Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C SÁBADO 2 DE SEPTIEMBRE DE i9o5. PAG. 4 que todas las de Qyama. A Sergio Witte es a quien se le debe el triunfo. Cuando Witte regresó a hotel, á la una y media, se le hizo una ovación entusiástica. La muchedumbre, agolpada ante el hotel, gritaba sin cesar; a ¡Yiva Witte! primera magnitud. No hay que esfor- tante que aquí se reveló corno actor emizarse cantando las alabanzas del artista nente, llevaba al ánimo la convicción proque desaparece: todo el mundo le admiró; funda de que así debió ser si viviera, sin todo él se ha éxtasi ado ante su voz po- que tuviese que recurrir el artista, para tente, aguda, cristalina, de timbre exqui- obtener este resultado, á exageraciones sito, su maestría en el canto, su dominio chocarreras ó á desplantes de mala ley. Como cantante, pues, y como actor, de la escena. El renombre universal que 1 J abla e! plenipotenciario ruso. El jefe de la misión rusa, muy emocio- logró alcanzar no puede aumentarse con llegó á la cúspide, y será difícil que ponado, nos estrecha la mano. Regresa al Hotel. los ditirambos que aquí se estampasen en damos contemplar, compendiadas en un Momentos después me concede una entrevista. su loor. mismo artista, tan raras cualidades. D Le felicito efusivamente en nombre de Le Vino al teatro Real de Madrid cuan- chosos los que hemos tenido la fortuna Malin y me da las gracias. No trata de diside escucharle, si bien esto supone que no mular su profunda alegría. Acude á mis labios do hacía muchos años, desde ¡a época de estamos en la primera juventud! multitud de preguntas y me contesta relatán- Tamberlick, que no se cantaban determiEMBIQUE MAUVARS dome la histórica sesión. nadas óperas fuera del alcance del común- -Rusia- -me dice- -no pagará ni un cénti- de las voces, y que forman el repertorio mo, de ningún modo, y compartirá la posesión de los que el vulgo ha dado en llamar teI OS INGENIEROS DEL ESTAde Sakhalin con el Japón. Así se lo dije á Ko- nores de fuerza. Estaban entonces en su OS- DO. INCOMPATIBILIDADES mura al principio de la sesión; discutimos y, finalmente, Komura aceptó. Luego convinimos apogeo Gayarre, Massini y Stagno, que La parte dispositiva del Real decreto en que yo solicitaría del Zar y Komura del triunfaban en Tavorita, Lucrecia Borgia, de Agricultura sobre incompatibilidad de Micado, que autorizaran el armisticio. Como Africana, Mida, Hugonotes, Eíissire d amo- los ingenieros civiles del Estado abarca es natural, esta proposición será aceptada. He re, Roberto il Diavolo, El Barbero, etc. los siguientes extremos: reclamado la libertad de los prisioneros rusos de las que han sido intérpretes portentoSólo podrán pedir la separación defiy también se ha accedido á ello. sos, y se anunció á Tamagno para debu- nitiva cuando hayan de pasar al servicio Es una paz honrosa. Rusia no ha cedido en tar con Guillermo Tell, si mal no rede empresas comprendidas en los casos nada contrario al honor y á los intereses na- cuerdo. de incompatibilidad con la permanencia cionales. El clima de Madrid, tan perjudicial á en el Cuerpo. Esta incompatibilidad desLos japoneses habían pedido el ferrocarril del Este chino hasta Kharlin y yo he insistido los cantantes, fue causa de que tuviera aparecerá á los cinco años. en que la concesión sea sólo hasta Kuen- Tchen- que suspenderse varias veces la presentaObtenida situación de excedencia ó Si, punto situado muy a! Sur de KharÜn. He ción del artista, que hubo de buscar en análogos por servicios que no fuesen inlas termas de Alhama de Aragón remedio compatibles, no podrán pasar á otra sivencido. Los japoneses han pedido la limitación de á sus dolencias. Curado, por fin, obtuvo tuación en que la incompatibilidad exista nuestras fuerzas navales. Me he opuesto y han un éxito completó desde el ¡Oh, Matilde! mientras no transcurran cinco años. cedido. del acto primero; el terceto del segundo Serán revisables las resoluciones que Han cedido también en la cuestión de nues- se repitió en medio de aclamaciones deconcedieron pase á indicadas situaciones, tros buques internados en puertos neutros. lirantes, y el nuevo tenor quedó sancio- antes del reingreso del interesado a! serHan reclamado la cesión de Sakhalin. He nado á partir de aquella primera audición. vicio público. consentido en abandonar la mitad de la isla, Cantó después Mida con buen resultamitad poco importante para nosotros, y tamLos que sirvan ahora á empresas ú do, pues si bien tenía que luchar con el obtuviesen permiso para servir á los combién mis ideas han triunfado en este