Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MARTES 5 DE SEPTIEMBRE DE i 9 o5. PAG. 4 mos á 1 a ventura, sin rumbo, sin plan, por cañadas y oteros. ¿Qué queréis que os diga de lo que hacemos á prima noche? Una verdad fundamental, capitalísima, se ha apoderado de mi espíritu: y es la de que todos los balnearios son idénticos. En todos los balnearios existe un inexplicable horror hacia la luz artificial; en Mondariz, cuando llega la noche, caminamos por pasillos y salas sumidos en una grata penumbra. En el salón, tras la cena, creemos ver que unas lindas muchachas y unos apuestos mancebos danüan unos inciertos cotillones. El oficial, el doctor, Lucinda, el vizconde, el Sr. Mathos Quadros, el Sr. Correia Márquez, el Sr. Lopes Sequeira, todos, todos los graves y urbanos hidalgos portugueses y las bellas y espirituales lusitanas tornan á cambiar unos discreteos amables. ¡Boas noites! -decimos luego. La gente, bailarinas, abonados, etc. vf, El hecho es ciertamente bastante deplorable en sí mismo, puesto que la sustracción recae en agolpaban en ei pa nio. un miembro cíe la Gendarmería pontificia que- ¿Qué pasara? -se interrogaban unos á tiene á su cargo la custodia del Vaticano; pero otros. en cuanto á su entidad, he aquí de lo que se Y las voces seguían oyéndose en el registro trata: agudo potentes latro, mascalzone, farabuto y En los jardines pontificios existe una casita otras galanterías. A ios pocos instantes, desllamada de Pío IV, que en los últimos años del pués de un silencio salió del camerino el zapapontificado de León XI 11 fue amueblada con tero del teatro con un par de botas en la mano. ¿Son mañana los Reyes? -dijo un chusco. exquisito gusto, áfinde que el anciano Pontífice pudiese aposentarse en ella durante algu- Y comenzó un fuego graneado de preguntas nos de los más calurosos días del verano. Du- sobre el conturbado zapatero, que miraba y rante algún tiempo. Su Santidad no dejaba de remiraba las botas cariñosamente, como obra visitar su aposento estival, y hasta pasó en él suya al fin. algunas temporadas; pero ya en los últimos ¿Qué había ocurrido para tal desate de iras años, lo delicado de su salud no le permitía ir y denuestos? allí sino en muy raras ocasiones. Muy sencillo. Tamagno le encargó al maesDespués de la muerte de León Xlll, la casi- tro de obra prima un par de bolas y éste le ta de Pío IV fue desprovista de todos sus mue- había presentado una cuenta de ¡veinte pesetas! Aquellas 10 pesetas se le quedaron en la gola bles, por no servir para el objeto á que estaba al tenor, y hasta quiso entablar un pleito condestinada- Boas noites! Guardáronse en ella sin embargo en cali- tra el industrial, primo que satisfacer la factura- Boas noites! dad de depósito, varios objetos, y entre ellos que le parecía extraordinaria. Y nos marchamos á dormir. ¡Qué másl Abundando en su avaricia, llePortugal, bello y amado país tan descono- once cuadros conteniendo mensajes de veneracido por nosotros los españoles: yo veo tus ción dirigidos por los fieles a Leói Xlll y á vaba en su compañía á un hermano suyo, con montañas verdes, tus ciudades llenas de ensue- Pío IX. Algunos de dichos mensajes estaban obligación de que las empresas le contratasen ños, tus rúas misteriosas, tus pueblecillos en ricamente encerrados en marcos adornados con como corista; pero á la vez su hermano tenía que viven metidos en viejos caserones los ba- perlas y con planchas de plata y de oro, y es- que desempeñar las funciones de cocinero, y tos marcos son precisamente los que han sido así se ahorraba un sueldo en su servicio. chaleres y Jos conselheiros... sustraídos Era yo por aquel entonces estudiante de AZORÍN Se trata, pues, de unos objetos que en junto primer año de Derecho, y ya mariposeaba por alcanzarán el valor de unos cuantos cientos de e! Real y por el pequeño foyer de las bailaliras, y esto es lo que de una manera ridicula rinas. Y un día que el cuerpo de baile le felicitó ha sido exagerado por ciertos periódico; que pomposamente referían el importante robo del las Pascuas, después de una seria y detenida Vaticano, consistente en alhajas y en objetos consulta con su hermano, que también le ser 1 oma, i. Septiembre vía de secretario, dio dos pesetas para todas, y de considerable valor. OS MISIONEROS DEL Losmisionemarcó mucho las palabras. SAGRADO CORAZÓN ros del SaAS IGLESIAS Parecerá un absurdo ha ¿Se explican ustedes ahora cómo ha podido grado Corazón, en el Capítulo general que EN ROMA blar de la necesidad de dejar una considerable foituna al morir el gran, acaban de celebrar en Lovaina para la elección establecer nuevas iglesias en Roma, donde és- tenor, el supremo intérprete de OteUo? de su nuevo superior, han adoptado por una- tas se cuentan casi por