Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C DOMINGO 8 DE OCTUBRE DE jgo 5. PAG. 4 violentamente una puerta; no lancéis un grito; 10 deis con vuestro bastón en el suelo; y esta cólera vuestra se mitigará, s esfumará, desaparecerá. El principa camino voluntario de la alegría, cuando hayamos perdido nuestro espontáneo buen humor- -escribe el agudísimo Willam James en su admirable libro Los ideales de la vida- -es el de erguirse alegremente, mirar al rededor con ojos serenos, y obrar y hablar como si siempre hubiésemos estado dispuestos y contentos. Y esto es lo que ha hecho Chamfort: la sociedad editorial Mercure de Trance acaba de publicar un bello volumen, de sus páginas escogidas. Chamfort es uno de los grandes espíritus de Francia. Chamfort ama la mujer, los placeres mundanos. Y Chamfort tiene una enfermedad incurable, tremenda, que le aparta del mundo. Y así de este contraste doloroso, trágico, entre lo que él ansia y no puede poseer, nace su pesimismo. No de otro modo había surgido en La Bruyére, que conviviendo con los aristócratas de Versalles y sintiéndose superior á ellos, veía, sin embargo, con secreto pesar, que él no podía ser como ellos en esta sociedad elegante y magnífica. Y sin embargo, Chamfort y La Bruyére ríen y sonríen, los dos tenían espíritus delicados, eran productos del suelo francés, es decir, de una tierra ligera y amable, habían venido a) mundo en un momento en que estas características de la raza estaban sublimadas, aguzadas. Y todas estas circunstancias hicieron que su pesimismo no entenebreciese sus vidas (como aconteció! con Leopardi, hombre de otra civilización y de otro clima) y que se resolviese en una ironía sutil, elegante, ligera, retozona, amena, culta, en que los lectores vulgares ven sólo regocijo y malicia pero que en realidad encubre la más amarga, lia más cruel melancolía. AZOR 1 N del rigodón, Fernanflor, el inolvidpble é ilustre escritor que presenciaba el bellísimo cuadro, exclamó: ¡París- Murcia! La frase ingeniosa, como todas las de aquel cincelador de la palabra, hizo fortuna, y el baile del almirante Jaurés al que asistieron los Reyes de España se llamó París- Mu reía. Cuando ocurrió el tremendo incendio del teatro de la Opera Cómica de París causando infinidad de víctimas, España pagó en parte la deuda de gratitud que tenía pendiente con Francia, consagrando, por iniciativa del Sr. Romero Robledo, las obras de insignes artistas españoles al remedio de aquella desgracia. Recordemos en estos momentos todo lo que nos une con la nación hermana y amiga, y olvidemos cuanto haya podido separarnos. Francia y España deben estar siempre unidas. UN MADRILEÑO RECUERDOS DE CARIÑO j a visita que muy pronto nos va á hacer Mr. Louber, evoca el recuerdo de actos simpáticos que anudaron las buenas relaciones de Francia y de España. Era poco después de las inundaciones de Murcia, cuyas desgracias tanto nos ayudó á socorrer la nación amiga y hermana, quedando como recuerdo la bellísima publicación París- Murcia. Representaba entonces á Francia en España el almirante Jaurés, que ocupaba un elegante hotel de la calle de Serrano, y allí dio un gran baile al que asistieron el Rey Don ALonso XII y la Reina Doña María Cristina, que estaba entonces en todo el apogeo de la juventud, de la belleza y de la dicha. La concurrencia más aristocrática y brillante llenaba los salones de la Embajada, donde todos habían acudido con mucho gusto para rendir homenaje de simpatía y respeto á Francia, que tan generosamente había socorrido á las víctimas de las inundaciones. Dejaron oír los violines los primeros compases del rigodón que debía abrir el baile. El almirante y embajador francés se inclinó reverentemente ante la Reina de España y la ofreció su mano. La Soberana aceptó sonriente. Frente á ella se colocó D. Alfonso XI 1, dándola derecha ala embajadora, y cuando las dos parejas avanzaron al compás de la orquesta para hacer el primer ceremonial saludo Marres 24. Revista en Cnrabanchel, á las nueve y media de la mañana; almuerzo en el Ayuntamiento, á las doce y media, y corrida de toros, á las tres de la tarde. Después d: la corrida, pas: o por el Rstiro, barrio de S? lamanc: i y paseo de la Castellana. Banquete en la Embajada de Francia, á las siete y media; función de gala en el teatro E s pañol, á las ocho y medía de la noche. Miércoles 25. Cacería en Riofrío, almorzando y comiendo en el tren; salida de Madrid, á las ocho de la mañana; función de gala en ei teatro Real, á las nueve de la noche. Jueves 26. Visita á los establecimientos franceses, á las nueve de la mañana; el presidente de la República y S. M el Rey se encontrarán en el lugar designado al efecto, precisamente á las diez y media de la mañana; almuerzo en Palacio, á las doce y