punto. Por último, los japoneses han reclamado recuerdo de otros J adamés en la romanza patibles, no podrán ser destinados, cuando una indemnización á la cual me he negado. En- Celeste Jlida del primer acto, en cambio vuelvan al Cuerpo, hasta pasados cinco tonces pidieron el reembolso de los gastos de las condiciones de su voz robusta se amolaños, con cargos en distritos ó provinguerra, y a! escuchar una nueva negativa se daban mejor á la tessitura del hermoso cias donde extienda su acción la empresaofrecieron á revendernos, muy cata, una parte concertante del acto segundo, en donde Existirá incompatibilidad: 1. Cuando de! a isla Sakhalin. A todas estas reclamaciones contesté que Rusia no pagaría nada, y Ru- se le oía á él sólo dominando las voces el ingeniero hubiese servido en divisiosia ha vencido en esto también. Todo el mun- todas y la masa orquestal, y sobresalía en nes ó provincias donde tenga intereses la do me había aconsejado que se diera dinero á el dúo con la tiple en el acto tercero. empresa. 1 Cuando la obra que se vaya los japoneses. M r Roosevelt, Francia, InglaPara su beneficio en aquella temporada á realizar radique en provincia donde desterra, América, hasta en Rusia, muchos de eligió Tamagno Los Hugonotes- -Valenti- empeñó cargos. 3. Cuando hubiese inmis compatriotas; pero yo he sabido librarme na era la Kupfer Berger- -y el público no tervenido oficialmente en la obra de que de la obsesión. quedó tan satisfecho de él como en las se trate. 4.0 Cuando hubieran servido en No creía, sin embargo, que el Japón hu- otras óperas, porque le gustaba más la Cuerpos ó Negociados al tiempo en que biera de ceder en un punto tan importante; manera que Massini tenía de cantar el se hubiera informado ó resuelto sobre la por esto, mi sorpresa y mi alegría han sido enormes cuando Komura me dijo: Queda racconto del primer acto, á media voz y obra en que vayan á servir. con la delicadeza y finura en que era convenido. Estos casos de incompatibilidad, son- -Sé- -añadió tristemente Witte- -que habrá maestro, que la gallardía y el brío con parecidos para ingenieros de Caminos muchas personas en Rusia que me guardarán que el beneficiado lo cantó. Agrónomos, Minas y Montes. rencor por haber concertado la paz en esta Después ha actuado Tamagno bastanSerán denegados los permisos en todos forma; pero creo, sin vanidad, que nadie hu- tes veces en nuestro teatro Real y le he- los casos de incompatibilidad enumerabiera podido hacerlo mejor. El sábado por la mos oído gran parte de su repertorio. En noche, cuando Komura vino á verme aquí, me todas las obras ha obtenido los triunfos dos anteriormente. El Gobierno puede negar también permiso en casos exceppidió que ofreciese una cantidad de dinero, y le contesté: Cuando fu! ministro de Hacien- á que era acreedor, excepto en Poliuio, cionales. Estas disposiciones son aplicables tamda, quedaron en reserva mil millones de rublos en donde muchos opinaron que no había en oro, á los cuales no se ha tocado todavía. podido vencer el recuerdo de Tamberlick, bién á los Cuerpos técnicos cuyos indi- i Tenemos bastante dinero y podemos tener más y en Africana, en cuyo ¡Oh paradisso! no viduos desempeñen funciones de auxiliaaún. Nos lo han ofrecido en Francia, en Ber- pudo competir con nuestro Gayarre. res ó subalternos á las órdenes de los lín y en Nueva York. Rusia tiene todo lo que Pero su obra maestra, aquella en que ingenieros. necesita para continuar la lucha. Takahira nadie le podrá igualar, fue Oídlo. Escrita Las solicitudes pendientes de resolutransmitió por el cable estas palabras á Tokio por Verdi expresamente á medida de sus ción se decidirán por este Real decreto. y el consejo privado cedió. condiciones vocales, le fue ensayada por Los que con el correspondiente permiso Boito, arreglador de! libreto, y encarnó se encuentren actualmente al servicio de de tal modo en el sombrío personaje, que empresas, podrán continuar en la situa pRANCESCO fía muerto el gran te- no parecía sino que Shakespeare hubiera ción reglamentaria que se les hubiera re TAMAGNO ñor, el único que que- presentido á Tamagno cuando lo ideó y conocido, poniendo en conocimiento del daba de aquella pléyade de la que, con dio vida inmortal. Figura, ademanes, ex- Gobierno la duración del contrato que él, descollaron Massini Gayarre y Sta- presión, todo, en fin, era la viva imagen con las empresas tengan, entendiéndose gno, por no citar más que á los astros de del Moro de Yenecia, y la labor del can- por dos años si no estuviera determinado. DE MÚSICA i 1 aivini lüís inimniilialiliri