cientos; pero la neceFLOR 1 DOR nimidad varios acuerdos que demuestran su sidad existe y en algunos lugares se deja senperfecta sumisión y su afecto al romano Pon- tir bastante. tífice. A consecuencia del inmenso desarrollo de Dichos acuerdos consisten en que todo sa- la ciudad por la creación de nuevos barrios, cerdote que pertenezca á su congregación, ce- algunos muy alejados del antiguo centro, están lebre una misa al mes, aplicada según la inten- éstos privados en absoluto de iglesias, de tal POR TELÉGRAFO ción de su superior, pero cuyo rendimiento suerte, que sus numerosos habitantes, ó no sea entregado al Padre Santo, y además de pueden cumplir sus deberes religiosos ó tienen 9 irantez de relaciones. Tánger, 4, 8 n. Aunque no se cree que esto, que todas las personas, no sacerdotes, que recorrer considerables trayectos. llegue la ruptura, las relaciones entre el Maghdependientes también de la Congregación, ta ¿Cómo resolver esto? El Papa no puede les como los hermanos laicos y los novicios, afrontar cuantiosos gastos y los vecinos, dado zen y los enviados extranjeros son cada vez se impongan algunas privaciones para contri- lo poco desahogado de su situación económi- más tirantes Taillandier hace los preparativos necesarios buir periódicamente al óbolo de San Pedro. ca, tampoco pueden contribuir. Es, pues, nepara abandonar a Fez. Esta prueba de respeto filial ha sido muy cesario que tales socorros vengan de fuera. El ministro de Inglaterra, M r Lowther, agradecida por el Pontífice, en primer lugar, En uno de los barrios mas apartados, ha deepués de haber agjtado toda su influencia porque revela una nobilísima iniciativa de estos acudido ya al remeJio la generosidad de la con el Gobierno marroquí, también se vería religiosos, los cuales atraviesan en la época Asociación de periodistas belgas, los cuales obligado á abandonar la capital, y en el mismo presente un período de grandes calamidades han iniciado la construcción de una nueva caso se encuentra el barón de Tat enbach, porpor los recientes tormentos de que han sido iglesia, cuya primera piedra fue bendecida en que el pueblo está excitadísimo contra todos objeto sus misiones más apartadas, por los da- el Vaticano por Su Santidad. los europeos. ños sufridos en un ciclón, también recientísiG. M. ANGEL 1 N 1 mo, que ha destruido una de las principales T esórdenes en Tánger. casas de la Comunidad y además por las conENTIDERO TEATRAL. Partí 4, y n. Comunican al Temps tinuas y urgentes necesidades de las nuevas desde Tánger, que la situación en dicha ciudad DE UN TENOR fundaciones. se agrava por momentos. Mi buen amigo Luis París refresca algunas Eata mañana, y á las puertas mismas de la Demuestran con ello que no han vacilado un momento en socorrer de la mejor manera que anécdotas de Tamagno, que, al morir, deja plaza, se produjo una colisión entre varias trimás de ocho millones de liras, cobradas en bus vecinas, resultando un muerto y un heles ha sido posible al Sumo Pontífice. letras á su garganta. rido. Su iniciativa es eminentemente práctica, porEl gran tenor era tal como lo pinta París, En la población se produjo el pánico consi que no sólo establece una contribución bien codicioso como un judío veneciano. guíente, cerrándose las tiend s. organizada y continua, sino que, además de no Aquel hombre que llegó á ganar normalLas autoridades han adoptado las oportunas resultar gravosa para los individuos, constituye el medio mejor para subvenir á las necesi- mente 8.000 francos por función en América, medidas de precaución. donde constantemente estaba contratado, era dades de la Santa Sede. de una tacañería repulsiva. Este sistema, practicado ya en algunas naYo recuerdo que el primer año que cantó ciones, en los Estados Unidos, por ejemplo, en el Real, discutido en Aída, derrotado en está produciendo excelentes resultados. Pohuto, donde no logró, según los viejos, bo 1 I N H U R T O É Ñ Hace varios días que rrar el recuerdo de Tamberlick; pero aclamaMADRID. Cierre. Interior, 79,85. Araorti l E L VATICANO los periódcos libera- do unánimemente en Otello, intérprete sin rival zable, 98,85. Banco, 419. Francos, 31,75. Libras, les comentan, concediéndole extraordinarias del carácter de Shakespeare, yo recuerdo que 33, 3 proporciones, un hurto cometido en e! Vatica- una noche se oía, desde un camerino, voces, PARÍS. Cierre de las tres. Exterior, 93,10. no, mucho más modesto en realidad ue lo que improperios é interjecciones de difícil acoplo Renta francesa, 100,3i, Ruso, 4 por 100, 95,75. Turco, 92,8: Nortes, 161. Zaragozas, 254. Rioal faet llano la Ciiada Prensa pregona. ECOS DEL VATICANO L L LA CUESTIÓN DE MARRUECOS M BOLSAS DEL DÍA 4 4 tinto 1- 6- 7O Gatdhelo 1 f? inimii j- l m i IÍLTI ITIF 11lli 1I HSÍHIT