media; recepción de la colonia francesa en la Embajada, á las cinco y media de la tarde; regreso á Palacio, á las seis y media; salida para la estación del Mediodía, á las siete y media; salida del tren presidencial con dirección á Lisboa, á las ocho y media de la noche. Oportunamente se imprimirán las instrucciones necesarias para regular ios trajes que la etiqueta señala para cada uno de los actos de referencia. Tanto para recibir como para despedir al Presidente será obligatorio el traje de uniforme ó etiqueta, con bandas y cruces. El de gala Conferencia. El gobernador civil, el ministro de Ja ó etiqueta, para las funciones teatrafis; el de Gobernación y el capitán general conferencia- media gala, sin banda, para la asistencia á los ron acerca de las medidas y precauciones to- toros; el mismo, con banda, para e) banquete madas para asegurar el orden en los actos pú- en el Ayuntamiento. Para la cacería y el almuerzo en Palacio, blicos que se celebren con ocasión de la visita de Mr. Loubet, así como para evitar alteracio- traje de campo. Esto último obedece á que, nes de la tranquilidad, teniendo en cuenta la debiendo celebrarse después una cacería en la gran aglomeración de pública que concurrirá Casa de Campo, no incluida en el programa oficial, los que asistan á ella lo harán por inviá las fiestas de carácter popular. En dicha conferencia se acordó permitir la tación especial del Monarca. Para la visita á los establecimientos francelibre circulación en los lugares donde se señale la presencia de M r Loubet, á los periodis- ses, uniforme de diario ó traje de levita, y, tas, mediante la presentación del carnet facili- finalmente, para la revista de Carabanchel, unitado por el comité de la Prensa y firmado por forme de camgaña, incluso para los militares el gobernador; á los fotógrafos con un volante que vayan en carruaje, y traje de levita con que se dará al que lo desee y al elemento, sombrero de copa para el elemento civil. oficial. ambio de itinerario. Quedó resuelto que sólo el gobernador sea Para satisfacer los deseos de los comerel encargado de dar esas autorizaciones. ciantes de la calle del Arenal, se ha variado en El capitán general ofreció prestar su apoyo parte el itinerario que han de seguir M r Louá los periodistas en su trabajo informativo. bet y su séquito al entrar en Madrid y dirigirse á presenciar los diferentes festejos que han Policías franceses. Hoy llegarán, procedentes de París, los de celebrarse en ÍU honor. Al efecto, pn f cue para ir á la corrida de jefes del Cuerpo de policía de la vecina República M r s Cavard, Hennion y Gril, y los se- toros se dirigirá rJfsde Palacio por la calle del Arenal, como asimismo para concurrir al bancretarios de los dos primeros. A recibirlos desde el límite de la provincia quete y recepción en la Embajada francesa. Aún no ha llegado M r Loubet, y es de es- -va el inspector de policía de la estación del Norte, D Antonio Pérez del Villar, con dos perar que en los días que faltan se altere de nuevo el itinerario. agentes. En la estación los recibirán el secretario ge 1 os electricistas. nera del Gobierno civil y el jefe de la policía Una comisión de electricistas de esta cajudicial, Sr Marsal. pital ha estado á ver al alcalde en son de queja Los Sres. Cavard, Hennion y Gril se hos- por haber sido adjudicada á una casa, uno de pedarán en el hotel Santa Cruz. cuyos socios es extranjero, la iluminación de la calle del Arenal, y á una casa italiana el adorno os actos oficiales. La distribución oficial de las horas á que é iluminación de la Puerta del Sol. El alcalde manifestó á los comisionados se han de verificar los diferentes actos á que acudirá, durante su estancia en Madrid, el pre- que cuando le visitaron para ofrecerle su prosidente de la República francesa, es la siguiente, yecto de iluminación les dijo que serían atensegún la nota facilitada por el ministerio de didos con preferencia á las demás casas, pero el proyecto ofrecido no llegó á su poder, y Estado: Lunes J 3 Llegada á El Escorial, á las do- como se presentaron otros, aprobó los que juzce de la mañana; salida, á la una y treinta de gó más atinados y convenientes. la tarde; llegada á Madrid, á las tres; -visitas resente valioso. en Palacio á SS. M M y S. A. R. el infante El regalo que el Ayuntamiento de MaD Carlos, á las cuatro y treinta; visita á Su drid va á hacer á M r Loubet, será una estaAlteza Real la infanta doña Isabel, á las cinco; tua de D Alfonso X 1 J 1 á caballo, hecha por recepción del Cuerpo diplomático, á las siete; el genial escultor Mariano Benlliure. banquete en Palacio, á las ocho de la noche; El pedestal lo constituirá un artístico bloque recepción en el regio alcázar, á las nueve y de mármol de Granada. media. LA VISITA DE MR. LOUBET C L P