¡t n... En el hemiciclo, ante el CRÓNICA POLÍTICA A FACHADA Y Si el infierno está L EL EXTERIOR empedrado de bue- MADRID AL DÍA